10 feb 2014

¡Abajo el cine español!

Por: Iñaki Gabilondo

Hay 58 Comentarios

Como decía François de La Rochefoucauld "Los espíritus mediocres suelen condenar todo aquello que está fuera de su alcance". Es estúpidamente absurdo desprestigiar cualquier vertiente artística por ser de una u otra nacionalidad. Lo demuestra el hecho que que por ejemplo la pintura española ha dado grandes artistas inmortales (Velázquez , Goya, Fortuny, Picasso, Dalí, etc...) , a pesar de la triste historia política de nuestro país en los últimos siglos. ¿Porqué no habría de haber también grandes figuras en el cine español ? Sin duda las hay : Berlanga, Buñuel, Amenabar, Saura, Fernando Fernán Gómez....

Que pena...también ha ocurrido lo mismo con la música española durante décadas. Me refiero a la Zarzuela, el Flamenco, la Copla, etc...Son géneros que han desaparecido de la cultura popular a la que pertenecían para convertirse en "música de entendidos". Que pena...todo es decadencia...Cuando no es un ministro que dice que le gusta más el vino francés (Moratinos) es un un espaldarazo al cine español...Con esa clase dirigente en España vamos listos. ``Por sus frutos conocereis el árbol`` No sé quien en toda españa puede tener dudas sobre esto. Hasta que no despierte la sociedad nos van a mingunear de todas las formas posibles.

Wergonzoso papel el de los premios Goya. Solo queda clara una cosa: allí se premia al que va a llorar.
No es día ni para ensalzar su propio trabajo, ¿para qué? es lo de menos, pues quien sube a la palestra no va a hablar de cine, sino a hacer su reinvidicación escrita en el guión, un guión que solo se concede a quien no le importa recitarlo, a quien acepta el papel a cambio de un Goya desprestigiado. Para muchos es facil aceptar el papel, para otros imposible a pesar de su excelente trabajo. Ni se les ofrece ni por tanto hay opción a "llamémosle" premio. Por que sí, porque hoy los Goya solo son una convocatoria mediática para quejarse de todo, porque todo se hace mal, todo menos la Gala, que demuestra lo buenos que son en directo, el guión, la coreografía, el ritmo, la inteligencia del humor. Sí "macho", unos héroes sois. Sólo conseguís enterrar nuestro cine premiándo a quienes consideráis héroes, que no buenos profesionales.

El problema del cine español es el público, en su gran mayoría muy cortito. A su vez se dice gran defensor del orgullo nacional pero como siempre se le echa encima cuando se trata de cine o de cultura en general y más de la de aquí. Si no les gusta que hayan tiros, explosiones y demás, mejor que se callen porque eso es circo no cine. Ese público NO sabe apreciar las cosas, se deja llevar por las corrientes de opinión extranjeras o las modas, son el rebaño, no tiene detrás la capacidad de asumir la complejidad de las historias, un buen guión o las excelentes interpretaciones que se hacen. Su nivel es tan bajo que acepta sin rechistar la invasión de la basura americana que pueblan los multiciones (de la que se podrían salvar sólo 1 de cada 5 películas). La gente inculta empobrece la industria, la gente que defiende, apoya, pide cine español y de calidad, lo eleva. Lo de usar el cine para criticar la política me parece de lo más lógico. VIvimos en un país corrupto dónde apenas hay libertad de expresión y dónde los catetos van a ver pelis basura americanas. ¿Cómo no van a subir a quejarse?

NUEVA GALA VERGONZOSA DE LOS GOYA
.
…Este sábado todos los españoles volvimos a presenciar, avergonzados, la nueva gala de entrega de los Premios Goya. Una gala bastante cutre, irrespetuosa, de mitin político, de muy mal gusto, soporífera, cargante, excesivamente larga y pésimamente coordinada, cuyos premiados se dedicaron, para más inri, a meterse con el ministro Wert simplemente para llamar la atención. Pero ni siquiera estas provocaciones pudieron evitar la caída de la audiencia de este año (19,8% de cuota de pantalla), que superó incluso la del anterior (23,3 %).
.
…A ello contribuyó la presencia desafortunada de un Manel Fuentes inseguro, sobreactuado y sin gracia, así como el lamentable conjunto de “sketches” y los bochornosos números musicales. Sobre todo el protagonizado por Lucía Jiménez, Daphne Fernández, de la Rosa y Adrián Lastra, que junto al presentador, se convirtió en “trending topic” en la red por lo nefando de la actuación, de la coreografía poco trabajada y de las voces irregulares y con “gallos”.
.
…Daba igual. Porque de nuevo este año la misión primordial de la gala volvió a ser el mitin político, nunca la fiesta del cine a través de un espectáculo bien hecho. Para ello volvieron a ser cruciales los sempiternos Bardem –matriarca e hijos– feos, rabiosos, insurrectos, resentidos, demasiado socialistas, y que ya venían con el guión aprendido desde casa: utilizar la gala del Cine como coartada para criticar al gobierno del Partido Popular. Así pues, su primer cometido, ya antes de entrar en el recinto, fue posar con los trabajadores de Coca-Cola, con miembros de la Plataforma Antidesahucios y con figurantes sin trabajo del cine. Después el protagonista de “No es país para viejos” aprovechó la entrega de un premio Goya para hacer de su capa un sayo y ensañarse contra el ministro Wert, que oportunamente no asistió al aquelarre.
.
…Más tarde, Antonio de la Torre (puño en alto incluido), Trueba, Botto, Barroso, Roberto Álamo, Natalia de Molina, Alejandro Hernández, Marián Álvarez y el presidente de la Academia, el señor Macho, usaron también la tribuna de TVE, la televisión de todos los españoles, para reivindicar todo aquello que se les pasaba por la cabeza en ese momento eternizando así la gala. La gala del Cine español y no el Congreso de los Diputados. Los espectadores nos sentimos humillados, estafados, y tuvimos que cambiar de canal.
.
…Y lo hicimos porque el gremio actoril le perdió el respeto a otros sectores productivos que también están soportando –pero en silencio– los rigores de la crisis. En 2º lugar, porque dio muestras de ser un sector mal criado por el gobierno socialista, que acostumbraba a concederle subvenciones sin tasa, a cambio de obtener propaganda política por las televisiones del país. En tercer lugar, porque el sector del cine no es, ni mucho menos, el sector más importante de España. Y, en 4º lugar, porque le perdió el respeto a los espectadores de la televisión pública, que esperaban un espectáculo bien hecho y no las iras rabiosas y egoístas de unos actores incapaces de llenar las salas de este país. Una vergüenza.

No sé por qué tenemos que ir al cine a ver algo que no nos gusta.
Hay muchos ejemplos por ahí si no nos gusta el modelo americano (que produce mucha basura, todo sea dicho): a menudo nos llegan buenas películas de los países nórdicos, Italia, Francia.... Los franceses por ejemplo lo tienen más claro que aquí: hacen cine de muchas clases, comedia, fantasía, y también hay creadores que ofrecen un cine más profundo, con mensaje. Y sabeis qué? Les va bien porque todos tienen un público al que satisfacen, porque llegan a la gente. Yo me he reído muchísimo viendo Les Intouchables, Bienvenidos al norte, Les arnaqueurs...he disfrutado con Los chicos del coro o las pelis de Kieslowski. Eran buenas y me hicieron disfrutar, una combinación que casi nunca se presenta en el cine español, que siempre es aburrido y rancio en su temática y su puesta en escena (y no es aversión a lo español, porque hay algunas joyas perdidas, como las pelis de Medem, que han conseguido conmoverme). Yo creo que en lugar de acusar tanto al espectador deberían mirarse al espejo y preguntarse qué están haciendo mal. Igual sí deberían eliminar las subvenciones para que de verdad hagan cine sólo los buenos, porque para lo que están sirviendo hasta ahora...

¿Iñaki Gabilondo es ahora crítico de cine? Las películas españolas de hoy son peores que las de entonces: Saura o Berlanga no hacían españoladas, David Trueba o el hijo de José Ramón Sánchez sí; españoladas modernillas, pero españoladas, con buenos medios técnicos pero guiones trillados, una dirección inexistente y unos actores pésimos (Quim Gutiérrez y por ahí).
Por otro lado, está el problema que tan bien señala Mongrel: con esos argumentos, paso de ir al cine y me quedo en casa, viendo una película de John Ford o de Berlanga. Igual la culpa de todo es de los que no vamos a ver películas españolas, igual deberían obligarnos a ir a verlas. Anda que...

Porque el problema del cine español no es el cine español, es que no se le quiere, es que la política lo maltrata y el público lo desprecia...
http://conmargaritas.blogspot.com.es/2014/02/ese-despreciado-cine-espanol.html?spref=tw

Rosi, repasa tu comentario antes de publicarlo. No se entiende lo que quieres decir.

El Sr. Wert estaba en Londres, porque quería ver buen cine.....

Los Goya han sido todos ellos una crítica de los acontecimientos surgidos por el tipo de cultura al que se quiere alcanzar. Y los artistas critican con esmero su posición dadas las circunstancias en las que se encuentra sumergida la actividad económica y cultura de los ciudadanos. Gracias a ellos valoramos lo que por desgracia nos están quitando en este nuestro país. Algo imperdonable que debería merecerse por la identidad que lo conforma. De todos modos no se puede comprender estas precariedad en este estado actual de la sociedad.

para aep. Lo que usted denuncia en Jaén de que no puede ver cine español pasa hasta en Madrid, donde las pelis duran 4 días si es que se estrenan. Vergüenza y asco da.

Hay que ver cuánto sectario teapartiano aparece por aquí denigrando al cine español. Pobre gente. Ellos se lo pierden.

Hoy, después del reparto de los Premios Goya, he acudido a la cartelera del páramo cultural en el que vivo, Jaén, porque quiero ir a ver alguna de las películas premiadas. Pues bien, aquí ya solo hay una única sala, la típica sala de multicines del típico centro comercial. Y de las ocho películas que se ofertaban todas eran películas americanas.
Esto es un claro ejemplo de lo que ocurre fuera de las grandes capitales de nuestro país. Así es imposible levantar nuestro cine.

"¿Hay algo peor que tu ex novio se case con otra y te invite a su boda? Sí, que te pase tres veces en un mismo mes, no saber decir que no y que el único al que consigas convencer para que te acompañe sea tu nuevo becario". Debo ser anticultura, como Wert, pero no veo el nivel cultural ni el atractivo en esta historia. Tranquilos que ya no sigo.

Una de las "buenas": 15 años y un dia narra la relacion entre un adolescente conflictivo y su abuelo Max, un militar retirado que vive en un pueblo en la Costa de la Luz. Cuando Jon es expulsado del colegio, Margo, su madre, decide enviarlo lejos para que Max lo meta en cintura. No le será fácil. A Jon le gusta bordear el peligro, y el exmilitar es un hombre de costumbres que se ha asentado en un punto muy cómodo de la vida. Los dos se enfrentarán a sus limitaciones y a sus miedos." No me dice nada. Me quedo en casa.

Ejemplo de argumento de candidata a un Goya: "Un hombre joven que vive superado por una vida gris y que parece tenerle miedo a todo, decide embarcarse en un viaje hacia los lugares a los que nunca se atrevió a ir. En ellos descubrirá que si no quieres seguir creciendo, lo único que tienes que hacer es aprender a volar ". No me atrae. No voy a verla.

Los cutres, que se echan la mano al pecho para hablar de su marca ejpaña, no se dan cuenta de que el cine, un buen cine, es una forma genial de vender el país en el exterior, de promocionar el turismo y vender los productos del país, la gastronomía, la tecnología y hay que apoyarlo porque seguro que revierte en otros sectores...Son tan casposos que lo atacan porque no es pepero. Estamos gobernados por garrulos.

txarlibraun52, olvidese, el cine español esta en crisis desde siempre. El PP? no hubo crisis con el PSOE de Gonzalez? no estaba en crisis con el PSOE de Zapatero? Lo estuvo con Aznar y lo esta con Rajoy... que con la crisis que hay ahora se llame mas la atencion es una cosa, pero SIEMPRE se ha dicho que hay crisis. Le reto que me diga en una gala que no se ha dicho de los problemas del cine español y que estos no sean financiacion, taquilla y similares.

Esto es asi ahora y siempre, pero con la salvedad que en los ultimos años, son una plataforma politica. Habla de Iberoamerica como si alli les entusiasmaran las peliculas con tematicas sociales, cuando en realidad pasa lo mismo que en España y pocas son las excepciones a la regla (9 Reinas, Ciudad de Dios, Amores Perros, Como Agua Para Chocolate...), pero en general, el mismo problema y poca taquilla. Asi que no hable que si el PP, o que se yo... no es el gobierno el que distribuye las peliculas, si estas no se venden en Iberoamerica, es que no interesan, no va a ser el gobierno el que les lleve de la mano tambien, no?

Los Lunes al Sol (el ejemplo que das) costo 3.3 millones de euros y recaudo alrededor de 10 mundialmente. Ese mismo año, El Otro Lado de la Cama con un presupuesto de 2,6 millones recaudo 12 millones solo en España... obviamente Los Lunes al Sol es una estupenda pelicula, pero la gente no fue a verla, por que? Por falta de promocion? Quiza. Por que no interesaba? Una razon mas que plausible...
En fin, si nos queremos engañar con que la gente no va al cine por que es caro, por que el cine español no se promociona, creanselo, el caso es que se hacen peliculas con gran bombo y platillo en las galas y los criticos, pero que no interesan a nadie.

La entrada de cine en provincias, con el anterior IVA, 8%, costaba 6 euros, más IVA, 6,48. Ahora, con el 21%, cuesta 7,26. La diferencia es tan nimia, 78 céntimos, que quien no pueda pagar 7,26 se supone que tampoco podía pagar 6.48. El IVA sobre los libros no se ha modificado, el 4%, Sin embargo, las ventas han caído más de un 50% desde 2008. Lo que viene a demostrar que no son los impuestos la causa de la pérdida de espectadores, sino la crisis. Parodiando a Clinton: «Es la crisis, estúpido».

Lo CUTRE , tanto ético, como intelectual o político es el cordón umbilical que une al franquismo con el " PePismo " a traves de la historia entre negra y gris marengo de España.

Totalmente de acuerdo con Julian Martinez,en todo,me parece tan triste que no se admire lo nuestro,los actores que tenemos,desde siempre,maravillosos,que no tienen envidia a ningún actor americano,a nuestras películas,que las hay ,estupendas.Este invierno casi solo he visto cine español,porque ,para mi, el cine americano,esta decayendo muchísimo , hoy por hoy prefiero el de aquí.He visto como películas totalmente idiotas,pero con una promoción estupenda llenaba los cines,luego la gente dice,es mala,pero ya han dejado sus millones a la industria americana,en cambio,aquí no le dan ni una oportunidad,dicen española,no la veo,aunque sea la mejor película del mundo,si, este Pais ,es un Pais de catetos acomplejados.

FrankDebrin, oh si, yo si veo los Oscars, y por cada minuto dedicado a un alocucion politica cuantos no los hay? Podrias leer lo que escribo y veras como nombro a Moore y si lo viste veras como fue abucheado (me parece mal, pero lo fue o eso no lo vistes?). Tambien nombro a Brando cuando envio a otra persona a RECHAZARLO.

Aqui tiene varios

http://www.politico.com/gallery/2013/02/politics-at-the-oscars/000826-011841.html

ahora, la diferencia esta en hacer toda la ceremonia una plataforma politica a expresar las opiniones en sus minutos de gloria. Los Goya, especialmente el año pasado, parecio mas un mitin politico que una exposicion del cine, una plataforma para que CUALQUIERA, sea su color politico, vea esas peliculas.

Luis García Berlanga, sin duda, el mejor director de cine español de la historia, hizo películas magníficas (Plácido, el cochecito, el verdugo, Bienvenido Mr.Marshall, etc) cuando despreciábamos el cine español diciendo que era una españolada. Preferíamos el cine norteamericano porque nos sorprendían sus superproducciones, el Cinemascope en Eastmancolor, etc. El cine español en el franquismo, estaba tan depauperado y controlado que solo los más inteligentes como Berlanga, Borau, Bardem, etc. sabían sortear la censura y nos regalaban esas obras de arte. Luego llegó el destape, el landismo y Fernando Esteso y su colega Andrés Pajares haciéndonos sonrojar con sus películas del tres al cuarto donde se despreciaba la inteligencia.
Pero resurgió, a partir de la transición, un cine de verdad, con directores y guionistas que reflejaban la crítica diaria. Pongo un ejemplo: Los lunes al sol. Así, poco a poco se ha ido forjando una industria que de haber nacido en Francia estaría subvencionada y pagando el IVA más bajo posible, porque en Francia entienden estas cosas. Saben que es una industria que les puede reportar grandes beneficios si se exporta bien.
En España tenemos un mercado tan grande, con Iberoamérica, que el puñetero gobierno del PP no se ha dado ni cuenta. No entiende que las películas se pueden vender al extranjero como se exportan los coches. En Francia, Alemania e Inglaterra lo tienen claro. Promocionan su cine como un producto natural extraído de sus suelo, porque es así, en realidad. Sin embargo, qué podemos esperar de esta derecha recalcitrante, cuando una de las mandamases del PP, como esta Esperanza Aguirre, que dice que la gala de los Goyas es una gala contra el PP. Ya está claro, para ellos los indeseables del cine son sus enemigos, los que piensan distinto a ellos, al enemigo ni agua. Por eso se sube el IVA al 21%, para que sufran y se jodan.
No es de extrañar que esto ocurra en este país, con ciertas ideologías miserables, donde todavía no se tolera la crítica, ¡después de casi cuarenta años de democracia¡ Es intolerable.
Que no vaya el cobarde y mal educado ministro de Educación a la gala de los Goyas es casi un regalo. Todavía no ha entendido que la crítica hacia él va en el sueldo, y que si se produce tan constantemente tendrá que tentarse la ropa y preguntarse ¿A ver si soy yo el origen de tanta crítica?

McQuack, creo que nunca has visto los Oscars. Tim Robbins y Susan Sarandon criticaron en la ceremonia la política de Bush Jr., la guerra de Irak y otros aspectos. Recordemos a Michael Moore, que en plena gala de los Oscars recogió su premio y dijo "Shame on you, Bush" (Averguenzate, Bush)... esto es no querer ver la paja fuera del otro propio, pero hacer más grande la nuestra.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal