Los países latinoamericanos que más y menos invierten

Por: | 26 de octubre de 2013

Mucho se escribe sobre qué países latinoamericanos reciben más inversión extranjera directa, es decir, más capitales para comprar empresas o para radicar nuevos centros de producción de bienes o servicios. Mucho se escribe sobre qué países son más competitivos y se pronostica que recibirán más inversión externa. La semana pasada en Financial Times se advertía que, dada la bajada de los precios de las materias primas y el menor flujo de capitales hacia los países emergentes, Sudamérica enfrentará tiempos de menos abundancia y se advertirá qué gobiernos se consumieron toda la bonanza y cuáles invirtieron.

 

Pero veamos los números de inversión bruta interna fija, que es el indicador de cuánto se desembolsa en construcción y en adquisición de maquinaria que reproduce capital. Ese indicador incluye la inversión extranjera (no la compra de empresas sino la radicación de nuevas líneas de producción), pero también la local, tanto estatal como privada. Los últimos datos disponibles del Banco Mundial son de 2012, aunque en los casos de algunos países son anteriores (Colombia, 2011; Cuba y Panamá, 2010 y Uruguay, 2008):

País Inversión (% del PIB)
Panamá 28
Ecuador 27
Perú 27
Nicaragua 25
Chile 24
Colombia 24
Honduras 24
Argentina  22
México 21
Uruguay 21
Costa Rica 20
Venezuela 20
Bolivia 18
Brasil 18
República Dominicana  16
Guatemala 15
Paraguay 15
El Salvador 14
Cuba 10

Canal

En el caso de Panamá, la inversión de 2003-2010 equivalió al 20,9% del PIB. De ese total, el 5,8% provino de la inversión pública y el 15,1%, de la privada. De la estatal se puede destacar la obra de ampliación del canal de Panamá y el plan de obras públicas del Gobierno de Ricardo Martinelli. De la inversión privada, la destinada a la construcción y la minería, según el último informe de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) sobre la economía regional.

Ecuador ya había tenido un nivel del 27% del PIB en la media de 2003-2010. Eso responde a una inversión pública del 7,3%, un nivel elevado, y una privada del 19,7%. Se destaca el plan de inversión eléctrica del Gobierno de Rafael Correa para dejar atrás los apagones de 2009, así como el programa de construcción de carreteras.

En el caso de Perú, entre 2003 y 2010 la inversión alcanzó el 22,5%, de los cuales 3,9% fue aporte del Estado y 18,6%, del sector privado. Ha habido inversión pública, sobre todo de los gobiernos subnacionales, pero también capitales privados orientados a la construcción, la minería y la energía.

 

¿Qué sucede con Nicaragua? Entre 2003 y 2010 la inversión fue del 21,7%, de los cuales el 4% provenía del sector público y el 17,7%, del privado. Las empresas privadas han apostado por las energías renovables, la minería y, en menor medida, las telecomunicaciones y la industria.

La media de Chile fue del 24,7% en el periodo 2003-2010. El Estado aportó apenas el 2,4% y las compañías privadas, el 22,4%. Los capitales han llegado para invertir en materias primas, pero también en comercio, telecomunicaciones e inmuebles.

Codelco

En el caso de Colombia, el promedio 2003-2010 fue del 21,5%. El sector público desembolsó el 3,7% y el privado, el 17,8%. El Gobierno de Juan Manuel Santos está invirtiendo en obras civiles, transporte, inclusión social, defensa y vivienda, según la CEPAL. Minería y energía atraen a las empresas privadas, pero también la industria y la banca.

Argentina promedió el 20,3% de inversión entre 2003 y 2010. La estatal fue de apenas el 2,4%, aunque mayor que en los 80 y los 90. La privada, del 17,9%. Desde 2012, el mercado inmobiliario cae y las empresas extranjeras se ven forzadas a reinvertir sus beneficios en lugar de girarlos a sus casas matrices, ambas consecuencias de los controles a la salida de capitales. En el siglo XXI ha habido inversión inmobiliaria, en agricultura y minería, pero también en industria.

México invirtió el equivalente al 21,1% de su PIB entre 2003 y 2010. El 4,8% correspondió al Estado y el 16,4%, a las compañías privadas. Parte de esa inversión pública es la de Petróleos Mexicanos (Pemex).

 

Venezuela había invertido de media el 27,3% del PIB entre 2003 y 2010. Un 15,7% es del sector público, y sobre todo de Petróleos de Venezuela (PDVSA), aunque también hay obras públicas, como la construcción de viviendas sociales. Solo el 12% es capital privado.

Por último entre las grandes economías de la región aparece Brasil, con un 17,3% en el periodo analizado. Un 2,4% es del Estado y un 15,5%, de las empresas privadas. Es cierto que el gigante sudamericano ha sido el que más ha captado inversión extranjera en los últimos años, pero muchos de esos capitales se orientaron a la adquisición de compañías. Mucho se debate en Brasil sobre la desindustrialización que trajo aparejada la apreciación del real de los años previos al actual o sobre los déficits de infraestructura que han llevado al pueblo a la calle en los últimos meses.

Petrobras

Si uno analiza las últimas tres décadas, América Latina ha elevado su inversión. En la década perdida, la de la crisis de la deuda externa, los 80, la inversión era del 17,7% del PIB. Después subió entre 1990 y 2002 al 19% y a partir de 2003, con la subida del precio de las materias primas, se elevó al 20,4%. Había más dinero ingresando a la región y parte fue invertido en el mercado inmobiliario y otra, en el sector productivo, sobre todo primario y de servicios destinados al consumo interno. La inversión no ha recuperado los niveles de los 70. También está lejos de los guarismos actuales de Australia y Corea del Sur (28%), China (48%), India (36%), Noruega (25%) o Rusia (26%), y a la par de países donde el PIB es mucho mayor que el de la mayoría de los países latinoamericanos, como Francia y España (20%), Alemania (17%), Italia (18%) o EE UU (15%), aun cuando muchos de ellos han aplicado recortes del gasto público y privado por la crisis que han sufrido las economías desarrolladas a partir de 2008.

La evolución de la inversión pública fue distinta. En los 80 era del 5,6% del PIB. Después, con las privatizaciones en muchos países y sectores y el recorte del gasto público que vino con el neoliberalismo, bajó al 4,6% entre 1990 y 1998, cuando a la crisis asiática se sumó la rusa. Descendió al 4% entre 1999 y 2002, entre la devaluación de Brasil y la crisis de Argentina, y repuntó al 4,6% en los últimos años. Los países de más inversión pública en relación al PIB entre 2003 y 2010 son Venezuela, Cuba (9,1%), Bolivia (7,4%), Ecuador (7,3%), Panamá, México, Nicaragua y Uruguay (4%). Los de menos: Brasil, Costa Rica (1,9%) y República Dominicana (1,5%).

La inversión privada subió del 11,7% en los 80 al 14,3% entre 1990 y 1998, al 15% entre 1999 y 2002 y al 15,7% entre 2003 y 2010. Los países de más inversión privada en el periodo último son Chile, Honduras (20,8%), Costa Rica (19,9%) y Ecuador (19,7%), gracias a las petroleras extranjeras. Los de menos: Cuba (2,4%), Bolivia (7,4%), Venezuela (12%) y Uruguay (12,7%), según datos de la CEPAL.

Hay 10 Comentarios

Gracias, Josef, por tus comentarios. Más allá de tu agresividad, tus preguntas me pueden servir para hacer otra entrada. No sabía que medir la inversión era algo de alumno de primaria. Me encantaría saber dónde enseñas economía o periodismo para aprender de ti. Mis respetos, como dicen los mexicanos.

Rebossio, Rebossio, para variar escribiendo como alumno de primaria repitiendo tonteras de los libros. La pregunta es en que han invertido ese 10, 12, 20, 25% los paises que figuran en tu ranking. En que Rebossio? cuantos centros de investigacion nuevos hay? cuentos miles empresas start up despegaron con la inversion en innovacion? cuantos hospitales? cuantas plantas de produccion de manufactura? en que REbossio , en que es mas importante que cuanto !

Video sobre el mercado informal del dolar en Argentina
https://vimeo.com/71382725

Dios Luis santa ingenuidad, sus conocimeintos de Brasil son precarios (como los mios de su idioma) y, es mas q obvio, no son suficientes para emitir opiniones y menos aun hacer previsiones, esa de la 'resaca de infraestructuras' debe ser la piada (broma) del años. Usted es un creador de burbujas virtuales y ni todos los países tiene la misma vocación, como España, para eso

Eduardo: Ecuador cuadra en mis pensamientos...arriba Rafael Correa, carajo.

Si yo tuviera que invertir lo haría en Ecuador. Su crecimiento ha sido sostenido y ha habido una inversión constante los últimos diez años. Además las hidroeléctricas estarán en cinco años (o menos) y el costo de la energía eléctrica se reducirá a la mitad. A eso hay que sumar la construcción de la refinería del Pacífico (reducción del costo de hidrocarburos; pero no se reflejará en los precios porque ahora los combustibles están subsidiados). También la calidad de profesionales debería mejorar en unos cuatro años: hace dos años comenzaron a dar becas a ecuatorianos para ir a las mejores 175 universidades del mundo; este año comienza a funcionar Yachay; y en general las reformas universitarias, la inversión académica y los exámenes de aptitudes para otorgar cupos van a tener un impacto en la calidad de los estudiantes (De hecho ya se siente que se está reduciendo la mediocridad).... Invertiría especialmente en Manabí, por la construcción del puerto para barcos de calado profundo; también porque las hidroeléctricas permiten una mejor administración del agua para la agricultura.... Azuay y Pichincha también son lugares atractivos; existe infraestructura de servicios, el per cápita es alto en esas provincias (30-50% sobre el promedio nacional) y la densidad poblacional (también alta) hace de esas dos provincias lugares atractivos por sus mercados.... La dolarización, un dolor de cabeza para el gobierno por no poder regular las tasas de cambio, es una garantía que protege la inversión.... Como sectores, invertiría en agroindustria por su obsceno incremento en el valor agregado, y en el sector de servicios, especialmente turismo que nunca ha dejado de crecer. Jamás invertiría en construcción porque hay una burbuja por reventar. El bien raiz/inmueble está sobrevalorado en un 30-40% debido a la demanda de los últimos años causada por la inmigración de ecuatorianos que vivían en el exterior, y por la inmigracion de jubilados (especialmente de EEUU).

lo que a los neoliberales no les gusta leer o escuchar.....
http://www.elmundo.es/america/2013/05/15/argentina/1368631491.html

todos los países de américa del sur, o mejor dicho todos los países latinoamericanos, poseen grandes riquezas, por lo tanto yo invertiría en todos, pero la cosa no anda por ahí, la cuestión de fondo es como esos países reparten la tajada....
hay algunos que aparentan tener mas éxitos que otros a lo que inversión se refiere, sin embargo sus ciudadanos, deben emigrar, estudiar o hacerse atender en hospitales de países vecinos, ya que la mayoría de sus ciudadanos viven con migajas el día a día, solo unos pocos se llevan la mejor tajada del pastel; estos son reducidos grupos de poder , el resto...pan y circo mediático.

Si hubiera que invertir,seria sin duda en cualquiera de los Paises de la Alianza del pacifico,Sencillamente por que son Paises en donde las inversiones tienen mas proteccion juridica y ademas son paises en constante crecimiento y una alta demanda,con una poblacion con mas poder adquisitivo.
Brasil siempre sera importante por su tamaño,y su potencial de consumo,pero me pregunto por que el Brasil crece tan poco y no logra controlar la inflacion,y se mete en el mismo rombo de toda la vida,Ilusiona y vuele a decepcionar,para volverte a ilusionar,pero esta vez si pongo las alertas para despues de los Juegos Olimpicos,esta resaca de infraestructuras siempre trae costes sobre las economias.

si yo tuviera que invertir en un país latinoamericano, sería Colombia: con 50 años de conflicto, y ahora que parece que puede empezar a remitir, nos encontramos que gran parte del territorio surge como por arte de magia, desconocido y lejano pero cada vez menos, muchos colombianos no saben ni que en la selva existen pinturas rupestres, miren: http://www.losmundosdehachero.com/viaje-a-colombia-las-pinturas-rupestres-del-amazonas/ Pero hay mucho más: ríos de colores, ciudades naturales de piedra, grandes yacimientos de petróleo (que las FARC sacan artesanalmente) pero también de oro y minerales raros... Cuando Colombia logre la pacificación total, será un chollo para los inversores: claro que si no logra resolver los motivos que la llevaron al conflicto, lo difícil será sacar sus riquezas...

Publicar un comentario

Los comentarios están moderados y no aparecerán en el blog hasta que el propietario los apruebe.

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Eco Americano

Sobre el blog

Novedades, tendencias y debates sobre el devenir de la economía y el desarrollo de Latinoamérica y los latinoamericanos.

Sobre el autor

Alejandro Rebossio es periodista. Su especialidad es la economía y trabaja en la corresponsalía de El País en Buenos Aires. Coautor del libro Estoy verde. Dólar, una pasión argentina (Aguilar) junto con Alejandro Bercovich.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal