Ramón Lobo

Una despedida

Por: | 12 de noviembre de 2012

El autor de este blog cesa su actividad en El País y en este dominio. Soy uno de los 129 despedidos por el diario. Seguiré navegando. ¿Dónde? Podré decir algo más la semana próxima vía Twitter (@ramonlobo). Ha sido un placer estar con ustedes. Les dejo una última canción. Es de Lula Pena: Os Argonautas.

Ramón Lobo

 

Hay 82 Comentarios

Sr Lobo, a pesar de las diferencias de opinion, me imagino que son comunes, lamento mucho lo acontecido, y espero volver a leerlo y controvertir con usted cuando sea del caso.
Le deseo lo mejor, y repito, con la esperanza de volverlo a leer.
Gracias./

Pues qué vergüenza, se quedan sin un blog, en mi opinión, de referencia. Ánimo al Sr. Lobo y al resto de los trabajadores depedidos.

por favor no nos dejes en esta desidia de diario..se va usted y nos dejan uerfanos..le seguiremos leyendo..
w

Desde Venezuela se te seguirá leyendo allá donde vayas, sea por twitter o algun otro rincon. Un abrazo, Ramón

La razón, el alma, la habéis perdido ya, la guerra por el beneficio la perderéis también...no Te seguiremos!

no nos dejes sin tu voz.... gracias por estar ahí, moviendo nuestras dormidas conciencias

Estimado Lobo, con este ERE El País culmina su lenta transformación: de periódico de información a agencia de marketing subalterna. El futuro está en otro sitio! Don´t cry, fight with us! ;)

A la espera entonces de que nos avises de cuál será tu próximo destino. Gracias por tantas historias y por tanto buen periodismo. Ojalá hubiera más como tú. Un abrazo.

Qué?????!!! no puede ser que le hayan despedido, de verdad que no saben lo que pierden... en fin, como sé que es un excelente periodista, confío en que seguirá escribiendo en algún otro lugar, por favor indíquenos en dónde. Se le lee desde Guatemala!! Saludos y siga adelante!

Hola, solo queria decirte que tu blog era un punto de refencia importantisimo para mi en materia internacional. No tengo twitter, pero miraré el tuyo de vez en cuando para ver si creas un nuevo blog en algun otro periodico o plataforma.
Un saludo.

Es increíble cómo se descapitaliza intelectualmente El País. Y las maneras de hacerlo tan miserables. Tú y Enric González sois de los pocos periodistas a los que todavía respeto. Muchas gracias por todo lo que he aprendido de vosotros. También encontraré a faltar mucho a Santos Juliá. Un abrazo Ramón y mucha suerte.

Saludos desde México, acá también tienes lectores, te leeré allá donde vayas.

Un placer leerle. Lo seguiré haciendo allá donde vaya.

En fin, no se ha acabado la canción. ¿Dónde adquirir sinceridad y valentía? Nos consolamos pensando que otro lo hará, tras escuchar a los que se prescinden o a sus ecos. Me duele que lo supieras.

¡No me puedo creer que te hayan despedido!
El País no será lo mismo sin tí, sobre todo ahora sabiendo lo que han hecho con sus trabajadores en este ERE. Sigue trabajando, ¡porque te seguiremos leyendo!

Bueno, yo creo que las alternativas que nos han planteado a los lectores no nos han posibilitado decidir. O la suscripción, o nada. Yo esperaba algo que no está estandarizado. Una cuota por conectarse, la que probablemente, se acabará cobrando.
Espero y creo que serás contratado por otra empresa o que la iniciarás tú,
No se qué más decir. Acaba de terminar la canción

A mis cuarenta y todos a punto de finalizarse, EL PAÍS forma parte de mi forma de ser, pensar y mirar el mundo gracias a profesionales como tu a lo largo de tantas décadas. Lamentablemente tal vez haya que romper amarras con el PEQUEÑO país que nos queda y quedarnos en las 'aguas internacionales' flotando libres...

Joder Ramón. Se te echará de menos, mucho. Tu blog era mi dosis semanal de análisis geopolítico de calidad. Te mando un abrazo gordo des del frío Berlin con la convicción total de que no tardarás en volver a escribir en un medio importante. No puede ser de otra manera. E.

Hay que contar esta historia en un libro. Los lectores de El País tenemos derechos a conocer la versión no oficial de lo ocurrido. Con los argumentos escuchados, esta gente le hubiera pedido su renuncia al mismísimo Ryszard Kapuscinski, de estar vivo y a su alcance. ¡Buena vibra y muchas historias que contar!.

maldita crisis esta que lo justifica todo.

El periodico pierde uno de los mejores analistas de la actualidad. No importa, escribas donde escribas te seguiré leyendo. Estos son tiempos duros para todos nosotros.

Seguiremos navegando en la voz de tu barco, Ramón. Un abrazo...

Se equivocan, se equivocan de buena tinta (o de buena tecla). Con esto se pierden 129 maneras de mirar una realidad y por tanto se pierde pluralidad. Ánimo a los que siguen, no será fácil. Por un periodismo digno. Sin periodistas, no hay periodismo, sin periodismo, no hay democracia.

Te vamos a echar mucho de menos...

Bonne chance Ramon. Espère pouvoir te lire dans d'autres d'autres lieux plus cléments.

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Sobre el autor

Nací en otro siglo, en Venezuela, mitad español, mitad inglés. Siempre me gustaron las noticias internacionales. Con El País he viajado a guerras en medio mundo. He aprendido mucho, sobre todo a escuchar.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal