Francisco Peregil

The (not so) silent invasion of Argentina

Por: | 20 de septiembre de 2012

Pocos países como Argentina debe haber en el mundo donde a la gente de izquierdas y de derechas se les llene tanto la boca con la palabra patriota. Sobre las cabezas de los manifestantes kirchneristas  siempre flota un mar de banderas albicelestes. Y tampoco faltan banderas en los cacerolazos contra el Gobierno. Pero, curiosamente, el lenguaje está plagado de anglicismos, palabras que se han ido metiendo en la sociedad como agentes secretos que carcomen la esencia de la cultura sin que nadie parezca ser consciente de ellos. Toda esa chatarrería anglófila comparte espacio con términos antiguos preciosos como rubro, compostura de zapatos, predio o estancia, palabras que en España fueron perdiendo su terreno en la vida cotidiana y uno las oye aquí como doblones de oro que la gente regalase generosamente por las calles.

Pero los agentes secretos continúan ahí, día y noche, acometiendo su oscura tarea. Ya no nos referiremos siquiera a aquellos términos que se han extendido por tantos países de habla hispana como los outlets (comercios con precios más baratos), los happy hour (cuando te ofrecen alguna oferta en los bares), los tupper (fiambreras). No nos detendremos tampoco en las crónicas de tenis, donde  se escribe sobre el “primer game”, las “chances de quiebre”, o “un winner de drive”. La plaga se ha extendido mucho más lejos y más hondo, hasta los tuétanos del idioma.

Cuando uno llega a casa, harto de oír hablar sobre workshops (cursos) de liderazgo y aguantar a managers (gerentes) y SIOs  (CEO, o sea, Chief Executive Officer, o sea: presidente), puede quitarse los jeans (vaqueros), sacar algo del freezer (congelador) y echar cereales en un bowl (tazón). Ya habrá tiempo de bajar el pullover al londri (léase laundry = lavandería). Ahora podemos encargar una pizza a un delivery (entrega a domicilio), comérnosla en el living, que viene a ser como el living room inglés (salón), mientras navegamos por Internet con el Notebook o el Lap-Top (portátil), ya sea con mouse (ratón) o sin mouse, forwardear (enviar) un mail (en España también le está ganando la batalla al mensaje). Si miramos algún partido de fútbol en la tele, al árbitro se le llamará referí (referee), el fuera de juego será offside y las faltas fouls (pronúnciese fauls). En el descanso, mientras sigan echando spots (anuncios) podremos estirar las piernas. Si tenemos una habitación en suite (con cuarto de baño) no habrá necesidad de ir al  toilette (pronúnciese en francés, tualet) de la casa. Por cierto, el garaje, se pronuncia a lo français, garash.

El fin de semana, quien pueda permitírselo, se va a su countrie , que son como barrios cerrados (urbanizaciones de lujo se podrían denominar en España) con seguridad privada. También se llama así a ciertos espacios urbanos poblados por gente de clase media o alta. Algunos disponen de una club house, oiga, con restaurantes, piscina y alguna mesa para jugar al pool (billar). Si no vamos al countrie, siempre podremos meternos en algún shopping (centro comercial).

En las peluquerías te quitan el frizz (cuando el cabello se eriza por la humedad), te hacen brushing (secado especial para alisarlo y darle forma) y, por no olvidarnos nunca de Francia, el degradé (un decolorado de cabello que implica dejar las raíces más oscuras y las puntas más claras).

Al teatro alternativo o independiente a menudo se le llama Off, como en Broadway.  En economía, las materias primas hace mucho tiempo que claudicaron ante las commodities. Por supuesto, la conexión a Internet sin cables es Wi-Fi, como en España, pero en Argentina se pronuncia en perfecto inglés (guaifai). Igual que el CD es el cidí.

Puede que algún día las Malvinas sean argentinas. Pero, a este paso, no sé qué idioma se hablará en la tierra de Borges cuando llegue ese día.

Hay 36 Comentarios

En esto nada tiene que ver las corrientes inmigratoria, basta leer publicidades del siglo XIX en los diarios de buenos aires y ya se hacia incapie en consumir de manera elitista para diferenciarse y marcar distancia con lo popular y el idioma ingles es muy usado para tal efecto, hay esquinas en los barrios mas pudientes que parece una postal de algun barrio londinense. La tematica no es desconocida pero parece una batalla perdida. Dejo un ejemplo valioso de este conjunto uruguayo.
http://www.youtube.com/watch?v=ZkaHJo1qzyo

Creo que el chiste viene a decir: "El argentino es un italiano que habla español, se cree francés y le gustaría ser inglés"

Hay un chiste que dice "Los argentinos son de origen italiano, que hablan español y se consideran ingleses"
No nos debería preocupar la invasión de algunas palabras de un idioma extranjero, el español es un idioma DINÁMICO, no estático. Aquí en México (que no Mejico) decimos tuitear o chatear, fútbol, yigabaits (en vez de gigabites), parquear ( estacionarse), computadora (en vez del aberrante ordenador); el idioma inglés es mexicanizado. Por otra parte, echen un ojo a eso de los "amperios, voltios, vatios" que son Ampers, volts y watts, respectivamente. Los gringos (erróneamente designados "americanos") aceptan el burrito, los tacos, las quesadillas, etcétera, y no andan llorando.
Hubo una vez en que los españoles no escribían Albert Einstein, y sí ALBERTO Einstein.
Los idiomas avanzan inevitablemente hacia adopciones de palabras extranjeras y sus mezcolanzas, OK?
Hasta la vista, friends.

"Y bueno, por eso dice el chiste: los argentinos vienen de los barcos. Argentina es una miscelánea total." (Airan)

Palabra clave: MISCELÁNEA. Si la sustituyéramos por "cócktail" o "melting pot" no sería igual. Lo siento, pero no sería lo mismo.

"British Invasion" se usa en U.S.A. (valga la redundancia) para referirse a la música de los Beatles y otros grupos británicos de los 60 que tuvieron mucho éxito por allá (como en todo el mundo). Esa no fue una "silent invasion", jaja

Tiene razón Laura en que en Argentina se usan muchos menos anglicismos que en el Caribe o México. Pero no es verdad que en España tengamos aversión a ellos. De hecho, hay muchos, y además suelen ser innecesarios. En cuanto a pronunciar "ú dos", no me parece algo forzado. Creo que si nunca antes hubiéramos oído hablar de esa banda en radio o TV, todos aquí lo diríamos así, de forma natural, sin condicionamientos previos. En Italia dicen "u due".

Aparte de eso, yo creo que el uso de anglicismos tiene que ver más bien con los medios de comunicación. La gente repite lo que oye en la radio o en la TV. Hace unos quince años más o menos, los reporteros deportivos de Televisión Española empezaron a decir "saque de esquina" en vez de "córner" (que era lo frecuente hasta entonces), y parece que el ejemplo cundió.

En los años 60 y 70, en España y Argentina se traducían muchos libros del francés, y se "colaban" muchos galicismos. Y los periodistas y lectores en general los repetían, y luego pasaban al lenguaje cotidiano. Esto ocurre actualmente con las traducciones del inglés.

Por otra parte, como dice Álex, hay anglicismos que dejan de tener sentido con el tiempo. Como el "correo" que citaba él, o los discos: como ya no los hay de vinilo, basta con decir "disco" y no es necesario "cedé" o "cidí".

- en Arg respetamos más las palabras de origen pues no padecimos la represión lingüística del franquismo, excepción hecha de la dictadura del sr Perón, quien prohibió el lunfardo y el voseo. Así, el bulín pasó a ser el cuartito y la maleva, la mala. Y se pueden ver las pelis de la época -alguna protagonizada por la agente nazi Eva Duarte- en las q se dan del tú.
- y patriotismo, la coartada de los políticos ladrones y militares genocidas.
Ah, yo soy viejo, en mis tiempos se estudiaba + el francés, así q nada de CEO sino PDG.

Mi mensaje anterior está cortado. Luego de "ordenador (" decía "...fr. ordinateur) que computadora (ingl. computer). ¿Desde cuándo un bol es un tazón? Es un recipiente semiesférico para batir o un tazón-sin-oreja-cuasi-bacinica. Lo que ocurre es que cuando los españoles hacen autostop y no dedo y comen béicon y cruasanes, la RAE (que está en España) se apura a anotarlos en el diccionario con ortografía adaptada y más encima omiten la marca" Luego sigue "Esp." y el final del comentario.

Sr. Caparrós, en la mayor parte de su artículo Ud. confunde el castellano de España con el castellano a secas. Resultó que unos estadounidenses inventaron un aparatito para los computadores, les pareció que tenía aspecto de ratón y lo bautizaron "mouse". En España calcaron el sentido y le pusieron "ratón", en América calcamos el sonido y le pusimos "mouse" (suena "maus"). ¿Acaso es mejor ordenador (Esp., para que parezcan patrimonio común. Saludos.

Más ridículo es que en España digan "uifi", "iceberg" en lugar de "aisberg" o directamente témpano o "puzle" en lugar de "pazl" o directamente rompecabezas. Todavía no logro calibrarte, Peregil, no sé si te reís de nosotros o te resultamos cálidamente graciosos a tu sentir.

Totalmente en desacuerdo si hay un pueblo que no es patriota es el argentino, carece de algo fundamental que es el sentido de ser nacional, es un pais, tiene los requisitospara serlo, tiene gobierno pero no es una nacion y su gente no se nutre de sus tradiciones sino que viven mirando al norte y los que descienden de inmigrantes a sus paises de origen. No es patriota, es snob sobre todo las clases sociales que mas se hacen notar.

Es curioso el artículo. Pero es cierto que también utilizamos anglicismos en España y tanto aquí como en la Argentina no son correctos cuando tenemos una palabra en nuestro idioma. Porque "mail" es "correo", y "e-mail" es "correo electrónico" que podría ser "e-correo", por poner el ejemplo con un término actual. Yo digo "mándame un correo" porque obviamente es por internet, no me van a mandar una carta, eso ya no lo hace nadie. Así que deberíamos adaptar nuestro propio vocabulario antes de coger del inglés, o del francés, palabras que ya existen en castellano.

Cuando esos anglicismos desplazan a palabras bellísimas que existen desde hace muchos siglos en el idioma original... Ahí está el problema.

El idioma está en constante movimiento, si no aún estaríamos hablando como el Cid Campeador. Imagínense este debate trasladado a Italia: por ejemplo, Batman debiera llamarse "L'uomo pipistrello". No impone mucho respeto de superhéroe, ¿no?

Hola! La verdad no veo nada de malo en usar palabras originales de otros idiomas sobre todo si el concepto tb es original de otra parte. Nuestro idioma está vivo como todos los demás, solo que para nosotros no es ni siquiera el idioma de nuestros antepasados así que no vemos nada malo en que las palabras que usamos vayan cambiando, igual que cambia el entorno y nuestra vida. Cambia todo cambia. Por qué no?

Si bien es cierto que la variedad rioplatense puede ser más permeable a los extranjerismos que la ibérica, también es cierto que con el uso las palabras se incorporan. El resto, para que nadie se escandalice, lo hace la Real Academia cuando adapta las grafías: poni, jipi, derbi, etc. Algunas, sin embargo, se salvan y quedan como en el original (si se ha incorporado airbag o chip o web, el mismo destino podría tener laptop).

Nosotros, los vende-patria.
Artículo publicado en http://www.argentinos.es/revista/argentinos/

Coincido, vivi 40 anios (estoy en Rusia, no enie...) en Argentina y me parecia normal lo de los anglicismos, en Espania, donde vivo hace 10 ya, me parecia ridiculo lo de wi fi en vez de waifai deuvede en vez de dividi, etc. No creo que sea cuestion de inmigracion como dicen varios, creo que en Arg la cultura Estadounidense esta mucho mas presente, las series y peliculas son subtituladas no dobladas, y mucha gente habla ingles, todo lo contrario de Espania, donde gracias a Franco, casi nadie habla ingles y se dobla TODO, un horror.
LA gente es bilingue porque habla Castellano y Valenciano, o Castellano y Eskera, o Castellano y Gallego, salen de Espania y estan en pelotas.
Leandro... una Lap Top, es un ordenador portatil, o el portatil como se lo conoce coloquialmente en Espania, Lap Top, quiere decir sobre la falda en Ingles, averigua un poco tambien, el tono de la nota es super respetuoso y es algo sobre lo que con mi mudanza he razonado mucho.
No me van nada los Yankis francamente, pero aprecio mucho el hablar Ingles lo que me permite, no solo poder disfrutar de mucha cultura en su idioma original, sino hacer negocios con todo el planeta, pero la verdad es que los anglicismos en Argentina, hoy por hoy me suenan bastante ridiculos. Creo que hay bastante de tonteria en ellos.

Si bien es cierto que la variedad rioplatense puede ser más permeable a los extranjerismos que la ibérica, también es cierto que con el uso las palabras se incorporan. El resto, para que nadie se escandalice, lo hace la Real Academia cuando adapta las grafías: poni, jipi, derbi, etc. Algunas, sin embargo, se salvan y quedan como en el original (si se ha incorporado airbag o chip o web, el mismo destino podría tener laptop).

Estimado Francisco: leí muy atentamente su artículo y, si bien coincido en el hecho de que nuestro idioma (si quiere llamémosle "argentino", dado lo diferente del resto del "español" que se habla en latinoamérica) está plagado de términos de idiomas extranjeros, no es menos cierto que nuestro país, sobre todo desde finales del siglo XIX, ha crecido sustancialmente con olas de inmigrantes de múltiples nacionalidades que, además de permitir poblar la república, han aportado diferentes e innumerables palabras que hoy día conforman nuestro hablar cotidiano.
De hecho, de esa manera se formó nuestro lunfardo (tan utilizado en el tango) y se siguió enriqueciendo a medida que llegó más gente y, no se puede negar, que los medios de comunicación masiva han hecho también su colaboración (habrá notado Ud. que las películas y series norteamericanas se doblan en un "castellano neutro", plagado de términos mexicanos, que también riegan nuestro diario decir).
Por último y admitiendo que su artículo me ha sacado varias sonrisas, le hago tres comentarios más: Ud. comenta el uso de la palabra "bowl" como sinónimo de "tazón", valga que le aclare que el anglicanismo se ha impuesto en los últimos años, pero fuera de los programas televisivos y la gente que quiere hablar como en ellos ("estandarizadamente"), se utiliza en el cotidiano la palabra "bol" que, como sabrá, pertenece al idioma español (o así lo dice la Real Academia).
Por otro lado, lo invito a que investigue el significado real de la palabra "cocoliche", eso le demostrará cómo nuestro hablar es un collage (y aquí utilizo otro término extranjero).
Antes de despedirme va mi tercer comentario: Creo que el tema Malvinas es muy doloroso para muchísimos argentinos que han estado en las Islas o que han perdido familiares en la guerra o que, simplemente, vivieron de manera impotente una guerra absurda. Entiendo perfectamente su crítica al idioma, pero Malvinas es un tema que duele.
Gracias por su tiempo.
PD: "tupper" es el apócope de "tupperware", marca de los primeros envases herméticos que hubo en Argentina... En España, si mal no recuerdo, a los confites "M&M" los llaman por su nombre en inglés... nosotros les decimos "EME Y EME" ;)

Eloísa.-

I will correct, it

Me parecio bien el articulo solo un comentario, "CiOs (Chairman-In-Office, presidentes)" hasta donde tengo entendido es CEO, se pronuncia Ci i ou y significa Chief Executive Officer (presidente). No conocia el termino Chairman In Office... si el de chairman que es el presidente de la junta de accionistas o algo por el estilo. Pero el termino CiOs como "el hombre de la silla esta en la oficina" no lo conozco, jajaja por favor ser mas serios. Infinidad de anglisismos son reconocidos por la RAE, se trata de expandir el vocabulario no de un problema de patriotismo, no sean demagogos...

Otra aclaración Pere: la gente de izquierda en Argentina no es patriotera, es internacionalista ya que considera que la sociedad esta formada por clases y se siente cercana a los trabajadores griegos, paraguayos y del mundo. Sin tener nada en común con la clase dominante de Argentina. Quizás te confundes con el sector del peronismo que se dice del campo popular pero que en realidad no es de izquierda.

los anglicismos se asentaron mucho mas a partir de INTERNET (cosa logica por otra parte)...aca le decimos laptop...POR Q ES UNA LAPTOT!!!...q otra cosa es???...ademas no nos ruborizamos por decir wi-fi...de la misma manera q no nos ruborizamos si decimos LABURAR (trabajar del italiano lavorare)...no es una cuestion de querer usar anglicismos,si no q es una cuestion cultural normal de un pais con un lenguaje mestizo q aportaron las susecivas inmigraciones europeas (aparte de gallegos e italianos tb hubo una importante aportacion de ingleses,galeses y principalmente irlandeses)...y una cosa importante,a diferencia de españa donde hablan "español" (termino inventado por los yankis, q no tenia idea de cual era la verdadera denominacion de ese lenguaje q hablaban los mexicanos y cubanos inmigrantes)...en argentina por lo pronto seguimos hablando CASTELLANO...q es la verdadera denominacion del idioma q usamos habitualmente...mas alla q la RAE haya aceptado el termino "español" tb como valido...(supondo q tiene q ver mas con los españoles y sus problemas identitarios,regionales y de nacionalismos...en donde queda mas "cool" denominar el idioma "español"...q usar el imperialista "castellano")...

Se hablará, se habla un idioma mestizo como en todas partes y a unos les gustará más y otros menos.
Acaso el ordenador (galicismo) es más noble que la laptop?.

Publicar un comentario

Los comentarios están moderados y no aparecerán en el blog hasta que el propietario los apruebe.

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Sobre el autor

es el corresponsal para Sudamérica de El PAÍS. Está radicado en Argentina y su área de trabajo incluye Ecuador, Perú, Bolivia, Chile, Uruguay, y Paraguay.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal