No puedes enriquecerte sin empobrecer a nadie

Por: | 04 de marzo de 2015

 

Por Miguel Yasuyuki Hirota, experto en monedas sociales

   90%

     Este mes quisiera presentar una verdad incómoda para todos nosotros: No puedes enriquecerte sin empobrecer a nadie.  Parece una mentira, pero así está programado nuestro sistema monetario.

     En un post anterior ya he explicado que actualmente se crea el dinero como crédito bancario = deuda, pero veamos más detenidamente qué significa este mecanismo.  Para simplificar la  situación, supongamos en un país de sólo seis habitantes (Ana, Bruno, Cristina, Daniel, Elena y Fernando) con un sólo un banco.

    El Banco les concede a Ana y a Bruno créditos de 100€ por un año respectivamente, con la tasa de interés del 5% por año.  Cada uno de ellos le debe al banco 105€ y la suma de la deuda privada es de 210€.  Obviamente hay más deuda (210€) que dinero en circulación (200€) en la sociedad.  A lo largo del año ha habido muchas transacciones y en la víspera del fin del plazo Ana tiene 110€, Bruno 60€, Cristina 10€, Daniel 5€, Elena 15€ y Fernando 0€.  Ana puede cancelar su deuda y aún le queda 5€, pero a Bruno le faltan 45€.

    En ese mismo día el banco les concede otros créditos de 200€ a Cristina y a Daniel respectivamente, con la misma condición (crédito por un año con el 5% de  tasa de interés).  Cristina le paga 60€ a Bruno por su servicio de fontanería.  Ahora Ana tiene 5€, Bruno 15€, Cristina 140€ (y 210€ de deuda), Daniel 205€ (y 210€ de deuda), Elena 15€ y Fernando 0€, o sea la masa monetaria total es de 380€ mientras que la sociedad debe 420€ al banco.

    Los seis siguen sus transacciones, pero de repente Fernando empieza a ganar mucho dinero: cuando caduca el segundo crédito, Ana tiene 5€, Bruno 5€, Cristina 60€, Daniel 50€, Elena 10€ y Fernando 250€.  Fernando se jacta de su riqueza mientras que los demás padecen de la pobreza.  Esta vez el banco rechaza conceder nuevos créditos a nadie, Cristina y Daniel van a la bancarrota y el banco entra en crisis por no poder recuperar dinero prestado a los dos.

    Como siempre, el mayor problema es la falta de dinero para cancelar toda la deuda de la sociedad (faltan 40€), pero en este caso vemos otro punto importantísimo: uno de los dos deudores (Cristina o Daniel) podría evitar su tragedia si Fernando hubiera gastado la mayor parte de su dinero.  O sea, la acumulación de dinero a pocas manos dificulta que los prestatarios paguen su deuda, aumentando el riesgo de insolvencia.

    La acumulación de riqueza significa también la falta de dinero para los demás.  Como la masa monetaria está restringida por la cantidad de créditos concedidos por los bancos, el enriquecimiento de alguien es sinónimo del empobrecimiento de los demás (individuos, ayuntamientos, gobiernos autonómicos o el estado español), trayendo inevitablemente crisis económica.  El aumento de disparidad entre los ricos y los pobres no sólo está contra la ética sino también es incompatible con una sociedad sostenible.

    Evidentemente se necesita una reforma monetaria como la que he presentado en diciembre (Dinero Positivo) (Propuesta archivo PDF en castellano) y existe una propuesta muy interesante por dos investigadores del propio Fondo Monetario Internacional: Jaromir Benes y Michael Kumhof publicaron un informe titulado “Chicago Plan Revisited” (véase “para saber más”) en que proponen fundar una entidad ajena a los bancos comerciales, encargada de crear dinero, principalmente para cancelar las deudas públicas y privadas.  En noviembre pasado el Banco de Inglaterra le nombró a Kumhof como Senior Research Advisor (Consejero superior de investigación).  Vamos a ver qué cambio se producirá en Reino Unido sobre su política monetaria.

 


                                                               

    Para saber más (todo en inglés)

 

Hay 13 Comentarios

no existe nada Nuevo vajo el sol, enajenar es la palabra y nuestro buen amigo marx y posiblemente otros ya lo han dicho tabien si buscan en el libro biblia encontraran algunas cositas.
por lo tanto el compa que escribio esto esta un poco atrasado en entendimiento.

Pero eso ya lo decía, con otras palabras por cierto y mucho más corto, Manolito, el amigo de Mafalda.

"Nadie amasa una fortuna sin hacer harina a los demás".
Y en los años setenta!!!!!!

Para mi modo de ver es una ecuación equivocada.- Primero hay que ver que se hace con el dinero prestado.- Si va al consumo o a la producción.- Si va al consumo resolvió una necesidad con lo cual queda satisfecho el hecho de ser deudor.- Estamos hablando de necesidades y no de gustos o gastos superfulos o no necesarios.- Debe lo que pidió más un interés pero tiene por ej. un par de zapatos para poder caminar sin lastimarse los pies.- En caso de ir a la produccion, es un poco más complicado ver el resultado que será la diferencia entre el precio creado y el prestamos tomado y el tiempo en que lo paga.- Se crea deuda cuando no se usa en el sentido expuesto.-

Al expresar que "es necesario repartir los beneficios" del producto del trabajo de otra persona, o la riqueza creada por otras personas, se manifiesta o se reconoce ser o tener problemas de utilidad, no sabe ni dedica un poco de esfuerza para producir lo que necesita y pretende depender, o quiere pedirle al estado que lo mantenga. cosa valida para personas con discapaciada pero no aceptable cuando se puede trabajar y producir lo necesario.

cuando alguien se dedica a trabajar y hacer pan, al final de la jornada, tendra sus canastos llenos del producto de su trabajo, asi tambien se habra cansado y agotado por las largas horas de trabajo invertido y luego de admirar lo bello del pan bien orneado, apreciar su textura, su delicioso olor y sabor, tomandose un tiempito se toma un cafe y saborea su deliciosa par recien orneado, toda va bien asta que llegan los delincuentes a robar el producto de su trabajo, o llegan quienes en base a ser parte de un gobierno pretenden incautar, decomisar, asegurar a base de impuestos una parte de la produccion para beneficiarse ellos en detrimento de propietario productor de pan.
La otra situacion es que aparece un empresaurio troglodita que ha transado con un burucrata pagado para servir, y se sirven del poder incautando la arina para que los emprendedores libres no tengan arina, les falte la materia preima y se apropian del mercado distorcianando los precios y creando monopolios luego de han pactado en contubernio con poder estatal para hacerse millonarios ellos y sus socios sucios de la burocracia.
Se tiene que limitar el poder a toda persona que pretenda servir o administrar el poder en una democracia, o dende sea que tenga una posicion de autoridad.

Todo los comentarios son de personas que quieren emerger, porque fuimos adiestrados para ser potencialmente económicos y no caer en la pobreza. En el libro de Carlos Marx sobre el Capital allí existe parte del que la tierra es para el quien la trabaja, y escribe sobre la Plusvalía, el trabajo no remunerado, es decir si Yo tengo dinero, y presto con un interés me lleno de plata sin trabajar, solo cobrando y vivo una vida de rico. Esto es capitalismo y no socialismo, pero la culpa de todo esto la tienen las grandes potencias colonialistas e imperialistas que lavan nuestros cerebros y nos confunden que el ser exitoso es tener propiedades dinero empresas. Todo esto esta bien en los parámetros normales, pero si Ustedes que son Empresarios van a pagar un sueldo real y bueno a su gente, me parece que no. Ya que erróneamente se piensa que por nuestro esfuerzo yo creo riqueza y pago lo que me da la gana, porque mi empleado no se va a enriquecer con mi empresa. Lamentablemente vivimos en una sociedad en que para llegar a alcanzar el éxito debemos explotar al pobre. Imagínense que la mitad del mundo se rija por países Socialistas, USA y los siete grandes buscaran las sin razones para acabar con ese socialismo. créanlo o no, pero asi es amigos. Es la pura realidad. Mientras ellos siempre estén en la cima y los otros países rogándoles para que nos presten dinero, ellos siempre serán los primeros. Solo nos queda crecer en armonía, si Ustedes deciden explotar a sus trabajadores y pagarles poco, nadie les dice que no, solo que están haciendo lo correcto, Ustedes se llenan los bolsillos, ellos son la parte llamada Plusvalía.

Es una ridiculez que sería cómica si no hubiera quien la tomara en serio. El dinero no es más que un medio de cambios. Precisamente cada transacción genera riqueza, no la destruye porque el que vende entrega un bien o servicio a cambio de X que a él le ha costado menos producir, y el que compra recibe por X algo que él considera de más valor. Sólo la delincuencia y el sector público son destructores netos de riqueza. Al cabo del primer ejercicio habría que completar el resumen de lo que tiene cada uno con los bienes y servicios que ha adquirido o disfrutado que producirían como resultado que la sociedad en conjunto ha salido ganando. Los que tienen poco dinero en líquido en buena lógica será porque tienen más bienes y propiedades que liquidados a su valor los harían igualmente solventes sin depender de obligar al que ahorra a gastar en chuminadas. Con todo lo anterior es lógico que el banco no tiene motivo alguno (no ha sucedido nunca) para cortar el flujo de dinero (no es suyo para cortarlo, el ejemplo asume erróneamente que el ahorrativo guarda el dinero en el colchón cuando en realidad lo deposita en el banco que debe volver a sacarlo para pagar al depositante el correspondiente interés) mientras la gente en general lo use para trabajar y vivir de forma productiva. De hecho, si este ejemplo fuera real la sociedad estaría en una deuda constantemente creciente con el banco central, pero en la práctica lo cierto es que la gente gracias a los bienes y servicios que produce con esa financiación van devolviendo sus deudas y el conjunto de la sociedad tiene un patrimonio acumulado de trillones

Creo que en general el que gana mucho capital tiene falta de escrúpulos. Hay personas muy capaces en su oficio , pero sin experiencia en negocios, préstamos, créditos, etc, caen con frecuencia en tratos injustos y pierden gran parte del valor que producen, contribuyendo a enriquecer a otros con su producto por el que sacan grandes diferencias. Pienso que los reguladores de estos intercambios deben ser los estados, para propender a una distribución más equitativa de las riquezas que se producen, en función de la capacidad de las personas que las crean realmente. Me parece muy bueno el artículo.

Esto es relativo, y me baso en que, todo ser humano que ha sido dotado con todo un cuerpo humano y un cerebro, tiene oportunidad de salir adelante si es esforzado, perseverante y tiene un deseo inalienable por ser cada día mejor, levantarse varias veces a pesar de caer, y si ciertamente no va a ser millonario por lo menos siempre tendrá dada su actitud pan sobre su mesa, un techo que le cubra. La competencia es lícita pero debe ser honesta, transparente, o sea el sistema permite que esto pase, pero oportunidades para vivir, subsistir y salir de la pobreza si la hay: fuera la pereza, depresión, y el que no trabaje que no coma, mensaje sabio Bíblico. No a los gobiernos populistas, que producen mas parásitos de la sociedad.

La empresa es una creación social.
El dinero se acumula indevidamnte en algunos propietarios.
El valor lo crean los científicos y técnicos de una empresa (Ericson, Microsoft). El dinero correspondiente al valor creado va a los dueños, que no han creado este valor. Sólo por ser los dueños (Bill Gate no puede haber creado el dinero que tiene con su trabajo de técnico y empresario). Qué hace el con este dinero, con este recurso (energía)? Un mutimillonario creó un parque de dinosaurios de plástico (a donde nadie va y que no tiene valor de ningun clase. Es su dinero podría decirse. Pero lo es? Lo creó el? La respuesta es no. El Estado podría intervenir exigiendo un porcentaje de inversión a ese dinero excedente, acumulado.
Se puede argumentar qu está determinado por el mercado. Que no es llegar e invrtir. Es así.
Un ejemplo: Se podrían invertir billones de dólares en Africa. Construír Plantas (cientos) que conviertan el agua del mar en potable y apta para regadío. El sol abunda. Con esa agua hacer la tierra fertil y para la agricultura. Usar la energía solar creando potentes acumuladores de electricidad. Producri comida y si los insectos la detriopran, manipularl genéticamente par hacerla resistente. Porqué no se hace?

La solución no sería acabar con el capitalismo? ;)

No acabo de comprender que solo exista esta posibilidad. Empobrecer es mucho decir, yo diría regular el mercado, y si no eres competitivo y no te adaptas de forma constante, por supuesto pierdes parte de tu economía.

El dinero es un valor legal adjudicado a una moneda de curso legal, que sirve en la sociedad actual para manejar valores intercambiables sin tener que llevar al hombro las propiedades, como si fueran títulos.
También es una herramienta, que al igual que ocurre con el armamento, da más poder a quien más dinero maneja o puede disponer en un momento dado.
Como ocurre en las subastas. Que la pieza se la lleva quien más dinero paga.
Vemos en sociedad que casi siempre pierden en los juicios quienes menos dinero tienen para pagarse un buen abogado que les defienda, o se puedan permitir más recursos, por eso existen las clases altas y las medias y las clases bajas.
Manejando herramientas a su medida. Unos tienen más disponibilidad de dinero y otros menos.
Quedando el recorrido de cada cual limitado al manejo de dinero que pueden gastar.
Se ha dado una explicación magnífica en el artículo.

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Alterconsumismo

Sobre el blog

“El consumo es democracia. A través de lo que compras decides qué tipo de sociedad quieres. En este espacio encontrarás ideas para hacer que tu consumo sea justo y sostenible. Únete al Alterconsumismo.”

Sobre los autores

Anna ArgemíAlterconsumismo es un blog coral dirigido por Anna Argemí, periodista especializada en comercio justo, consumo responsable y alternativo. Los últimos años estuvo a cargo de la comunicación externa del comercio justo en Intermón Oxfam.

  • Marta Guijarro (Coordinadora Estatal de Comercio Justo)
  • Laura Perona (Fairtrade Ibérica)
  • Albert Cañigueral (Consumo Colaborativo)
  • Carlos Ballesteros (Universidad de Comillas, especialista en consumo)
  • Marco Coscione (Coordinadora Latinoamericana y del Caribe de Pequeños Productores de Comercio Justo)
  • Anna Carrascón (Setem)
  • Álvaro Porro (revista de consumo responsable Opciones)
  • Esther Vivas (activista e investigadora en políticas agrícolas y agroalimentarias)
  • Sonia Felipe Larios (Triodos Bank)
  • Gema Gómez (Slow Fashion Spain)
  • Cristina Diago (Biocultura – The Ecologist)
  • Pilar Sampietro (periodista especializada en ecología RNE)
  • Laura Alcubilla (Economía del bien común)
  • Lidia Ucher
  • Dídac S-Costa (mercados sociales)
  • Rafael Sanchís (director de Comercio Justo de Intermón Oxfam).

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal