Papeles Perdidos

Poesía

Las mejores poesías de amor

Por: Winston Manrique Sabogal12/02/2011

 ¿Por qué tú que eres música, la escuchas con tristeza?, Shakespeare

AmorvictoriosoCaravaggio Me quiere, no me quiere; me quiere, no me quiere; me quiere, no me quiere... y deshojar la margarita es el poema-juego de amor más fácil y universal que alguna vez ha rondado nuestras cabezas. Una búsqueda y una espera que los poetas han transformado en un arte de palabras que muchas veces parecen escritas para cada uno de nosotros. Poemas que desvelan nuestros sentimientos, que adivinan nuestros deseos, que presienten nuestras emociones o que nos ponen delante de nosotros mismos.

"Que yo siempre amé
yo te traigo la prueba
que hasta que amé
yo nunca viví -bastante",
Emily Dickinson.

Y todo esto a cuento de qué, dirán algunos, y yo digo: "Como si el amor necesitara algún pretexto". Y aunque no hace falta quiero llevar las vísperas del dichoso San Valentín a territorios literarios, de la poesía:

"Amor ha sacudido mis sentidos,
como el viento que arremete en el monte a las encinas".
Safo.

Grandes poetas, grandes escritores, grandes conocedores del ser humano nos han acompañado. Así es que los invito a que hagamos entre todos una antología con los versos o poemas de amor que más nos gustan, o señalan. El año pasado elegimos las mejores novelas de amor. Es el turno de la poesía que retrata el amor, su incertidumbre, su posesión, su ausencia, su alegría, su anhelo, su espera, su búsqueda, su lamento o su nostalgia. O todo.

"Es hielo abrasador, es fuego helado,
es herida que duele y no se siente,
es un soñado bien, un mal presente,
es un breve descanso muy cansado".
Francisco de Quevedo.

Eso sin contar con aquello de que el verdadero amor eterno es el que nunca fue. Aunque su espera y esfuerzo motivan y suscitan los amores que nos acompañarán, y que luego idos es recomendable el poema de Felipe Benítez Reyes:

Advertencia

Así que cuando sufras -y lo harás-
por alguien que te amó, procura siempre
acusarte a ti mismo de su olvido
porque fuiste cobarde o quizá fuiste ingrato.
Y aprende que la vida tiene un precio
que no puedes pagar continuamente.
Y aprende dignidad en tu derrota
agradeciendo a quien te quiso
el regalo fugaz de su hermosura".

¿Cuál es el verso o poema de amor que más te gusta o dedicarías?

Imagen: Amor victorioso, de Caravaggio.

Gracias a todos (13 de febrero): La verdad es que estoy abrumado por la acogida de este post coral que estamos haciendo entre todos. Me alegro mucho de que les haya entusiasmado el tema y agradezco la complicidad y generosidad a la hora de compartir sus poemas de amor preferidos, sin importar la extensión. Una antología coral que recuerda, rescata o descubre lo escrito sobre el amor y sus alrededores, su exaltación como sentimiento anhelado, su nostalgia o pena ante la pérdida, o el retrato al enamorado, al amado o al amante y al enamoramiento, claro. Cuantas cosas bonitas, sabias y conmovedoras se han escrito sobre lo que da, quita o promete el Amor. Y todo ÉL en uno de los poemas más citados por ustedes en el post, Desmayarse, de Lope de Vega:

Desmayarse, atreverse, estar furioso,
áspero, tierno, liberal, esquivo,
alentado, mortal, difunto, vivo,
leal, traidor, cobarde y animoso:

no hallar fuera del bien centro y reposo,
mostrarse alegre, triste, humilde, altivo,
enojado, valiente, fugitivo,
satisfecho, ofendido, receloso:

huir el rostro al claro desengaño,
beber veneno por licor süave,
olvidar el provecho, amar el daño:

creer que el cielo en un infierno cabe;
dar la vida y el alma a un desengaño,
¡esto es amor! quien lo probó lo sabe.

Estoy pensando cómo organizo esto; es decir, qué puedo hacer para recoger esta antología de una manera que luego podamos consultarla de manera sencilla y clara. Ya tengo una idea pero debo afinarla con los técnicos. Ya les avisaré, puede quedar chévere. 

AtalantaeHipomenes,deReni
Imagen: Atalanta e Hipómenes de Guino Reni.

PD: La banda sonora del amor suele estar en los boleros, en el tango o las canciones pop. Hoy les propongo un ritmo colombiano menos universal pero que me gusta: el vallenato. Aunque es una música que canta a las diferentes facetas de la vida, el amor es uno de sus principales temas donde el acordeón, su principal instrumento, y el sentimiento del cantante pueden conmover el alma, y si se baila pues... Les dejo temas como Flor de papel:(http://www.youtube.com/watch?v=L1tZU8-HLuk), y Muere una flor: http://www.youtube.com/watch?v=gZfQEVLkaQE&feature=related .

 

comentarios 189

189 Comentarios

Publicado por: FERNANDO 12/02/2011

Sonnet XXXV


No more be grieved at that which thou hast done:
Roses have thorns, and silver fountains mud:
Clouds and eclipses stain both moon and sun,
And loathsome canker lives in sweetest bud.


All men make faults, and even I in this,
Authorizing thy trespass with compare,
Myself corrupting, salving thy amiss,
Excusing thy sins more than thy sins are;


For to thy sensual fault I bring in sense,
Thy adverse party is thy advocate,
And 'gainst myself a lawful plea commence:
Such civil war is in my love and hate,


That I an accessary needs must be,
To that sweet thief which sourly robs from me.


W. Shakespeare


Soneto XXXV


No te acongojes más por lo que has hecho;
fango y espina tienen fuente y rosa;
a la luna y al sol vela el eclipse;
vive el gusano en el capullo suave.


Todos cometen faltas, yo también
pues disculpo con símiles la tuya,
y por justificarte me corrompo
y excuso tus pecados con exceso.


A tu yerro sensual le doy mi ayuda;
de opositor me vuelvo tu abogado
y comienzo a pleitear contra mí mismo.
Tanto el amor y el odio en mí combaten


que no puedo dejar de ser el cómplice
del ladrón tierno que cruel me roba.


Traducción de M. Mujica Láinez

Publicado por: Maria teresa 12/02/2011

"Yo fui la más callada"
Julia de Burgos


Yo fui la más callada
de todas las que hicieron el viaje hasta tu puerto.

No me anunciaron lúbricas ceremonias sociales,
ni las sordas campanas de ancestrales reflejos;
mi ruta era la música salvaje de los pájaros
que soltaba a los aires mi bondad en revuelo...

No me cargaron buques pesados de opulencia,
ni alfombras orientales apoyaron mi cuerpo;
encima de los buques mi rostro aparecía
silbando en la redonda sencillez de los vientos.

No pesé la armonía de ambiciones triviales
que prometía tu mano colmada de destellos:
sólo pesé en el suelo de mi espíritu ágil
el trágico abandono que ocultaba tu gesto.

Tu dualidad perenne la marcó mi sed ávida.
Te parecías al mar, resonante y discreto.
Sobre ti fui pasando mis horarios perdidos.
Sobre mí te seguiste como el sol en los pétalos.

Y caminé en la brisa de tu dolor caído
con la tristeza ingenua de saberme en lo cierto:
tu vida era un profundo batir de inquietas fuentes
en inmenso río blando corriendo hacia el desierto.

Un día, por las playas amarillas de histeria,
muchas caras ocultas de ambición te siguieron;
por tu oleaje de lágrimas arrancadas al cosmos
se colaron las voces sin cruzar tu misterio...

Yo fui la más callada.
La voz casi sin eco.
La conciencia tendida en sílaba de angustia,
desparramada y tierna, por todos los silencios.

Yo fui la más callada.
La que saltó la tierra sin más arma que un verso.
¡Y aquí me veis, estrellas,
desparramada y tierna, con su amor en mi pecho!


Publicado por: Gabriel 12/02/2011

Corazón Coraza por Mario Benedetti

Porque te tengo y no
porque te pienso
porque la noche está de ojos abiertos
porque la noche pasa y digo amor
porque has venido a recoger tu imagen
y eres mejor que todas tus imágenes
porque eres linda desde el pie hasta el alma
porque eres buena desde el alma a mí
porque te escondes dulce en el orgullo
pequeña y dulce
corazón coraza

porque eres mía
porque no eres mía
porque te miro y muero
y peor que muero
si no te miro amor
si no te miro

porque tú siempre existes dondequiera
pero existes mejor donde te quiero
porque tu boca es sangre
y tienes frío
tengo que amarte amor
tengo que amarte
aunque esta herida duela como dos
aunque te busque y no te encuentre
y aunque
la noche pase y yo te tenga
y no.

Publicado por: Fran 12/02/2011

Antología de poesía amorosa: libro de Babelia, 15 €, jeje, 12 de febrero de 2011, o bien, gratis, en:

http://blogs.elpais.com/papeles-perdidos/2011/02/la-mejor-poesia-de-amor.html#comments

Publicado por: selreaf 12/02/2011

Preciosa la idea. Lastima lo de las repeticiones, pero estoy disfrutando un mundo, y descubriendo muchos otros. Y esos pedantes que ponen sus propios poemas como el mas bello poema de amor escrito....¿no se podrian borrar esas entradas?

Publicado por: José Gregorio Camacho. 12/02/2011

Al perderte yo a ti,
Tu y yo hemos perdido.
Pero de nosotros dos
Tu pierdes mas que yo,
Porque yo podré amar
Como te amaba a ti,
Pero a ti no te amaran
Como te amaba yo...

Ernesto Cardenal.

Publicado por: Kussmein 12/02/2011

>

Bécquer

Publicado por: daniel lacasta fitzsimmons 12/02/2011

Para leer en forma interrogativa


Has visto
verdaderamente has visto
la nieve los astros los pasos afelpados de la brisa


Has tocado
de verdad has tocado
el plato el pan la cara de esa mujer que tanto amás


Has vivido
como un golpe en la frente
el instante el jadeo la caída la fuga


Has sabido
con cada poro de la piel sabido
que tus ojos tus manos tu sexo tu blando corazón


había que tirarlos
había que llorarlos
había que inventarlos


Julio Cortázar - Salvo el crepúsculo - 1984

Publicado por: Kussmein 12/02/2011

Báilame el agua

Úntame de amor y otras fragancias de tu jardín secreto.
Riégame de especias que dejen mi vida impregnada de tu olor.
Sácame de quicio.
Llévame a pasear atado con una correa que apriete demasiado.
Hazme sufrir.
Aviva las ascuas.
Ponme a secar como un trapo mojado.
No desates las cuerdas hasta que sea tarde.
Sírveme un vaso de agua ardiente y bendita que me queme por dentro, que no sea tuya ni mía, que sea de todos.
Líbrame de mi estigma.
Llámame tonto.
Sacrifica tu aureola.
Perdóname.
Olvida todo lo que haya podido decir hasta ahora.
No me arrastres.
No me asustes.
Vete lejos.
Pero no sueltes mi mano.
Empecemos de nuevo.
Sangra mi labio con sanguijuelas de colores.
Fuma un cigarro para mí.
Traga el humo.
Arréglalo y que no vuelva a estropearse.
Échalo fuera.
Crúzate conmigo en una autopista a cien por hora.
Sueña retorcido.
Sueña feliz, que yo me encargaré de tus enemigos.
Dame la llave de tus oídos.
Toca mis ojos abiertos.
Nota la textura del calor.
Hasta reventar.
Sé yo mismo y no te arrepentirás.
¿Por cuánto te vendes? Regálame a tus ídolos.
Yo te enviaré a los míos.
Píllate los dedos.
Los lameré hasta que no sepan a miel.
Hasta que no dejen de ser miel.
Sal, niega todo y después vuelve.
Te invito a un café.
Caliente claro.
Y sin azucar. Sin aliento.

Daniel Valdés

Publicado por: Javier 12/02/2011

Catulo


Juvencio, si tuviera
la posibilidad
de sin pausa besar tus dulces ojos,
hasta trescientos mil
besos yo te daría,
y nunca me sentiría satisfecho,
ni aunque fuese más rica
que las mieses de agosto
la cosecha final de nuestros besos.


Mellitos oculos tuos, Iuventi,
si quis me sinat usque basiare,
usque ad milia basiem trecenta
nec numquam videar satur futurus,
non si densior aridis aristis
sit nostrae seges osculationis.


Verifica el comentario

Vista previa del comentario

Esto sólo es una vista previa. El comentario aún no se ha publicado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Se ha publicado el comentario. Publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Publicar un comentario

BABELIA

Sobre este Blog

Papeles perdidos es un cajón de sastre de la cultura y la creación, elaborado por el equipo que hace cada semana Babelia, la revista cultural de EL PAÍS. Es el blog literario de este periódico que busca acercar el universo del libro a sus lectores. Como dijo alguien sobre la cerveza de botella y la de barril, "lo mismo, nomás que diferente".

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal