El debate

Un futuro demasiado incierto

Por: | 19 de octubre de 2013

PeticionImagenCARXVJ04 Centro comercial en Nueva Delhi (India). / Graham Crouch (Bloomberg)

El Fondo Monetario Internacional (FMI) apunta en su último informe de perspectivas que nos enfrentamientos a un escenario de transición y de tensiones. Y ese es también el diagnóstico de los expertos de Economismo, que ven excesivas incertidumbres y demasiados riesgos al escenario económico mundial del futuro más inmediato. Más a medio plazo, los economistas que han participado en el blog apuntan nuevas fuentes de empleo para un escenario de bajo crecimiento global.

Mauro Guillén, director del Lauder Institute en la Wharton School de la Universidad de Pensilvania, resume la situación actual como una “fase de incertidumbre” de la economía global: interrogantes sobre la política fiscal y monetaria en EE UU y Europa; desaceleración de las economías emergentes, problemas del sistema financiero chino... “Nunca hemos estado en una situación en la que se necesitara una capacidad de coordinación internacional que en la actualidad”, advierte Guillén y, como él mismo apunta, no parece que esa vaya a ser la respuesta de las grandes potencias.

Mónica Melle, profesora titular de Economía Financiera de la Universidad Complutense de Madrid, se centra en los cambios sectoriales que puede provocar la recuperación. “Todo apunta a un cambio de estructura, con unos sectores emergentes que generan alto valor añadido y que van a permitir reactivar otros sectores, principalmente a través de la externalización de las actividades”. Su tesis es que si se apuesta por sectores de más valor añadido —las TIC, energías renovables, servicios profesionales, diseño, actividades relacionadas con Internet, etc— “se puede generar empleo incluso con crecimientos del PIB reducidos y propiciarán la vuelta a un círculo virtuoso de la economía.

Para Santiago Carbó, catedrático de Economía y Finanzas de la Bangor Business School, la economía global se encuentra en un “cruce de caminos” entre una desigual salida de la crisis y la incertidumbre que rodea actualmente a los emergentes. Carbó subraya que, aunque parece que lo peor ya hubiera pasado para Europa y Estados Unidos, no se divisa un panorama de expansión y crecimiento, ni una mejora suficiente en los mecanismos de coordinación. El catedrático valenciano alerta, además, de las asimetrías que está generando la política monetaria; del gran tamaño que han alcanzado los sistemas financieros de los países emergentes y la presión que conlleva el aumento de las clases medias. “No está claro, además, que los emergentes no vayan a repetir los errores de los supuestos 'emergidos' en términos de burbujas especulativas y sostenibilidad de las finanzas públicas”, advierte.

José Luis Martínez, estratega de Citigroup para España, recuerda que “seguimos en crisis. De hecho nunca hemos salido de la crisis que se inició hace cinco años”. A su juicio, se ha avanzado en el saneamiento de la deuda pero aún queda mucho por hacer; los cambios en el modelo de crecimiento de los emergentes conllevan muchos riesgos; el mayor control sobre la banca limita la recuperación del crédito; apenas se recupera empleo y “los bancos centrales han tratado de ordenar el ajuste de los mercados convirtiéndose sin quererlo en parte de ellos”, apunta. Martínez advierte que “estamos hablando de años” en términos de recuperación real de la economía.

Juan Ramón Cuadrado, catedrático de Economía Aplicada de la Universidad de Alcalá, cree que las perspectivas que dibuja el FMI tienen elementos positivos y negativos, aunque a su juicio pecan tradicionalmente de pesimismo. Cuadrado cree que ese escenario perfila “un mundo más multipolar” y con el poder económico menos concentrado pero alerta de la necesidad de prestar atención a las futuras consecuencias que puede tener una convergencia de los países emergentes. “Sus interconexiones financieras serán más profundas y más complejas”, asegura, lo que “aumenta la probabilidad y la magnitud de las crisis financieras”. Asimismo, advierte sobre las “nuevas fronteras de riesgo” que deberemos afrontar en los próximos años: cambios demográficos; distribución de la renta y sostenibilidad del medio ambiente.

Sara de la Rica, catedrática de Economía de la Universidad del País Vasco e investigadora de Fedea, sostiene que “tras una crisis financiera como la actual, con una escasez de crédito tan alarmante, no hay buenas perspectivas para una recuperación rápida”. En ese escenario, la catedrática apunta dos tipos de actividades emergentes: las de alto valor añadido y mano de obra cualificada y la demanda creciente de actividades de servicios con mano de obra poco cualificada pero “presencial”, un fenómeno que se denomina polarización del empleo. “. En consecuencia, sería muy necesario que se facilitara y abaratara la puesta en marcha de estas actividades para que pudieran competir tanto en el mercado global como en el local y agilizar así la generación de empleo”.

Joaquín Maudos, catedrático de Fundamentos Económicos de la Universidad de Valencia, pone el acento en que en un contexto de incertidumbre como el que dibuja el FMI “la política monetaria va a ser determinante en el crecimiento mundial, mientras que la fiscal en muchos países tiene escaso margen de maniobra”. Maudos recuerda además que hay muchas economías lastradas por la aún elevada carga de deuda y el desconocimiento que existe sobre los efectos a largo plazo de las medidas no convencionales aplicadas por los bancos centrales.

José García Solanes, catedrático de Análisis Económico de la Universidad de Murcia, considera muy preocupante la ralentización del comercio mundial y el riesgo de que el bajo crecimiento económico derive en conductas proteccionistas entre los países. Asimismo, asevera que los problemas de gobernanza que ha puesto de manifiesto el bloqueo por el techo de deuda en EE UU pone de manifiesto, como ha pedido China, la necesidad de “desamericanizar” las finanzas mundiales y buscar un sustituto al dólar como moneda de reserva. García Solanes insiste en la necesidad de aumentar la coordinación política y económica en este escenario, en foros como el G-20 o la Organización Mundial del Comercio.

Guillermo de la Dehesa, presidente del Center for Economic Policy Research (CEPR) en Londres, considera que la incertidumbre se deriva del elevado endeudamiento de los países desarrollados y detalla las posibles alternativas para reducir las, aunque muchas no las considere factibles: una fuerte consolidación fiscal; mayor crecimiento; mayor inflación; represión financiera; o su impago. “Esta situación hará que los tipos de interés en los países desarrollados sigan manteniéndose bajos durante bastante tiempo hasta que aumente su crecimiento”, subraya.

Hay 6 Comentarios

respetuosamente a todos: q ensarta d galimatías de los
señores"bachilleres". demuestran q nunca han vivido en
el mundo real. A donde va europa es a una deflación tipo
japon, y asi hay q tratarla. gracias y perdón.atentamente.

respetuosamente a todos : q ensarta de tonteras de los
señores profesores,se nota q nunca han trabajado en el
mundo real. para donde va europa es a una deflación tipo
japon y asi hay q tratarla.

Me permito recomendar la lectura de mi NUEVA CARTA ABIERTA A MARIANO RAJOY, PRESIDENTE DEL GOBIERNO ESPAÑOL. Creo que es un buen "repaso" a su gestión política y a su propia persona, tras estos casi dos años de gobierno.
Saludos cordiales.

Creo que va siendo hora de pasar del optimismo fundamentalista al optimismo fundamentado. Pero pretender crecer físicamente cuando el pico de producción del petróleo ocurrido en 2006, (curiosamente) es como pretender mantener la marcha de un vehículo echando papelitos al depósito del combustible. Se pueden hacer muchas cosas positivas, pero no bajo el actual paradigma económico. Nos están ustedes llevando directamente al colapso.

Cuando hablamos de la crisis la ciudadanía, hablamos de nuestros bolsillos vacíos, por la carestía de la vida y los recortes que sufrimos.
En las altas esferas, hablan de ajustes y balanzas.
Que está muy bien.
Pero el coste de la vida lo tenemos cada día en la puerta de casa, insufrible.
Con todos los ajustes y balanzas, que algo no debe estar ajustado, cuando el resultado se traduce en que la gente vamos con el agua al cuello.
Y con el ¡ay! puesto en cada paso que damos.
Luego vemos las noticias y los debates televisados, donde nadie sabe nada de dineros, ni de pagos, ni de cobros.
Y nosotros.
En cualquier parte, por estos cobros ya se habrían pasado facturas, y despidos.
Como nos pasa al común de los mortales.

Al leer estas opiniones intento ser optimista, pero me cuesta llegar al estado de satisfacción sobre lo que se anuncia. Por una razón muy sencilla, y es la necesidad de mirar muy abajo para entender nuestra realidad, la de los pequeños empresarios que un día, no hace mucho, nuestro banco de toda la vida nos cerró las puertas del crédito, y hemos tenido que desaparecer bajo la corriente de la crisis, ahogados con nuestros sueños, nuestras esperanzas, nuestras ilusiones y, sobre todo, nuestros recursos personales. Entonces me pregunto ¿quiénes son los que van a plantear estos cambios? Lástima que seguramente no sea yo, ni mis colegas más cercanos, ni los pequeños emprendedores.
http://tinyurl.com/nntarb9

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Economismo

Sobre el blog

Economismo es, según el Diccionario de la Real Academia de la Lengua, “la doctrina que concede a los factores económicos primacía sobre los hechos históricos de otra índole”. Este foro pretende abrir una línea interactiva de debate, de alta calidad y diversidad, sobre economía nacional e internacional. Para ello, contamos con la colaboración de destacados expertos que aportarán sus opiniones a lo largo de toda la semana.

Sobre los autores

En este espacio tendrán cabida los debates de nuestros expertos sobre cuestiones de máxima actualidad y todos aquellos temas que pensemos que puedan ser interesantes para nuestros lectores, cuya participación será fundamental para todos nosotros. Coordinado por Alicia González.

Metodología

El autor elaborará semanalmente un artículo de tema económico, cuyo titular será una afirmación y que estará razonado y documentado. La extensión no deberá superar los tres folios. La idea es que el artículo sea debatido por un grupo de expertos económicos, que deberán estar registrados en el foro para poder participar. Se accede al registro o por invitación del autor, o por solicitud del interesado. El artículo será enviado a los expertos registrados los viernes a última hora de la tarde. Posteriormente, será colgado en elpais.com el sábado y publicado en el suplemento de Negocios de El País el domingo. El debate estará abierto hasta el jueves de la semana siguiente, en que el autor elaborará unas breves conclusiones, que se colgarán en la web y se publicarán en Negocios, junto al siguiente tema de debate.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal