Los arquitectos se movilizan

Por: | 23 de noviembre de 2011

Tanta casa sem gente

Un 32,4% de los arquitectos españoles está en paro y solo un 41% de los que trabajan para otro arquitecto disponen de contrato laboral. Hace años que los arquitectos trabajan unos para otros, “sin embargo, estaba extendida la ficción que consideraba que el trabajo en un estudio ajeno era un paso previo para la creación de un estudio propio”, explica Ignacio Bisbal, secretario general del sindicato de arquitectos, un organismo con apenas dos años de vida compuesto fundamentalmente por proyectistas entre 30 y 40 años: muchos de los que han experimentado el dramático cambio que la profesión ha vivido desde finales de los 90. Bisbal, de 38 años, arquitecto por la ETSAM y profesor de urbanismo en Alcalá de Henares, sostiene que “la patraña del paso previo se vino abajo cuando, tras años de bonanza sin obtener resultados, los arquitectos empleados veían que sus sueldos mileuristas no les permitían siquiera independizarse”. Cuando llegó la crisis fueron muchos los proyectistas empleados que, además, “se veían chantajeados por muchos jefes que no estaban dispuestos a reconocer su trabajo y hacerles un contrato”. Bisbal cuenta que “a la mínima protesta, eran despedidos sin ninguna contrapartida”. Y asegura que el miedo a este tipo de represalias ha supuesto un gran obstáculo para el nacimiento y desarrollo del sindicato pero, al mismo tiempo, ha sido el acicate que ha impulsado a muchos a afiliarse para defender sus derechos.

Bisbal, que “como casi todos, he pasado etapas de explotación en estudios de arquitectura” hace años que compagina la docencia, el urbanismo y la fotografía de arquitectura, “y este pluriempleo algo desquiciado me ha apartado de caminos más peligrosos”, comenta con humor. Hace falta humor y trabajo.

Resolver el problema es muy difícil. “Muchos compañeros siguen atenazados por la necesidad de mantener sus puestos de trabajo a pesar de soportar unas condiciones cada vez peores”, cuenta. Explica que eso les lleva a no denunciar su situación ni a defender sus derechos. Sin embargo, ha habido denuncias y desde el sindicato han organizado campañas de información a los medios, con la colaboración de instituciones colegiales, que han desembocado en visitas de Inspección de Trabajo. Cuenta el secretario general del sindicato que desde éste entienden que “el fin de la precariedad laboral pasa necesariamente por la consecución de un convenio colectivo que marque las condiciones mínimas de contratación del sector”. Y asegura que llevan más de un año realizando esfuerzos que podrían fructificar en un convenio para 2012.

“Tenemos múltiples casos concretos que se han resuelto gracias a denuncias e inspecciones. El caso más conocido por su divulgación en prensa es el de Leopoldo Arnaiz, el arquitecto de la Ciudad del Banco de Santander en Boadilla del Monte, investigado y multado con más de tres millones de euros por tener a 114 trabajadores irregularmente. También hay muchos casos que se han resuelto gracias a la negociación y han finalizado con la contratación del personal que se encontraba en situación irregular”.

 

Las vías que el sindicato ha desarrollado para lograr que todo el personal que trabaje como empleado en el sector de la arquitectura realice su trabajo de acuerdo con contratos laborales en condiciones dignas pasan por informar a los profesionales, realizar una encuesta anual –que muestra el escenario laboral de los arquitectos españoles y puede consultarse en la web del sindicato-, la denuncia  ante la inspección de trabajo, el acuerdo de la profesión para perseguir las prácticas ilegales -incluyendo cambios en las normas deontológicas que castiguen a aquellos que empleen la figura del falso autónomo (aprobado en el COAM y en fase de tramitación en el CSCAE)- y el asesoramiento legal y laboral a los afiliados. Para quienes estén interesados en conocer mejor el trabajo de este sindicato, los próximos días 25, 26 y 27 de Noviembre se celebrará  el I Congreso del Sindicato de Arquitectos en el espacio Tabacalera de Madrid. Pretenden que sea un encuentro abierto a todo el sector para dar a conocer la labor que están realizando y para plantear las metas y la organización que el sindicato debe marcarse en el futuro. El sábado será una jornada con puertas abiertas “a todo el público interesado en buscar soluciones que mejoren la labor que esta vieja y hermosa profesión desempeña en la sociedad”. Tratar a los trabajadores como trabajadores y no como alumnos también supone acercarse a la sociedad.

 CARTEL CONGRESO SINDICATO 2

 

1Congreso SARQ

Hay 26 Comentarios

Antón García Abril ha cobrado millones de euros por hacer teatros con presupuestos desorbitados gracias a que su padre es directivo de la SGAE que todos pagamos con nuestros cánones. Antón trabajó con Calatrava y allí aprendió a ganar a lo grande. Podría haber trabajo para todos. Pero los encargos se concentran en unos pocos de manera irregular.

http://www.elpais.com/articulo/cultura/SGAE/invadio/desmesura/sectores/le/competen/auditoria/externa/elpepucul/20111128elpepucul_4/Tes#%3Fctn%3DvotosC%26aP%3Dmodulo%253DEVN%2526params%253Did%25253D20111128elpepucul_4.Tes%252526fp%25253D20111128%252526to%25253Dnoticia%252526te%25253D%252526a%25253D5%252526ov%25253D150

Todos los secretos para seducir mujeres clickando sobre mi nombre.

Sin palabras me he quedado al ver este ejemplo descarado de explotación laboral por parte del estudio de Teresa Sapey.

http://actuable.es/peticiones/basta-ya-explotacion-y-devaluacion-la-arquitectura-y-los

Chicos, sois unas plañideras ¿qué es lo que pretendéis? ¿ a que coño aspiráis, a ser funcionarios y a que os reconozcan vuestros derechos como trabajadores? ¿porqué no salís a la calle a pelear por vuestros sueños como hombres y dejáis de mendigar un contratillo? . A lo mejor, os topáis de narices con vuestra propia mediocridad. Quizás os deis cuenta de que os habíais creído unos principitos y ahora no encontráis vuestro principado por ningún sitio.
!por Dios¡ , ¿para esto os hemos pagado una educación universitaria? ¿ qué os pensáis, que antes era fácil montar un estudio y obtener encargos? ¿acaso creíais que os haríais ricos como asalariados? ¿conocéis a alguien que lo logre con esa mentalidad?
Por favor, ser emprendedores y sacad a este país de su postración porque con esta mentalidad vamos marcha atrás y sin frenos y dejad de olerle el culo al arquitectillo de turno
que lo único que hace mejor que vosotros es echarle cara y explotar a los pringados que se dejan.
¿hay algo que sepáis hacer bien? ¿sabéis calcular realmente el balance energético de un edificio? ¿podríais diseñar una instalación de aire acondicionado? ¿sabéis calcular una red de datos o simplemente una instalación eléctrica de un jodido edificio que no sea una viviendita unifamiliar? ¿ qué coño sabéis hacer realmente, usar photoshop? pues entonces haceros diseñadores gráficos y dejar sitio a los verdaderos arquitectos...

‎...el arquitecto es un lobo para el arquitecto. De estudiante te venden que trabajar gratis, repito gratis, en un despacho es bueno porque te familiarizas con la profesión, con el título en la mano te venden que trabajar sin contrato es bueno porque adquieres experiencia, con experiencia te venden que trabajar de falso autónomo es bueno porque puedes hacer otras cosas... en definitiva, huele mal porque sencillamente es una mierda.

El crítico no se limita a interpretar y evaluar la obra ajena, no es ecuánime, ni racional, ni sincero, sino esencialmente creativo,

Oscar Wilde.

Estando de acuerdo en la práctica totalidad con el artículo, los que hemos creado www.ssinergia.com, lo hemos hecho precisamente para echar un cable al sector/sectores q están actualmente en una situación crítica.
Somos una red social para arquitectos, ingenieros y gente creativa, y también para los estudiantes de estas carreras. Os presentamos esta iniciativa donde podéis subir vuestros trabajos, hacer colegas y ser valorados por la comunidad, así como poder contactar con potenciales clientes.
Desde www.ssinergia.com os animamos a participar y a crear un perfil en nuestra red. Conecta tu talento!

totalmente de acuerdo con todos:
lo primero DENUNCIARLO TODO. sí, yo también he visto lo de TERESA SAPEY, si quieren seguir así, serán ellos contra nosotros (y la web tiene tentáculos...)
y por lo demás un cambio en la profesión:
-cupo de arquitectos planificado a largo plazo, como en todos los países desarrollados -véase francia, holanda, alemania- con planes de desarrollo a largo plazo (cosa que es política, y que nuestro 'libre' mercado no va a permitir, ¡amosanda!)
-y, o nos salimos del euro, o ya podemos ir cambiando de modelo (equipos multidisciplinares y se acabó diseñar + calcular estructuras + detalles constructivos + renderizados + maquetas + planos + presupuestos + dirección de obra + etc, etc. etc)
¡TOMA EL COLEGIO!

En pocas palabras: Los maestros de obras de los miles de pueblos de España han mandado a sus hijos a estudiar la carrera para ahorrarse el arquitecto. Es sabido que en los pueblos el cliente no busca un arquitecto, va a por un maestro, que es "el que entiende", y este tiene ya tiene su arquitecto.

menos mal que parece que empieza a haber un poco de movimiento. Ya era necesario.
Recomiendo leer un articulo de la autora de este blog:
http://www.elpais.com/articulo/cultura/Historias/arquitectura/mileurista/elpepicul/20111123elpepicul_1/Tes

Ahi se exponen gran parte de los problemas de la profesión actual. Ahora, permitame una critica a una afirmacion desde mi punto de vista desafortunada:

" tomar la precariedad laboral como una oportunidad para redefinir los valores de una nueva arquitectura " WTF???

La precariedad laboral ni es ni ha sido nunca un valor arquitectonico, ya sea de una arquitectura nueva o no.

Está claro que desde una buena posición se puede mirar comodamente por la ventana, y soltar esta aberracion como quién da los buenos días. Solo le falta rematar diciendo que son "lentejas, si quieres las comes y si no las dejas".

Yo creo que el problema es de base, y no se soluciona con conformismo, si no luchando por una profesion digna.
Hace falta ya una "spanish revolution" en la profesion, y ante eso, ¿qué hacen los colegios de arquitectura? (que podrían ser la mayor medida de presión)... pues visar lo poco que haya que visar, agachar las orejas y hacer el menor ruido posible.
¿dónde se posicionan los star-architects, la parte más mediática y conocida del colectivo? Se van a hacer sus encargos a los emiratos árabes o china, en lugar de alzar la voz y protestar por una situación injusta. Es muy fácil diversificar mercados cuando tienes una estructura y un potencial económico del cual carecen el 99 % de los estudios.

Lo siento Pepe pero estoy de viaje y no estaré en Madrid así que me será imposible acudir. De todas formas son ideas muy normales que se le ocurren a cualquiera viendo el panorama; cualquiera que no sea de alto standing, claro, o que le vaya bien con el sistema actual. Intentad atraer a Granero, el decano, o a alguien cercano a é, y que oiga cosas nuevas. Poco a poco irán sonando tambores en el colegio. Y de ahí al ministerio. Mucha suerte, empuje y ánimo a todos.

Lucas, trata de venir el sábado o domingo al congreso. Nos gustaría mucho discutir tus buenas ideas. Gracias

En algún momento, alguien debería de darse cuenta de que los técnicos tenemos que dejar de ser trabajadores principalmente 'liberales' para encajarnos en una fórmula magistral (a la francesa, si se quiere) en la que empresa y técnico vayan de la mano. Si por cuenta ajena, como socio o una combinación de ambos modelos es algo que se podría discutir, a mí tanto me da.

Y, la verdad, no veo otra solución que la de legislar (o 'imponer' a través de la omnipotente influencia de los colegios profesionales, especialmente, la de los colegios de arquitectos) para todos, lo que voluntariamente las grandes constructoras ya hacen desde hace años: Hacer que cualquier empresa constructora capaz de acometer por sí misma un edificio completo o una parte sustancial de él cuente, como mínimo, con los servicios de un arquitecto y un arquitecto técnico (aún con firma, no importa), como mínimo digo, y siempre que sea necesario por la complejidad de los proyectos con tantos ingenieros industriales o de otro tipo como sean necesarios.
 
Es más, y ya que menciono a los ingenieros industriales, las empresas dedicadas a instalaciones eléctricas, a huertos solares, a montar líneas de teléfono o redes de fibra óptica, cuentan ya con sus técnicos en plantilla, como también ocurre en la obra civil y no he oído a nadie quejarse aún.

A fin de cuentas, 1) evitaríamos el intrusismo laboral por precio como ha ocurrido hasta ahora e incluso se lograría que cada técnico hiciera lo que sabe hacer 2) se asegurarían los puestos y las condiciones del trabajo dignas que cualquier persona que se haya chupado una carrera técnica se merece, cortando de una vez por todas con el 'chicoparatodismo' imperante en épocas incluso de bonanza puesto que aquellos que aún pensasen en motarse un estudio por su cuenta se pensarían muy mucho a cuantos incautos iban a ser capaces de engañar existiendo esta opción junto con la de ser funcionario, mucho más accesible con un paro potencial del 5%, 3) la responsabilidad por los posibles vicios ocultos (el famoso seguro decenal) sería por fin compartido y pagado por técnicos y empresa (sin posibilidad de que esta última se escaquease con un sencillo cambio de nombre) y 4) la creatividad no se vería limitada (única pega a priori que se me ocurre) porque seguiría siendo él (el arquitecto) el que se adaptara a las exigencias del promotor al saber al momento (y gracias al trabajo del Arquitecto Técnico, del Ingeniero Industrial, etc) la viabilidad técnica y económica de sus propuestas.
 
¿O alguien que haya estado en la calle trabajando cree que, más allá de las estrellitas de postal, alguien tiene las manos libres para dar rienda suelta a todo su potencial? Eso sólo ocurre con los concursos y ya sabemos todos quién los gana casi siempre. ¿Acaso la señora Antonia que quiere hacerse una casita en el campo o el comerciante chino que quiere reconvertir ese antiguo supermecado de barrio en bazar no coartan aún más esta capacidad que cualquier gerente de una constructora?

En época de bonanza se dio un paso al frente, aunque muy tímido, obligando a que cualquier promotor fuerte y/o gerente de una empresa dedicada a la construcción contara con un título relacionado con la rama, ¿por qué no aprovechar la crisis para cambiar el modelo productivo de la construcción impidiendo que alguien que sólo entiende su oficio de paleta (con todo el respeto del mundo) no pueda decidir en último fin qué se coloca y qué no en la obra? ¿alguien cree aún en lo que dicen las atribuciones de la LOE? ¿no es la mejor oportunidad de la historia para elevar las miras de nuestra rama y conseguir, por fin, que la construcción sea otra cosa que esa actividad cutre representada con el cliché de un hombre con pañuelo de nudos que piropea a las macizas con el palillo en la boca? ¿no es el mejor momento para conseguir profesionalizar e industrializar nuestro sector?
 
Los últimos pasos, incluyendo la ley omnibus famosa, nos encaminan a una idea de trabajo en equipo, de asociaciones profesionales, de grandes estudios multifirmas y multidisciplinares que promete acabar con esta precariedad que se da en épocas de vacas flacas pero que no soluciona, en modo alguno, aquello de lo que estos jóvenes arquitectos nos hablan: el eterno becario, el arquitecto en prácticas para la eternidad, el falso autónomo y la inestabilidad laboral.
 
Si no vamos de la mano de la empresa, ésta nos seguirá contratando como una externalización forzosa (esto es, un impuesto revolucionario por imperativo legal) como de hecho son, a día de hoy, las gestorías, los servicios de prevención de riesgos, los gestores de residuos, etc. pero, amigos, esa no es la labor de un técnico y, en algún momento, alguien debería aclarárselo a alguien en algún momento.

Los problemas de la profesión de arquitecto no pueden centrarse en las relaciones laborales ni sindicales; hay que ganar escala y ver si la configuración de esta profesión se adapta al tiempo presente; recuerdo la desoladora imagen -creo que era un video de Khan- visitando una obra sin conseguir que ningún responsable de la constructora se acercara ni siquiera a darle la bienvenida, recogiendo los planos y marchándose.
La desconexión con la obra, la relación distante con el personal, la discontinuidad en las intervenciones, han convertido al arquitecto en un mal necesario, en un perfecto inútil.
Sólo a partir de la revisión de la profesión y del papel del arquitecto en la obra podremos abordar el resto, sin eso, no habrá ni siquiera falsos autónomos.

Siento no poder ir al congreso para proponer estas cosas pero está claro que esto tiene que cambiar y que sólo será posible si actuamos los arquitectos que nunca hemos tenido la oportunidad de trabajar para nosotros mismos y que siempre hemos sacado el trabajo adelante en estudios que ni siquiera nos han generado ingresos económicos suficientes como para poder aguantar una temporada sin trabajo. Os propongo unas ideas:
1.- Que en los concursos públicos la solvencia técnica que se exija sea la del equipo que esté contratado en el estudio que se presenta y no solo la del cabeza de lista que probablemente presente proyectos propios en los que ni siquiera ha dibujado una línea y en los que ha aparecido poco por la obra.
2.- Concursos en fases. La primera gratuita por currículum y/o por maneras de afrontar el proyecto en cuestión; la segunda con un cierto pago a los equipos seleccionados para afrontar el tiempo perdido en generar las propuestas y las ideas. Como en Francia.
3.- Los arquitectos de cierta edad, que son los que se comen el poco pastel que hay y los que se han comido todo lo que ha habido deprisa y corriendo, no están capacitados para hacer un proyecto tal y como exije hoy en día el código técnico. Probablemente ni siquiera sepan utilizar herramientas de CAD. Y con cierta edad tampoco son capaces de ir a la obra todo lo que es necesario para su correcta ejecución. Acabemos con este fraude a los clientes: el que firma el proyecto y la dirección no es el que hace el proyecto y va a la obra; lo sabemos todos ¿no es esto un fraude al promotor o a la administración en su caso? ¿te dejarías operar la vista por un cirujano de 70 años? ¿contratarías a un abogado de prestigio para que te defendiera en algo importante y admitirías que el día del juicio no estuviera y mandara a un ayudante mal pagado en su lugar?
4.- Los proyectos hoy en día no pueden ser realizados por una sola persona. Que sean SLPs quienes los firmen y no arquitectos autónomos.
etc...
Suerte en el congreso.

Está claro que el Colegio de Arquitectos, y el Consejo Superior, al menos hasta el momento, están del lado de los pocos arquitectos que visan y que, por tanto, les producen ingresos. Creo que no hay que esperar su ayuda. Para muestra un botón:

hoy la página web del COAM publica una oferta de trabajo de Teresa Sapey, esa gran arquitecta de renombre internacional.

http://www.coam.org/pls/portal/coam_empleo.PKB_EMPLEO.principal?p_id_oferta=10250

Autónomo, entre 850 y 1400 euros al mes (doce pagas). Si os parece que algo es algo, seguid leyendo. Requisitos: Doctor o estar en doctorado. Bilingüe inglés y con otro/s idioma/s. Haber impartido clase en alguna escuela como profesor. Tener buena presencia diaria y habilidades comerciales (encima le tienes que conseguir proyectos). Haber estado al menos 5 años en un estudio de renombre haciendo proyectos singulares. Tener disponibilidad de tiempo completa sin atender a horarios ni a días laborables (literal). Y encima es para ser un jefe de equipo ¡autónomo y jefe del equipo de proyecto de Teresa Sapey que cobrará una pasta de honorarios por cada proyecto que "haga"!

Sinceramente, espero que esto no lo tengáis los ingenieros. Si no tenemos una profesión unida no saldremos de esta.

El numero excesivo de arquitectos en el mercado (y de escuelas) es consecuencia del crecimiento del sector de la construcción en el periodo de la burbuja inmobiliaria. Está claro que no se hubiera tenido que formar tantos arquitectos... así como no se hubiera tenido que alimentar la burbuja. Pero la precariedad laboral, la explotación y las formas de colaboración irregular (falsos autónomos) no empiezan con la crisis y eran normales también en la época dorada del ladrillo.

totalmente de acuerdo con miki.

Es absurdo que estemos formando con dinero PUBLICO (con la que está cayendo) a grandes cantidades de arquitectos que no van a poder colocarse en el mercado laboral y que por lo tanto van a seguir congestionando la situación.

A esto hay que añadir lo oblsoleto que están quedando los programas académicos de las Escuelas de arquitectura (que siguen generando arquitectos proyectistas, negando otras formaciones tambien dignas y necesarias).

albert


a.

A ver, COMO EN TANTOS SECTORES... si hay sobreoferta de empleados y falta de de empleo, es normal que abunden estos abusos no? Cuántos miles de proyectistas y arquitectos salen de las universidades cada año, y cuántos son capaces de ser absorbidos por el mercado? (tanto ahora, como en pleno boom). Quizá se debería empezar por ahí, restringiendo la oferta académica a aproximadamente la demanda real.
Venga va, ahora empezad a insultarme.

Quien no pueda contratar que no lo haga:lo que no se puede permitir es la precarización a la vez que el dumping a aquellos que si cumplen con las leyes.

Entiendo las denuncias para recuperar nuestros derechos como trabajadores. Pero la realidad de la denuncia al caso Arnaiz es un ERE que pone en la calle a mas de cien trabajadores y cambia las condiciones ( a peor) a los que se quedan.

Otro tema a debatir es por qué cada año se abren 2 o 3 escuelas de arquitectura en España.Quién permite eso?Está claro que sobran la mitad de ellas y sería mucho más barato becar a aquellos alumnos que tengan que salir de su ciudad para hacer la carrera que la construcción y mantenimiento de cada nueva escuela.

Otro tema a debatir sería la gran cantidad de estudiantes de arquitectura y arquitectos recién licenciados que trabajan mediante las mal denominadas "becas de formación" por sueldos de 540 euros. Esto es, al menos en Galicia, un gran problema ya que es muy difícil competir con compañeros que trabajan a ese precio y optar a un trabajo ya no bien pagado, sino de mil eurista. Se está llegando a una situación en la que el que es mil eurista se considera que está bien pagado entre los jóvenes arquitectos, por supuesto sin seguridad social o como falso autónomo...Además, hay que denunciar como determinados estudios están siempre trabajando con esos becarios a los que van renovando sin ninguna posibilidad de mejora dentro de la empresa con lo que la empresa lo que hace es aprovecharse de las denominadas becas de formación para ahorrarse costos y explotar a la gente.

Nos vemos en el congreso.
Será un lugar de encuentro y un punto de partida para muchos de nosotros.

....identico panorama estamos viviendo desde hace tiempo en el colectivo de ingenieros.....ojala consigamos tambien movilizarnos para defender nuestros derechos. Saludos

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Del tirador a la ciudad

Sobre el blog

Del tirador a la ciudad. Ése era para Mies van der Rohe el ámbito de su oficio. La arquitectura, como la sanidad o la educación, nos afecta a todos. Puede también fascinarnos. Como todo informador, me valdré de lo que creo saber. Trataré de no enmascarar lo que ignoro.

Sobre el autor

Anatxu Zabalbeascoa

La periodista e historiadora escribe sobre todas las escalas de la arquitectura y el diseño en El País y en libros como The New Spanish Architecture, Las casas del siglo, Minimalismos o Vidas construidas, biografías de arquitectos.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal