40 Aniversario
De mamas & de papas

De mamas & de papas

De la comedia más almibarada al thriller más terrorífico, todo es posible en un día con hijos. En este espacio, padres y madres que a la vez son periodistas, y los lectores, comparten información y experiencias para sobrevivir a estos años apasionantes pero agotadores. Participa en los comentarios o a través de nuestro correo

¿Es normal preferir a uno de tus hijos?

Por: | 12 de abril de 2011

  Foto: Reuters
Durante mi segundo embarazo, uno de mis temores era si querría a la pequeña tanto como al mayor. En pleno enamoramiento de mi entonces único pequeñín, David, me agobiaba pensando cómo me iba a repartir, no ya solo en tiempo y manos, sino en amor, cuando naciera Natalia. Recuerdo que una vecina me comentó algo así: "Es increíble la capacidad que tenemos, cómo cuando nace el segundo, el amor se multiplica". Efectivamente, al poco de nacer mi pequeña, me encontraba ya enamorada no de uno, sino de dos bebés. Ahora, esperando a la tercera, y viendo el manicomio diario de casa, dudo de si alguien podrá cogerla en brazos o hacerle caso, pero no dudo en absoluto de que la querré.

Pero, ¿los querré a todos por igual? La pregunta no es gratuita. Hay padres que quieren más a un hijo que a otro, como reconoció, con una honestidad apabullante y quizá peligrosa, la bloguera estadounidense Kate Tietje en un polémico artículo en la web de crianza Babble. De hecho, años antes de leerlo, no recuerdo si ya había nacido David (3 años y medio), mi amiga psicóloga, Blanca Ramírez, me hizo un comentario que me dejó impactada: según algunas teorías, lo normal es preferir a uno de tus hijos. No se refieren a adolescentes o cuando ya son adultos, donde quizá sea normal sentir más afinidad con uno que con otro, sino a niños pequeños. Desde entonces, no he dejado de darle vueltas, más ahora que tengo dos. A veces me planteo la pregunta ¿qué haría si hubiera una situación de vida o muerte y solo pudiera salvar a uno? Pero no tengo el valor de seguir el hilo mental hasta el final, así que no sé la respuesta.

Tras leer el artículo de Kate Tietje en Babble, llamo a mi amiga psicóloga para que me amplíe la teoría. Hay una explicación evolutiva: es una estratagema que llevamos impresa en nuestros genes para sobrevivir. Cuando nuestros antepasados no podían mantener a todos sus descendientes, establecían una escala de preferencias, de forma puramente instintiva, privilegiando al que creían que tenía más probabilidades de salir adelante. En principio, se tendería a preferir a los varones, al tener más posibilidad de esparcir su semilla, pero hay otros factores, como la fortaleza, la habilidad, la inteligencia...

"Es instintivo, no se razona, pero se tiende a preferir a uno sobre otro". En la práctica, en una sociedad industrializada como la nuestra, con pocos hijos por pareja y la posibilidad de criar a todos con calidad, "desechamos ese instinto, como hacemos con muchos otros, porque ahora no nos viene bien", me explica Ramírez. Pero no hace falta irse a una situación de hambruna o de guerra: dar estudios universitarios al hijo que vemos más preparado, cuando no hay dinero para todos; o impedir que una de las hijas forme su propia familia para que cuide de sus hermanos, dando prioridad a sacar adelante a los hijos de la pareja que a posibles nietos, que comparten una carga genética menor, son casos no tan lejanos en los que sale a relucir esa escala de preferencias.

Incluso, como en mi pregunta nunca resuelta, estos instintos harán que "automáticamente, aunque no se quiera, se priorice a uno de los hijos en casos extremos, como que se estuvieran ahogando los dos", me dice Ramírez. Esas preferencias no son inmutables: puede que haya épocas en las que se cuide más del pequeño, porque lo necesita, y se deje al mayor, que ya puede apañarse solo. 

Sin embargo, ambas coincidimos en que preferencia no equivale a amor. "Que tengas preferencia por la supervivencia de uno no significa que lo trates con más cariño". Así, hay personas que son más rígidas y disciplinadas con el favorito. O que se vuelcan con un niño discapacitado, aunque, según la teoría evolutiva pura y dura, tiene menos posibilidades de tener descendencia.

¿Qué hacer cuando crees que prefieres, o quieres más a uno de tus hijos, como le sucede a Kate Tietje? "Culpabilizar a los padres no sirve de nada", opina mi amiga psicóloga. "Lo mejor es buscar lo positivo, lo bueno de cada hijo, no fijarte solo en lo que está fallando". Y "observar las características del niño como persona independiente" -por ejemplo, si es tenaz, hábil, sociable, etcétera- y no solo desde el punto de vista de la relación con los padres -si nos llevamos bien, nos hace caso, compartimos pensamientos...-.    

Kate Tietje, en una foto de su blog El artículo de Tietje se titula Confesión de una mamá: creo que quiero a mi hijo un poquito más. La autora tiene dos niños, la mayor, de 3 años, y el pequeño, de 2, y está embarazada. Resumiendo, esta madre cuenta que tuvo problemas para establecer el vínculo con la mayor, por una mala experiencia hospitalaria y una enfermedad en los primeros meses tras su nacimiento. Con el segundo, sin embargo, fue como la seda. Y el carácter de cada uno de ellos hace que la mayor, mucho más independiente, desafiante y contestona, sea más difícil de llevar que el pequeño, un mimoso "niño de mamá". Arranca así:

De acuerdo. Este post es serio. Es algo en lo que he estado pensando durante mucho tiempo, pero he tenido demasiado miedo para decirlo. Aunque no puedo ser la única que se siente así. Porque las madres no son perfectas. (...) Así que he inspirado fuerte, y voy a compartirlo. 

Creo que quiero a mi hijo solo un poquito más que a mi hija".

El texto es desgarrador por la honestidad de la madre, su sentimiento de culpa y su miedo a que sea demasiado tarde para reparar la relación con su hija. Una de las críticas expresadas por los lectores en los comentarios, que comparto, es sobre la conveniencia de sincerarse en un foro tan público como es Internet sobre estos sentimientos tan íntimos y duros. No por la madre, que parece haberlo escrito con una intención de catarsis, sino por la pequeña. ¿Cómo se sentirá la niña cuando crezca y lea el texto de su madre? Pero también, entre los comentarios, hay varios lectores que se ven reflejados en lo que cuenta Tietje y le agradecen haber tratado de un tema que parece tabú.  

Os traduzco algunos párrafos del artículo:

Hay momentos -en mis pensamientos tipo La decisión de Sophie- en que me pregunto a cuál de los niños sería realmente peor perder... si me obligaran a elegir. Inmediatamente me siento horrible y quiero ir y abrazarlos a los dos y no dejarlos marchar (...).

Entonces me siento fatal y avergonzada por haber pensado algo así, porque realmente quiero a mi hija y nunca querría perderla. Cuando no es desafiante, es una pequeña niña adorable que me hace reír y maravillarme de todas las historias que cuenta y las cosas que sabe hacer (...).

La cosa es que, en el día a día, encuentro más fácil gravitar hacia mi hijo. Soy más paciente con él. Es menos probable que me enfade con él (aunque lo hago, si hace algo que no debe). Es más probable que le coja y le achuche, o que le dé algo que pida más rápidamente. Soy menos paciente con mi hija, es más probable que pelee con ella o que le niegue algo sin una buena razón(...). Esto en mis días peores... En los mejores, en los normales, hago un esfuerzo mayor para intentar ser justa con los dos (...).

Sé que si no hago algo, e intento superar mis extraños rechazos y ser realmente una madre, crecerá para acusarme de estas cosas: "¿Por qué fuiste tan dura conmigo? ¿Por qué fuiste tan impaciente? ¿Por qué no me abrazaste y me quisiste como hiciste con él? Y podría responderla de mil formas... porque él quería que le abrazara más, porque él es más sensible, porque él es más pequeño... porque él me necesitaba más...

No es suficiente. Porque ella tendría razón, y yo no tendría nada que decir. Acepto completamente que lo peor de su comportamiento es totalmente culpa mía. Es culpa mía por preferir silenciosamente a su hermano, por ignorar sus necesidades, por darle de lado y exigirle demasiado.

Tengo la secreta esperanza de que el nuevo bebé sea una niña. Quiero empezar de nuevo con una pequeña niña ahora que tengo salud y soy una madre con experiencia. Quiero amarla y apreciarla como se merece. Y quizá... pueda aprender a amar y criar una niña de la forma adecuada, y pueda usarlo para cambiar y criar mejor a mi hija mayor. Quizá pueda salvarnos a todos antes de que sea demasiado tarde.

Solo espero que pueda ser una madre mejor. Que no lo haya estropeado ya. Porque no es justo querer más a mi hijo... porque mi hija es quien es y necesita mi amor, respeto y aprecio tanto como él. Quizá más ya que es tan independiente y deseosa de apartar a la gente. Espero que pueda dárselo, que pueda ser la madre que ella -y todos mis futuros hijos- merecen".

Hay 168 Comentarios

Casi es día de las madres, y con una madre que desde que navidad no mostró mucho entusiasmo y que con mi hermano no sólo muestra sobre esfuerzo, sino sumisión... Es difícil ver tanta publicidad diciéndote que la Madre es un ser excepcional, yo entiendo que a cierta edad no puedes culpar a tus padres de las cosas buenas o malas que pasen en tu vida. Pero tomar esta actitud de favoritismo daña mucho. Me identificó mucho con el primer comentario y admito que me da gusto saber que al final dañan más aquellos que tienen todos los mimos. ME DAN FORTALEZA para no sentir culpa y seguir cayendo en su comportamiento pasivo agresivo de mi madre.

Cuando he leído "Quiero empezar de nuevo con una pequeña niña ahora que tengo salud y soy una madre con experiencia" lo primero que he pensado es que esta mujer ha tirado la toalla con su hija mayor, por Dios santo, que tiene 3 años!! Si la niña es contestona y rebelde es porque se dá perfecta cuenta de que su madre prefiere a su hermano y reclama atención. Increíble lo de esa mujer!!!
Pues debería tener mucho cuidado en cómo educa al pequeño. En mi familia mi madre siempre ha mostrado una clara preferencia por mi hermano menor (nos llevamos 5 años) y, con 35 años que tiene ya, se ha convertido en un hombre prepotente, que piensa que se merece más que los demás y con graves problemas de límites porque de pequeños lo suyo era suyo, y lo de los demás (y lo mío) también era suyo, y ahora que es un adulto nadie le soporta mucho tiempo. Ni que decir que sigue viviendo con mis padres y jamás ha trabajado porque siempre le han dado todo lo que ha querido, jamás será capaz de formar una familia porque ninguna mujer le aguanta.
En definitiva, repasando nuestra infancia y desarrollo, a pesar del dolor que me ha causado siempre saber que mi madre le prefería, la verdad es que el que ha salido mucho peor parado al final ha sido él, así que al final tanta atención sólo ha servido para destrozar su vida. Eso sí, la niña aprenderá a tolerar la frustración y saldrá mejor parada que él, eso seguro.

m
e gusta

Yo creo que algunas tienes varios problemas psiquiátricos .... eso de la preferencia por instinto ?.... por favor ya no estamos en la prehistoria , lucha de sobrivencia , tenemos capacidad de raciocino y mejorar lo que ya esta mal. Es patético que algunas acepten el simple hecho porque es instintivo, el mundo ya de por si es una competencia que se debe respirar día a día y trabajarlo , como para que se cree un aire de competencia dentro de el hogar , generar conflictos emocionales entre hermanos y entre ellos mismos, por favor algunas vean a un psicólogo

Yo siempre he sido victima de rechazos, criticas destructivas, humillaciones, insultos y vejaciones por mi propia madre tanto que deseo a esta edad 45 años hacerme una prueba de ADN tengo medios hermanas una es muy mala persona conmigo desde que nací, soy la menor de todos los hermanos, y la unica hija hembra del tercer marido de mi madre y quien adopto legalmente a sus tres hijos anteriores , mi padre le dio amor estudios alimentacion y educacion a sus hijos ,pero el sufria porque ella siempre me rechazaba desde chica, ella tuvo tres hijos varones con mi padre y a mi, a mis hermanos siempre los amo y trato bien, pero a mi siempre con rabia humillaciones rechazos desamor mucho maltrato eso me ha traumatizado por años aun hoy en dia lo hace, no la odio Dios la perdone pero prefiero estar lejos muy lejos de ella porque su egoismo y maldad no es normal y la gente y familiares de mi padre y de ella se dan cuenta y dicen que su hija favorita siempre fue mi media hermana que en el fondo es como ella se parecen mucho en su manera de ser materialistas, egoístas, criticadoras soberbias odiosas con la gente se tapan sus maldades una a la otra yo soy mas como mi padre venebola , sensible, humanista sencilla sin soberbia doy todo a cambio nada regalo lo mio o lo comparto soy mas hogareña familiar soy la tia que todos los sobrinos buscan y respetan mi media hermana es la tia que ellos alejan un poco. tengo tres hijos varones a quienes amo con toda mi alma respeto y admiro por igual son mi vida lo unico que tengo. soy divorciada mi ex esposo me maltrataba y un dia decidi dejarlo asi como quiero alejarme de mi madre porque se que no cambiara , el amor a un hijo nace no se hace y mi error fue haber nacido ella me lo ha hecho pagar caro. felicito a todos lo que sus madres los amaron al nacer y bendigo a esas madres. yo naci por conveniencia economica de una mujer. DIOS LOS BENDIGA A TODOS Y TODAS EN SUS VIDAS Y AMEN A SUS HIJOS POR IGUAL

Puede ser normal preferir a uno de los hijos. Hasta en la Biblia los padres tienen preferencias y a veces los hermanos lo encuentran normal. Es posible que el carácter se complemente mejor o haya más química ¡qué sé yo! Lo que no es de recibo es tratar a los hijos de diferente manera y tener preferencias a la hora de consentirles comportamientos o pagarles cosas. En esto sí que hay que estar muy muy alerta. Hay que ser padres justos y lograr que ningún hijo se sienta preterido, ni en cariño ni en lo material. Pero para tus adentros no se puede evitar muchas veces preferir a alguno, aunque razón de más para estar alerta y evitar que los hijos lo noten.

Me siento identificada con muchos de los comentarios anteriores al grado que sólo he querido tener una hijo por miedo a que yo hiciera lo mismo.He pasado tan mal mi infanciainfancia,lo he vivido tan de lleno el tema de las diferencias que hacían entre mis hermanos y yo que fui incapaz de querer tener dos hijos.

Mi madre siempre quiso más a mi hermano y yo lo noté desde que tenia unos 5 años. Con el hacía preferencias, mi hermano me lleva 6 años, lo quiero mucho, pero siempre lo envidie porque mis padres lo preferían a el y aun no se que hice mal para que eso suceda. A el lo metieron en unas actividades de verano que yo siempre le dijera a mi madre que quería ir, pero lo llevo a el y a mi no, cuando el tenia unos 16 años y yo 10 el estaba deprimido y lo llevaron a un psicólogo, ahora yo me siento abandonada y que no valgo para nada, lloro cuando estoy sola y tengo la autoestima baja (mi madre sabe la última, y creo que el resto pero se hacen los ciegos) ni siquiera ellos me animan, voy a repetir curso y tengo que estudiar en casa y yo ser mi propia profesora cuando a el lo apuntaron a muchísimas clases porque en una no conseguía estudiar. Espero que el tiempo me de respuestas. El no fue deseado y por lo que escuche yo si, no entiendo para que me dieron la vida si ahora me desprecian...

Ojala y los padres estuviésemos mas conscientes del daño que podemos ocasionar a nuestros hijos, porque el daño por no sentirse amado puede ser irreparable, aun yendo con sicologo como yo lo hice ya de adulta, asi que alli estás siendo blanco fácil de cualquier persona buscando agradar para que te quieran porque creces creyendo que es normal que te maltraten. Yo tengo mis hijos y siempre he tratado de no hacer diferencias como mi mamá las hizo conmigo abiertamente y sin consideración. Pasé mi vida buscando la manera de agradarle, ya casada siguio tratandome como siempre lo hizo, como si fuera un perro al que le puedes hablar como te de la gana y cuando quieres le truenas los dedos y el viene como si nada hubiera sucedido. Ahora mis hijos son adultos, ella sigue igual cuidando de sus biznietos los cuales son nietos de su hija preferida, misma que al igual que su hija solo le han sacado provecho en todos los aspectos que pueden. Le mando un abrazo fuerte a quien se sienta identificado con esta historia y les digo que debemos amarnos a nosotros mismos al igual que a los demas, que tenemos valor y que NADIE tiene derecho a humillarnos.

Ahora tengo 45 años no tengo la regla desde hace 9 meses, me siento que la vida se me escapa que no he hecho nada, que no sirvo para nada, y que yo misma he aruinado mi existencia,porque esta persona cuando era joven su propia madre le robaba dinero de su cuenta para que su gente viviera bien, sin decirle nada, mi marido siempre a estado cuidadndo de ellos por eso no quiere tener hijos porque sabe lo que es la responsabilidad, pero de su hermano si quiere ser el padrino de su hija. me parece muy fuerte

Me siento mal porque yo creo que no quiso tener hijos conmigo porque realmente nunca me quiso, fui solo una compañera con la que convivir y nada más alquien me puede ayudar??

Buenos días, yo tengo un problema llevo 15 años con mi pareja, siempre ha dicho que no quería tener hijos porque no tenemos trabajo estable, yo lo respete y hasta el 2015 no tenemos hijos;( Mi marido es de padres españoles nacido en belgica, en España solo tiene a un hermano y familia de su madre pero que no tiene contacto)
El otro día le llamo su hermano le dijo que si quería ser padrino el solo me lo pregunto, pero tenía claro que lo quería ser,yo me siento mal hasta el punto que voy a dejar la relación, pues me siento engachada el no quiso tener hijos porque decía que no teníamos estabilidad económica para ello, pero si le pasara algo al hermano o familia de su esposa el si estaría de acuerdo en sacrificarse en cuidar a esa niña, me siento mal porque eso es lo que le dice el corazón, me da a entender que para su sobrina si pero a mi me concedio el deseo de tener una niña, yo he decidido que no voy a ir a ningún bautizo, porque no es justo para mi

En mi opinión a los hijos/as se les debe de querer por igual. A cada uno se le debe querer por como es.

Me parece muy injusto que muchos padres (madres y padres) se comporten tan mal con el hijo que "no prefieren".Haciendole de menos,intentando hacerle pensar que es un inútil,que es egoista,celoso,
envidioso ,etc cuando en realidad eso no es asi, lo que pasa es que "el no preferido" se da cuenta que sus padres son injustos porque se porta igual de bien o mejor que los hermanos y sin embargo no le valoran nada de lo que hace.

El comportarse asi con los hijos hace mucho daño .Además al demostrar que se tiene preferidoc
provoca enfrentamientos entre hermanos,
Los padres con eso lo que hacen es dar pie a que el preferido ataque siempre al que no lo es.Porque se siente superior ,con poder de mando y ve inferior al hermano "no preferido".Se ve con derecho de manipular ,organizar e incluso llegar a malmeter por seguir teniendo el puesto de preferido en la familia.
Y los padres,como ese es el comportamiento que le han demostrado que debe tener pues cada vez habrá más problemas familiares.Y por supuesto casi siempre le darán la razón aunque no la tenga.

Yo tengo ya 30 años pero sé de lo que hablo porque he pasado por esto y cada año se nota más que prefieren mas a unas que a otras.Somos tres hermanas
Desde muy pequeñas he podido notarlo.Pongo un ejemplo: yo me esforzaba en estudiar mucho para sacar buenas notas en el cole.LLegaba a casa con las notas que eran muy buenas,eran casi siempre sobresalientes y notables,sacaba algun bien o suficiente pero muy pocas veces.En comportamiento siempre la mejor nota que se podia sacar.
Le daba las notas super contenta a mi madre pensando que se alegraria, y lo unico que me decia es: es tu trabajo sacar siempre estas notas.
Me insinuaba que como eso es lo que tenia que hacer que ni me felicitaba por las buenas notas.
Sin embargo mis hermanas llegaban con suficientes raspados en casi todas las asignaturas y las felicitaban por sacar suficientes en todo.

Desde entonces empecé a ver como cada vez más mi madre tenia a una favorita y mi padre a la otra.
Y yo que soy la mediana pues de ninguno.
A base de ir viendo esto fui haciendome más independiente y mas pasota.Tampoco me demostraban mucho cariño
Mis hermanas ,cada vez le toca a una,cuando estan con problemas,de lo que sea, me intentan atacar a mi.Puede que crean que soy inferior a ellas y por eso
malmeten a mis padres de mi,intentan discutir por tonterias para sentirse por encima siempre,Y aunque no lleven razon se la dan igual..

En mi caso llegaron incluso a convencer a un amigo mio para que malmetiera hasta que mi pareja me dejara.Ellas hicieron lo posible por separarnos a mi pareja y a mi,Mentian a mis padres sobre cosas que no eran ciertas para que le cogieran mania y no pudiese subir a casa ,ni siquiera a ver una pelicula.Le malmetian de mi a través de amistades .
Y yo siempre acababa llorando y enfadada por culpa de sus tejemanejes.Mi pareja se hartó tanto de todo eso que ese fue el motivo por el que me dejó.Demasiada complicaiones para poder estar bien conmigo.

Yo imprimí las conversaciones que tuvieron ellas con mi amigo para enseñar a mi madre lo que me estaban haciendo a las espaldas.
Y no las dijo nada,Negaron todo y me insinuaban que me lo inventaba,
Ya llorando de impotencia le dije a mi madre que esa conversacion existió y que habian estado malmetiendo a mi amigo y que si hacia falta le subia a casa para que él contase todo lo que hicieron porqué él estuvo en esa conversación.Y al menos fue él el unico en pedir perdón y decirme que no volvería a hacer caso a mis hermanas.

Ya han pasado muchos años desde eso pero me han seguido machacando igual con todo lo que han podido.
Y mis padres siempre las han consentido todo,nunca las han llamado la atencion ni regañado diciendolas que me dejen hacer mi vida ni nada por el estilo.
Todo eso hace muchisimo daño,te crea inseguridad,te termina por hacer creer que de verdad eres inferior y que tienen derecho de manipular tu vida a su antojo porque si no cedes a sus manipulaciones eres la mala de la familia.
Te crean depresion e impotencia de no poder hacer nada para hacer tu vida tranquila .
Aunque me enfrente y les diga que a sus hijas las tienen consentidas,lo niegan.
Podria contar muchisimas cosas injustas que han hecho por solo favorecerlas a ellas.Como buscarle trabajo a mi hermana.Irse ella de ese trabajo porque no lo aguanta despues de entrar por enchufe y buscarle otro sitio donde la metan a trabajar otra vez.Y a mi en mi cara decirme que no puede ayudarme a que entre en ningun sitio.
Vaaaamoooos si eso no es favoritismo que venga Dios y lo vea.Yo los trabajos me los busco solita.Sin que me lo busquen mis padres.
Mi consejo para los que dicen que tiene hijos preferidos es que quieran por igual a sus hijos,cada uno es diferente pero a todos los hijos hay que quererlos igual porque cada uno tiene algo especial.Y eso es lo que deberian de ver y valorar más.
El consentir a unos y a otros no ,puede afectar al comportamiento de los hijos y crear muchos problemas familiares ,crear problemas de autoestima,etc,etc

Esa madre esta enferma, es toxica, maltratadora, vuelca sus experiencias negativas sobre su hija, esa madre no es madre, es una egoista y narcisista inmadura con algun transtorno mental. Una madre sana ama a sus hijos respetando como y quienes son

Pieso que cada persona vive, una experiencia diferente con cada hijo. Mi caso, pues tengo tres hijos y no soy la madre perfecta ni la mejor de las madre pero tuve tres experiencias distintas.. mi primer bebe es un hombrecito el cual me trajo mi primer experiencia como mama y sobre todo esa compania en momentos difíciles pero también a veces sentia que el , era la preferencia de todos. Y yo ya no al principio me sacaba de onda pero despues entendi, conforme fui madurando, que asi tenia que ser y sobre todo agradesco todo ese amor hacia mi hijo.. despues mi primer niña, todo fue diferente desde el embarazo.. pues en ese momento mi esposo y yo ya estableciamos nuestra relación y no andabamos con chiquilladas., lo cual sirvió muchísimo para disfrutar el embarazo juntos y sobre todo deseandola los tres... despues cuando yo apenas empezaba a sentir segura en la forma de atender a mis hijos y sin desear en realidad otro bebe inesperadamente me doy cuenta que estoy embarazada. Con un embarazo de 5 meses sin esperarlo, sin desearlo sin estar preparada psicológicamente y sin darme el tiempo de asimilarlo al mes nace mi tercer bebe, con un emvsrazo de riesgo apunto de morir llega una niña a la cual ame con todo mi corazon por ser una luchadora por no darme el tiempo ni siquiera de pensar solo ganarme el corazon. Ganarme el tiempo . Ganarme en todo.. pero eso si siempre diciéndole a mi hombrecito que estaba orgullosa de que el fuera el mayor porque sabia que seria el hermano perfecto. Y a mi princesa que ya tendria con quien jugar a las muñeca ya que yo no soy muy paciente y su papa y su hermano pues son mas toscos.y ala chiquita que ya tiene dos años y es muy pero muy mandona le hago saber que no es prioridad ante sus hermanos por que todos deben ganarse el lugar como quieran ser atendidos desde a la hora de banarlos el que me traiga la toalla primero el que se siente a la mesa primero etc.. porque mi madre siempre creyo ser igual con sus hijos somos dos el mayor un baron y si es verdad me aa apoyado en muchisimas cosas y ha sido una madre extraordinaria si se trata de haber luchado por sus hijos y trabajar sin parar para darle lo mejor pero en cariño en chequeos y caricias siempre estuvo el antes que yo... aunque a veces la trato de justificar que fue asi por mi forma de ser mas independiente pero a veces creo que no debió ser. Asi.. por eso yo trato alagar al que se mas independiente es por eso que creo que los tres compiten por serlo.......esa es mi humilde opinion y un poco de mi vida


Mi familia quiere mas a mi hermana mayor.

No entiendo porque mi madre me odia y prefiere a mi hermano menor cuando yo me porto mejor

Yo no tengo hijos, pero me parece una brutalidad pensar en eso.
Yo tengo dos hermanas. Gemelas. Somos 3. Ellas me llevan 4 años. NUNCA me hubiera pasado por la cabeza pensar que mis padres prefieren a uno de nosotros 3. Si no tienes la capacidad de dar amor, no traigas hijos al mundo. También puede pasar que sea más posible tener más fácil la comunicación con una persona que con otra, pero eso no tiene que significar querer más a uno que a otro.

me parece que no nos damos cuenta que somos animales , si evolucionados, pero animales, entonces, a partir de ahí que esperas, las madres protegen a su prole pero sobre todo a los fuertes y a los débiles no tanto, lo padres hacen lo posible para llevar comida pero se la dan al fuerte, para que en teoría siga su especie , es ley de vida,

Estoy muy preocupado pues no se que hacer, resulta que mi hermano tiene 15 años más que yo. Mis padres le dieron un apartamento de regalo y yo esperaba que me ayudaran a pagar mi universidad como lo hicieron con el, aún después de que el estuvo casado. Ahora que el regresó al país mi mamá es quien hace todo lava plancha cocina para el pues el apartamento es en el mismo edificio de nosotros. Yo estuve viviendo fuera del país pero nunca tuve interés en los bienes de mis padres y ahora q estoy económicamente mal esperaba un poco de apoyo pues jamás he dado problemas. Yo siento q cuando estoy lejos es cuando ellos realmente toman interés por mi, yo no quisiera irme porque mis padres son mayores y sé q cuando pase algo mi hermano no verá por ellos.

No se por que se critica tanto a esta mujer. Ojalá mi madre fuese capaz de reconocerlo e intentar remediarlo. No sabéis lo que duele crecer notando esas diferencias y ver que con la edad estas aumentan en vez de disminuir. Ojalá esta mujer no arruine la relación entre los dos hijos por que ahora la relación con mi hermana es inexistente. Cuanto daño se puede hacer y sin darse apenas cuenta.

No se por que se critica tanto a esta mujer. Ojalá mi madre fuese capaz de reconocerlo e intentar remediarlo. No sabéis lo que duele crecer notando esas diferencias y ver que con la edad estas aumentan en vez de disminuir. Ojalá esta mujer no arruine la relación entre los dos hijos por que ahora la relación con mi hermana es inexistente. Cuanto daño se puede hacer y sin darse apenas cuenta.

Tengo 18 actualmente, y me pasa igual, que a todos nose mi futuro pero prefiero no pensar en la basura de mis padres, ni de nadie, todo lo que espero es de mi ya que soy el unico medio entre yo y mi mente y mis suenos ''es ridiculo no tener confianza, por que? porque no trabajo para nadie mas que para mi mismo''

Mi madre me olvidaba en el jardín por mirar la novela de turno. Las maestras me traian a casa y no me mando más. Al colegio fui desde los 8 años sola, subia al micro y reconocía la parada al ver a todos los padres llevando a sus hijos de la mano. Nunca asistieron a un acto, nunca me felicitaron. Volvia del colegio para hacer las compras y limpiar la casa. Mi hiegiene era muy mala y siempre llegaba tarde al colegio y la directora me regañaba. Nunca tuve una pieza para mi,siempre supe compartir con mi hermana menor. Al contrario de mis hermanos mayores, quienes tienen fotos de su paso por el jardín privado (pago). Ellos iban y volvian del colegio en una combi que los dejaba en la puerta. Ellos si tuvieron su habitación individual hasta q mis padres le cedieron su habitación mas espaciosa al mayor. Y a mi hermana mayor le regalaron la casa q estaban construyendo porque quedo embarazada a los 18 de un amigo de mi hermano. Mi padre a los 13 años se enojo y me tiro agua caliente en el cuerpo y mi madre lo defendia de mis abuelos que me llevaron al escuchar mis gritos mientras me seguia golpeando. Mi madre me llego a cortar la piel a golpes con un cable gritandome q era una puta y q nunca llegaría a ningún lugar! A los 17 empece a trabajar con la esperanza d alquilar una habitación lejos de ellos pero al no haber terminado mis estudios secundarios nunca lo logre. Tengo 23 y sigo luchando con esos horribles recuerdos. Lo q más duele es q yo les hice la torta para festejar sus cumpleaños y ahora me quieren sacar mi cama para darla a mi sobrina.

Esta confesión la debería haber guardado para el psiquiatra, no beneficia a nadie. La hija verá lo que ha dicho y esas palabras le harán mucho daño. Que grandísima valiente poniendo su catarsis a la vista de todos, sin medir las consecuencias. Lo digo porque tuve una amiga que era la no -favorita y se suicidó. Tuvo que soportar cosas muy graves. Qué bien habla de ella la familia cuando está muerta, cuando en vida fueron unos hijos de la gran p.... A los padres: si demostráis estas preferencias y machacáis a los hijos, poneros antes condones. No justifico para nada la preferencia entre hijos (ni por causas de supervivencia, ni psicológicas, ni por "me identifico más con mi hijo que con mi hija"). Yo tengo hijos y no se me pasa por la cabeza hacer ese tipo de distinciones. Esta mujer es una imbecil. A lo mejor no piensa que ella es una quejica y tiene muchos defectos que tienen que aguantar los demás (incluída su familia).

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

¡Participa!

¿Tienes dudas sobre cuestiones pediátricas o de crianza para nuestro consultorio? ¿Quieres compartir alguna experiencia o proyecto interesante? ¿Conoces algún plan interesante para ir con niños? Escríbenos aquí

Eskup

Libros

Cosas que nadie te contó antes de tener hijos

Cosas que nadie te contó antes de tener hijos

por Cecilia Jan

Tener hijos está bien. En eso estamos todos de acuerdo. Es uno de los momentos más felices en la vida de una persona. Pero, como diría el maestro Yoda, tiene también un lado oscuro: falta de sueño, pechos caídos, poco sexo (y rapidito), gritos, llantos y discusiones... ¿Por qué nadie nos avisó antes de todo esto? Este libro no es una guía ni un manual de autoayuda, sino un recuento de todas esas cosas, recogidas con humor —la mejor forma de sobrevivir— por una madre reciente y que, pese a tener ya tres niños, se siente aún una primeriza.

Anécdotas de guardería

Anécdotas de guardería

por Javier Salvatierra

Veinte niños que no llegan al metro de estatura. Una habitación cerrada. Un solo adulto. Los enanos juegan, aprenden, comen (¡ellos solos y sin protestar!), duermen la siesta e incluso obedecen hasta que llega la hora de volver a casa. ¿Cómo es posible? Este libro abre la puerta de estas escuelas para contar todo lo que allí sucede. Por fin descubrirás cómo se las ingenia la profe de tu hijo para sobrevivir cada día cuando tú tienes serias dificultades para controlar a un solo niño en casa.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal