Autopsia

Autopsia

El blog “Autopsia” es una mirada. Sólo una mirada y las palabras que deja como rastro para volver.
No creo en la inocencia de la casualidad. Hoy es más fácil crear una nueva realidad a la que mirar que enfrentarse a la existente, por eso tenemos que “ver por los propios ojos”, aportar nuestra mirada y compartirla.

Hombres desnudos

Por: | 02 de noviembre de 2012

HOMBRES DESNUDOS-1
Quitarle la ropa a un hombre no es desnudarlo, un hombre está cubierto de otras muchas capas que, paradójicamente, en lugar de mostrarlo en sociedad con esa vestimenta lo hacen invisible como persona. De los hombres lo que más se ve es lo que representan por la envoltura de roles y los valores que llevan tatuados, no sus ropas.

Quizás por ello el cuerpo expuesto de un hombre desnudo genera inquietud, cierta preocupación y bastante rechazo en una parte de la sociedad, especialmente cuando el desnudo sale de esos contextos de almanaques, modelos y de “boys-streaper” que dicen adiós a las solterías desde el andén de una barra de bar. Cada uno de esos espacios lo que demuestra es que hay algunos hombres que en esas circunstancias están dispuestos a quitarse la ropa y a mostrar la hombría a través de sus músculos, hoy, tras la transición que la ha llevado del bíceps al ombligo identificada con los abdominales. 

El desnudo masculino como concepto y como foco de las miradas del arte, de la cultura en general y, sobre todo, de la sociedad, preocupa. Semanas atrás han ocurrido dos hechos significativos que lo demuestran. El museo Leopold de Viena ha tenido que retirar los carteles de una exposición centrada en el desnudo masculino, y en Grecia han suprimido las escenas de la serie Downton Abbey en las que dos hombres se besan.  HOMBRES DESNUDOS-2

Estas dos situaciones reflejan la esencia del problema. El desnudo y la homosexualidad masculina representan una realidad que para muchos hombres significa, no que haya hombres que se desnuden y otros que sean homosexuales, para ellos, como decía El Gallo “hay gente pa’to” y hombres para casi todo. Lo que en verdad demuestra es que los hombres y, por tanto, la masculinidad incluyen también esas conductas y esa orientación sexual en el hecho de ser hombres, algo que no aceptan. Y presentarlo de forma directa y sin tapujos a través de estas representaciones de desnudos y besos, significa hacer transparente el revestimiento de una masculinidad hegemónica que ha negado esa realidad, y que precisamente la ha utilizado como argumento de lo que era “no ser hombre”. 

Pero además existe otro “problema”, participar en el juego del desnudo significa situarse en el mismo plano que las mujeres, a quienes históricamente los hombres han desnudado con el arte, con el guión, con la mirada y con la fuerza, para luego hacerlas responsables de lo que les ocurriera. Y aunque pueda sorprender esta afirmación, basta con recordar que el hombre ha hecho de la prostitución una especie de “necesidad social” (curiosamente dirigida original, histórica y mayoritariamente, todavía en la actualidad, a satisfacer las “necesidades” de los hombres), y que hasta la reforma del Código Penal de 1989, la violación de una prostituta era prácticamente imposible de admitir al considerar las agresiones sexuales como “delitos contra el honor”, y no aceptarse que las prostitutas tuvieran ese honor que algunos hombres sacaban a pasear por prostíbulos y clubes de carretera. 

Los hombres han sido desnudados como dioses, héroes, santos, seres superiores… pero no como hombres sencillos, probablemente para mostrar que esos valores tan importantes y trascendentes vinculados a la divinidad, la heroicidad, la santidad, la superioridad… a la postre residen en un cuerpo como el de los demás hombres. Por eso no quieren compararse ni verse como las mujeres desnudas, y por eso reaccionan de forma diferente. El mismo museo Leopold de la tradicional Viena ha manifestado que cuando centra sus exposiciones en el desnudo femenino y actúa de forma similar colocando carteles de mujeres desnudas por la ciudad para publicitarlas, nadie se queja, y mucho menos le obligan a retirar los carteles.  

No es de extrañar, claro, en esos casos todo sigue el guión escrito por la historia y la cultura.

Hay 21 Comentarios

En eso estamos de acuerdo Adrián...
Gracias por tu comentario

El señor Lorente nos recuerda algo imprescindible,que no debemos olvidar.La estupidez humana es infinita.

Miguel Lorente, te debemos mucho TODAS LAS MUJERES, nunca habia conocido un hombre tan sencillo y sabio (que le guste más una cestita de flores que un pin de agradecimiento)(Málaga Plataforma V O) Aqui en el desnudo se ve la desigualdad que hemos sufrido las mujeres, por simple hecho de serlo, todavia tenemos el famoso "techo de cristal" teniendo todos los días que demostrar lo que sabemos y somos. Hemos vivido en un pais MACHISTA TOTAL y ahora con este gobierno, pretenden que nos quedemos en "casita" cuidandoa a la familia y a los mayores (ahorrándose pagas)Y demos UN PASO ATRAS, pues no. Reivindicaremos nuestros derechos, como por ejemplo la exposición de hombres desnudos.
¿Por que no? somo de la misma materia. Y de COSTILLITA NADA, la Iglesia que se quede en su sitio y ayude a las personas que lo necesiten y no se metan en política. ¡AH! Nos manifestaremos todos los dias que sean necesarios, por nuestros derechos, como PLATAFORMA VIOLENCIA CERO, MAREA VIOLETA. Un abrazo Miguel Lorente. Te queremos ver por Málaga.

¿Pero por qué lo han retirado? no lo entiendo. ¿Por qué han hecho caso a las críticas o denuncias y lo han quitado, si en el caso femenino no lo habrían tenido que retirar? es asombroso. Yo también estoy harta, como dice alguna por aquí, de que no me dejen disfrutar apasionada y tranquilamente de visiones tan bellas y excitantes como esta. A mí el desnudo masculino me entusiasma, y tengo que buscar demasiado para dar con él, fuera del placer de contemplar a mi pareja y de lo penoso y hortera que puedes encontrar en alguna revista para gays. ¡Vivan las imágenes de un pedazo de ejemplar como este por todas partes!

Agradezco al autor este foro que es "como un termómetro" que permite medir como está realmente "el estado de la cuestión".

Sin embargo, "Insatisfecha" con la imagen proporcionada por usted, me animé a seguir indagando al encuentro de más obras de Arte que muestren al hombre "tal como es" en su estado natural y, afortunadamente, las encontré. Me parece sublime, arte en estado puro, libre de "los montajes" de las peliculas pornográficas; las cuales sí podrían tildarse de lascivas y de sexistas, pues presentan una imagen deliberadamente errónea tanto del hombre como de la mujer. Pero, en mi opinión, estas imágenes del Leopol Museum de Viena SÓN ARTÍSTICAS, naturales, bellas; a mi como mujer me lo parecen. Y es justo que mujeres y hombres podamos disfrutar también del Arte en igualdad de condiciones, y que no sólo se nos constriña a mirar "imágenes de piedra". Reivindico el derecho de las mujeres al disfrute de la carne en igualdad, con dignidad, pues si Dios nos dio sexo también a nosotras por algo será.
http://www.leopoldmuseum.org/de/ausstellungen/46/nackte-maenner

Agradezco al autor este foro que es "como un termómetro" que permite medir como está realmente "el estado de la cuestión".

Sin embargo, "Insatisfecha" con la imagen proporcionada por usted, me animé a seguir indagando al encuentro de más obras de Arte que muestren al hombre "tal como es" en su estado natural y, afortunadamente, las encontré. Me parece sublime, arte en estado puro, libre de "los montajes" de las peliculas pornográficas; las cuales sí podrían tildarse de lascivas y de sexistas, pues presentan una imagen deliberadamente errónea tanto del hombre como de la mujer. Pero, en mi opinión, estas imágenes del Leopol Museum de Viena SÓN ARTÍSTICAS, naturales, bellas; a mi como mujer me lo parecen. Y es justo que mujeres y hombres podamos disfrutar también del Arte en igualdad de condiciones, y que no sólo se nos constriña a mirar "imágenes de piedra". Reivindico el derecho de las mujeres al disfrute de la carne en igualdad, con dignidad, pues si Dios nos dio sexo también a nosotras por algo será.
http://www.leopoldmuseum.org/de/ausstellungen/46/nackte-maenner

¡Alucinante! Increíble, este es el primer foro que encuentro que tiene más "detractores" online que seguidores; es por ello, que aunque hace mucho tiempo que lo sigo... Decidí participar para poner mi grano de arena en pro de la igualdad de derechos entre todos los seres humanos, de las mujeres especialmente. Pues desafortunadamente para todos "machos y hembras", las cosas han mejorado muy poco en lo moral desde la Prehistoria. Esa época dorada para el macho ibérico, según creen algunos.

Al parecer el desnudo integral masculino "no debe" exhibirse, el femenino sin embargo sí y, de este modo, aunque una mujer muestre "hasta el alma" en un desnudo, seguirá considerado como "erótico", no así con el desnudo masculino que "aunque no esté erecto" se considera "pornografía"... Todo esto es muy lógico, teniendo en cuenta el sistema imperante. Las mujeres deben seguir siendo objetos sexuales para que así los "machos" exclusivamente puedan ser los que disfruten de la sexualidad y "del arte". Mientras las mujeres, "las mujeres de verdad"; esto es, las que se adapten perfectamente a ese predeterminado molde prefabricado que dicta "lo que DEBE SER una mujer", deben seguir en su actitud resignada observando el "arte sexista" creado "sólo para los hombres".

Sin embargo, en mi opinión el modelo de la fotografía es escultural, digno, y tal vez lo que temen mucho muchos es que muestre esa "excrecencia" en estado de reposo; pues lo que se pretende es mantener una imagen del "macho", del hombre, y de la masculinidad en definitiva en la que se mantenga esa visión ancestral del macho dominante, dominador, "potente" al que se le permita "todo"... Una imagen más propia por cierto, de animales que de humanos.

Tampoco es para tanto. Ocurre simplemente que el órgano pudendo de los machos no es precisamenta la más estética carnosidad del cuerpo humano. Un colgajo sin proporción ni simetría, una excrecencia de cargante relación con la gravedad, un sucedáneo de cordón umbilical hacia indeseadas placentas y más que desventurados imsomnios. ¿Merece tal porción irrisoria de la masculinidad la abominación de las feministas y el anatema de los beatos?. Creo que no. Otros elementos del desnudo varonil resultan más tentadores a la vista gobernada por la razón y la pasión artística aunque sólo sea porque están menos desfigurados por la obsesiva hambre frugívora de las lenguas viperinas y por la no menos fascinada humedad de las vaginas vertiginosas.
En el fondo, allá muy a lo hondo, cerca de una escurridizo y siempre ansiado .G, tanto revuelo es cuestión de simple fascinación. Por ir directamente al grano después de separado de la paja, el "fascinus" es lo que los griegos llamaban "phallos", el miembro viril en estado de erección. La fascinación deriva de ese aparente milagro de la fisiología que, por impulso del Eros, convierte a la "méntula", el pene en reposo, en un instrumento para la sexualidad y la fecundación. Los misterios de Eleusis, relacionados con la mitológica figura de Démeter, probablemente implicaban actos orgiásticos en que el "fascinus" era revelado a los fieles en toda su potencia y dominio sobre la naturaleza. Porque la fascinación no era, en definitiva, sino la incapacidad de las doncellas para apartar la vista de aquel objeto que prometía tanto goce como descendencia, es decir, el matriarcado en su completo sentido antiguo de dominio sobre lo doméstico.

Y es que hay algo de mágico en el hecho de que sea imposible controlar el impulso erótico que propicia el triunfo del "fascinus". Por eso era frecuente la utilización del amuletos itifálicos como protectores contra el mal de ojo. Basta pensar por un momento en ello y, sí, es comprensible que algo que surge desde lo más recóndito del inconsciente, que es apenas racionalizable, anuncie o revele la existencia de todo un mundo más allá de la consciencia, más allá de cabal comprensión del fenómeno constatable por los sentidos.

La extensión del término, en español, a cuanto suscita admiración por inusitado o inexplicable oculta el componente fundamental de lo que resulta aparentemente milagroso aunque sea, a la vez, profundamente humano. Hay una escena en "2001, una odisea en el espacio" en que los primates antecesores del hombre se aproximan al monolito perfecto que es uno de los leit motifs del film. Con temor reverencial al principio, lo observan a distancia para luego, poco a poco, pasar a tocarlo y acariciarlo, "fascinados" por la inusitada forma erecta. Kubrick -me aventuro a suponerlo- prefiguraba el rito de Eleusis; luego repetía la escena con el Homo sapiens evolucionado enfundado en su traje espacial; y, al fin, lo convertía en impotente acto de reverencia agónica en el ser humano (Bowmann) a punto de trascender su condición para pasar a la suprahumanidad. Porque,en efecto, parece estar en nuestros genes el sentido de la maravilla por cuanto nos suministra indicios de una realidad que asume la incierta forma del misterio.

Así que ni belleza corporal ni pichas en vinagre, lascivia que tiene poco de artística y sí mucho de atávica.

AleXandra, yo he leido "El Segundo Sexo" inúmeras veces. Esto libro está en mi habitacion, todo danificado de tantas lecturas. Está claro que nosotras non nascemos mujeres! Le agradezco mucho la indicacion de Virgínia Wolf. Un saludo desde Brasil!

A propósito de "Paula"; por fin salió, se lo agradezco pues me permite traer aquí el viejo dilema... ¿Qué es una Mujer? ¿Una Mujer Nace o "se hace"? ¿Nacemos las mujeres seres humanas también o no?? Ya respondió por mi la maestra, Simone de Beauvoir, en su célebre obra "El Segundo Sexo": "Una Mujer No nace se hace". ¿Qué quería decir la autora con esta frase? Le animo a usted a leerlo y a que responda a esta cuestión por sí mismo.
Lo bueno de estos foros es que uno puede llamarse como quiera, e incluso usar una cifra que como la del "1488" es simbolo de la ideología fascista; la misma ideología antifeminista que por ende defiende el patriarcado. Incluso uno puede ponerse un nombre de mujer y "ser un hombre"; es decir, un varón. Piense por lo tanto de mi que tengo el sexo que más le plazca. Pues soy humana al fin. Esa condición que aún hoy no se reconoce en igualdad de condiciones a más de la mitad de la especie humana.
Le recomiendo igualmente "señora" -si es que es usted una mujer, de sexo femenino- la lectura de "Una Habitación Propia" de Virginia Wolf, entre otras a las que se hace alusión al viejo dilema por usted planteado. Aquí, en este foro el único que sabemos realmente si es Hombre varón, en este caso la mayúscula la utilizo de forma deliberada, es el autor de este blog. Al que le Agradezco una vez más su esfuerzo y apoyo a las mujeres, en general.

Para hombres desnudos estás mágnificas esculturas del arqueologico de Nápoleshttp://www.lee-gratis.com/index2.php?option=com_docman&task=doc_view&gid=190&Itemid=30

AleXandra, sus comentários son muy, muy intigeligentes! Estais llena de razón!Está claro qui eres una mujer, pêro, tengo una estrana sensacion de que tienes una mente y talvez una alma masculina. A mi me gustaria mucho ser un poco macho, menos mujercita...

Como reza el refrán: "No hay peor ciego, que el que no quiere ver"... interesada o no interesadamente!
En mi caso sí me gustaría ver un mundo más justo e igualitario, un mundo solidario en el que no existan las fragrantes contradicciones e injusticias que existen en nuestro mundo que contribuyen a perpetuar este sistema que tanto beneficia a algunos. Contradicciones infundadas, más que en la "vieja tradición", las mismas tradiciones que permiten que hoy se lapide a una mujer en Pakistán por ejm. por haber sido violada. Ciertamente las violaciones y las guerras sirven muy bien al patriarcado, a todos los sistemas patriarcales, al igual que sirve el modelo patriarcal de "la puta, la zorra" y/o la prostituta, etaira, geisha o, llámesele "X"; y recordemos en este punto el significado principal de la palabra; putas son aquellas mujerer que venden su cuerpo a los hombres por dinero... Dinero que, rara vez, es sólo para ellas, siendo normalmente traficadas y explotadas sexualmente por mafias y proxenetas, gracias a sus "clientes" o "prostituidores". En este punto opino, junto a la periodista Lydia Cacho que, el oficio más viejo del mundo NO es el de "puta" sino el de proxeneta o chulo, y es que esa imagen que se quiere vender de las "putas libres" es una falacia. Y respecto a las mujeres libres que puedan ya existir en el planeta y que tengan la suerte de poder disfrutar de su Sexualidad plena y libremente, como sujetos de derecho, gratis, padeciendo injustamente las críticas feroces de los que defienden el gozo y disfrute de los derechos y libertades con sesgos de género, en todo caso habría que evitar utilizar esa expresión cuyo significado, es como es bien sabido, muy distinto.

Y la prostitución ciertamente lo que trae es esclavitud y perpetuación de un sistema corrupto y vil:
http://www.lydiacacho.net/03-08-2010/esclavas-del-podertrata-sexual/

A mi me gustaría ver, para finalizar, me gustaría ver muchas cosas bellas, el modelo de esta fotografia libre de "impedimentos andantes" que obstaculizan ver su bello sexo masculino... , me gustaría ver un mundo en el que las mujeres podamos disfrutar también de la belleza masculina, del sexo y de la sexualidad, del amor y de la maternidad, sin que ello signifique para nosostras una condena y, en el peor de los casos, la pena capital -sin juicio ni defensa posibles. El viejo sistema patriarcal aún reza: "Todas las Mujeres, desde Eva, son culpables... -aunque sean inocentes- y, contrariamente, todos los hombres son inocentes, aunque sean culpables".

Es curioso observar que en este participen personas que sin identificarse públicamente con un nombre que "revele" si son de uno u otro sexo, delaten fácilmente su ideología retrógrada y es ciertamente muy fácil identificar su sexo. Son aquéllos a quienes beneficia el actual sistema patriarcal, imperante aún en todas las llamadas sociedades "modernas" occidentales. Son quienes se sonríen ante una foto "erótica" de una mujer en "Interrview", o al ver un anuncio sexista de Dolce & Gabana por una carretera presentando a la mujer como mero objeto sexual, para el "uso & disfrute" del hombre, masculino singular, y de los hombres como género de la especie humana. Son los mismos, sin embargo que, paradójica y sospechosamente, ponen "el grito en el cielo" cuando se presenta una bella imagen de un desnudo masculino como el propuesto en este lúcido artículo; los mismos que tildan los desnudos integrales masculinos de "pornografía". Porque obviamente en los desnudos existe también la DOBLE MORAL. En todo caso, al hombre se le presume SUJETO -aún en un desnudo- mientras que todavía hoy la imagen de las mujeres en la publicidad y en los medios sigue obedeciendo los viejos patrones sexistas que la presentan como simple objeto sexual. Imagen de las mujeres que ayuda a perpetuar el rol asignado a las mismas en los sistemas patriarcales, que tanto satisfacen -por cierto- a los patriarcas.
A èsos mismos patriarcas que quieren que, contrariamente a lo que dijera Heráclito, desean en su fuero interno que "nada cambie" y que las mujeres continúen aún hoy sin ser reconocidas como seres humanas plenas y libres, capaces de disfrutar de los mismos derechos y libertades que, "tradicionalmente" han venido disfrutando sólamente los hombres; esto es, los varones de la especie humana.

A Miguel Lorente:
Tras el testimonio de 8888 sobre el apoyo que dan muchas mujeres a la perpetuación de este violento sistema, quisiera poner en evidencia un elemento, parásito feroz al servicio de la cúpula machista, al que se favorece mediática y socialmente. Es parásito por su falsa incapacidad, vicio, de funcionar autónomamente. Y es feroz porque traiciona a la mujer y la victimiza doblemente.
Me refiero a la PUTA.
No se si una mezcla entre la ignorancia colectiva y la maldad es la que activa su propagación debilitando la oposición de tant@s al machismo violento. Su existencia camuflada y consentida consigue que su traición se convierta en marca de por vida contra la prostituta, que mueran o vivan maltratadas muchas inocentes, o que la valía y el trabajo de otras muchas continúe invisibilizado.
Como una burla a la dignidad y a la justicia, aparecen acompañando a cargos públicos. En otros casos, les dedican páginas para promocionar su imagen o la de sus books comenzando por situarlas en revistas al alcance de cualquiera, en kioskos y papelerías.
El objetivo es ocultar su verdadera identidad, para continuar debilitando la dignidad de la mujer.
Las mujeres tenemos la obligación de desvelarla. Pero la atención de los varones, por mínima que esta sea, me parece fundamental.

A 8888 y a Alexandra:
Yo creo que ambos tenéis razón, pero la balanza se inclina del lado de Alexandra por una evidente razón (fuerza física y una formación más proactiva) y también porque de suceder lo inverso en proporción, se interpretaría como escándalo y hecho noticioso sin precedentes.
Pero me parece importante destacar que el machismo comienza atacando al varón.
Lo que entiendo que ocurre a posteriori es que el agraviado o humillado proyecta el daño con orgullo y furia sobre otro ser más débil o vulnerable. Y le toca a ella o a los más peques.
( Aunque se habla de casa mater, también domus/i dice casa en latín, y siempre he relacionado esta palabra con el término Dominio)
En las sociedades en las que el machismo no es tan elevado, estos procesos no son comunes, pese a que también estalle la violencia (pienso en Noruega, por ejemplo)
Lo que quería decir es que me parece muy importante que estemos todos unidos contra la violencia

Anonadado estoy, Alexandra. Para empezar, hablando de mezclar conceptos, distinga entre terrorismo y el asesinato en el ámbito de la pareja; porque no, no son lo mismo. Terribles ambos fenómenos, pero distintos.

Luego está el vídeo de Erin Pizzey, que obviamente usted no ha visto porque presupone que es un hombre cuando en el vídeo se ve claramente que es una mujer. Aquí se lo vuelvo a poner, con subtítulos: http://www.youtube.com/watch?v=ohcm7PICw6I&feature=share. Que Erin Pizzey fue una pionera en la defensa de las mujeres maltratadas es un HECHO. Que Erin Pizzey fue una pionera en la defensa de los hombres maltratados es un HECHO. Que las organizaciones feministas la apoyaron en el primer caso y le hicieron la vida imposible en el segundo es un HECHO. Que recibió amenazas de muerte es un HECHO. Que en el vídeo se habla de una ley que permite sacar a personas de su domicilio tanto si hay evidencias (razonable) como si no (fascista) es un HECHO.

Luego está la parte de “quitar hierro al asunto y no respetar a las personas caídas”, que la describe a usted bastante bien, dado que le quita usted hierro al hecho de que haya hombres asesinados por sus parejas; que son minoría pero los hay. No la culpo: en la anterior legislatura se decidió que el INE hiciera recuento de las mujeres muertas pero no de los hombres muertos, así que es comprensible que usted crea que sólo existen las primeras. Abra los ojos: minoría no significa inexistencia.

Luego está lo que menciona del CGPJ: no le he hecho seguimiento a todos los estudios del CGPJ, pero sí se lo hice a uno sobre denuncias falsas que estudió... ¡albricias, las sentencias! Un porcentaje considerable de denuncias se retira antes de llegar a sentencia, así que hacer un estudio sobre denuncias falsas basándose a lo que ha llegado a sentencia es lo que en ciencia se llama sesgo metodológico, que en general implican un resultado igualmente sesgados. Si todos los estudios del CGPJ se hacen con el mismo celo (lo cual desconozco), sencillamente sus conclusiones no son de fiar. De entrada, sugiere que el CGPJ sabrá mucho de leyes, pero poco de evaluar la realidad de acuerdo a una metodología científica. O alternativamente que sí sabe pero prefiere no hacerlo por cuestiones políticas.

Luego está el tema de la diferencia entre violencia doméstica y violencia de género: la ley española le PRESUPONE a los hombres la segunda (léase el preámbulo le la Ley si no me cree). De nuevo, sesgo de entrada: si un hombre le pega a una mujer porque ha perdido los papeles, realmente le ha pegado “porque la considera de su propiedad”. Si un hombre le pega a una mujer porque “a mí no me tose nadie”, realmente le ha pegado porque “a mí una mujer no me tose”. Sin duda la violencia física es reprobable; pero la gravedad de tal violencia debería juzgarse por sus resultados, no por el sexo de quien la comete ni por el sexo de quien la recibe.

Por último, lo de que estos delitos son consentidos socialmente se lo saca usted de la manga. A mí, como a usted, me parece un tema muy serio. Tan serio que, además de todas esas personas víctimas de violencia que usted quiere proteger porque son mujeres, yo aspiro a que también se proteja a todas aquellas que hoy en día no lo están por el mero hecho de no ser mujeres. Sin distinción por cuestión de sexo. Ahora, si es tan amable, explíqueme por qué mi postura es sexista y la de usted no.

/▲▲▲▲▲
Baja 30KG en 2 meses. DIETA* aprobada por MEDICOS en USA: http://su.pr/1xuU15

Estoy de acuerdo con Belén, y asimismo con lo apuntado en el anterior artículo. Efectivamente a las mujeres como "sujetos de derecho", como ciudadanas, se nos trata de impedir el disfrute. Sin embargo al parecer, debemos de soportar resignadamente el hecho de que en las sociedades patriarcales modernas las mujeres seamos consideradas aún como simples objetos sexuales para el placer y el disfrute de los hombres -no de otras mujeres obviamente-.

Sin embargo discrepo con el "comentario" relativo a un tal Erin Pizzey el cual parece mezclar conceptos pues, como es bien sabido hoy, una cosa es la llamada "violencia doméstica" y otra muy distinta la denominada "violencia de género". Y en cuanto a lo de las casas de acogida para "supuestos hombres mai tratados", me remito para su mejor información a las estadísticas y trabajos publicados por el Consejo General del Poder Judicial, p.ejm.

Que yo sepa son hasta hoy, las mujeres asesinadas por sus parejas o exparejas en el contexto de una relación de afectividad las que "pueblan" los cementerios.... Me parece que este es un tema muy serio y al que, lamentablemente, aún hoy en pleno siglo XXI no se le está dando la importancia que merece, máxime teniendo en cuenta que la actual ministra de igualdad declarara el 3 de enero de este año en un periódico de tirada nacional que la "violencia de género era PRIORIDAD DE PRIORIDADES" para acto seguido, comenzar a recortar las ayudas a todas las ONG y asociaciones que tratan de ayudar a las sobrevivientes de este tipo de delitos consentidos socialmente. Como apuntan los más reputados expertos, la violencia contra las mujeres es estructural de los sistemas patriarcales, lo cual se evidencia en comentarios como éste. Siempre tratando de desacreditar y de quitar hierro al asunto, sin respetar las caídas, las mujeres asesinadas impunemente por el terrorismo machista patriarcal.

Estoy de acuerdo con esto: "Los hombres han sido desnudados como dioses, héroes, santos, seres superiores… pero no como hombres sencillos"
No estoy muy de acuerdo con la retirada de ese monumento que aparece en la imagen del museo Leopold de Viena. Yo creo que a las mujeres se nos quiere impedir el disfrute.

Aquí va un ejemplo de hombres desnudos (en sentido figurado): aquellos que son sacados de sus casas sin necesidad de evidencia alguna, desnudos de una presunción de inocencia que se le otorga hasta a los criminales más abyectos. Es interesante esta entrevista a Erin Pizzey, que fue la primera mujer que creó casas de acogida para mujeres maltratadas; y que cuando empezó a crearlas para hombres maltratados, se topó con la oposición de los colectivos feministas, llegando incluso a recibir amenazas de muerte.
http://www.youtube.com/watch?v=ohcm7PICw6I&feature=share

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Sobre el autor

Miguel Lorente

Miguel Lorente Acosta . Aunque parezca extraño, soy Médico Forense, también Profesor de Medicina Legal de la Universidad de Granada, Especialista en Medicina Legal y Forense, y Máster en Bioética y Derecho Médico.
He trabajado en el análisis del ADN en identificación humana, el análisis forense de la Sábana Santa, y en el estudio de la violencia, de manera muy especial de la violencia de género, circunstancia que llevó a que me nombraran Delegado del Gobierno para la Violencia de Género en el Ministerio de Igualdad.

-->

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal