I Love Bicis

I Love Bicis

I love bicis se acerca a la realidad de la bici urbana, sinónimo de modernidad, responsabilidad ambiental y otro tipo de movilidad. Carriles bicis, políticas de desarrollo, alforjas para ir a la última o las luces más cool. Todo con ganas de reivindicar los pedales.

Sobre el autor

Pablo LeónPablo León es reportero y ciclista urbano. Escribe en El País desde 2009 sobre viajes, tendencias, cómics y cultura urbana. Comenzó con la bici por las calles de Berlín y desde entonces pedalea en cada ciudad por la que pasa.

Eskup

El determinismo de un atasco

Por: | 26 de enero de 2012

 

Los atascos son inevitables. Cuando una carretera tiene un número determinado de coches, acabarán parándose. La premisa, digna de la teoría del caos afamada por el Doctor Ian Malcom en Parque Jurásico, se basa en que una pequeña variación en las condiciones iniciales de un sistema acaba generando una alteración grave del mismo. No es nada nuevo. Un equipo de investigadores japoneses realizó un experimento con 22 automóviles (ver vídeo). Los vehículos debían dar vueltas por una gran rotonda a 20 km/h. Para un conductor no es difícil mantener ese ritmo y las posibilidades de perder el control del coche o ponerse nervioso son menores que a una velocidad mayor. A pesar de ello, tras un par de vueltas se forma un atasco. Las razones: un conductor disminuye ligeramente la velocidad y ese retraso se transmite, como la onda expansiva de una explosión, al resto. Si a esa velocidad se pierde el temple, cuando se acelera la tensión aumenta y, con ella las probabilidades de desconcentrarse. Así, en una ciudad, cuando se llega a una masa crítica de coches va a ocurrir un atasco.

Seguir leyendo »

No te quejes; háztelo tú mismo

Por: | 24 de enero de 2012

Diy-icon. Diseño de www.designsponge.comEl mundo piensa en vintage. La crisis de 2008 ha dejado a la del 29 como una buena secundaria; la estética de los setenta, ochenta y noventa se ha reinventado durante la primera década del siglo XXI y una ola de indignación recorrió el mundo el año pasado al estilo mayo del 68. La coyuntura económica, los recortes y los pronósticos de empeoramientos traen a Europa de cabeza. Y en medio de este panorama reaparece el Do It Yourself (DIY). La tendencia, con raíces en el movimiento punk de hace 40 años y el altermundismo, defiende el valor, y el ahorro, de las cosas realizadas por uno mismo. Así hay talleres donde te dejan herramientas para reparar tu bici o locales donde puedes comprar la cerámica, hornearla, pintarla y llevártela a casa. El colectivo ciclista se une al DIY. Ante la falta de planificación y propuestas por parte de los responsables municipales, abrazan el háztelo tú mismo incluso para los carriles bici.

Seguir leyendo »

La velocidad de la ciudad del futuro

Por: | 18 de enero de 2012

Future-city

En el imaginario colectivo, influenciado por las películas de Hollywood, las ciudades del futuro vuelan con tranvías y coches flotantes moviéndose a una velocidad supersónica. Los tubos de Futurama pueden ser válidos en teoría pero ¿es esa velocidad el futuro de las ciudades? El ajetreo se ha usado, durante años, como epítome de la experiencia urbana: el metro resoplando mientras entra en la estación, un gentío apresurado cruzando un paso de cebra en Manhattan o alguien parando un taxi con premura; parece que un minuto en el centro de Nueva York, Londres, Madrid o Tokio no pasa como un minuto en el resto del mundo. A pesar de que nuestras avenidas se obstruyen con el tráfico, cuando alguien piensa en una gran ciudad se la imagina más urbana cuanto más rápido se mueve. Sin embargo, si en el trasiego diario por la jungla de asfalto miras alrededor descubres que muchas propuestas diseñadas para acelerar la ciudad, realmente la ralentizan. El modo más rápido de recorrer una gran urbe ahora mismo es la bicicleta. Al mismo tiempo, los tranvías reivindican su legado eléctrico, sostenible y eficiente; las zonas peatonales recuperan espacio en los centros y las medidas de reducción de velocidad y calmado de tráfico sustituyen a la pasión por los acelerados boulevares del siglo XX. La velocidad da paso a la eficiencia y la fluidez. 

Seguir leyendo »

Todos somos 'commuters'

Por: | 12 de enero de 2012

26tube-531

Commuter: persona que viaja diariamente una distancia considerable entre su lugar de residencia y su trabajo.

No existe traducción para este concepto estadounidense que deriva de los comienzos del ferrocarril en América. A mediados de 1800, el tren generó los primeros suburbios: pequeñas localidades alejadas de grandes ciudades como Nueva York, Filadelfia, Boston o Chicago pero gracias a las vías, bien comunicadas con las mismas. Como los usuarios realizaban viajes diarios a las urbes, la compañía ofrecía la commuted fare, una tarifa reducida o abono para los usuarios regulares. Con el tiempo, el coche, y su asociación con el desarrollo y el estatus social, se estableció como el vehículo perfecto para los commuters que conseguían disminuir el tiempo que invertían en el viaje. Antes del siglo XIX, casi la totalidad de los trabajadores vivían a menos de una hora de sus puestos de trabajo. En la actualidad, se considera afortunado a aquel que tiene menos de media hora de  trayecto para llegar a su oficina. Hoy en día, de una manera o de otra, todos somos commuters

Seguir leyendo »

La bici y su sitio en la ciudad

Por: | 09 de enero de 2012

White bikeLa semana pasada un camión arrolló a una mujer en un giro mientras esta circulaba por le carril bici de Barcelona. El atropello, que conmocionó a la comunidad ciclista catalana, ha generado un debate sobre la peligrosidad de los pedales y la capacidad de las ciudades españolas para asimilar las bicicletas. En el diario, junto a tres compañeros, Clara Blanchar, Ángeles Lucas y Karim Asry, sacamos un artículo en el que, sin restarle importancia al trágico accidente, intentábamos contextualizarlo para que no se desatase la alarma social. Montar en bici tiene sus riesgos, cuando te mueves ocurren accidentes y en la vida todo puede ser arriesgado. Pero en España el año pasado murieron 32 personas en bicis y por cada millón de pedaleantes fallecen 10,7 personas al año; en el caso del coche la cifra asciende a 47 por cada millón de vehículos. La idea que queríamos transmitir es que hay que reducir los accidentes en bicis y fomentar la cohabitación sin dejarse llevar por la alarma innecesaria y no fomentar el amarillismo ni el melodrama. Os dejo el link por si alguien no vio el artículo. 

 

El diablo sobre ruedas

Por: | 04 de enero de 2012

Bicicleta arrollada por camión. Andreu DalmauEmpezamos el año con una fatal noticia: un camión arrolla a una mujer que iba con su bicicleta en Barcelona. La ciclista circulaba por el carril bici y el accidente tuvo lugar en una intersección, en un momento que el camión giraba a la derecha. A raíz de la noticia muchos ciclistas alzaron la voz por la alarma que una reseña así provoca. "La imagen que publica El País es quizá demasiado truculenta y sólo sirve para alimentar la cultura del miedo más atroz y más visceral y creo que no es el camino, ya que sólo sirve para aterrorizar a la gente", escribían en el blog Bicicletas, ciudades, viajes... . La foto que acompañaba a la noticia era bastante impactante y transmitía perfectamente la vulnerabilidad de los ciclistas frente a la inmensidad del camión. Impresionaba pero ¿realmente repercute negativamente en el ciclismo urbano esa publicación?

Seguir leyendo »

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal