Operación investidura

Por: Ernesto Ekaizer | 04 feb 2016

                           Kabuki1_fmt

    

  Dice Wikipedia: El kabuki (歌舞伎) es una forma de teatro tradicional que se caracteriza por su drama estilizado y el uso de maquillajes elaborados en los actores. Da la sensación, precisamente, de que la política española está asumiendo algunos de estos maquillajes (en la imagen una de las obras clásicas Yoshitsune y los mil cerezos), aunque difícilmente pueda calificarse de "drama estilizado".

   Mariano Rajoy estaba desde la noche del 20 de diciembre a merced del PSOE. Y Pedro Sánchez sostuvo desde la primera hora, con el Comité Federal, que no iba a apoyar ni a abstenerse con Rajoy y con el PP. En otros términos, ya podía el PP apartar a Rajoy que el PSOE no iba a apoyarle, ni activa ni pasivamente. Ni sí, ni abstención.

  Rajoy renunció, por tanto, a la primera oferta que le hizo el rey Felipe por no contar con los apoyos para garantizarse la investidura. En la segunda ronda, Sánchez expresó al Rey su disposición a dar el paso al frente si Rajoy volvía a renunciar. En esta ocasión, Rajoy no tuvo que declinar. El Rey, contando con la disposición de Sánchez, escuchó después a Rajoy, quien le explicó que seguía sin reunir las condiciones para ir a una investidura.

  Por tanto, con la disposición de Sánchez y la indisposición, por así decir, de Rajoy, el Rey encargó al secretario general del PSOE la formación del gobierno.

  ¿Quiere ello decir que Sánchez reúne los apoyos necesarios para sacar adelante un gobierno?

  No. Pero a diferencia de Rajoy ha decidido dar el paso al frente.

  ¿Qué posibilidades tiene de conseguirlo?

  Muy pocas. Y ya no hablemos de un gobierno con un programa claro y la estabilidad necesaria para gobernar.

  ¿Por qué?

  El PP va a votar en contra. Porque incluso en el improbable escenario de un gobierno de coalición del PSOE con Ciudadanos o un respaldo de esta fuerza a la investidura de Sánchez, 130 escaños entre ambos, el voto en contra del PP y de Podemos provocará el naufragio. O es que Podemos ¿se va a abstener? Altamente improbable aunque coincida en el no con el PP.  En la mesa del Parlamento acaban de coincidir para recortar los plazos de negociación de Sánchez incluso cuando no se trata de una decisión vinculante. 

  ¿Por qué poner delante a Ciudadanos en el calendario de alianzas de Sánchez? Porque él lo ha querido así. Toda la presión del Comité Federal ha conseguido ciudadanizar a un Sánchez sobre el cual Susana Díaz, por un lado, y los barones, por el otro, albergaban grandes sospechas. ¿De qué? De un pacto con Podemos. Algunos dicen que Sánchez encargó sigilosamente un papel con una serie de propuestas para negociar con Podemos. Tampoco es para rasgarse las vestiduras. Pero este Sánchez podemizado es el que levantó todas las alarmas.

  La presión del Comité Federal ha contado con un aliado para enderezar a Sánchez: el clarinazo de Pablo Iglesias el 22 de enero, mientras Sánchez departía con el Rey, con la propuesta de gobierno de coalición -la Operación Sonrisa del Destino -, a través de la cual el líder de Podemos se autopostulaba como vicepresidente.

   Sánchez estimó desde el viernes 22 que la idea de un gobierno de izquierda entre PSOE, Podemos y IU-Unidad Popular, es decir, 161 escaños, debía dar paso a un gobierno de cambio y reformista con base en el PSOE y Ciudadanos. Sánchez, que a horcajadas de Podemos se ha lanzado a la investidura, le ha dejado para el final de la ronda de consultas.

   A partir de ello, y con ayuda del mandato real, Sánchez ha logrado calmar a las fieras de su partido. Susana Díaz  considera ahora que "el Rey y Sánchez han hecho lo correcto". Y como en diálogo satisfecho consigo misma, ha dicho: "Ahora tengo que dejar que los compañeros trabajen".

   La labor de Sánchez con la aritmética imposible que ha dejado el 20-D es doble. Aprovechar la Operación Investidura para asegurar su liderazgo en el partido y al tiempo mejorar la posición electoral del PSOE, posición cuya vulnerabilidad se desprende de la encuesta del CIS ya superada de fechas, dado el vértigo que provocan los acontecimientos diarios en este país, pero no por ello menos sugerente.

   Sánchez cuenta con el deterioro de la imagen de Rajoy y del PP en su difícil gestión de la investidura y con otro aliado en la marea de la corrupción que amenaza con convertirse en un tsunami si ya no lo es, por lo menos, en la Comunidad Valenciana, donde el 20-D el PP resultó ser la fuerza política más votada. El partido está en vías de desagregación en una región que desde hace más de dos décadas se ha configurado como su columna vertebral.

  Rajoy y el PP están, pues, en el lado oscuro. 

 La reacción ante el escándalo de blanqueo y presunta financiación ilegal en la Comunidad Valenciana ha seguido el patrón de conducta de Rajoy durante todos los casos anteriores. En el terreno de la política judicial un hecho ha pasado casi de puntillas.

   Y es que con la que cae en la la citada Comunidad, el presidente del Tribunal Supremo y Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Carlos Lesmes, ha intentado sacar adelante en el pleno del CGPJ, del pasado día 28 de enero, el nombramiento de Vicente Magro Servet, presidente de la Audiencia Provincial de Alicante, para el cargo de presidente del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana, en sustitución de Pilar de la Oliva, magistrada conservadora pero al parecer demasiado independiente.

   Magro Servet ha sido elegido senador del PP en las elecciones de 1996 por la provincia de Alicante y actuó como secretario primero de la comisión de Justicia del Senado. Lesmes no lo consiguió: una alianza de votos progresistas y conservadores descolgados apoyó a Pilar de la Oliva. Con el panorama actual en la Comunidad Valenciana, ¿se imaginan un ex senador del PP al frente del TSJ de la Comunidad, que juzga a los aforados?

    Bien.

   Volvamos a Sánchez, quien frente al lado oscuro se sitúa a sí mismo y al PSOE en el lado luminoso.

   Si la negociación es difícil, la sesión de investidura puede ser una pesadilla. Porque sin los apoyos, Sánchez se verá sometido a los sablazos cruzados de todos los partidos. Será una sesión catártica. Tendrá que salir vivo. El PSOE acusará a Podemos de frustrar un gobierno del cambio; Podemos al PSOE de abortar un gobierno de izquierda.

   Y si Sánchez consigue mejorar la posición relativa del PSOE como resultado de esta travesía todavía tendrá que firmar una paz duradera con Susana Díaz para volver a ser el candidato en las elecciones.

    Estamos en campaña electoral. Las negociaciones y la investidura son, como tales, fases de esa campaña, de las cuales cada uno espera salir en las mejores condiciones y con argumentos para la nueva confrontación en las urnas.

  Y, mientras, la cadena amenaza con romperse, como siempre, por el eslabón más débil: el renovado ímpetu del proceso independentista en Cataluña. Que ya ha arrancado ayer un "acuerdo de unidad frente a los secesionistas" entre Mariano Rajoy y Albert Rivera.

   Un pacto verbal fraguado, tras un mensaje de Rivera al presidente del Gobierno en funciones en la que proponía un acuerdo PP-PSOE-C's, el mismo día en que dio comienzo la negociación entre ambos para la investidura. Rajoy lo cogió al vuelo al margen de Sánchez y llamó por teléfono a Rivera en busca del titular. Así se las gastan. Todos contra todos.

   

   

   

   

      

    

     

    

 

 

Hay 12 Comentarios

Si alcanza Moncloa, todo se perdonará y olvidará. Si no lo hace, todo serán problemas para Pedro Sánchez. Por cierto. Ya ha saltado un caso de corrupción de un diputado socialista hoy, además de la imputación de Pere Navarro, del PSC. Por lo demás, todo esto no es más que puro teatro. Están afilando las espadas. En el calentamiento pre partido. Nada más. Lo que sí me sorprende es la cerrazón de los chicos podemitas con Ciudadanos. Me recuerda aquellas pataletas de los niños cuando no quieren algo. Qué poca altura de miras. Claro. Son politólogos.

¿Porqué en este país solo priman los intereses de los partidos y no los de los ciudadanos.
Hace mucho tiempo que en cualquier otro país avanzado, de nuestro entorno, sus dirigentes habrían dimitido ante:
Los casos de corrupción. Mayoritariamente del PP y PSOE
Los pésimos resultados electorales del PP y PSOE
Pues no, aquí no pasa nada. El resultado de las últimas elecciones, castigan a ambos y a las mayorías.
Hay que pactar y hay que llegar a amplios consensos entre todas las fuerzas políticas, desde la derecha hasta la izquierda , si queremos llevar a buen puerto todos los cambios legislativos que parece ser España necesita con urgencia. Pues bien, ni se dimite y es más la. Irrupción está en el otro lado o en el tú más.
No puede haber un presidente de gobierno de un partido que no haya gestionado adecuadamente la corrupción. Y hay que buscar el mayor consenso entre todos los partidos políticos.
Que gesto para los ciudadanos renunciar a la presidencia y desde la trinchera trabajar para desarrollar una nueva España, con el beneplácito de todos los partidos políticos.
Uy! Perdón, me había quedado dormido y estaba soñando.

Es todo mas simple, a Pedro le da lo mismo el azúcar que la sal, lo único que desea es ser Presidente y por supuesto mas tarde Ex-Presidente.

A ver Ernesto, el que haya habido" trinconazos" en en los cargazos de los Gobiernos, por cierto la mayoría ingenieros de profesión "el Trinque", no debería llevarnos a un Gobierno nuevo radical. Eso haría que el dinero se esfumaría, la inversión brillaría por su ausencia y la pobreza y el paro se agudizaría en España. Una ruina más grande de lo que ahora tenemos. No debería ser así pero hay que estar preparados. Esto no hubiera tenido lugar si la Justicia aligerara los Procesos y empezara a internar a todos los trincones. Que han detraído los recursos de los españoles que trabajan y producen. Una pena y una vergüenza.

Me encantan los opinadores de los análisis ajenos, si se ajustan a mis filias son correctos, caso contrario son sectarios.
Lo sectario, sería que analizaran la realidad desde una sola óptica, sin poner en contexto la compleja situación.

Que caualidad, que siendo el PSOE tan corrupto como el PP, los medios solo carguen contra el PP? porque? les paga el PSOE? les ha prometido alguna prebenda? si nono se entiende ni medio bien. Es democrata este trato?

En mi opinión, Sánchez y el PSOE harán en algún momento de la necesidad virtud. Aunque el asunto lo tengan que llevar hasta el ultimísimo momento, como ocurrió entre CdC y la CUP en Cataluña. Y la necesidad es muy clara: si no es capaz de formar gobierno, el PP llevará el asunto a nuevas elecciones. Y en nuevas elecciones, el PSOE perderá muchos votos frente a Podemos, en particular si, como parecería, presentan a Susana Díaz en lugar de a Pedro Sánchez. Esa necesidad hará posible el único pacto posible: el del PSOE con Podemos e IU junto con algunos partidos partidos minoritarios.

Creo que ambos tienen razón.Estamos en tiempo de pacto y estamos en campaña. Lo cual, hace que lo primero sea mas irreal que el Kabuki.mas teatro y figuración para simular normalidad mientras se mete el palo en la rueda del otro. Tiene que parecer que pactan y ninguno de los dos debe ser considerado la causa del fracaso de un acuerdo que niguno quiere. No hay sentido de estado,no hay prioridad por lo que quiera el electorado,no hay voluntad que no sea exterminar al otro. Los amigos de Pedro y Pablo se equivocan.Y sus votantes crujen. No les hemos votado para que se despedacen entre ellos....les hemos votado para que despedacen al PP y al Pepito Catalan.

En primera ronda, el PP que sacó más votos que los demás no pudo acordar con los otros partidos un consenso para formar un gobierno.
En segunda ronda, el PSOE ha recibido el encargo de intentarlo y está buscando sintonías con los demás.
Ciudadanos que no quiso asociarse al PP por los casos de corrupción, ya ha dicho que se suma al intento del PSOE liderado por el Sr. Pedro Sánchez.
Aun sabiendo que desde el PP les avisan de que no les dejarán el camino libre, desde la mayoría ostentada en la Cámara alta.
Ante el pánico que genera Podemos con una política que pueda hipotecar la gestión de un gobierno de consenso liderado por el PSOE.
Sabedores de los acuses de recibo y exclusiones que se han dado unos a otros, el PP espera que se rompa otra vez la baraja.
Convencidos ellos de que solo la política del PP es la única posible para España, de la mano del Sr. Rajoy.
Salvo, que desde el partido de Podemos comprendan que para ir tomando el pulso a un gobierno de un país como España, más vale entrar de la mano de otros formando un consenso que quedarse fuera.
Como los malos de la película.
Desde la inteligencia de aprender mejor el oficio y el arte de gobernar practicando realidades, que el aprender las lecciones de teorías.
Sabiendo los avisos de las piedras en el camino ya dichas por anticipado.


Creo que no estamos en Tiempo Electoral,estamos en Tiempo de Negociacion Politica,en Politica de Pactos Institucional y en Epoca de Coaliciones Gubernamentales.Ahora veremos si la Cultura de Pactos de nuestros Politicos Defiende el Interes General del Pais y no los Intereses de las Siglas.Es la hora de la Verdad.Buena Suerte para todos.

Ohhh, que listo es ernesto.... Se te ha ocurrido a ti sólo???

como se te ve el plumero...eres sectario a lo grande !!!

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Sobre el autor

, Buenos Aires, 1949. Ha trabajado, por este orden, en redacciones de televisión, revistas semanales y diarios en Argentina; trabaja, desde hace 36 años en Madrid, en diarios, revistas, radio y televisión. Ha escrito ocho libros.

Las materias de Analítica son
las de un viejo proverbio latino:
"Nada humano me es ajeno"...

Sobre el blog

El periodismo para seguir siéndolo debe ser Periodismo Analítico... O no será. El viejo adagio según el cual los periodistas son como mínimo tan buenos como sus fuentes requiere una actualización. Necesitamos, según dice el profesor norteamericano Mitchell Stephens, periodistas con cinco cualidades: Informados, Inteligentes, Interesantes, Industriosos, y, sobre todo, Perspicaces.

Periodismo analítico

Libros

Queríamos tanto a Luis
Terminada la investigación judicial, el relato más completo de la relación entre Luis Bárcenas y el presidente del PP y del Gobierno de España, Mariano Rajoy.

El caso Bárcenas (Editorial Espasa, 2013)
El autor sigue los rastros del tesorero nacional del Partido Popular desde su imputación en la trama corrupta de Francisco Correa.

Sed de Poder .La verdadera historia de Mario Conde (Espasa, 2012)
La crisis de Bankia y del sistema financiero español es una ocasión para revisitar la historia del ex presidente del Banco Español de Crédito (Banesto), destituido junto con su consejo de administración a finales de noviembre de 1993.

Indecentes. Crónica de un atraco perfecto (Espasa, 2012)
El relato, a partir de entrevistas e información inédita, hace un viaje hacia la gestación y estallido de una crisis que dará lugar a la Gran Depresión que afecta a la economía y la sociedad española.

Yo, Augusto (Aguilar, 2003)
Tras obtener, en abril de 2000, el Premio Ortega y Gasset de periodismo por su cobertura del caso Pinochet en las páginas de EL PAÍS, el autor publica este libro en coincidencia con el XXX aniversario del golpe de Estado del 11 de septiembre de 1973.

El Farol. La primera condena de Mario Conde (Temas de Hoy, 1997)
El 20 de marzo de 1997, la Audiencia Nacional condena a Mario Conde a seis años por los delitos de apropiación indebida y falsedad en documento mercantil. El delito: el pago de una factura de 600 millones de pesetas (3,07 millones de euros) en 1990 a una sociedad domiciliada en Antillas Holandesas.

Vendetta (Plaza & Janés, 1996)
He aquí la violenta historia de dos financieros: Mario Conde y Javier de la Rosa. Practican el chantaje con un doble objetivo: añadir dinero a sus capitales fuera de España y neutralizar la acción de la justicia mediante presión sobre las instituciones.

Banqueros de rapiña. Crónica secreta de Mario Conde (Plaza & Janés, 1994)
Título premonitorio. La rapiña. Este libro analiza la crisis de Banesto, las maniobras para conseguir salvar la entidad mediante un acuerdo de ampliación de capital, la mayor de la banca española hasta entonces.

José María Ruiz-Mateos. El último magnate (Plaza & Janés, 1985)
Una radiografía del imperio oficial y clandestino, del magnate de Jerez.

Más información »

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal