Hamburgueserías con conciencia

Por: | 12 de agosto de 2010

Hamburguesa

Una hamburguesa no es lo primero que te viene a la cabeza cuando piensas en una comida concienciada: más bien la identificas con algo zafio, producido en masa, irrespetuoso con el medio ambiente y, parafraseando a Rosa Díez, americano en el sentido más peyorativo del término.

Contra esa concepción luchan unos cuantos locales en España, inspirados en fórmulas que ya funcionaban con éxito en países como Estados Unidos o el Reino Unido. Estos restaurantes se han especializado en ofrecer hamburguesas hechas con carne orgánica y producida por ganaderos locales, tratada con respeto en la cocina y sin los aditivos ni las guarrerías habituales en las grandes cadenas de comida rápida.

El último es El Filete Ruso, un restaurante inaugurado este verano en el Eixample barcelonés. Allí sirven hamburguesas hechas con ternera ecológica de Espunyola (Barcelona), buey de pura raza de la montaña leonesa, cordero xisquet del Pirineo leridano o pollo de corral. Los añadidos no cárnicos también tienen sello orgánico, como los huevos de Calaf (Barcelona) o las alcaparras de Ballobar (Huesca). El local aspira a obtener el sello de Slow Food Km. 0, apostando por comprar directamente a productores cercanos y respetando la temporalidad.

Todo ese rigor ético se traduce en unas hamburguesas con sabor a carne de verdad, y que además proporcionan la insólita sensación de estar comiendo algo no demasiado insano. Las de ternera, que ocupan la mayor parte de la carta, son especialmente buenas, y llegan a la mesa en bocadillos bien vestidos con pimientos, berenjenas, rúcula, trufa, bacon u otros ingredientes. La idea de recuperar un plato de la infancia como el filete ruso y tenerlo como emblema me encanta, lo mismo que la de ofrecer una hamburguesa vegetariana de arroz y mongetes por si algún comensal es fan de Linda McCartney.

Filete

Lo mejor es que la defensa de lo orgánico no equivale a precios desorbitados: las hamburguesas van de los 6 a los 13,50 euros, y puedes cenar perfectamente por unos 20-25 euros. Ah, y no esperes decoración jipiosa o new-age: el local es moderno y sobrio, pero cálido. Y además tiene una pequeña terraza.

Los mismos impulsores de El Filete Ruso están detrás de La Burg, otra hamburguesería con conciencia en una zona más pija de Barcelona (Sarrià). En palabras de sus dueños, su objetivo es "convertir el icono de la comida rápida en referente de la comida lenta". Sirven 13 tipos de hamburguesas diferentes, algunas de ellas de buey del Valle del Esla o de cordero orgánico, y su propuesta, ambiente y precios son similares a los del Filete.

La burg

Reconozco que no he comido nunca allí, pero por lo que me han contado amigos y lo que he leído en otros blogs, las hamburguesas son más que decentes. El pueblo llano (si es que se puede llamar así a los vecinos de la zona) también lo aprueba: desde su apertura en 2008, el restaurante ha sido un rotundo éxito a pesar de la crisis, y los habituales aseguran que casi siempre está lleno y es difícil encontrar mesa.

A pesar de este miniboom barcelonés, los auténticos pioneros de la hamburguesa ecológica en España están en Madrid. Home Burger abrió su primer local en el barrio de Malasaña en 2007, y ya cuenta con otros dos más en Chueca y en los aledaños de la Gran Vía. Su carta incluye distintos tipos de hamburguesas de carne orgánica impecablemente asada, algunas con tendencia al gourmetismo (con mermelada de cebolla, con tomate seco y rúcula o con nueces y queso Philadelphia), y otras, al exotismo (las de pollo tandoori o al estilo mexicano).

Home-burger-bar-silva-011

Aparte de sus excelentes platos, los Home Burger destacan por la decoración. Me declaro especialmente fan del local de la calle Silva: en vez de cargarse sin ningún tipo de escrúpulo lo que había antes, como por desgracia hacen tantos bares y restaurantes, los interioristas respetaron el aire castizo-setentero del original, y a la vez incorporaron el aspecto de diner americano que es marca de la casa. Y así consiguieron montar uno de los locales más chulos de Madrid.

DIRECCIONES Y TELÉFONOS

El Filete Ruso

Enric Granados, 95. Barcelona

932171310

La Burg

Paseo Juan Bosco, 55. Barcelona

932056348

Home Burger

Espíritu Santo, 12. Madrid

915229728

San Marcos, 26. Madrid

915218531

Silva, 25. Madrid

911151279

Más recetas en:

Supermercado El Corte Inglés

Hay 51 Comentarios

Blog genial, sigo algunos de los consejos que das sobre restaurantes y recetas pero en este caso, no sé si fiarme como en otras ocasiones. Me llegan voces de que las hamburguesas ni son sabrosas ni jugosas y calidad-precio dudosa. Además querría hacer una pequeña sugerencia, para no generar más opiniones estereotipadas de los barrios y la gente que vive en ellos...yo vivo en Sarrià y doy fe que no todos los que vivimos en dicho barrio ni somos "pijos" ni ricos, por raro que parezca.
Sigue con este blog tan fantástico!

La Burg es un timo, por mucho que esté buena la hamburguesa, no te puede costar lo que te cuesta.

Estadounidense, en el sentido peyorativo de la palabra.
America es un continente.

Mario: Cuando abras tu restaurante avisanos por favor. Se me hace la boca agua

Mikel, cuanta paciencia...
buenísimo el blog (y los spaguetti con pez espada).
Amigos que no cogieron una sartén en su vida están haciendo tus recetas.

"María, hoy cocino yo... por cierto, donde está la cocina..."

Feministas radicales, mis disculpas de antemano

Los tontos deberiamos dejar de leer blogs. Demasiadas cosas que no entendemos y nos ofenden.
Me pasare por el de Enric Granados. Una de cordero y una de arroz y mongetes para compartir.

Mikel, soy Juan. Te ruego disculpes el malentendido. Creo que se ha debido a mi infinita afición al respeto al ser humano. Tu blog es maravilloso y tú también. ¡Me encanta!
¡Muchas gracias!

Uau! Gente guapa, musicón, buen rollito. All the people to be happy!!!

¡Bravo Mikel por el blog! Pensado, serio, divertido y potente. A los demás, dejar ser a la gente irónica, ¡difrutar! Hay que tener claro: buen humor y comida de calidad y respetuosa con el medio ante todo. Un saludo. ¡Ser felices!

Mikel, qué has hecho? Qué cantidad de comentarios, aunque no necesariamente on-topic ;)))

Me encantan las hamburguesas, y sobre eso de que no son americanas que alguien ha comentado, hay controversia, ya que los americanos dicen que fue a ellos a quienes se les ocurrió lo de poner el "hamburger steak" entre dos panes (de hecho, en los menus online de Burger King en USA, te encuentras la sección de sandwiches, no de burgers). Así que no está tan claro...

Y es verdad que originalmente eran de carne cutrecilla, pero cada vez hay más sitios como los que nos presenta Mikel hoy, y fuera de España más, claro, en los que se utiliza carne de mejor calidad.

En Madrid, Mikel, además del Home Burger, tienes el Tommy Mel's, el New York Burger o el Peggy Sue, que están estupendos!

Puesto que hay un evidente problema de superpoblación, no estaría mal que alguien tuviera iniciativa suficiente para montar una hamburguesería de carne de humano lechón. Buena alimentación, buena vida con padres atentos -y heterosexuales que con la comida no se juega-, crianza certificada -leche materna, nada industrial- y corte a cuchillo, por supuesto. Y con una dosis justa de bellota para que la grasa quede bien inflitrada. Anda ya ¿no me digas que tienes reparos de conciencia? No hombre, que es carne...no me seas intolerante... Ah, y el pan, de pueblo, faltaría. Enga, mucho humor ¡compis!!!¡Simpáticos!!!

Y yo creía que había liado polémica en lo mío, con lo de ir o no ir con niños a los restaurantes.

Como está el patio Mikel, animo

Es interesante ver cómo nos salimos del tiesto a la mínima oportundiad que nos dan ¿verdad? Y cómo tú escribes un artículo para hablar de una cosa y los comentarios cobran vida propia y se van por derroteros que ni podías imaginar.

Vaya mi alegato a pesar de ser nueva por estos lares.

Conste, para empezar, que he sido vegetariana mucho tiempo y que mi tendencia natural es al vegetarianismo porque no me gusta la carne.

A los carnívoros les encanta la carne poco hecha, rosadita y jugosa y "en su punto". Si yo veo algo así, me empiezan a dar los 7 males. Si me como algo de carne tiene que ser pasado de morirse o cocinadísimo, o sea, que no sepa a carne para nada. Por eso digo que la carne no me gusta y no me supone ningún sacrificio prescindir de ella.

Cuando he sido vegetariana estricta he tenido que aguantar todo tipo de tonterías, preguntas absurdas y comentarios extraños, a veces ofensivos incluso. Algo parecido a lo que están haciendo algunos vegetarianos ultras en este blog, sólo que al revés. Pero no es plan de hacer proselitismo, el qué comes o dejas de comer es una decisión absolutamente personal. A veces pienso que este tipo de cosas tiene que ver más con la religión que con la alimentación.

Hay vegetarianos por razones de conciencia en lo que toca a no matar para comer y también hay vegetarianos por razones de conciencia ecológica porque si te pones a investigar un poco, "cultivar" animales para comer sale realmente caro para el medio ambiente, sobre todo en lo que a cría industrial de ganado se refiere. Siendo de este último tipo sí que se podría considerar que estos restaurantes son más "de conciencia" aunque sigan sirviendo carne.

Total, que igual que considero mucho mejor comerme un tomate de la huerta de mi tío que uno "de plástico" de los de invernadero y además transgénicos, considero que, ya que eliges comer carne, es mucho mejor comer una carne buena de una animal que ha vivido una buena vida en libertad, comiendo cosas ricas y sanas que uno que ha vivido hacinado y comiendo cosas que no le corresponden e inflado a medicamentos y hormonas.

O sea, que si te gusta la carne y la vas a comer, mejor una hamburguesa de éstas que una industrial, vaya. Igual que prefiero los tomates de la huerta de mi tía a los que compro en el súper. O los huevos de las gallinas de la vecina del pueblo a los que compro en el súper.

Ya que te vas a comer algo que te gusta y te lo vas a comer sí o sí por mucho que esté en contra de la conciencia de otro, por lo menos que sea de la mejor calidad posible ¿no?

Muchas gracias por los comentarios de apoyo, y más gracias por las recomendaciones de hamburgueserías :-) Y gracias también a los críticos: el debate siempre está bien, siempre que no nos pongamos furiosos!

A comer hamburguesas que se acaba el mundo!!

Soy seguidora de tu blog...y me encantan todas tus recomendaciones...Me uno a la gente que le gusta comer BIEN! Por cierto gracias a este blog he descubierto nuevos sitios para comer HAMBURGUESAS DE CAAAAAAAAARRRRRRRNE..que no sabia que existían!! ;D (y eso que llevo 8 años viviendo aqui) (OJO: NÓTESE QUE ESTE COMENTARIO LLEVA UNA PIZCA DE BUEN HUMOR QUE VEO QUE FALTA POR AQUI!)

Hala...Buen verano...y sigue con tus recetas, comentarios y recomendaciones que me encaaaantaan!! Así como comer!!

Uf, cómo está el patio.
Nunca comento nada, aunque te leo todos los días.

Hoy me estreno para felicitarte por tus hamburguesas y por el punto de vista fresco, (más) sano y sostenible que has dado al gustazo de comerse una hamburguesaca.

Por cierto, el ecologismo no tiene NADA que ver con la supuesta defensa de los derechos de los animales aquí exhibida. Matar o no a un animal no altera un ecosistema -objeto de estudio de la ecología-. La cría masiva de ganado o el cultivo de soja, masivo también, sí. De sólo lo segundo se ocupa la ecología.
Son conceptos no excluyentes, pero que desde luego, no tiene porque ir juntos.

¡Madre de Dios! ¿Qué ha pasado hoy aquí? Jooooder con el público. --- Mikel: eres un máquina y El Comidista es sensacional. El personal está aburrido y mata moscas con el rabo. Ni caso. --- Gracias por las referencias cárnicas de calidad. La mayor parte tomamos nota de ellas y las agradecemos. --- Hay integristas del léxico castellano que saben que la carne es siempre "orgánica", pero que cojean en ortografía castellana al no abrir las frases interrogativas con el correspondiente signo. También los hay veganos tan, tan tolerantes que, en su bonito nick, si no piensas como ellos, te mandan a tomar por culo en inglés. --- Ni caso: es agosto y este personal parece algo amargado. --- AUPA MIKEL y adelante con el blog, que es fenomenal.

Como está el patio: se ve que hay mucha gente que no fue a clase cuando explicaron la ironía y el sarcasmo. Deben tener una vida cargada de molestias e irritaciones.


Yo no comulgo demasiado con esas preocupaciones "organicoecologicas" No se quien certifica la buena aplicacion de esas etiquetas comerciales no tampoco que significan, ademas de una factura mas abultad.

Conozco a una persona que hace inspecciones alimentarias, a MacDonalds, entre otras cadenas parecidas, y dice que la cadena de fabricacion y distribucion es mucho mas sana que la de cualquier otra carne y por supuesto usan mataderos locales.
Confieso que las como y me gustan casi tanto como las de Alfredo's y mucho mas que las de Hollywood, sin ir mas lejos.
Por cierto, las hamburguesas no son americanas, invento europeo, y nunca se han hecho con carne de calidad. Si quieres buena carne, comete un solomillo o un bife

Añado una hamburguesería modesta, aunque excelente por la calidad de su carne -cortada a cuchillo por supuesto, del pan artesanal y de la brasa australiana auténtica.
Es Bacoa, en la calle Colomines 2 de Barcelona, junto al mercado de Santa Caterina. Lugar minúsculo (allí hubo antes el primer Wushu, otro auténtico del sudeste asiático).

Ya salió el típico de "y Hitler era vegetariano". Sí, y que si las plantas lo mismo también gritan cuando se las muerde...A ver si vamos renovando un poco las réplicas. Él mataba judíos y maricones, tú te comes vacas y bueyes. Aunque no te comes a tu gato porque le tienes cariño...eres todo corazón y de una ética enorme.

Como nos gusta la polemica,. Nunca se puede comentar a gusto de todos, y cada uno se expresa de la forma que le plazca pero sin ofender a nadie. No creo que este buen hombre haya tenido la intencion de minusvalorar a nadie. Os veo muy sensibilitos... por cierto, en la lista de vegetarianos tambien esta Hitler...

Dice Mikel López Iturriaga: "Ahora, si la cosa va de ponerse en plan ecovegetariano integrista, pues nada: dad rienda suelta a vuestra ira..."

No se preocupe, que este blog no va a perder su inconfundible aroma progre-pijo integrista porque vengan ahora cuatro individuos a decir que el unico comportamiento con conciencia es no comer carne o que el concepto de "carne orgánica" es tan falso como "yogur bio" y que ningún periodista que se precie muerde un anzuelo mercadotécnico tan obvio.

Pero sonriamos todos, progre-pijos incluídos, que no falte sentido del humor. :-)

Pues me quedo con los restaurantes y pasaré a probarlos porque, la verdad, no tengo ningún empacho en reconocer que me encantan las hamburguesas. En cuanto a los anteriores comentarios..... un poquito pesados no?

Vivo cerca de El Filete Ruso. Hemos comido dentro, en la terraza e incluso nos hemos llevado las hamburguesas a casa (también dan este servicio). La carne excelente, la preparación - cocina - muy bien. Absolutamente recomendable.

MEAT IS MURDER

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

El Comidista

Sobre el blog

El Comidista trata todos los aspectos de la realidad relacionados con la comida. No sólo da recetas fáciles de hacer, habla de restaurantes accesibles o descubre los últimos avances en trastos de cocina, sino que comenta cualquier conexión de lo comestible con la actualidad o la cultura pop. Todo con humor y sin ínfulas de alta gastronomía.

Sobre los autores

Mikel López Iturriaga

es periodista y bloguero, y lo más decente que ha hecho en su vida es crear El Comidista en 2009. Escribe en EL PAÍS y habla en el programa 'Hoy por hoy' de la Cadena Ser, después de haber pasado por Canal +, El País de las Tentaciones, Ya.com o ADN. Aprendió a guisar con su madre y, después, en la Escuela Hofmann, pero sigue siendo cocinillas antes que cocinero.

Mikel López Iturriaga

es DJ, madre, escribe, cocina y pone la mesa para El País Semanal, ejerce de Comidista adjunta, y no necesariamente en ese orden. Dirigió las revistas Barcelonés y Madriz, y colaboró en medios como Marie Claire, SModa, Vanidad, Yo Dona o La Luna. Ha escrito A vueltas con la tartera, y lo que más le gusta es cocinar, la michelada y los gatos (pero no para comérselos).

¡Pregunta!

Pregúntale al comidista

Envía aquí tus dudas gastronómicas e inquietudes personales. Es como el teléfono del tarot, pero gratis.

Buscar receta

Nuevo libro

Las 202 mejores recetas de El Comidista

Las 202 mejores recetas de El Comidista

Recetas a cascoporro, guías para cocinar, un calendario de temporadas y una selección de lo mejor de su consultorio psicogastronómico se unen en el último libro de El Comidista.

Eskup

Facebook

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal