Alubias 'light' con chorizo, morcilla y tocino

Por: | 23 de noviembre de 2010

Alubias chorizo morcilla tocino

Imagino que ni Weight Watchers, ni Naturhouse ni los planes Special K incluirán las alubias con chorizo, morcilla y tocino entre sus menús para adelgazar. Quizá tengan razón en no hacerlo, porque alguna caloría por ahí suelta sí que tiene este clásico de cuchara. Ahora bien, existen formas de aligerarlo sin que pierda su sabor y su gracia. Estas técnicas permiten disfrutar del platazo sin sentirte después como un elefante marino varado en la playa o una boa constrictor pitón que se ha zampado un antílope.

El truco está en precocer los sacramentos para liberarlos del exceso de grasa, y en echar directamente las verduras al potaje sin rehogarlas antes para evitar añadir más aceite. Otra recomendación inteligente para que tu cerebro funcione después de la jamada es tomarlo como plato único, a lo sumo con alguna ensalada o un entrante muy ligero. Con las alubias y el cerdo ya estamos ingiriendo proteínas, hidratos y grasas, y nuestro cuerpo no necesita mucho más. Los tragaldabas de mi tierra pensarán que soy una enclenque damisela por decir esto, pero siempre he pensado que meterse un chuletón después de unas alubias es una auténtica salvajada.

Las judías que utilice para el plato son típicas de Carranza (Vizcaya), y provienen del fantástico huerto de mi hermano y mi cuñada. Tienen un característico color pardo, una textura finísima y un sabor delicioso. Pero podéis utilizar cualquier otro tipo de judía seca, siempre que sea de calidad. El mismo criterio se debe seguir con el cerdo: una morcilla cutre, un chorizo cutre o un tocino cutre dan como resultado un cocido cutre.

Alubias carranza

Dificultad

No hay que ser Einstein.

Ingredientes

  • 400 gr. de alubias
  • 1 morcilla (unos 200 gr. aprox.)
  • 1 chorizo (unos 200 gr. aprox.)
  • 1 trozo de tocino (unos 200 gr. aprox.)
  • 1 cebolla
  • 1 puerro
  • 1 pimiento verde
  • 2 dientes de ajo
  • 2 cucharadas de tomate frito
  • 1 hoja de laurel
  • Guindillas verdes en conserva
  • Sal

Preparación

1. Dejar a remojo las alubias en agua abundante el día anterior.

2. Poner el tocino a cocer cubierto de agua en una cazuela a fuego muy suave, hasta que esté bien tierno y casi se deshaga (unas 3 horas).

3. Poner las alubias en una cazuela grande. Añadir la cebolla, los ajos, el pimiento despepitado y sin el tronco y la parte blanca del puerro metidas, si se tiene, en una redecilla para cocer. Cubrir con agua de manera que haya unos tres dedos de líquido por encima de las alubias. Añadir el tomate frito, salar y cocer a fuego suave durante de 1 a 2 horas, hasta que las alubias estén bien tiernas, meneando la cazuela de vez en cuando para que el caldo vaya engordando. Hay que vigilarlas por si se quedan cortas de líquido: en ese caso, ir añadiendo vasitos de agua siempre fría.

4. Mientras tanto, poner la morcilla entera y el chorizo cortado en trozos grandes con la parte verde del puerro y la hoja de laurel. Cubrir con agua fría y cocer durante media hora a fuego muy suave y casi sin que hierva.

5. Sacar las verduras del potaje, triturarlas con la batidora o el pasapurés y volverlas a añadir. Sumar el tocino, el chorizo y la morcilla bien escurridos, y dejar hacer 10 minutos más. El caldo debe quedar ligado pero no demasiado espeso, y debe ser abundante. Si está muy líquido, se pueden sacar y triturar dos o tres cucharadas de alubias y añadirlas para que espese. Corregir de sal y servir bien caliente acompañado de un plato con las guindillas para que se ponga el que quiera.

Actualización: el plan 'entulínea' de Weight Watchers sí permite comer alubias con chorizo y morcilla siempre que se siga un menú equilibrado el resto del día, según aclaran sus responsables en España.

Más recetas en:

Supermercado El Corte Inglés

Hay 47 Comentarios

Benditos los porotos con riendas y chagua.... La muy chilena recetade porotos, alubias, con tallerines y un precocido trozo de cuero de chancho, cerdo natural de stas islas, en una salsa de ajo.... Porotos burros, los mejores y ya escasos... mucho mejor que la mezcla de porotos y prietas... esas morcillas de nuestros abuelos con su secreta receta heredada de isleñas generaciones coloniales...

Con Entulínea de Weight Watchers no es que no se pueda comer legumbre, es que SE DEBE. Y si quermos un poquito de chorizo... pues ¡adelante! que para eso están los EXTRAS

Hola, muy rica esta receta pero sólo hay que corregir una cosita....en Entulinea de Weight Watchers sí podemos comer esta delicioso platos de cuchara, así como otros tantos de la gastronomía española! =)

Propongo unas recetas muy fáciles de hacer para navidad, son deliciosas
http://recetasnavidad.suite101.net/article.cfm/recetas-de-tartas-para-navidad

Excelente. Poder seguir con las alubias de Tolosa sin estar obsesionados por su colesterol etc....


Marcial Herrero de Zabaleta

Carpas, a mi no me parece tan picante... claro que me encanta y puede que mi sensibilidad esté un poco baja :-) También hay pimientas más potentes que otras... te recomiendo que la siguiente vez bajes la dosis, y listo!

A mi me enseñaron en casa que las legumbres son esenciales, y jamás las quitaría de la dieta. Este truco ya me lo dijo mi madre, pero lo que pasa es que cocer los sacramentos a parte es un poco tedioso, y puedes quitarles el exceso de grasa, pero es que el tocino ES grasa en sí. Yo me quedo con los caparrones (de Anguiano, aunque Nestares es más bonito) como decía Ray, sin nada o con poco chorizo y punto. Y por supuesto, plato único, que un chuletón después de esto te deja KO salvo que seas un vasco txikitero de pura cepa.

Hola a tod@s:

Sigo las recetas que se publican aquí porque me parecen sencillas y no hay que comprar ingredientes raros que luego se quedan perdidos en los narnias de la cocina. El otro día probé la carne al café (con las cantidades indicadas) y por poco me caigo redondo al probar el primer bocaillo. Mikel, ¿estás seguro de que son esas las cantidades de pimienta que hay que poner? Ya os digo que la boca me ardía, los ojos me lloraban....Por lo demás, buenísimo. Y las recetas que pruebo (esta noche me tocará la de las alubias "light" (ironía, imagino) salen deliciosas. Un saludo y felicitaciones por la bitácora.

Magistral redacción... absolutamente ingeniosa.
Probaré esta receta, lo juro.
Gracias.

¡Hola Patata! No te había visto por aquí.

El titular es tramposo ¿qué tiene esto de light? Chorizo, morcilla y tocino repletos de grasa...

¡Más calórico imposible!

Nacho, es un solo puerro: la parte blanca la usas para las alubias, y la verde, para darle un poco de saborcillo a la morcilla y el chorizo.

Cuantas veces se hierve le puerro? cuantos puerros hay? me he liado un poco!!!

Las acompañaré con arroz blanco y huevo frito, parecida a una bandeja paisa. Será que queda muy contundente?

No veo la diferencia en cocer las alubias en la olla rápida, Mikel. Muchas gracias por tan apetitoso plato. Del sábado no paso en prepararlo.

Dr. Thop, ¿acaso los animales no se devoran entre sí en los zoos? Bueno, está bien, pondremos "serpiente pitón" en vez de "boa constrictor". ¿Eso vale, no? Ray, soy un gran fan de los caparrones, ¡me encantan! Gracias a todos por los comentarios :-)

Pues es una forma estupenda de preparar las alubias. En mi pueblo de Burgos, San Medel, preparamos las alubias de la forma que indicas, eso si, con bastantes más tropiezos. Cuando hacemos comidas multitudinarias, siempre utilizamos la variedad de alubia de Ibeas. Esta alubia se da en la zona de la vega del Arlanzón, en el área de Ibeas de Juarros. Con esta alubia se prepara la olla podrida Burgalesa, y pienso que es de las mejores variedades que he probado y mira que nos gustan …Y además, seguro que son de lo más saludable y digestivo que comemos. A mi me sientan siempre fenomenal.

En Weight Watchers te puedes comer felizmente esta delicia mientras cuentes todos los puntos. El problemilla es que luego te toca cenar una hoja de lechuga pero bueno, es worth it!

En donde podria un antilope ser engullido por una boa constrictor? No en sus ambientes naturales, en un zoologico tal vez... Las boas viven en centro, sur america y el caribe. Los Antilopes viven en Asia y Africa.

Mikel gracias por tu blog. es muy divertido, pero perlas como estas no se pueden dejar pasar.

Esto lo tienen dado de alta en balancek?

q hambre, q hambre...
Nunca viene mal aligerar un poquito las comidas, después vienen los problemas, muy buen post Mikel, para variar...jejeje! Ya sabes q es broma...
Besiños

Se me olvidó apuntar antes: en La Rioja Alta hay una variante de las alubias, los caparrones, más redonditos y colorados, especialmente sabrosos. Un pueblo de la Sierra de la Demanda, Anguiano, es conocido por la excelente producción de sus huertas, pero también hay en otros lugares serranos como Nestares. Mikel, tú que estás cerca, seguros que ya lo has probado. ¿Qué tal?

Mikel, felicidades una vez más. Por la receta, por la foto y por los comentarios. Los cocidos son el plato para salir luego al campo o al tajo, y la vida que hacemos no requiere tantas calorías. Sin embargo, son mucho más ricos que la mayoría de potingues industrializados que intentan vendernos. Un consejo para mejorar la digestión y los gases: un poco de alcohol, en forma de buen vino tinto o de un chupito al final de la comida (hombre, pero que no sea una excusa para pimplarse la botella...).

Pues a mí me quedan más ricas si no las remojo la noche anterior. Eso sí, tengo que hacerlas las mañanas que trabajo en casa, porque se pueden tirar hasta tres horas cociendo. Así las judías chupan caldo con fundamento, y no se me deshacen. Qué buena idea lo de triturarle las verduras!

Mikel, después de un plato de legumbres (¡que pinta tienen éstas!) es estupendo tomar de postre un yogur de cualquier tipo. Favorece la digestión y disminuye radicalmente la producción de gases. De todas maneras, depende del metabolismo de cada uno, y el día en concreto. Hay días que uno agradece el efecto saciante de las legumbres, y el soporcito que te generan y que invita a una buena siesta. Un saludo.

Otra vez el asturiano de la fabada + plato y postre... para decirle a pollux que lo de sacar les fabes por un lado y el compango (asi llamamos a "la sustancia") aparte es razonable, pero nosotros tenemos tendencia a juntarlo todo. Es una forma de que cada uno elija lo que quiera--hay quien no quiere tocino, o morcilla, o prefiere mas de alguna cosa,... Pero vamos, perfectamente aceptable. :)

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

El Comidista

Sobre el blog

El Comidista trata todos los aspectos de la realidad relacionados con la comida. No sólo da recetas fáciles de hacer, habla de restaurantes accesibles o descubre los últimos avances en trastos de cocina, sino que comenta cualquier conexión de lo comestible con la actualidad o la cultura pop. Todo con humor y sin ínfulas de alta gastronomía.

Sobre los autores

Mikel López Iturriaga

es periodista y bloguero, y lo más decente que ha hecho en su vida es crear El Comidista en 2009. Escribe en EL PAÍS y habla en el programa 'Hoy por hoy' de la Cadena Ser, después de haber pasado por Canal +, El País de las Tentaciones, Ya.com o ADN. Aprendió a guisar con su madre y, después, en la Escuela Hofmann, pero sigue siendo cocinillas antes que cocinero.

Mikel López Iturriaga

es DJ, madre, escribe, cocina y pone la mesa para El País Semanal, ejerce de Comidista adjunta, y no necesariamente en ese orden. Dirigió las revistas Barcelonés y Madriz, y colaboró en medios como Marie Claire, SModa, Vanidad, Yo Dona o La Luna. Ha escrito A vueltas con la tartera, y lo que más le gusta es cocinar, la michelada y los gatos (pero no para comérselos).

¡Pregunta!

Pregúntale al comidista

Envía aquí tus dudas gastronómicas e inquietudes personales. Es como el teléfono del tarot, pero gratis.

Buscar receta

Nuevo libro

Las 202 mejores recetas de El Comidista

Las 202 mejores recetas de El Comidista

Recetas a cascoporro, guías para cocinar, un calendario de temporadas y una selección de lo mejor de su consultorio psicogastronómico se unen en el último libro de El Comidista.

Eskup

Facebook

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal