22 jul 2016

Cita a ciegas en una terraza de Copenhague

Por: José Carlos Capel

UNA ÚNICA MESA CORRIDA. FUERA AGUARDAN LOS COMENSALES DEL SEGUNDO TURNOLa cena estaba convocada para las seis de la tarde y llegamos con diez minutos de retraso. El taxi nos había dejado en una calle solitaria en el barrio Østerbro a las afueras de Copenhague donde ningún rótulo anunciaba nada. Preguntamos y alguien nos sugirió que ascendiéramos por una escalera de caracol cuya altura intimidaba. ¿Y si por casualidad allá arriba no estaba Stedsans la pista que buscábamos?

Al pisar el último peldaño apareció una huerta portentosa, 600 metros cuadrados repletos de flores y hortalizas, superficie rabiosamente verde con un desorden estudiado. Al fondo, emergiendo entre las plantas, la figura de Mette Helbak, cocinera y escritora que explicaba a los comensales del primer turno los detalles de aquella explotación y el menú de la cena.  LOS TEJADOS DE LAS CASAS  DEL FONDO PROPORCIONAN UNA IDEA DE LA ALTURA DE LA HUERTA : TERRAZA

ØsterGRO es un jardín urbano situado en el ático de un edificio industrial, un espacio verde que promovieron en 2014 el arquitecto paisajista Kristian Skaarup y la jardinera Livia Haaland. Entre ambos gestionan esta huerta con la ayuda de Teresa Fresu, jardinera”, comentó Mette en voz alta.

“Tuvieron que subir toneladas de tierra hasta este lugar que es propiedad de un concesionario de automóviles.”, prosiguió. “Funciona como una cooperativa vecinal en la que los miembros pagan su parte de la cosecha al principio de la temporada. Durante 2015, entre junio y noviembre, cada semana cuarenta familias recogieron su correspondiente caja de hortalizas.”

Enseguida Mette Helbak pasó a hablarnos del restaurante Stedsans OsterGro, situado dentro del invernadero anexo, donde nos aguardaba la cena. Habíamos abonado previamente 700 coronas danesas por persona (alrededor de 80 euros), requisito ineludible para conseguir una reserva. Como mis expectativas no eran muy altas no me decepcionó el menú, preparado por su marido el chef Flemming Hansen, consistente en algunos aperitivos, tres platos vegetales de corte casero familiar y queso Comté con nueces, aparte de su conocida tarta de cerezas, tan famosa que hasta cuenta con un hastag en las redes sociales.

APERITIVOS CON LOS QUE SE RECIBE A LOS COMENSALES A LA PUERTA DEL INVERNADERO“Nuestra comida es limpia, sencilla y local. Orgánica, biodinámica y silvestre, está libre de gluten y de ingredientes artificiales.”, recalcó orgullosa. “Para beber servimos vinos naturales, zumos, agua y kombucha (té fermentado) con naranja. De pan nada de nada”

Nos sentamos en taburetes sin respaldo frente a una incomoda mesa corrida junto a 20 personas que desconocíamos. Pronto la animación subió de tono. Dos amigas danesas se quedaron perplejas cuando les comentamos que tres horas antes habíamos terminado de comer en NOMA . El menú, muy sencillo, nos permitió apreciar el sabor de verduras asadas o hervidas particularmente finas. Mette disponía las fuentes en el centro, las recogía y explicaba cada una de las recetas.

Eran las 20,30 y otros veintidós nuevos comensales aguardaban fuera sentados entre las plantas listos para participar en el segundo turno. Nos invitaron a salir para disfrutar del café en la propia terraza en un área chil out preparada al efecto. Estábamos a 15 de Julio y la temperatura exterior rondaba los 16ºC, verano muy fresco en Copenhague, a diferencia con España. El café, de mucha calidad, me supo a gloria. DEJANDO LAS PRENDAS DE ABRIGO EN EL GUARDARROPAS DE LA ENTRADA AL INVERNADERO

Por muchos motivos la experiencia nos mereció la pena. Quien quiera reservar debe hacerlo por e-mail y pagar por adelantado. Y armarse de paciencia porque el lugar entusiasma a los daneses y cuenta con una larga lista de espera.

La causa verde, la comida anunciada como ecológica y libre de ingredientes artificiales, se ha convertido en una suerte de religión que, con fundamento o no, cada día cuenta con más adictos en grandes áreas de Europa.  Sígueme en twitter en @JCCapel   

Stedsans OsterGro Æbeløgade 4 - 2100 Copenhague info@stedsans.nu   farmengro@gmail.com    De izquierda a derecha  Mette Helbaek y Flemming Hansen, cocineros y fundadores del restaurante Stedsans Cleansimplelocal.  A su lado Livia Haaland y Kristian Skaarup, agricultores de la azotea y fundadores de OsterGRO CLIENTES DEL SEGUNDO TURNO SENTADOS EN LA PUERTA DEL INVERNADERO EN ESPERA DE MESAASPECTO DE LA ESCALERA DE CARACOL 22 COMENSALES EN ANIMADA CONVERSACION METTE HELBAEK RECOGIENDO HIERBAS EN PLENO SERVICIOSIDRA FEJO CIDERLA FAMOSA TARTA DE CEREZAS Y FRUTOS ROJOS DE TEMPORADA QUE HA MERECIDO UN #HASTAG EN LAS REDES SOCIALES ANTES DE ENTRAR EN EL INVERNADERO PARA LA CENA Mette Helbaek  sirviendo la mesaHORTALIZAS, FLORES, HIERBAS FRESCAS Mette Helbaek explica a los comensales el origen del restaurante y el funcionamiento de la huerta  PLATO DE REMOLACHA, QUESO FRESCO, AVELLANAS Y HIERBAS FRESCAS UN CUADRO IMPRESIONISTA EN PLENA TERRAZA ZANAHORIAS, CEBOLLAS ROJAS HERVIDAS, HOJA DE SISHO MORADO, COL

Hay 21 Comentarios

No sé porqué no lo ponen en práctica en algunos emprendedores en nuestro país. Tendría mucho éxito, me gusta

Tiene razón Flash que guapos y majetes son todos. Seguro que no participó Vd en un ensayo de teatro?

Yo creo que la experiencia está bien para imbuirse de la esencia de este neoecopijismo danés: además subiendo la escalera ya bajas la tarta por adelantado. Pero qué guapos y qué majos son todos

Me parece un sarcasmo que esta tal Mette como argumento de ventas diga: "Nuestra comida es limpia, sencilla y local. Orgánica, biodinámica y silvestre, está libre de gluten y de ingredientes artificiales.”,.
Nuestra sociedad está llena de tics absurdos. Parece que solo es buena la comida orgánica. Me gustaría saber cuantos pesticidas usan en esa terraza para que las plantas que tienen no contraigan enfermedades.

Otro cuento como el el de las dietas detox y los superalimentos.
Me aburre mucho el rollo de siempre, y que la gente (cada vez más europeos) caigan en los ganchos comerciales que tienden falsos granjeros

Que vá, hombre, es imposible, nos está trolleando...

Ahora resulta que para hacer una comida sana hay que prescindir del pan. Es una vergüenza la desinformación de personas en apariencia tan cultas como esta Mette y sus secuaces. Gluten free es el grito de guerra http://www.madglutenfree.com/mad-gluten-free-2016/
Yo seguiré comiendo pan, bendito pan

Una cooperativa urbana montada en una terraza, la idea es la bomba

El fenómeno verde arrasa en varios países de Europa. Que tiene ver el gluten free con la moda de la comida orgánica. Tenemos que dejar de comer pan para ser un cliente "verde"? Lo digo porque esta señora Mette o como se llame coloca todas las modas en el mismo saco

Así fue Javier Díaz Cuestión de oficio les dijimos ante su asombro

Qué Cracks!!!
😂😂😂😂😂😂

Las danesas estupefactas cuando supieron q veníais de Noma !!!
😂😂😂😂😂😂😂
Pensarían: Vaya máquinas éstos españoles...
😂😂😂😂😂

José, en España hay huertos en alquiler en todos los lados. Te paso el enlace http://www.huertoscompartidos.com/terrenos

Se puede cenar a las 6 de la tarde? Qué culturas tan diferentes

Y otra: http://www.ecoagricultor.com/maceto-huerto-como-empezar-un-huerto-ecologico-en-tu-terraza/
Luego solo falta asociarse con alguien y montar un restaurante

Coincido con "Bocudeblog", hay formas de crear actividdes distintas y rentables y no es tan dificil. Una pista http://www.agrohuerto.com/como-cultivar-un-huerto-en-una-terraza/
Una pista interesante

Articulo para reflexionar en la búsqueda de modelos de negocios distintos, que aporten a las ciudades de experiencias personales, modelos de negocio apasionantes y rentables. Observar, pensar, crear!!!

José esas cerezas estaban escarchadas/congeladas. Contrastaban muy bien con las frescas y los colores por supuesto. Una gran tarta

Qué pasó con la terraza del hotel Whellington que tenía Floren Domezain llena de plantas? Se mustiaron todas? Menuda inversión hizo el hotel

¡¿Qué carajo son esas cerezas grises que se ven encima de la tarta?! La idea me gusta pero me parece demasiado artificial tal cuál, empezando por la escalera de caracol, que después de ver la foto entiendo el texto. Aquí en Ciudad Real alquilan huertas de más de 1000 m2 a 60 € al mes, agua y semilleros incluidos. ¡Ya vienen los tomates! Quizá es que los pueblos conservan sus cosas y en las ciudades grandes hay que improvisar.

Hablemos claro, comida de hierbas y vegetales pero rodeada de glamour, sofisticación, etc. Un negocio estupendo

El equivalente a 80 euros por una cena discreta basada en los vegetales a nosotros nos parece un poco disparate, si se piensa en la experiencia y en que están incluidos los vinos como Vd. dice y supongo que las propinas la cosa comienza a tener otra cara.

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

El Viajero: Guía de Viajes de EL PAÍS

Sobre el blog

Un blog para gente a la que le gusta cocinar, viajar, estar al día en modas y tendencias y, sobre todo, comer bien. Un diario de experiencias personales relatadas con desenfado y sentido del humor. Cocineros, recetas, restaurantes, personajes, secretos de cocina y recomendaciones insólitas que no te puedes perder.

Sobre el autor

Isidoro Merino

José Carlos Capel se licenció en Ciencias Económicas, pero lo que realmente le gustaba era cocinar. Lleva 25 años ocupándose de la crítica gastronómica de este periódico y preside Madrid Fusión. Después de haber escrito decenas de libros, ha convertido su afición en un modo de vida.

Los blogs de el viajero

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal