Costillas asadas con membrillo

Por: | 01 de febrero de 2012

Costilla
Prohibido opinar sobre mi brazo. / AINHOA GOMÀ

 

Cuando dices "membrillo", lo más probable es que tu interlocutor piense que estás hablando del dulce tradicional elaborado con él. Tal es su popularidad, y tan escaso el hábito de usar el fruto en estado natural para otras preparaciones en España.

No es extraño que el membrillo en sí mismo no aparezca demasiado en nuestras vidas, teniendo en cuenta que es lo más parecido a la piedra berroqueña en fruta. Sin embargo, asado o guisado resulta delicioso, y mucho menos dulzón que la pasta con la que solemos acompañar el queso de Burgos en nuestros momentos íntimos viejunos.

En el plato de hoy lo utilizo como acompañamiento bastante obvio a unas costillas de cerdo, un animal que hace buenas amistades con la fruta. Empapados con los jugos del asado, los trozos de membrillo se convierten en el acompañamiento perfecto para la sabrosa carne pegada al hueso. Para marinar usé mermelada de frutos rojos, pero supongo que puede funcionar igual de bien una de naranja, de albaricoque o incluso el propio dulce de membrillo triturado con un poco de agua.

Dificultad

Es larga, pero para tarugos.

Ingredientes

Para 4 personas

  • 1,5 kg de costilla de cerdo en una pieza
  • 2 membrillos
  • 3 cucharadas de mermelada de frutos rojos
  • 1 diente de ajo
  • 100 ml de brandy
  • 1 cucharadita de tomillo
  • 1 cucharadita de romero
  • 1 cucharadita de orégano
  • 1 cucharadita de pimentón picante
  • 1 limón
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal y pimienta negra recién molida

Preparación

1. Majar el ajo. Mezclarlo con la mermelada, el tomillo, el romero, el orégano, el pimentón, el zumo del limón, un par de cucharadas de aceite, sal y pimienta.

2. Quitar la membrana que tienen pegada las costillas: levantar una pequeña parte con un cuchillo, y luego tirar de ella.

3. Embadurnar la costilla con la mezcla, meterla en una bolsa de plástico hermética o envolverla en film. Dejarla marinando toda la noche (este proceso se puede reducir o saltar, pero conviene para que la carne quede más sabrosa).

4. Retirar las costillas de la marinada reservándola. Poner la carne en una fuente de horno y dejar que se temple unos 30 minutos. Precalentar el horno a 160 grados.

5. Mojar las costillas con el brandy y 100 ml de agua. Meter al horno durante una hora tapada con papel de aluminio o una tapa.

6. Cortar el membrillo en ocho gajos y descorazonarlos. Salpimentarlos e incorporarlos al asado añadiendo más agua y brandy si se ha quedado seco. Pintar la costilla con marinada y volver a meter tapado al horno durante una hora más, dándole la vuelta y volviéndola a pintar a la mitad. Mover también los trozos de membrillo.

7. Destapar la costilla, pintarla de nuevo y dejar que se haga 30 minutos más añadiendo un poco de agua si es necesario.

8. Poner el grill en el horno y subir la temperatura a 230. Sacar la costilla y dejar que repose 10 minutos. Cortarla en trozos individuales y devolverla a la fuente. Untar otra vez con marinada y meter de nuevo en el horno 5-10 minutos hasta que se doren. Servir inmediatamente.

Más recetas en:

Supermercado El Corte Inglés

Hay 54 Comentarios

Hola Mikel!
Estaba pensando en hacer este platillo,pero con secreto iberico en vez de costillas, por eso de eliminar la complicacion del hueso. el secreto pensaba cocinarlo sobre la BBQ, crees que el marinado funcionaria? crees que podria poner los membrilos al horno como en esta receta pero sin la carne y quedarían ricos?
gracias!!

¡Gran receta! Ayer mismo la hice con una pequeña variante: vino Fino de Jerez en lugar de Brandy. ¡Una delicia!
El tiempo no es para nada excesivo (2 horas se las tira cubierto por lo que no se chamuscan), en mi caso las costillas salieron muy tiernas y el hueso quedó limpio de carne que estaba tierna y sabrosa.
Lo del membrillo no me terminó de convencer del todo aunque para ser la primera vez que lo comía tal cual no me disgustó tampoco. Empapado en el jugo se vuelve más suave, pero su textura rugosa no se termina de mitigar y me resultaba demasiado contraste para las costillas tan tiernas.
Lo dicho, muy recomendable para los amantes de los sabores dulzones. Y el membrillo... seguro que la próxima vez que lo haga me casa mejor.

Pues hasta donde yo sé, la japuta o el cazón se pasean muy lindamente por el mar y se comen en adobo....

El plato mola. El brazo y la mano también. Pero yo de lo que me he enamorado es de la cocina. ¿La compartes? ¿me la dejas un ratito?

demasié: cool, fashion, trendy , crunchy ya resulta ridículo por lo traídos que son, sin que pegue demasiado...

Cre que he contado 2 horas y 40 minutos de horno, ya pueden ser gordas las costillas, sino sacas carbones fijo.

inconvenientes ...muy larga y solo en temporada de membrillos. A mi este asado se me seca seguro.
Ventajas...vaya pinta ...tiene que estar muy buena.

Duda existencial ¿Si un asado de costilla en condiciones tarda 2,5 horas de horno, como lo hacen en algunos restaurantes ?????, realmente no creo que puedan asarlo, lo tienen que brasear o algo, oh ya lo tienen "marcado" .

QUE PINTA MAS RICA CON LAS ESPECIAS Y EL ACIDILLO DEL MEMBRILLO ME GUARDO TU RECETA PARA PROBARLA SALUDITOS!!!!!

Muy fans de esa marinada!!!
Por cierto, tienes el brazo lleno de venas, mirátelo.
Saludetes :)

Jolín, tu brazo mola. Yo tengo una obsesión fetichista con las manos y los brazos..Que se noten las venas mola.

Me encanta tu receta con membrillo.
Un beso
http://la-cocina-de-lila.blogspot.com/

Pues el lunes será día sin carne, pero veo que te desquitas los demás... Y el brazo me pone a 100

Gracias Mikel, es lo que necesitaba. Tengo dos MEMBRILLOS en casa, y no me refiero a nadie de la familia, y no veía el momento de utilitzarlos en la cocina (después de haber hecho más de un quilo de carne de membrillo... ¿qué hacer?). Los usaré en un asado. Me parece riquísimo.

Me declaro fans [sic.] absoluto de las costillas de cerdo marinadas en cualquier líquido dulzón y asadas. Sorprendente el uso del membrillo, yo creía que solo servían de pisapapeles. ¡Cuánto se aprende!

El marinado es una técnica de cocina mediante la cual se pone un alimento en remojo de un líquido aromático durante un tiempo determinado (desde un día hasta varias semanas), con el objeto de que tras este tiempo sea más tierno o que llegue a estar más aromatizado. El adobo es un tipo de marinado que se hace con aceite y pimenton. Otro marinado tipico es por ejemplo el escabeche(con vinagre). Se puede, por tanto, marinar tanto carne como pescados.

Siempre le he encontrado cierto encanto al combinar la miel con el cerdo, y con las manzanas...es un clásico, nunca me había planteado el membrillo más allá de la deliciosa vejuna combinación con el queso de tetilla (con Idiazabal, como hacéis en Euskadi..el resultado es inquietante) bueno esta igual la pruebo, eso sí suprimiendo el brandi y modificando un poco las hierbas...

Yo aprendí, antes de tener uso de razón, que las carnes de animales terrestres se ADOBAN, y las de especies marinas se MARINAN. ¿Hay algún cerdo marino en España que yo no conocía, estas hablando de costillas de "manatí", o ando perdido con el idioma de Cervantes?

La tia Maria cullia cudonys, cudonys cullia...dicen en catalan, y ademas hacia una mermelada de membrillo (no jalea) de rechupete...te hecho de menos querida Tia. Para hacer la mermelada, y como es un rollo pelar los dichosos membrillos, lo mejor es hervirlos en una olla, agua a ras de la fruta, con piel y todo, solo cortados en cuatro y sacar la piel y el centro una vez cocido. Luego mitad fruta, mitad azucar y un poco del liquido de coccion, cocer unos 20 minutos dando vueltas. Guardar en potes limpios, escaldados, y girados boca abajo una vez llenos (no hasta arriba) unos diez minutos. La mermelada siempre es mejor al cabo de un mes de reposo. besos

En mi pueblo ya no hay membrillos..... y en mi casa somos muy aficionados a hacerlo, comerlo y regalarlo. Me apunto esta receta porque tiene una pintica buenísima!!

Buenísimo! Soy fan de las combinaciones agridulces y el otro día ví en la verdulería unos membrillos... En cualquier momento cae esta receta....
http://www.losbonvivant.com/

PINTAZA

Sólo comentar el buen gusto musical que siempre demuestras, hoy desde luego genial video de Klaus!

..suerte q solo has enseñado el brazo, por los comentarios q veo si enseñas más anatomía se nos funde el ordenador...tengo pendiente hacer un costillar, es de esas cosas de los sitios estilo americano que me tiran... tengo pendientes tantas cosas... ;-)

A mí lo que me llama la atención no es el brazo... ni la cocina... sino el bote azul de bicarbonato. O estas costillas son indigestas (confiesa) o alguien anda caramelizando algo a escondidas.

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

El Comidista

Sobre el blog

El Comidista trata todos los aspectos de la realidad relacionados con la comida. No sólo da recetas fáciles de hacer, habla de restaurantes accesibles o descubre los últimos avances en trastos de cocina, sino que comenta cualquier conexión de lo comestible con la actualidad o la cultura pop. Todo con humor y sin ínfulas de alta gastronomía.

Sobre el autor

Mikel López Iturriaga

es un periodista y bloguero con cierta afición por la comida, que escribe en EL PAÍS y habla en el programa 'Hoy por hoy' de la Cadena Ser. Antes trabajó en Canal +, El País de las Tentaciones, Ya.com y ADN. Aprendió algo de cocina en la Escuela Hofmann, pero se sigue considerando un advenedizo más que un experto.

¡Pregunta!

Pregúntale al comidista

Envía aquí tus dudas gastronómicas e inquietudes personales. Es como el teléfono del tarot, pero gratis.

Buscar receta

Nuevo libro

La cocina pop de El Comidista

La cocina pop de El Comidista

Una nueva entrega del cocinero más pop. Un libro en el que no sólo encontrarás recetas, sino todo el universo de El Comidista, el blog de cocina más completo y popular.

Eskup

Facebook

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal