El tenis pide la paz en Ucrania

Por: | 28 de febrero de 2014

El domingo, mientras perdía la final de Río contra Rafael Nadal, Dolgopolov jugó con un crespón negro anclado en el pecho. Era su forma de homenajear a las víctimas que ya se ha cobrado la tensión política en Ucrania, su país.

A los 25 años, el chico de Kiev no se quedó ahí. Pese a que le separaban miles de kilómetros de muchos de sus compañeros de profesión, desplazados mientras él estaba en Brasil a México (Andy Murray) o Dubái (Novak Djokovic), Dolgopolov consiguió que alguna de las mejores raquetas del planeta grabaran un mensaje pidiendo la paz en su país y el fin de las tensiones que dividen en Ucrania a europeístas y partidarios de Rusia.

Pese a que los tenistas, como la mayoría de deportistas, son refractarios a prestar su imagen para campañas con lectura política, su compañero consiguió convencer a los campeones de la necesidad de que expresaran su solidaridad con el sufrimiento de la gente de su país, pidiendo la paz. Cada uno lo hizo a su manera, con su propia cámara, sin producción ni grandes equipos a su alrededor. En un gesto solidario. Un puñado de jóvenes intentando ayudar por su cuenta. Este fue el resultado.

Hay 2 Comentarios

No sé para cuánto puede valer. Pero sé que será para mucho más que el silencio.

¿Y realmente alguien se cree que esté tipo de gestos sirven para algo? http://xurl.es/vebod

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Ojo de halcón

Sobre el blog

Un ojo de halcón para mirar al tenis, compartir historias y hablar sobre un deporte que de enero a diciembre inunda la libreta de héroes, villanos, partidos y detalles.

Sobre el autor

Juan José Mateo

es master en periodismo por la Universidad Autónoma de Madrid / El País, redactor de la sección de deportes y cubre los Grand Slam.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal