Los dulces judíos de Herminia

Por: | 28 de noviembre de 2012

Tafona herminia 1
Herminia y su estrella. / AINHOA GOMÀ

 

En una callejuela de Ribadavia, uno de los pueblos más bonitos y mejor conservados de Ourense, se esconde una panadería única. No es sólo que en ella el tiempo se haya detenido en algún momento indeterminado anterior al siglo XX. Tampoco que lo presida un enorme horno de leña decorado con aperos viejunos de utilidad desconocida. Es que en vez de los rutinarios bollos, curasanes y baguetes congeladas, aquí se cuece una pequeña maravilla: la memoria recuperada de los dulces que comían los sefardíes, descendientes de los judíos expulsados de la península ibérica.

Mamules de frutos secos y agua de azahar, ghorayebah de harina de avellana, kamisch-broit de nueces, kijelej de mon con semillas de amapolas o kupferlin de almendra son algunas de las especialidades artesanas que vende Herminia Rodríguez, dueña del establecimiento. Esta gallega de 73 años, mirada inteligente y sentido del humor vivaz es famosa entre los judíos viajeros y golosos de todo el mundo, y a su tafona llegan rabinos, embajadores israelíes y hasta premios Nobel. Una pared llena de fotos enviadas desde distintas partes del globo da fe de cómo el lugar se ha convertido en un punto de máxima atracción en el circuito de juderías españolas, al que Ribadavia pertenece.

Herminia empezó a elaborar sus pastas y galletas hebreas en 1990, cuando el Centro de Estudios Medievales de la localidad le pidió que pusiera una mesa en la puerta con repostería. "Unos músicos judíos de Canadá venían a dar un concierto de música sefardí, y querían que hubiera un poco de ambiente", recuerda Herminia. "Puse los cakes con la estrella de David, los melindres y los mamules, que se llaman así porque parecen colmillos de mamut. No sabía los nombres, yo les llamaba 'dulce judío'. Cuando vieron la estrella se emocionaron tanto que me quisieron conocer. Un matrimonio que vive en Vigo me mandó las fotocopias del recetario más antiguo que hay. Después fue como una cadena, y me empezaron a mandar libros de París y de Norteamérica. Uno que está escrito en sefardí que me lo enviaron de la embajada de Israel. También me mandaron la januquiá que tengo ahí arriba", dice señalando la parte de arriba de la vitrina que aloja las bandejas de dulces.

En el mueble, el candelabro de nueve brazos y otros símbolos hebreos conviven con imágenes de la Virgen y figuritas de un belén, en un ambiente de tolerancia que ni el Toledo de Alfonso X el Sabio. "Los puse juntos para que no tengan celos. ¿No son todos del mismo sitio? Son vecinos. Yo no me meto en política, cada cual que tenga su religión y nada más". Yo añadiría que los bocadiños de almendras o de dátiles, los mostachudos de nueces y clavo y el resto del repertorio de delicias que aloja el mueble sería capaz de unir a creyentes integristas y ateos furibundos. Es una repostería aromática, robusta y contundente, con un sabor verdadero que te traslada a tiempos perdidos.

Tafona herminia 4
Tafona hermina 5
Masiñas de amapolas y 'mamules'. / AINHOA GOMÀ

 

Herminia elabora sus productos siguiendo las normas de la comida kosher. Se niega a hacerlos en otro sitio que no sea su horno de leña, y también a venderlos fuera de su tahona. Para probarlos, hay que pasar por aquí. Eso sí, sus precios son muy populares tratándose de un producto 100% artesano. "Lo que se hace a gusto es bueno: si estuviera pensando en ganar dinero, no lo haría. Desde que salieron los euros está todo al mismo precio. No subí nada. El surtido pasó de 1.000 pesetas a 6 euros. No pago ni bajo ni horno, porque son míos. Me dan la leña. Y si estuviera el alcalde me diría: no pagues impuestos".

Esta mujer que, en sus propias palabras, "no tiene cultura", hace gala de una notable agudeza mental. Cuando le confieso mi sorpresa por lo bien que pronuncia los nombres de pastas e ingredientes en idiomas como el yidish, inglés o francés, me suelta: "Eso es que tú no los hablas". Toma plancha. Las risas entre los que estamos en la tahona se repiten cuando Herminia rememora una visita de un antiguo presidente de la Xunta con la correspondiente corte de periodistas. "Les dije: 'Cuidado porque las semillas de amapola de las masiñas y los kijelej son afrodisíacas. Aunque a mí, la verdad, no me funcionan".

Es posible que el negocio de Herminia se vaya con ella a la tumba. Sus fanses en el departamento de Turismo del ayuntamiento de Ourense están intentando convencerle de que coja un aprendiz, pero ella se niega. "Cuando trabajo no quiero a nadie a mi lado", afirma. "Sólo pongo la radio gallega, porque me entero de todo y no me pregunta nada. Yo no sé decirle a otra persona llévame esto, o méteme esto en el horno. Tengo que ir yo".

Tafona herminia 2
Tafona herminia 3
Herminia con su horno y el muro de Facebook versión tahona. / AINHOA GOMÀ

 

Ella ha dispuesto que todas sus recetas, libros y papeles se cedan al Museo de Ribadavia. Ninguno de sus tres hijos parece estar interesado en continuar con los dulces, y la mayor, que apareció en la tahona en mitad de nuestra visita, explicó sus motivos en un impagable diálogo que paso a reproducir.

Herminia: Ellos no quieren llevar la vida que llevo yo. Esa [señalando a su hija] siempre me anda riñendo.

Hija: Esto no es vida. Trabajar sábados, domingos y fiestas de guardar. No poder estar con la familia ni con nadie, yo no lo quiero.

Herminia: No es vida para ti. Pero para mí sí, porque me gusta. Disfruto trabajando.

Yo: ¿Pero estás aquí siempre?

Herminia: No, descanso tres días. Al año.

Hija: ¿Quién quiere eso para sus padres? Yo nunca fui de vacaciones con ellos, no viajo con ellos, no puedo comer ni cenar con ellos.

Herminia: Pero mira, si estoy aquí no tengo accidentes de coche.

"Mi madre no es fácil de manejar", me cuenta su hija en un aparte, confirmando mis propias impresiones.  "Es una mujer sin estudios, pero muy lista. Todo lo montó ella. Tomó las riendas del negocio y lo llevó hasta donde está ahora. Le sirve para mantenerse activa".

La incombustible Herminia se levanta cada día a las 4 de la mañana para trabajar y camina siete kilómetros diarios "de golfa". Antes de irnos le pregunto si le gustaría visitar Israel. "Sí, me gustaría ir con mi marido. Pero no solos, en excursión". Algo me dice que nunca lo hará: le costaría demasiado alejarse del horno que la hace feliz.

Más recetas en:

Supermercado El Corte Inglés

Hay 116 Comentarios

Excelente post, me ha gustado mucho.
Tienen una pinta estupenda !!!
Saludos y sigue asi.

Jajajaj, Rita...sigue sigue envenenandote, personaje. Y no te preocupes, "El Pais" ha publicado incontables artículos y caricaturas antijudías, especiales para tí y escoria como tú.
Anda, pírate..."chef internacional"...que la próxima hipóteca te la pago yo sin problema...payasa!

Herminia , deberías de enseñar a alguien para que tu arte no se pierda !!
Herminia representa lo tolerante, bueno y bello de la humanidad...
y por otra parte la intolerancia, la maldad y oscuridad de Rita Nouvelle. Pobre Infeliz !!!

Rita Nouvelle, eres MUY pesada... Más que ser un artículo sionista tus comentarios son profundamente antisemitas, no se si no te has dado cuenta pero en eso, tristemente, coincides con un tal Adolf. En fin.

Dios mío, Rita Nouvelle, qué comentarios más cansinos y pesadillescos. Deja a la gente que se coma unas pastas en paz....

El diálogo del final es pura idiosincrasia gallega 100%, sobre todo de la gente mayor :)

Desde luego esos pasteles y dulces tienen que estar de miedo, seguro que mucho mejores que los que venden en las típicas ferias medievales, que es a lo que podemos llegar la mayoría de las veces los que vivimos en las ciudades...

http://www.gulagalega.com

Un fantástico artículo que me recuerda que para viajar, conocer gente fantástica y probar maravillosos y exóticos manjares, no tengo que salir de miña terra galega :)

¡Qué ilusión me ha hecho este artículo!
Hace unos años estaba de viaje por Ourense con los que fueron unos muy grandes amigos y de casualidad entramos en La Tahona de Herminia… Sin duda el lugar me enamoró y me dejó huella, de hecho aún conservo los envoltorios de los increíbles dulces que compramos allí

En canto vaia por Ribadavia, pasareime a comprar os doces xudeus :). Que Herminia recolla nun libro as receitas dos doces, que é unha pena que se perdan!. Por certo, a Rita Nouvelle, dicirlle que estamos falando de doces...parece que ten un bo pastel mental e acaba mezclando unhas cousas con outras...pois iso, nena, que nin caso a xente coma ti , e felicitar ao autor desta entrada.

publicado por glenn:
Si hubo convivencia es porque se permitía. Que aprendan los judíos intolerantes de Israel.
Y mezclas a su manera(judía) ruin pero astuta el confundir convivencia medieval con la política asesina y genocida de Israel. Israel nada tiene que ver con los judíos.
Y yendo de "buenrrollista"pretendes confundir.
Ni el ma'amoul es judío ni lo es el Hummus ni el falafel, por mucho que entre vosotros os lo creáis.

Muy bien traído. Si algunos espabilados corregimos estos matices no es por desviar el tema de los especiales y místicos y perseguidos mazacotes sefarditas de harina, aceite y azúcar. Es porque este tipo de noticias y sus comentarios a veces no sólo son gastronómicas, o culturales, o deportivas. Sino que se nos intenta vender, Goebbelianamente, "otras cositas".

Esto me recuerda a un blog sobre "cocina del desierto", que a pesar de tratar sobre cocina marroquí no pierde cualquier oportunidad para meter pinceladas de sionismo. Pa no echar gota.

Que no, que ya no cuela. Que la gente es buena pero no tonta.

Por cierto, cuánto misterio y cuánto rollito especialito se nos vende cada vez que sale una noticia relacionada con los judíos, ¿no?

Hay alguna intención velada de que pensemos que son elegidos, especiales, o maltratados por la historia?

Aparte de su habilidad para el préstamo con usura y de dudosas e indemostradas "teorías geniales" como el psicoanálisis o la relatividad... ah, sí, ese alto porcentaje de "premios nobel" ganados. Como el de Obama, por la "PAZ".

Por cierto, soy chef de cocina internacional. a la cocina judía, lo siento mostros, la definiría como "rácana". La obsesión, casi fanatismo por lo "kosher" tampoco arregla mucho el tema. Suerte que al apropiarse de muchos elementos de la gastronomía árabe y del mediterráneo, la cosa ya no resulta tan sosa y harinada.

Ciao, Rockefellers.

Dan un poco miedillo esas fotos, no sé si por el ambiente tenebroso o por el regusto sionista de la estrella copiada a los hindúes.

Estas pastas se ven confeccionadas con mucho pegote de harina y poca sofisticación (ver dulces marroquíes o turcos, por ejemplo, para comparar). ¿Los vende muy caros/saca mucho beneficio, la señora?

A ver cuándo os animáis los asalariados de El País a artículos sobre la cultura Palestina, ¿no? se os ve un poco "perezosos" con el tema.

Nunca los he probado pero tienen una pinta extrahordinaria. Ademas de saborear y recuperar estas tradiciones centenarias nuestras, Solamente los componentes de estos dulces ya nos dicen a lo que nos vamos a aficionar si los descubrimos probamos. El otro dia los vi en Pantori.es y se me paso comprarlos, pena !

Los MEJORES VIDEOS DIVERTIDOS DE ANIMALES: https://www.facebook.com/VideosDivertidosDeAnimales

##★★Deja las DIETAS clasicas de lado. Prueba esta nueva forma de BAJAR DE PESO SIN ESFUERZOS. ★Perder 15KG AL MES es posible!!★Miralo: http://su.pr/1xuU15

A Herminia non só fai doces, tamén conta recordos, como de cando as nosas nais ían vender fariña e leite á vila, e Herminia lles daba acubillo (non só a elas) cando se facía noite e xa non había barca para voltar, para cruzar o río.
Os bós doces só os fan as boas persoas.

Muy bonito este post, hasta me ha parecido oler los pastelillos de Erminia...

Muy bueno su blog!
Usted puede publicar sus articulos también en Hogar del Ocio.

Un saludo

Tu mejor post, de largo.

Es maravilloso que perviva ( aunque sea en la pastelería) el saber exquisito de la España sefardita. Felicidades a HErminia y a Mikel

Yupii!
Un sitio nuevo! Este sábado me paso por alli...Graciñas Mikel!

Gracias por la entratada, he estado en dos ocasiones en la tahona de Herminia, la primera hace doce años y la ultima en enero de año pasado. Herminia es encantadora, los dulces muy buenos. Espero que la podamos seguir visitando durante muchos años... es insustituible!!!!

Impagable el esfuerzo que realizan profesionales como Herminia. Es una pena que nadie vaya a continuar con el negocio. ¿Por qué diablos no triunfan más negocios auténticos como este? Me respondo yo mismo: porque en general nadie está dispuesto a pagar lo que vale un buen producto (aunque estoy seguro que tampoco son cantidades astronómicas). Yo de momento me apunto la calle donde está por si me dejo caer alguna vez por la ciudad. Es maravillosos poder encontrar todavía lugares como éste.
Un saludo.

http://ensalsaverde.wordpress.com

Al leer la entrada, Herminia me ha recordado este video de un señor que lleva 45 años haciendo pizzas en Brooklin. Vale la pena el documental, de veras.
http://vimeo.com/16077855

Yo si me dan donde quedarme me voy con Herminia un verano entero a aprender de ella, me quedo callada si hace falta ( con lo que a mi me costaria) soy pastelera sin obrador y aprendiz de historiadora, me encantaría aprender de ella, lo digo muy en serio, esta señora y sus recetas son una joya. Esas recetas es una pena que se pierdan y se queden en un museo u_u

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

El Comidista

Sobre el blog

El Comidista trata todos los aspectos de la realidad relacionados con la comida. No sólo da recetas fáciles de hacer, habla de restaurantes accesibles o descubre los últimos avances en trastos de cocina, sino que comenta cualquier conexión de lo comestible con la actualidad o la cultura pop. Todo con humor y sin ínfulas de alta gastronomía.

Sobre el autor

Mikel López Iturriaga

es un periodista y bloguero con cierta afición por la comida, que escribe en EL PAÍS y habla en el programa 'Hoy por hoy' de la Cadena Ser. Antes trabajó en Canal +, El País de las Tentaciones, Ya.com y ADN. Aprendió algo de cocina en la Escuela Hofmann, pero se sigue considerando un advenedizo más que un experto.

¡Pregunta!

Pregúntale al comidista

Envía aquí tus dudas gastronómicas e inquietudes personales. Es como el teléfono del tarot, pero gratis.

Buscar receta

Nuevo libro

La cocina pop de El Comidista

La cocina pop de El Comidista

Una nueva entrega del cocinero más pop. Un libro en el que no sólo encontrarás recetas, sino todo el universo de El Comidista, el blog de cocina más completo y popular.

Eskup

Facebook

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal