Sobre el autor

Fernando Garea

lleva más de 15 años pisando diariamente el Congreso y escribiendo sobre política en distintos medios. Responsable de información parlamentaria en EL PAÍS, colabora en diversas tertulias en radio y televisión.

Sobre el blog

Contracrónica de la actualidad política. Lo que se mueve en los pasillos del Congreso, más allá del escenario del hemiciclo, y análisis de la vida política.

31 may 2009

Aído y el Tribunal Supremo británico

Por: EL PAÍS

Pregunta aparentemente complicada: ¿Qué tienen en común Bibiana Aído y el Alto Tribunal de Londres e Inglaterra, el equivalente al Supremo español?

La respuesta tiene que ver con la controversia provocada por uno de los pocos proyectos de ley que la extremada sequía legislativa del Gobierno de Zapatero enviará al Congreso: la ley del aborto.

Quienes están en contra de todo tipo de abortos han puesto el grito en el cielo porque se permita a las mujeres de entre 16 y 18 años decidir por sí mismas si quieren ser madres en contra de su voluntad. Como si para ellos el problema fuera la edad de decisión y no el aborto mismo.

Se ha presentado la reforma como la decisión de una ministra inexperta que hace incursiones permanentes en jardines dialécticos difíciles de sostener. Es decir, algo así como meter en la ridiculización de las frases de una ministra el anteproyecto de ley y atribuir el texto a un supuesto nuevo error de la titular de Igualdad.

Sin embargo, hasta donde alcanza la documentación, Aído no ha sido nunca ministra en Alemania, Francia, Bélgica, Rumanía, Portugal, Austria, Bulgaria, Dinamarca, Eslovaquia, Estonia, Grecia, Hungría, Letonia, Lituania, República Checa, Holanda y Suecia. Y en todos esos países hay ley de plazos como la que se quiere aprobar en España con muchos años de retraso. Y en muchos de ellos ha habido gobiernos conservadores.

El 23 de enero de 2006, el juez Stephen Silber, del Supremo británico, emitió una sentencia en la que ratificó la norma que permite a las mujeres de 16 años abortar sin conocimiento de los padres. Aclaro que la norma en vigor en Gran Bretaña (un país bárbaro y desalmado) no habla de permiso, sino de conocimiento, que aquí por la vía de la ley de autonomía del paciente será posible sí el médico cree que hay peligro.

O sea, que si la ley española permitiera que los padres obligaran a una mujer a concluir un embarazo no deseado, se mantendría la posibilidad de viajar a Londres, como ocurría hace muchos años, a abortar sin necesidad de permiso paterno.

El juez Silber, que no conoce si quiera a Bibiana Aído, sentenció que ningún padre tiene derecho a saber si su hija quiere abortar y que forzar a una chica a revelarlo a sus progenitores «puede llevarla a adoptar una decisión que lamente más tarde o a buscar la asistencia» en un centro abortista «no oficial». La sentencia merece la pena y explica que no es una ocurrencia de una ministra.
Se da por hecho que en el trámite parlamentario se pueda precisar las condiciones y circunstancias en las que se pueda informar a los padres. Pero para debatir conviene diferenciar entre consentimiento y conocimiento de los padres, que no es lo mismo.
Esperanza Aguirre ha dicho hoy que con el proyecto de ley se acaba con la patria potestad de los padres. En realidad, el PP ya permitió en 2002 que para las personas de 16 años se omitiera esta patria potestad, por ejemplo, para someterse a quimioterapia, a cirujía estética o cualquier otra intervención quirúrgica. Los padres pueden enterarse cuando ya ha pasado todo, porque así lo quiso el Gobierno del PP.


29 may 2009

Chapotear en el barro

Por: EL PAÍS


La campaña electoral se ha endurecido mucho más de lo previsto y mucho más de lo que, aparentemente, representan los dos cabezas de lista, López Aguilar y Mayor Oreja. El terreno se ha embarrado a falta de una semana de las elecciones.
A primera vista el beneficiado es el PSOE que precisa movilizar a los suyos en unas elecciones en las que su principal enemigo es la abstención por el castigo de votantes de la izquierda y la falta de motivación de sus electores. Al PP le vendría mejor un tono más plano, porque los suyos están ya movilizados y necesitarían que el resto ni siquiera supiera que hay elecciones.
Pero todo se ha complicado y da la impresión como que se intenta convertir en un debate entre trajes y aviones, entre virus de la gripe y Yakolev, entre hijas y subvenciones y presidentes de Dipuación imputados.
En el tema de los aviones, el PSOE ha pasado de vacilar con errores como achacar a Aznar el uso de los aviones y no entrar la trapo y eludir el debate, a hacerle frente sin complejos, abrir los cajones para airear papeles que afectan a Rajoy y Trillo y entrar en el cuerpo a cuerpo en mitad del barro. Probablemente ha recordado para reaccionar que a Touriño no le hizo ningún bien mirar para otro lado cuando le acusaban de despilfarrar con el despacho y el coche.
Les ayuda que Mayor Oreja apoye el desabarre de Cañizares para fomentar el voto de "o nos apoyáis a nosotros a vuelven estos" que tantos réditos les ha dado en otras elecciones. Nada mejor para encajar el traje de ultracatólico, ultranacionalista y, en definitiva, ultra. Eso al PSOE le favorece la campaña de movilización de los indecisos. Se lo pone en bandeja.
Y el PP estuvo ágil para demostrar con facturas que Aznar sí pagó los vuelos y un poco más temeroso cuando han salido datos sobre Rajoy y Trillo. Es interesante su iniciativa para convertirlo en un asunto de financiación de partidos y forzar que la Junta Electoral y el Tribunal de Cuentas se pronuncie.
Aseguran, es una financiación extra del PSOE y, además fuerzan a la Junta Electoral a pronunciarse por primera vez.
Los populares consideran que hay un fraude de ley con respecto al límite legal de gasto establecido para las campañas y que, además, se ven obligados a competir en inferioridad de condiciones. La ley de financiación de partidos establece un límite de gastos para cada campaña, según unos baremos que en esta ocasión es de 7.951.390 euros. En esa cifra se incluyen todos los gastos, incluida publicidad, mítines y hasta desplazamiento de los candidatos. El PP asegura que en las generales de 2008, las últimas de las que tienen referencia, gastaron 297.369 euros sólo en los desplazamientos de su candidato, Mariano Rajoy.
Explica el PP que si el PSOE utiliza aviones oficiales para los desplazamientos de Zapatero, puede dedicar ese gasto a otros de la campaña, y puede, por tanto, gestionar con holgura ese límite legal. Los populares han hecho públicas estos días facturas sobre el pago de viajes de José María Aznar en campaña cuando era presidente del Gobierno. Por ejemplo, una de 23 de mayo de 2003 en la que abonan 20.015,33 euros a la empresa Gestair por un viaje a Baleares para acudir a mítines de las elecciones autonómicas y municipales.
Y su proposición no de ley hará que el Congreso tenga que votar. PNV, ERC e IU se han pronunciado estos días en la lado del PP, ¿qué pasaría si el pleno vota que Defensa debe reclamar ese dinero al PSOE?
El asunto, en todo caso, no es fácil. Ni cómodo para nadie y se puede volver contra todos. A PP le vale para que no se hable de Correa y a eso se aferra.

28 may 2009

Diputados en Cibeles

Por: EL PAÍS


Esta foto de CARLOS ROSILLO se publica hoy en la página 57 de EL PAIS.
Lo curioso de la imagen de los aficionados que celebraron el triunfo del Barça en la Champions es que en ella se ve a, al menos, cinco diputados del PSOE.
La primera a la izquierda, de gris, es Carmen Juanes diputada por Salamanca; asoma la cabeza por detrás Carlos González y delante de él, con camisa negra, José Santamaría, ambos de la Comunidad Valenciana; con gafas de pasta y debajo de la bufanda, José Vicente Muñoz, del PSC y más a la derecha, con gafas y camisa blanca, Francesc Vallès, del PSC y presidente de la Comisión del Estatuto del Diputado. Todos ellos, y algunos más, vieron el partido con periodistas en el bar Galdós, cerca del Congreso.
No están en la foto, pero encabezan a los hooligans del Barcelona del Congreso de los dos grandes partidos, José Luis Ayllón (PP) que lo celebró con referencias en facebook y la vicepresidenta de la Cámara, la socialista Teresa Cunillera, especialista en enviar sms a Rubalcaba cuando el gana el Barça o pierde el Madrid.
(El título inicial de este post era "Diputados hooligans en Cibeles". No tenía ningún sentido peyorativo o crítico, pero como hay comentarios que sí lo consideran he eliminado la palabra "hooligans" y pido disculpas. Y felicito al merecido triple campeón).

27 may 2009

Cómo emborronar el diario de sesiones

Por: EL PAÍS

El Diario de Sesiones de las Cortes lo aguanta todo. En su archivo histórico reúne intervenciones sublimes e históricas de parlamentarios brillantes y otras en las que nadie repara, ni siquiera los medios de comunicación, que sorprenderían escritas incluso a quien las pronuncia, pero que quedan también para la posteridad. Ayer hubo una de ésas.

Arturo García-Tizón es un señor que parece muy serio. En los años 80 fue secretario general del PP con Antonio Hernández-Mancha y llegó a hacer de portavoz de AP frente a Felipe González en un debate sobre el estado de la nación. Es abogado del Estado y, con Acebes y Michavila como ministros de Justicia, llegó aser nada menos que el jefe de la Abogacía del Estado. Ahora es diputado del PP por Toledo y portavoz en la Comisión Constitucional.

Ayer subió a la tribuna con el siguiente argumento: acusar al ministro del Interior de haber detenido a concejales del PSOE en Canarias para poder salir airoso de la interpelación que él iba a hacerle sobre supuestas actuaciones partidarias de la policía y los jueces contra el PP en las islas. Por si alguien no lo cree esta es la transcripción literal en el Diario de Sesiones:

?Son muchos, señorías, los que piensan que estas otras detenciones (las del PSOE) se producen con frecuencia como coartada para enmascarar actuaciones contra militantes del Partido Popular o para preparar anticipadamente una petición parlamentaria de explicaciones, como es el caso. Porque, señor ministro, qué casualidad que cuando usted tiene hoy que comparecer y responder a esta interpelación parlamentaria se haya procedido a la detención en Arrecife de unas personas supuestamente implicadas en una trama de corrupción?. Es decir, que según él, el ministro ordena al juez que detenga a miembros de su partido para disimular.

Rubalcaba le contestó señalándose la frente: ?Ustedes intentan amedrentar a la policía y a los jueces porque ustedes saben que están hasta aquí, hasta aquí?.

Y al acabar el diputado del PP por Cuenca José Madero se acercó al ministro en el pasillo para afearle la respuesta. Y éste, le vino a decir: ?¿Qué se puede responder a la acusación de Tizón??.

Así fue todo el día, porque las campaña electorales provocan vuelos de aviones oficiales en el Congreso, virus de gripe lanzados como arma arrojadiza y sastres como argumentos de vicepresidenta del Gobierno contra portavoz del PSOE.

Sobre todo por la tarde, en la Comisión de Defensa donde se acusaron de usar la gripe y desfilaron las víctimas del Yakolev.

26 may 2009

El PP se sube al avión oficial

Por: EL PAÍS


El PP está encantado porque ha encontrado dónde morder con lo del uso de los aviones oficiales. Y el PSOE debería ser consciente de que es un tema muy popular, en momentos de crisis. Se presta a todo tipo de comentarios en campaña electoral y debería recordar lo que le pasó a Touriño por minimizar lo de los coches y los despachos.

Los socialistas han pinchado en hueso al querer atribuir la misma pauta de comportamiento a Aznar. Y el equipo de campaña del PP, que encabeza Ana Mato, está encantado.

El Gobierno tendrá que aportar al Congreso los datos sobre los vuelos exigidos por el PP, aunque no tiene plazo para hacerlo. En todo caso, si la tesis de La Moncloa es justificar que el presidente del Gobierno use aviones oficiales para actos de campaña, esos documentos sólo deben servir para confirmar que se ha hecho así, al menos desde mayo de 2004.

El asunto no es sencillo y provoca discusiones entre diputados en los pasillos. Por ejemplo, algunas dudas:

Si el presidente puede desplazarse con aviones oficiales, ¿se está favoreciendo al partido que gobierna porque no tiene que dedicar cientos de miles de euros a financiar el alquiler de un avión privado durante 15 días de campaña? ¿Se penaliza al que está en la oposición?

¿Por qué el que gobierna puede ahorrase ese gasto y dedicar más fondos de campaña a vídeos o publicidad?

Si un presidente hace un viaje privado, ¿debe ir en avión oficial o con otro medio pagado por él?

¿Afecta a la seguridad?

¿Puede estar el tiempo que dure el viaje incomunicado en avión privado sin sistema de comunicaciones?

¿Si va en coche a un mitin, puede ir en vehículo oficial o lo que vale para el coche no vale para el avión?

¿Si va a un acto de partido la seguridad la debe pagar el Estado o el partido?

¿Cuándo deja de ser presidente y cuando líder del partido?

¿Por qué Aznar actuaba de una forma y Zapatero de otra?

Y muchas más.


En todo caso, lo mejor, como siempre, es que haya transparencia.


(El PSOE lleva ya ocho votaciones perdidas en Pleno y el jueves, de nuevo, no hay pleno ante la falta de producción legislativa del Gobierno, no hay Pleno).

25 may 2009

Valores contra libertad

Por: EL PAÍS

Primer debate cara a cara. Cada uno ha sido lo que se supone que es. Los dos están cómodos en su estereotipo.
JAIME MAYOR OREJA es democristiano.
Valores es la palabra que más repite.
Su discurso es el de la nación española, frente a lo que considera peligros para el castellano procedentes del nacionalismo catalán, vasco y gallego.
Echa en cara al Gobierno del PSOE las cifras del paro y presenta a los gobiernos de Aznar como ejemplos de eficacia.
Habla de aborto como ataque a los valores tradicionales de España y acusa al Gobierno de acabar con la familia.
Busca dejar clara su condición de hombre serio con larga trayectoria y relaciones con líderes mundiales como Angela Merkel y lo contrasta con su adversario aprendiendo a tocar la guitarra y dibujando viñetas.
Defiende a Aznar, achaca a Zapatero haber negociado con ETA y exhibe medallas de lucha contra el terrorismo.
Habla de inmigración ordenada.
Acusa a su oponente de hacer caricaturas del PP y de la situación.
Habla de experiencia y vende su larga trayectoria política.
Ofrece pausa y seriedad. Se presenta como un padre de familia, al que cualquiera llamaría de usted. Busca provocar respeto.
JUAN FERNANDO LOPEZ AGUILAR es de izquierdas.
Libertad es la palabra que más repite.
Su discurso es el los derechos, frente a lo que considera peligros para los ciudadanos procedentes de la derecha.
Habla de crisis económica internacional y presenta al Gobierno de Zapatero como garantía de que no habrá recortes sociales.
Defiende avances de libertades, habla de mujeres y de empleo femenino y de cooperación al desarrollo y objetivos del milenio.
Confirma el estereotipo de metralleta dialéctica, capaz de construir frases subordinadas con docenas de asuntos incluidos en cada una, confrontando con quien presenta como el "señor mayor" que no quiso condenar el franquismo.
Identifica a su oponente con Aznar y Bush y con la guerra de Irak y habla de Obama.
Habla de derechos de ciudadanía de los inmigrantes.
Acusa a su oponente de utilizar la crisis económica y el paro.
Habla de lucha contra la pobreza mundial y vende juventud.
Ofrece agilidad y frescura. Se presenta como un amigo, al que cualquiera llamaría de tu. Busca provocar proximidad.
(Estas conclusiones se pueden leer por el orden que se quiera y que cada uno elija).

22 may 2009

El G-22 y los regates cortos de Zapatero

Por: EL PAÍS

EL DEBATE FUERA DEL FOCO

En los pasillos y en el patio del Congreso se conoce como G-22 al grupo de diputados socialistas de la última fila del hemiciclo. Una tarde de pleno hace unos meses hicieron correr entre ellos un mensaje para convocar una cena festiva y se juntaron 22 de esa última fila. Así nació el nombre del grupo.

Luego se han repetido las citas y en algún caso hasta se han puesto trascendentes con proclamas políticas que hablan de estrategias, de aperturas a la sociedad, etcétera. Pero hoy por hoy, sólo tiene un objetivo estrictamente lúdico y sus impulsores no quieren pasar de ahí.

En los plenos empiezan a recordar lo que en anteriores legislatura se conoció como ?el Tendido del 7? del PP en el que se juntaban los diputados más revoltosos. Por ejemplo, murmuraban hasta desconcentrar a Zapatero cuando éste era líder de la oposición y se enfrentaba en la tribuna a Aznar.

Estos días, mientras se celebraba el debate sobre el estado de la nación, desde la zona del G-22 se oían voces de ?¡Trajes para todos!? que se intercambiaban con otros, procedentes de los escaños del PP, que decían: ?¡Filesa, Filesa!?.

El G-22 sólo cultiva la transversalidad con los escaños próximos para protestar por el calor que en esa zona del Hemiciclo afecta por igual a los diputados del PP y a los del PSOE.

Y en esa zona es habitual recibir el aviso de la vicepresidenta del Congreso, Teresa Cunillera, para pedirles que retiren las chaquetas del respaldo de los asientos.

Cunillera no quiere que el Hemiciclo se convierta en un tendedero y no permite que, pese al calor, los diputados se despojen de sus chaquetas. Todo eso ocurrió tras los focos del debate en medio de la satisfacción de los socialistas por el resultado, la preocupación en el PP por el caso Correa y la situación de Trillo.

LOS RESTOS DEL DEBATE

Onésimo era un futbolista que jugó en el Valladolid, el Rayo Vallecano y el Barcelona que se distinguía por sus regates sin fin. No marcaba, ni daba pases de gol, no remataba, pero era inigualable haciendo regates. A veces se regateaba a sí mismo. Algo parecido le ha pasado a Zapatero en ese debate: hizo un regate en corto que levantó a los suyos de los asientos con su discurso inicial plagado de medidas concretas, pero una semana después no marcó el gol de las resoluciones, por falta de apoyos. Y se desinflaron.

Se incluye en la falta de remate el amago de acuerdo con CiU sobre la reforma del mercado laboral, rectificada horas después por la presión sindical y de IU e ICV.

Del debate queda una idea para el futuro: los nuevos apoyos que se apuntan. Es principio admitido que es más estable una mesa con tres patas que una con cuatro, con cinco y mucho menos con seis. Ahora el Gobierno se apoya en seis patas: BNG, CC, NaBai, UPN, IU e ICV, además del PSOE.

Sorprenden los canarios que gobiernan con el PP en las islas y UPN alejado ideológicamente del PSOE. Pero el acuerdo tiene calado porque la mayoría de esos partidos están dispuestos a apoyar los Presupuestos para 2010 en octubre.

No es arriesgado aventurar que los siete diputados que le faltan al PSOE saldrán de esos seis partidos, confirmando otro principio de los gobiernos de Zapatero: nunca ha repetido en cinco Presupuestos que ha aprobado la misma combinación de apoyos. Siempre innovando y regateando.

En la otra orilla, Rajoy salió al campo a ganar y acabó buscando cómo no perder. Si acabó mejor que empezó no fue tanto por su mérito, sino por el gol en propia puerta del adversario.

(El martes, Juan Fernando López Aguilar presenta en Madrid su libro de viñetas "De Aznar a ZP". Algunos de esos dibujos que aparecen en el libro fueron "raptados" amablemente para ilustrar este blog, por gentileza del diputado socialista).


21 may 2009

Leyes de conveniencia

Por: EL PAÍS

La actividad legislativa del Congreso en esta legislatura es de las más escasas de la historia constitucional. Por eso, la mayoría de los jueves no hay pleno y lo más que hay son convalidaciones de decretos.

Y de las pocas normas que hay en trámite, algunas están atascadas, con sucesivos plazos de enmiendas en espera de acuerdo entre los dos grandes partidos. Es como si no se pudieran tramitar más leyes en esta legislatura que aquellas que deben tener el acuerdo de los dos grandes partidos. A la espera del proyecto de ley del aborto no hay más leyes en trámite que las que votan PSOE y PP, como si el Gobierno temiera su minoría mayoritaria. Por ejemplo, ya tramitó la reforma de la ley antiterrorista para eliminar nombres de etarras del callejero.

De las que duermen destaca el Estatuto de Castilla-La Mancha reposa sobre la mesa de una ponencia constituida hace meses y no hay avances porque PSOE y PP no se ponen de acuerdo. No se ponen de acuerdo entre ellos, ni entre las direcciones de los dos partidos en Valencia, Murcia y Castilla-La Mancha. Buscan qué hacer con el agua del Tajo y antes se secará que avanzará el Estatuto.

Otra norma que se eterniza es la de la oficina judicial. Muy técnica, pero que incluye flecos que desbloquean el conflicto de los jueces. Ahora el ministro Caamaño y Trillo, que sólo se manifiesta en comunicados, han llegado a un acuerdo para las enmiendas para acceder a todas las peticiones de los jueces. La huelga se ha desactivado, una vez desaparecido Mariano Fernández Bermejo.

La sorpresa es que PSOE y PP se han liado la manta a la cabeza y, para solucionar conflictos diplomáticos, han aprovechado esa norma que habla de las vacaciones y los ascensos de los jueces como portaaviones para incluir nada menos que la limitación de la actividad de los jueces de la Audiencia Nacional. Así se hace con urgencia y se evita que haya que pedir informes al Consejo de Estado y al Consejo General del Poder Judicial. O sea, de tapadillo y limitando al máximo el debate. Nos hemos enterado de casualidad, porque las enmiendas pactadas se han pasado a la firma de todos los portavoces, sin anuncio del acuerdo.

La izquierda no está por la labor y no suscribe el acuerdo que pasará sin problemas el trámite parlamentario. Consideran que no es manera de limitar la defensa de los derechos humanos.

Los dos grandes partidos se unen para defender la razón de Estado. Razón tenía Moratinos cuando le prometió a Israel que cambiaría la ley para frenar la actuación de los jueces por el bombardeo de Gaza. Y cuando se tranquilizó a China por el proceso abierto por la represión en Tibet.

Trillo no está para hablar en público y responder preguntas, pero sí para pactar con Caamaño y hablar casi todos los días con Rubalcaba sobre terrorismo. A ver si, además, desatasca la olvidada renovación del Tribunal Constitucional, en precario desde hace año y medio.

(El lunes los miembros de la Comisión de Justicia hacen una visita oficial al Consejo General del Poder Judicial. Eso que parece normal es extraordinario y se produce por primera vez. Es más llamativo porque hace sólo unos meses el presidente de esa comisión, el socialista Álvaro Cuesta, arremetió contra el Consejo por la leve sanción al juez del caso Mari Luz y en la anterior legislatura el que era entonces presidente se negó a comparecer en el Congreso. Ahora parece que esas relaciones han cambiado para mejor).

20 may 2009

Patriotismo de partido con los imputados

Por: EL PAÍS

Lo de acompañar a los políticos imputados en sus comparecencias ante la Justicia empieza a coger condición de tradición y crea jurisprudencia para establecer una liturgia que siguen todos los partidos políticos, sin excepción. Una especie de patriotismo de partido les empuja a todos a seguir ese ritual de acompañar a los suyos ante la Justicia.

El último caso ha sido el de Francisco Camps, acudiendo ante el Tribunal Superior de Justicia de Valencia acompañado de sus tres vicepresidentes y la alcaldesa de la ciudad, Rita Barberá. Casi como si se tratara de un acto del partido o, peor aún, un acto oficial del Gobierno autonómico. Como si la imputación fuera dirigida contra la institución y no contra la persona. Como si los trajes se los pusieran todos los miembros de la Generalitat valenciana por turno y por riguroso orden alfabético.

Viajando en el tiempo, el precedente más cercano es el de Juan José Ibarretxe, cuando fue citado como imputado el 25 de marzo de 2007 y acudió a declarar acompañado de la cúpula del PNV y los miembros de su Gobierno.
En esas fechas, el PP dijo: ?El Ejecutivo de Ibarretxe se manifestará contra la democracia y las instituciones, poniendo claro cuáles son los límites de las convicciones democráticas del PNV y del Gobierno Vasco". Leopoldo Barreda, añadió: ?El PNV hará una exhibición de falta de convicciones democráticas" y le acusó de pretender una posición "privilegiada" del lehendakari y de los cargos públicos nacionalistas en su gestión.
La liturgia afecta a todos los partidos, porque el 25 de febrero de 1998 el ex ministro del Interior José Barrionuevo declaró en su despacho del Congreso por el ?caso Lasa y Zabala? arropado por una veintena de diputados del PSOE que, según las crónicas, ?arroparon y jalearon? al entonces diputado socialista.
Luego vino lo de la cabalgata del PSOE a la cárcel de Guadalajara, tras la condena por el ?caso Marey?.
Y la liturgia de los partidos tenía el precedente insuperable de la manifestación montada en 1986 por CiU en Barcelona cunado los jueces debatían si imputar a Jordi Pujol, entonces presidente de la Generalitat de Cataluña.
(El Grupo Popular del Congreso empieza a tener un problema: hay diputados que corren por el patio, para entrar en el pasillo y de ahí al hemiciclo, a toda prisa para no ser interceptados por los periodistas y no ser preguntados por ?lo suyo?. Federico Trillo lo hace así desde hace dos meses y parece que seguirá un tiempo todavía; Jesús Merino ha empezado a hacerlo esta semana tras salir su nombre en el ?caso Correa? y José María Michavila ya no aparece como antes en las fotos al lado de Rajoy).

19 may 2009

Trillo, el abogado abrasado de Camps

Por: EL PAÍS

¿Puede un partido como el PP permitirse el lujo de tener un portavoz de una materia tan sensible como Justicia e Interior que no puede comparecer públicamente?

¿Puede Rajoy mantener como asesor principal en asuntos legales y jurídicos a quien está tan abrasado por la condena de sus subordinados con los que ni siquiera ha tenido un gesto público de solidaridad durante el juicio?

¿Si Rajoy apreciaba sus conocimientos legales, no podía haberle puesto en un cargo más discreto en el partido, sabiendo lo que podía ocurrir con el juicio del Yak?

¿Puede volver a salir públicamente Trillo exigiendo responsabilidades a un ministro de Justicia y arremetiendo contra el juez?

¿Quién defiende al PP en público en los asuntos judiciales?

¿Por qué no deja el escaño?

¿Es sostenible su situación?

Estas preguntas y muchas más se las hacen en voz baja diputados del PP sobre Federico Trillo, tras la sentencia del Yak.

Hay que añadir, además, que Trillo actúa como abogado defensor en la sombra de Camps, casi como hizo en los años 90 con el caso Naseiro. Entonces arremetió contra el juez como ha hecho ahora contra Garzón y, además, ahora como entonces, pedirá la nulidad de las grabaciones que constan en el sumario del ?caso Correa? y que dieron lugar a la investigación judicial.

Él asesora a Camps para que, por poner un ejemplo, diga el miércoles ante el juez que no tiene facturas de los trajes porque los pagó en efectivo con billetes procedentes de la caja de la farmacia de su mujer.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal