Rajoy, la realidad y el deber

Por: Antoni Gutiérrez-Rubí | 02 sep 2012

Golpe de audacia de Rajoy: "La realidad me ha impedido cumplir mi programa electoral", ha dicho hoy el Presidente en una entrevista. Se acabaron -parece- los eufemismos y las fintas. Y, en pleno desafío, ha afirmado: "Estoy convencido de que cumplir con mi deber me llevará a volver a ganar las elecciones".

Estas dos afirmaciones son un cambio muy importante en el discurso oficial que hasta la fecha había sostenido el Presidente. Ya no habla del pasado, sino del presente. El aumento de volumen crítico de Alfredo Pérez Rubalcaba, unas horas antes, en el que acusaba sin miramientos, de “mentir y engañar” obligaba a Rajoy a responder a la grave acusación.

La estrategia de Rajoy se alimenta de la tesis de lo inevitable. No puedo hacer lo que quiero (o prometí), sino lo que debo. El deber disociado del compromiso y de la voluntad. El deber condicionado: el determinismo histórico.

La apuesta de Rajoy es interesante desde el punto de estrategia de comunicación, y -evidentemente- cuestionable desde la lógica política. Y abre preguntas muy de fondo sobre la ética del deber. Supongo que el Presidente se habrá armado intelectualmente (histórica y filosóficamente) para abordar un desafío de tal envergadura intelectual.

Resulta sorprendente que, cuando no hace ni un año de las elecciones, Rajoy hable del resultado de los próximos comicios y se presente, sin dudarlo, como futuro ganador. La formulación de la frase no deja dudas: no es un deseo, ni una voluntad, sino una afirmación rotunda. Casi tan inevitable como hacer lo que deba aunque no sea en lo que crea o haya ofrecido.

Las preguntas se agolpan: ¿puede un Presidente ser efectivo haciendo algo en lo que no cree o no quiere?, ¿puede el deber ser vivido como una responsabilidad sin la fuerza de la convicción y la coherencia?, ¿la realidad que le obliga a cambiar de políticas no es, también, un argumento para cambiar de protagonistas y de responsables?, ¿se puede ser Presidente cumpliendo tu misión en contra de tu propia voluntad o compromiso? Es evidente que Rajoy deberá profundizar en las respuestas, haciendo un ejercicio pedagógico inusual, si no quiere que estas palabras sean su epitafio o la punta de lanza de la crítica social, política y mediática.

Lo último que le falta a la política, además de ser irrelevante (que es en el fondo lo que constata la afirmación de Rajoy), es que sea percibida, también, como un fraude. El Presidente deberá esforzarse en justificar cómo y por qué es aceptable democráticamente que pueda seguir con sus responsabilidades contra su voluntad y sus convicciones. El realismo político -“la realidad”, en sus palabras- obliga, más que nunca, a ejemplaridad, humildad y reconocimiento de errores. Si quiere cumplir con su deber, deberá tener mayoría ética y un renovado pacto social. Para cumplir con su programa ya tenía la mayoría parlamentaria. Pero, ahora, las ecuaciones han cambiado.

Si gobernar en esta situación económica era difícil, intentarlo en este “encuadre moral” (el deber) será una proeza o un descalabro total. Veremos.

Hay 102 Comentarios

Se le ha ido la pinza y es lógico solo se escuchan entre ellos. Se retroalimentan con sus consignas hasta tal punto que se las llegan a creer.
Ahora resultará que no sabía como estaba el país. ¡Uff! Después de 30 años de estar ahí… ¿Y cuanto dicen qué cobra este buen hombreee?
El deber del qué habla es para con los suyos, que no piense nadie que es para alguien más…
Así que con lo que ha hecho ya nos podemos imaginar quienes son, empresarios, banqueros, alta alcurnia y montones de despistadillos abonados a intereconomía y la cope. Algunos de estos últimos a estas horas se estarán arrepintiendo ya…
Qué diga qué va a ganar las próximas elecciones hace qué me ponga las pilas para luchar mucho más por lo que quiero. No podemos permitir que nos gobierne gente que gastan maneras de hace dos siglos.
¡Esto no nos puede pasar!
Creo que soy consciente de la situación del país, aunque me gustaría conocerla muchísimo más, y también me consta que a muchos empresarios y capitalistas les parece fabulosa. Nunca han querido pagar impuestos y estos gobiernos de derechas, sobre todo en sus dos mayorías, les han favorecido hasta lo indecible por lo tanto los ciudadanos lo tenemos bastante crudo si queremos cambiar eso. Hasta que no vean el país a su gusto, retendrán su dinero fuera y evitaran nuevas inversiones o a saber qué se les ocurre…
Si no hacemos algo vamos a poner en peligro nuestro futuro y todo por lo que hemos trabajado estos años de democracia.
Es complicado cambiar la situación pero no es imposible.
En pleno siglo XXI, era de la tecnología y la globalización, nos quieren hacer creer qué el mundo está dividido entre ricos y pobres y eso se va a quedar así irremediablemente. ¿Es qué no vamos a hacer nada para evitarlo?
Nos pueden haber hipotecado la vida pero la voz y la pluma aun no, así que salgamos a la calle a decir que no queremos esto.
Tenemos que poder volver a reinventar la política en este país y hacerlo bien.
En ninguna parte del mundo habrá paz, ni seguridad, ni vida, ni futuro, si el dinero y la gente que lo posee gana.

Sí vuelve a ganar Rajoy me voy de este país bueno yo y el resto de gente de izquierdas. Por que pasamos de estar gobernados por fachas y nazis, he dicho!

El "programa"de Rajoy desde el principio ha sido robar a los españoles por beneficio de los oligarcas que no pagan impuestos – por lo menos 50.000 millones al año. Esto se ve muy claro en “amnistías” para criminales y en rescates para bancos corruptos afines al Partido Podrido. Ahora intenta distraer los españoles del éxito de su programa dando la culpa a extranjeros.

Este caballerete no puede dejar de mentir ni cuando se pone metafísico. Está haciendo lo pensaba hacer cuando llegase al poder, y que no nos mienta ahora poniéndose el esparadrapo en la futurible pedrada que le van a acoquinar. Y en cuanto a ganar las próximas elecciones ... sería para pensar que a la ciudadanía española se nos había muerto la única neurona que nos quedaba en noviembre 2.012, pero todo podría ser, que hasta la eximia Doña Belén Esteban sale en las portadas de Le Monde (pero es que los franceses son muy cabrones y los jodíos lo hacen para echarse unas risas a costa de los españolitos).

Sr Rajoy, después de leer estas palabras suyas me ha convencido: que gobiernen los hombres de negro, usted acaba de deslegitimarse. Su candidatura política sólo fue un fraude para ganar las elecciones y ha engañado no sólo a todo su electorado sino a todos los españoles. Es usted un incapaz, como todo gobernante español desde los Reyes Católicos hasta la fecha.

Opino que, o mintió el señor Rajoy y entonces es un mentiroso, o, no sabía como estaban las arcas del Estado (con los años que lleva en política) y entonces es un incompetente.

Hola Antoni: Muy interesante lo que nos planteas hoy. En periodismo, un espabilao (W.R. Hearst) dijo: "no permitas que la realidad te estropee un buen titular".
Pues eso es lo que le ha pasado a Rajoy, que la realidad le ha estropeado sus planteamientos, lo cual no dice mucho a favor de su preparación...a pesar de haber ocupado importantes cargos con anterioridad.

Los cálculos más optimistas hablan de que en España se defraudan todos los años, todos los años, unos 88.000 millones de euros. Eso también es una realidad, por si no la conocía. Prácticamente la cuantía de este primer rescate bancario. Por supuesto, la mayoría es de las grandes fortunas (vía Sicav muchas de ellas) y de las grandes empresas. A lo que hay que sumar el fraude legal por su el tratamiento fiscal privilegiado. Por ahí señor Rajoy, por ahí antes que nada.

Sr. Rajoy: Ud. nunca ha visto ni verá "la realidad". Vállase antes de que lo echen.

Que tal pedirle a la tirania chupoctera de Cuba que pague los 2.000 millones de euros, 1.800 de ellos en atrasos. Además, 280 empresarios españoles que tienen más de 300 millones de dólares bloqueados en bancos cubanos.

Recomiendo a los lectores esta entrevista con el economista Niño Becerra, quien ya en 2006 publicó la obra "El crash de 2010", un valiente que llama a las cosas por su nombre. Señor Rajoy, usted no la vea, que tiene que gobernarnos. Ya estamos los demás para enterarnos de la realidad.

http://www.youtube.com/watch?v=sbwC0DB-ofg

ya, y nosotros a creerlo.

Se equivoca de lleno Rajoy

Camisetas Marea Verde

No estoy de acuerdo en sacar dinero del estado (y más, a base de recortes) para salvar la banca. Teníamos una deuda pública de las más bajas de Europa y ahora por alimentar ese pozo sin fondo, la tenemos de las más altas. No se puede ser privado para los beneficios y publico para las perdidas. Si un banco quiebra, pues que lo haga, como cualquier empresa. Y si sus acreedores son los bancos alemanes, pues ... se siente, que de nada se quejaron en vacas gordas. Ya se vería que pronto le bajaría la chulería al Bundesbank dentro de esa falsa unión europea. Más cárcel para los chorizos y menos premios a las estafas. Para las empresas y particulares no hay dinero, pero para Bankia y Cia lo que haga falta. Ya está bien de cachondeo.
Interesante ver : http://www.youtube.com/watch?v=NgxVUzWl7tM&feature=player_embedded Hay muchísimos más al respecto.

Una excusa solo válida para un caso de autismo severo, señor presidente. Nadie como un candidato presidencial desde hace años, político profesional desde siempre, conoce la realidad. Basta con que se la cuenten los banqueros y empresarios que financian su partido, en el caso de que no lea los periódicos o símplemente abra los ojos como hace cualquier peatón. Prácticamente todos los políticos de Europa, surgidos de una generación acomodada y a años luz de pesos pesados como los hijos de la postguerra Mitterrand o Kolt, tienen un perfil timorato. Parecen los empollones obtusos de todas las aulas, hormigas resentidas con su propia mediocridad en busca de un poder que les reinvindique. Ahí está Aznar el acomplejado como lamentable muestra. Apenas están poniendo tiritas a la herida y se ven obligados a no hacer pública la dimensión del desastre para que no cunda el pánico. Pero de ahí a traicionar tan descarada y burdamente un programa electoral y discurso en la oposición, hay demasiada distancia. La de la irresponsabilidad, el oportunismo, la cobardía, el cinismo. Y encima se atreve a hablar de reelección cuando millones de personas se levantan todos los días sabiendo que no van a encontrar trabajo o lo pueden perder esa misma tarde. Qué país va a reelgirte, esa es la cuestión, qué supervivientes o qué fanáticos. Y patética la interpretación que le da el autor, típica de ese tipo de asesores que durante demasiadas legislaturas han sido el séquito interesado de los presidentes mediocres cobrando más que ellos para más inri, por mantenerlos, además, tan alejados de la realidad como Rajoy mismo confiesa sin darse cuenta. Asesores para la reelección y no para el buen gobierno. Si la realidad le ha abierto los ojos, o es tonto o incapaz o mentiroso o esas tres cosas y otras aún peores.

Por favor, gallegos: pongan un cierto freno a estos inútiles que nos gobiernan.

Mentiroso.sabias de sobra cual era la situacion,gobernabais en casi todaslas comunifades

Las declaraciones de Rajoy vienen a bendecir el fracaso de su programa. Sus afirmaciones son su negación misma.

No sabemos que clase de imbecil nos gobierna. Todo el pais sabía que la caida de ingresos derivada de la política fiscal de Zapatero escondido detras de su máxima "bajar impuestos es de izquierdas" será gilipollas, ha traido un grandeficit. ahora las grandes corporaciones tributan menos y estos gladiadores del recorte dicen que no lo sabían, como si no hubieran estado en el congreso. IMBECIL E INCAPAZ ES LO ÚNIOCO QUE SE LE PUEDE DECIR A ESTE TIO.

Pues si no sabe, no quiere o no puede, que dimita. Quizás otro sí.

¿ quien paga ? creo que ha cumplido su programa real, no lo que se dice cara a la galeria.

Sr. Rajoy, por favor, ayude a cambiar la realidad dimitiendo y ayudando a formar un gobierno de consenso nacional que explique esa realidad a los ciudadanos, sin promesas falsas, y actúe para hacerle frente sin ideologías y proyectos ocultos. Procure cumplir los principios éticos por los que dice guiarse y pida perdón a los ciudadanos, al menos por no conocer la realidad que se comprometió a cambiar. Se trata precisamente de eso, de cambiar la realidad, y no de que la realidad le cambié a usted como político y cambie su discurrir y discurso. De otra forma, es una tomadura de pelo a todos los ciudadanos a quienes dice servir.

Reconozco que la crisis económica hace que los ciudadanos estemos bajos de moral y sin entusiasmo, pero el Presidente su su séquito deprimen más. Es un gobierno si ánimo, se ponen tan trágicos todos los días, que no dan niguna esperanza a la población,parece que el lema es cuanto peor, mejor

Si alguien se presenta para gobernar es para defender sus políticas, políticas en las que cree para solucionar los problemas que la realidad plantea. Rajoy dice que no ha podido desplegar su programa porque la realidad se lo ha impedido. ¿De qué va esto? El programa de Rajoy sólo sirve cuando la realidad se adapta a él. No se trata más bien de cambiar la realidad.

Vaya, la realidad se interpone entre sus proyectos y sus actos. Y dónde se pensaba este señor que iba a gobernar, en Disneylandia?

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

es asesor de
comunicación y consultor político.
Profesor en los másters de comunicación
política de distintas universidades.
Autor, entre otros, de los libros: Políticas.
Mujeres protagonistas de un poder
diferenciado’ (2008), Filopolítica:
filosofía para la política (2011)
o La política vigilada (2011).
www.gutierrez-rubi.es

Sobre el blog

Hago mía esta cita: “Escribimos para cambiar el mundo (…). El mundo cambia en función de cómo lo ven las personas y si logramos alterar, aunque sólo sea un milímetro, la manera como miran la realidad, entonces podemos cambiarlo.” James Baldwin

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal