¿Y ahora por qué hemos de creerle?

Por: Javier Casqueiro | 20 feb 2013

5977774
El discurso fue largo y se volcó sobre dos aspectos. Economía y corrupción. Efectivamente las dos preocupaciones más relevantes en estos momentos para la descreída y cansada sociedad española. En ese sentido habló de lo que debía. A su manera. En ninguno de los dos aspectos aportó grandes novedades aunque sí promesas de nuevas reformas, normas y leyes, algunas conocidas y otras tan inconcretas que llevan a preguntarse: ¿Por qué ahora tenemos que creerle?

Sobre la situación económica al menos el presidente del Gobierno no se escudó en brotes verdes ni nubes prometedoras ni primaveras lejanas, como parecían querer abundar en las últimas semanas o meses algunos de sus ministros. No cayó en ese error. Mariano Rajoy dijo la verdad y retrató la gravedad del problema. Los seis millones de parados y sus familias no admitirían subterfugios y otros burladeros. Es cierto también que volvió a recurrir a la herencia socialista, a la tardanza en acometer la salida del precipicio con respecto a nuestros competidores y a escudarse en su deber como líder del país para justificar sus incumplimientos electorales. Pero la desmemoria no puede hacernos pasar por alto los fallos, las descoordinaciones, la escasa influencia en Europa. Tampoco parece justo que Rajoy se apunte, en suma, el gran mérito de haber evitado hasta ahora el rescate oficial de la economía española, cuya banca está más que vigilada y cuyas distintas administraciones apenas disponen de recursos para abrir cada mañana las puertas.

En cualquier caso, sobre la necesidad de cambios en la economía, el mensaje dramático del presidente tiene un calado que muchos españoles "que aún no palpan los resultados" seguramente comprenderían y compartirían mucho mejor si no se les hubiese engañado tanto. Es verdad, como subrayó Rajoy, "que no se puede gastar lo que no se tiene, ni vivir de prestado" y que "hay que contar más despacio el dinero que se le pide a la gente". El sagrado dinero público.

Pero, sobre todo, lo que tenía que hacer Rajoy de un vez era pedir disculpas y perdón por el comportamiento "indeseable" que tuvo durante años Luis Bárcenas, el extesorero del PP, en el despacho de al lado al suyo en la planta más noble de Génova 13. Bárcenas es ahora para los españoles el epítome de la corrupción. Acumuló, gastó mucho y no era suyo. Ha enfangado a su partido, hipotecado a Rajoy y desatascado una indignación contenida durante años hacia toda la mal llamada clase política. Rajoy, sin embargo, no le mencionó. No dijo su nombre. Le identificó en la categoría de las "malas hierbas" que consideró solo como excepciones. España no es corrupta. Pero ahora lo parece. Y Rajoy no ha asumido al respecto sus errores, como cuando ascendió a Bárcenas dentro del partido o cuando le defendió contra sus enemigos internos. Tampoco ahora, cuando pretende mirar para otro lado o generalizar.

El presidente del Gobierno prometió ayer nuevas leyes orgánicas y estatutos y normas para combatir a los políticos corruptos. No fue muy preciso, la verdad. Pero sí solemnizó una oferta de pacto con todas las fuerzas para aceptar medidas que cierren ese grifo por el que se desangran las principales instituciones del país. Estaría bien. El problema es el mismo: ¿Y ahora por qué hemos de creerle?.

Hay 18 Comentarios

carcel para todos los corruptos¡

newshub.es tiene 1.319.098 noticias en 42 categorias , tu que buscas ?

Es muy socorrida la táctica del chivo -engordado- expiatorio. Los acontecimientos que se puede atribuir al sr Bárcenas han tenido ¿tienen? cómplices, colaboradores e instigadores además de beneficiarios. La judicialización de ese problema parece exculpar a ese 'entorno' que necesitaba de personajes como el sr Bárcenas. La política cruda, sin ideales ni participación, es latrocinio .

hay que ir cambiando el sistema politico español, y que la imputación de los políticos les salga cara a los políticos, sin menoscabar su presunción de inocencia. http://wp.me/p2npkO-gc

Yo creo que tenemos crisis para siempre, al menos que empleen a rajatabla los consejos puestos en mi Web, consejos que dicen que Franco los hubiese aprobado pero que ahora nos debemos a normas democráticas muy estrictas con la CEE.

http://www.antoniolarrosa.com

Bárcenas es el mejor exponente, un buen ejemplo, de una generación que ha echado a perder a este país... Si quieres saber más, entra en Vergüenza de país: yestheycan.blogspot.com

Hola, amigos.
¡VIVA EL SEÑOR JOAN BALDOVÍ!
¡GRACIAS, SEÑOR BALDOVÍ!
¡SIGA LUCHANDO Y QUE DIOS LO BENDIGA!

Siento vergüenza ajena, he trabajado durante 36 años, he pasado a ser parada de "larga duración", gracias a las nuevas medidas laborales del gobierno y los empresarios y ahora !ME ENTIERRAN!. Mi pregunta es, cóm podre vivir cuando me jubile? !ME ESTAN ROBANDO!

Por cierto, en el debate ha estado bastante mejor que Rubalcaba pero no es mérito suyo sino demérito del otro que ha estado desconocido y ha dicho algo muy extraño en relación a la sentencia del TC y a lo que tenemos que hacer ahora para saltárnosla a la torera. No me extraña con el carajal que tienen montado entre el PSOE y el PSC. Mientras no arreglen eso la credibilidad del PSOE y de Rubalcaba está por debajo de cero.

Creeré lo que vea dentro de 3 años. Lo compararé con lo que había cuando llegó y decidiré si la cosa va a mejor, está igual o ha empeorado, y obraré en consecuencia.
Creo que la mayoría de los ciudadanos hará lo mismo.

Rajoy es un mediocre y como tal actúa. Su discurso de esta mañana, bien escrito y leído con mucha pomposidad, como corresponde a quien solo dice banalidades como si fueran verdades inamovibles, nos ha dejado indiferentes, porque como dice el título del blog, ¿por qué hemos de creer ahora a quien nos lleva mintiendo años? ¿Por qué hemos de tomar en serio lo que dice quien nos ha estado contando milongas tanto tiempo?
En las réplicas a Rubalcaba ha estado flojo, como suele pasarle cuando le sacan del guión preestablecido y ha vuelto a demostrar su mediocridad cuando lanza puyas con inquina a su contrincante, regodeándose en sus medias palabras y crispando el debate para que su huestes le jaleen. He echado de menos el "fair play" de Zapatero en estas ocasiones.

Lo que tiene que hacer Rajoy es tener un poco de decencia y honestidad y explicar por qué siempre ha defendido y amparado a los chorizos: Matas, Camps, Rita y Bárcenas, que cumpla las leyes que hay y las haga cumplir a los suyos by que se meta por el culo las leyes orgánicas, normas y acuerdos que promete

Yo sólo le creo en "alguna cosa"

►►►El método CALIFORNIANO para PERDER ►30 KG EN 2 MESES◄ explicado en este VIDEO GRATIS: http://su.pr/2we2i5

Ya ni él se cree lo que dice. Está enquistado en el poder mamando de todos nuestros derechos y nuestro dinero. Tiene además tan poca vergüenza, profesionalidad y dignidad, que ni siquiera dimite, asume y paga por sus errores.
Estamos ante una dictadura con disfraz de democracia.

Hay que creerle porque Mariano I de España y II de Bárcenas es el Papa politico de esta gran España. Y todos sabemos que el Papa es infalible en materias de corrupción. Amen

El año pasado fue un desastre, pero tranquilos que este será peor. Acabo de oír al presidente, y si en algún momento he podido pensar que tal vez.. ya no tengo ninguna duda al respecto ni tiene alternativas ni las tuvo nunca, siguen erre que erre esperando que San Pancracio arregle el paro y la economía. Es como si tuviéramos a un enfermo en coma profundo y decidiéramos que a ver si dentro de 12 meses probamos con una aspirina. El déficit, digan lo que digan, estará por encima del 8% y habían supeditado todo a ello. Facilitar fondos ICO a pymes a través de bancos servirá para que estos sigan refinanciando sus propias posiciones quedando todo igual. Solo engañan a quien quiere dejarse engañar. Si no tuvieran las prebendas y sueldos asegurados y les afectara la situación, cambiarían el discurso de apretarse el cinturón y tener paciencia. Sr. Inútil, perdón, quiero decir Sr Presidente, DIMITA. Abra la puerta a una mínima esperanza.
Entra en el blog, lee, informate, no te dejes manejar, no me creas ni a mi. Piensa, piensa y piensa, luego, tu mismo, decide.
http://fraesma.blogspot.com

Tu país necesita tu ayuda en un nuevo juego de estrategia militar, economía y política online. Registrate en gratis en [ http://bit.ly/123Estra ] desde tu navegador.

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Sobre el autor

Javier Casqueiro

. Soy un enfermo de la información política. Redactor jefe de España y Política. Gallego, cocinillas y cosmopolita. Me encanta mi familia, el cine y las series norteamericanas, la NBA, el Barça y las autobiografías de enormes estadistas.

Sobre el blog

Me enerva que las jóvenes generaciones de periodistas ahora en las facultades y escuelas de periodismo solo quieran ser corresponsales de guerra. Ratifico que los partidos políticos y la información política en España también tiene complicadas trincheras que sortear y que los periodistas tan fácilmente descalificados como de moqueta y tenedor también corren sus riesgos, si hacen bien su trabajo. Yo lo intento hace años. En mi experiencia no todos los políticos son ladrones ni vagos ni maleantes. No está escrito en ningún lado que los políticos y periodistas de antes fueran mejores necesariamente.

Eskup

Archivo

noviembre 2013

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  

TWITTER

Sigue a Javier Casqueiro en Twitter

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal