Ir a Planeta Futuro
Escuelas en Red

- "¿Es usted la Directora?"

Por: | 24 de junio de 2012

Luis Pumares, antiguo profesor del Colegio Público Trabenco de Leganés (Madrid), en un trabajo sobre 'escuelas democráticas', recoge el diálogo que mantienen una pareja que solicita información y una madre 'veterana' del Colegio.

Una conversación a la sombra de Trabenco: Aula del Colegio 'Trabenco' de Leganés

Pareja visitante: -Buenos días.
Madre 'veterana' del Colegio: -Buenos días -respondió sin más, y quedó a la expectativa de qué se les ofrecía a los recién llegados-.
Visitantes: -¿Es que hoy no hay colegio? -preguntaron con gesto algo confundido y, al ver la cara de sorpresa de quien le atendía, apostillaron- ...No se oye nada.
Madre: -Ah, no es nada raro. Es que están en lectura silenciosa. Todos los días, nada más entrar al colegio todos los niños y las niñas cogen sus libros y sus cuentos y leen en silencio por espacio de una media hora… es la forma de empezar el día.
Visitantes: -Eso está bien… ¿Es usted la directora?
Madre: -No, soy una madre del colegio, pero decidme qué queréis y, a lo mejor, puedo ayudaros -optó ya por el tuteo, en un intento de darle a la conversación algo de la familiaridad que no había tenido desde el principio-.
Visitantes: -Pues queríamos ver al director o la directora… es para informarnos acerca de cómo escolarizar aquí a nuestro hijo…
Madre: -Eso lo puedo hacer yo, soy de la comisión que se encarga de esto y precisamente ahora estamos reunidos. Venid conmigo, por favor, os presento al resto del grupo y os enseño el centro...
Se perdieron pasillo adelante y entre los últimos retazos de la conversación se acertó a escuchar a la madre veterana que decía: 'yo tengo un hijo en 3º y una hija que acaba de entrar en Infantil…'
Después ya no se oyó nada, la conversación derivó en un susurro al tiempo que se perdían pasillo adelante y se adentraban en la zona de las aulas.

Esta descripción muestra la connivencia existente entre los distintos sectores de la comunidad educativa de 'Trabenco'. En este modo de relacionarse no hay espacio para la desconfianza, el enfrentamiento y la exigencia de controles externos burocráticos. Existe diálogo institucional, transparencia, difusión pública y gestión colegiada; el Colegio Trabenco dispone de más de 19 estructuras internas de participación y codecisión.

Según se recoge en el documento de estructura organizativa: "las decisiones son tomadas conjuntamente entre las familias, el profesorado y el alumnado". Esto contribuye poderosamente a que todos los sectores de la comunidad de Trabenco valoren el Proyecto Pedagógico del Centro como algo propio, y consideren el aprendizaje como una tarea común.

Trabenco parece haberse adelantado a las recomendaciones que hace un organismo, nada sospechoso de 'díscolo', como la OCDE, quien en un reciente Informe (2012):  “Equity and Quality in Education. Supporting Disadvantaged Students and Schools” (Equidad y calidad de la educación. Apoyo a estudiantes y escuelas en desventaja) afirma:

"cinco políticas han demostrado su eficacia para apoyar la mejora de las escuelas en desventaja y bajo rendimiento. [...] 5ª. Dar prioridad a la vinculación entre las escuelas y los padres y comunidades. [...] Se necesitan políticas que aseguren que las escuelas en desventaja den prioridad a sus vínculos con padres y comunidades, y mejoren sus estrategias de comunicación para alinear los esfuerzos de escuelas y padres de familia."


 En el año 2009 el Ministerio de Educación concedió, al Colegio Público Trabenco,
el Segundo Premio 'Marta Mata' a la Calidad de los Centros Educativos

Hay 7 Comentarios

Una suerte haber encontrado este blog y poder descubrir que hay escuelas-centros infantiles dónde la máxima es la buen educación a través de la fusión de padres.maestros y alumnos.

Enhorabuena....

Es un placer leer tú blog.Enhorabuena¡,,
Además., tienes amistad con una persona excepcional , profesional y comprometida con lo social.La doctora Ascensión Palomares Ruiz.Que me dirigió mi tesis con una gran ayuda.ojalà.¡Yo llegue pudiese algún día saber tanta ciencia práctica y científica en las Ciencias de la Educación como vosotros.Ánimo con vuestra labor

Que gusto da volver a ver a personas tan significativas para mi. Tuve la suerte de compartir con ellos y ellas el paso hacia mis canas y sus adolescencias. Puede parecer que se exagera cuando se habla de Trabenco y cómo lo hablan las personas que lo cuentan, pero os juro que es absoluta verdad. El último día que estuve en el colegio, me senté en un banco cerca de la fuente, con la luna entre los cipreses y lloré de alegría, de haber crecido mucho más emocionalmente que en conocimientos. De Trabenco, uno no se va, pues es una forma de ser y estar.

Quiero agradecer a toda la comunidad educativa de Trabenco la oportunidad que me ha dado durante estos nueve años de formarme como persona y de saber que existen otros procedimientos para no dejar de aprender durante la vida. Hoy sale mi hija de 6º camino de la ESO con una mayor preparacion que lo hice yo estudiando en colegios privados y concertados. Educacion publica y de calidad para todos.

Hace doce años, cuando llegué a España, venía con la gran ilusión de trabajar en mi profesión (soy maestra de infantil), de seguir estudiando y buscando la oportunidad de investigar. Había leído en varios libros sobre la aventura de Trabenco, como ejemplo de lo más avanzado en educación por proyectos. Yo había hecho mis pinitos en Argentina, buscando la información a través de libros y revistas... Cuál fue mi sorpresa al descubrir que no todos los colegios españoles eran Trabenco, o al menos el que yo traía en mi fantasía.

Cuando he visto el vídeo, el relato ha adquirido mayor sentido. Me ha emocionado. Solo ocasionalmente nos encontramos con esa posibilidad de sentirnos parte de algo importante, que nos hace sentirnos también importantes y que significa una oportunidad de seguir aprendiendo y mejorando. Parece que profesores, alumnos, madres y padres de este colegio vivieron así la experiencia. Les envidio.

En la mayoría de las escuelas, los tiempos, los espacios, las enseñanzas y las personas están tan estipulados, tan sólidamente ligados entre ellos, que cualquier alteración de lo establecido se percibe como una interferencia, como un palo metido entre las ruedas. No deja de sorprender que se mantengan en la escuela muchas de las prácticas que ya se han abandonado en las empresas.
De entre todas las organizaciones posibles, la distribución de los alumnos en grupos estables e independientes y el reparto del tiempo en sesiones de una hora es la más extendida y, aparentemente, la que mejor funciona. También es la única que conocemos, por lo que nos resulta difícil concebir o desenvolvernos fuera de ella. Sin embargo hay otras. Por ejemplo, imaginemos una escuela en la que...

http://www.otraspoliticas.com/educacion/sobre-tiempos-y-espacios

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Sobre el autor

Rodrigo J. GarcíaRodrigo J. García. Doctor en Ciencias de la Educación. Premio Nacional de Investigación Educativa (MEC.CIDE). Ha sido Asesor del Gabinete Técnico del Defensor del Menor en la Comunidad de Madrid y Asesor Técnico Docente de Renovación Pedagógica y Formación del Profesorado de la Consejería de Educación de la Comunidad de Madrid. Ha colaborado en el fortalecimiento de los movimientos de innovación educativa, impulsando el Portal Innova: una plataforma virtual de difusión de movimientos y prácticas de escuelas democráticas. Forma parte de diversos colectivos profesionales de mejora escolar (Atlántida, ADEME, Foro de Sevilla…). Es asesor para el desarrollo de prácticas democráticas de aprendizaje en instituciones educativas.

TWITTER

Rodrigo J. García

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal