TV Blog de Harguindey

TV Blog de Harguindey

La televisión es la reina de la casa. Lo que se pretende en este espacio es comentar la actualidad televisiva más inmediata, los programas del día, desde cualquiera de los que se definen como “telebasura” a las retransmisiones deportivas, los espacios informativos, documentales, las películas o las series. Son los comentarios y recomendaciones de un telespectador común.

La parte contratante...

Por: | 21 de febrero de 2017

Resultado de imagen de El presidente de Murcia no dimitirá
Es como una mala ópera bufa. Hace cinco días el presidente de Murcia, Pedro Antonio Sánchez (PP) afirmó solemnemente en la sesión de control al Gobierno autónomico, en la Asamblea Regional, "Yo siempre cumplo mi palabra y, sobre todo, la ley", en contestación al portavoz de Ciudadanos, Miguel Sánchez, partido con el que está vignte un acuerdo de investidura en el que se contempla que dimitirá si es imputado por un caso de corrupción. Bien.
El juez de la Audiencia Nacional, Eloy Velasco, considera que el presidente de Murcia, Pedro Antonio Sánchez (ver foto), recurrió a las empresas de la trama Púnica en 2014 para atenuar el efecto de una “posible imputación penal”, en referencia al caso Auditorio de Puerto Lumbreras cuando era alcalde de la localidad. Ayer, lunes, ha sido citado como imputado por el Tribunal Superior de Justicia de Murcia por los supuestos delitos de prevaricación, malversación, fraude y falsedad en documento público en la adjudicación, ejecución y construcción del Teatro-Auditorio de Puerto Lumbreras, localidad en la que Pedro Antonio Sánchez fue alcalde entre 2003 y 2013.Bien.
Hoy mismo se ha sabido que el presidente de Murcia (PP) no piensa dimitir porque considera que la causa de su imputación no es por corrupción sino que se trata de una "cuestión administrativa" y porque, además, cuenta con el apoyo del presidente Rajoy y, por tanto, de la cúpula de Génova. Y aquí cabe hacer un inciso a modo de homenaje cinematográfico: Mariano Rajoy y Albert Rivera leen un voluminoso contrato en los pasillos del Congreso. El presidente del Gobierno dice que: "La parte contratante de la primera parte, será considerada como la parte contratante de la primera parte", al mismo tiempo que rompe un papel del contrato. Tras leer muchas cláusulas con los mismos comentarios y gestos, comenta que: "Todavía queda más de medio metro". Bien.
Y como en toda ópera bufa siempre hay actores secundarios que con sus torpezas y salidas de tono estimulan las carcajadas del respetable. En este caso, un secundario de postín es el ministro de Justicia cuando negó públicamente que hubiera intevenido en la decisión del Fiscal General de ordenar a las fiscales del caso Púnica, en contra del criterio de las mismas, de no involucrar al presidente de Murcia en l procedimiento judicial. Se da el caso de que el murciano sabía de la decisión del fiscal antes de que se hiciera pública y se da también el caso de que los informativos de La Sexta captaron al ministro Catalá en el congreso del PP preguntando si habían visto al compañero de Murcia, al que llamó con su móvil. Le vió en el amplio hall del local congresual, le salúdó con la mano y se dirigió a él, perdiéndose por un pasillo la víspera de que el Fiscal General comunicara su decisión. El respetable no podía aguantar la risa.

P.D.- "Consta probado en autos que el señor Soria no pagó la estancia en el hotel, y ello resulta evidente pues el único justificante que aportó se refiere al abono de coste extra. La cantidad abonada es impensable que pueda pretender justificar el pago de la estancia en una suite de un hotel de lujo, por lo que hay una total evidencia de que el señor Soria efectivamente fue invitado por la propiedad del hotel". El señor Soria es el exministro de Industria y Turismo conocido popularmente como "el de los papeles de Panamá". Entabló una querella contra los responsables del diario que publicó que no había pagado la suite de un hotel de lujo en Punta Cana, a 1.300 euros la noche, y para demostrar que sí lo había pagado presentó una factura de algo más de 200 euros que correspondía a un gasto extra en el spa del hotel, propiedad de un amigo. Ha sido condenado a pagar las costas del juicio. Hay tontos, tontísimos y Soria.

De la justicia

Por: | 20 de febrero de 2017

Resultado de imagen de tribunales de justicia en España
Son las cosas de la vida. Tras la sentencia del caso Nóos las redes, tan útiles en algunos casos y tan perversas en otros, decidieron demostrarnos a todos lo ignorantes que somos, porque sólo desde la ignorancia jurídica se pueden asimilar sentencias que chirrían para los conocedores de los entresijos mentales de los magistrados y jueces. La Audiencia de Palma, por ejemplo, decidió absolver, entre otros, a la Infanta Cristina. Bien. Esa misma Audiencia decidió, según informaciones publicadas el pasado cuatro de enero, que un joven fuera "condenado a tres años, seis meses y un día de prisión por robar una bicicleta en un domicilio de Palma. El sospechoso tenía antecedentes por el mismo delito, por lo que la sentencia aprecia la circunstancia agravante de reincidencia. El fallo ha sido confirmado ya por la Audiencia Provincial". Es decir, que tres años y medio de cárcel porque ya había robado tiempo atrás otra bicicleta.
Por su parte en Madrid se conocía que "Esther Gabarre debe entrar en prisión acusada de robar prendas por valor de 428 euros. La intención de esta viuda de 40 años era vender la ropa y sacar algún dinero para cubrir los gastos que supone tener cuatro hijas (dos de ellas menores), estar en paro y cobrar una Renta Mínima de Inserción de 532 euros. El hurto lo cometió el 5 de enero de 2016 en un centro comercial de Pinto y, dos días después, ya había sido juzgada y condenada a cuatro meses de cárcel". ¿Quién dice que la justicia es lenta, sobre todo si los encausados son puta base? También esta el caso de una joven de 22 años cuando ocurrieron los hechos, con dos hijas y, naturalmente sin trabajo, que en Requena compró comida y pañales por algo menos de 500 euros con una tarjeta de crédito que no era suya: dos años y cuatro meses.
Pero no todo son malas noticias. El diario Público del pasado miércoles publicaba que: "El BOE de este miércoles recoge los primeros 11 indultos de 2017. Tres de ellos condenados por delitos contra la salud pública, uno por lesiones y los otros seis por prevaricación continuada. Se trata de los funcionarios y un exconcejal implicados en el caso horas extra del Ayuntamiento de Rota, por el que durante años se pagó a un funcionario, en forma de horas extra, en su nómina trabajos que el Consistorio debía haber adjudicado vía contrato". Un poquito de corrupción no hace mal a nadie.

Tormentas primaverales

Por: | 17 de febrero de 2017

Resultado de imagen de Rafael catalá y las fiscales de la Púnica
El día viene fino. Los metereólogos comentan que se mantendrá un cierto clima primaveral pero, salvo ellos, todos los demás lo que apuntan es más bien tormentoso. "La red de sobornos en obras del AVE se extiende a toda España", informa El País, que añade: "Un informe de la Guardia Civil incorporado al caso Adif revela sobornos en Castilla-León, Galicia, Euskadi y Asturia". Curiosamente Jordi Pujol no dijo en esta ocasión eso de "¿Adif?, ¿qué coño es eso de Adif?". Rafael Catalá, ministro de Justicia, vuelve a meterse en un charco importante a costa de las fiscales del caso Púnica y de su tradicional actitud de estar siempre con los jefes. En Palma de Mallorca, la expectación por la sentencia del caso Nóos alcanza cotas de final de la Champions, con un valor añadido: los tertulianos ya tienen carnaza para varios días aunque mucho nos tememos que ninguno de ellos comentará un efecto colateral virtuoso: los escoltas de los Urdangarín habrán perfeccionado el francés tras cerca de cuatro años en Ginebra, a 300.000 euros por año de mantenimiento de la seguridad de una presunta familia de delincuentes. El Bigotes y Pedro Crespo han pasado noche en Zaragoza camino de Madrid. Correa, no: tiene claustrofobia y será trasladado a Madrid en ambulancia, suponemos que con las ventanillas abiertas. Tener claustrofobia y estar condenado, de momento, a trece años de cárcel no deja de ser un reto titánico.
En el caso de la Ciudad de la Justicia, el despilfarro tenía por lo menos un toque cosmopolita: sólo en viajes se gastaron 400.000 euros pero no era para menos ya que sus laboriosos responsables llevaron la buena nueva del proyecto a Nueva York, Múnich, Singapur, Milán, Valencia, a una Oficina Móvil en Plaza Castilla y a un autobús itinerante. Como se sabe el proyecto nunca se realizó, dejando,eso sí, un pufo de unos 105 millones de euros. No nos imaginamos lo que habrían viajado sus cabecillas si se hubiera construido la mencionada ciudad. Todavía estarían dando vueltas al mundo. No está documentado que Rafael Catalá manifestara su solidaridad y empatía con los propietarios de la Agencia de Viajes.


Habaneras

Por: | 16 de febrero de 2017

Resultado de imagen de Cuatro estaciones de la Habana serie
Lo explicó en su día Leonardo Padura sobre sus historias policíacas: "Lo que quise fue hacer una especia de crónica, de testimonio de lo que ha sido la vida cubana reciente. En cada una de sus investigaciones se revela un sector de la sociedad cubana pero también la humanidad de una serie de personajes que viven esa realidad de manera cotidiana". Una forma sencilla de esclarecer sus novelas, base de la excelente serie Cuatro estaciones en La Habana.
Y contemplando los cuatro relatos que en ocho capítulos se pueden ver en Movistar Series Xtra, dirigidos todos ellos por Félix Viscarret, no se pueden olvidar algunos hechos y decisiones de un Gobierno que dirigió dogmáticamente la sociedad cubana durante más de medio siglo. No se puede olvidar, por ejemplo, que la gota que colmó el vaso de la paciencia de Guillermo Cabrera Infante y su posterior exilio fue la incomprensible prohibición de un cortometraje de su hermano Sabá y de Orlando Jiménez-Leal, "P. M", una mirada sin malicia a la noche cubana. Quizá alguno de aquellos censores aún vivan para contemplar la honesta descripción que Padura y Viscarret muestran en la serie, con un espléndido Jorge Perugorría de protagonista absoluto, de una Habana en la que desigualdad social es hasta arquitectónicamente evidente y en la que se constata que si el poder corrompe, el poder absoluto corrompe absolutamente, y lo hace en todas las capas de la sociedad: con las drogas, con las delaciones que instauró un régimen totalitario, con el contrabando de obras de arte o directamente con el saqueo de las arcas públicas, una corrupción al parecer compatible con los murales revolucionarios callejeros, los coches a punto del desguace o los barrios que recuerdan a las favelas como contrapunto de las mansiones de la nomenklatura.
Con el tercer episodio de la serie, Máscaras, probablemente el mejor de todos ellos, surge la cuestión de la homosexualidad, es decir, la intolerancia del régimen. Un relato en el que asoman nombres concretos como el de Virgilio Piñera y en el que sobrevuelan otros innominados como los de Reinaldo Arenas o Severo Sarduy, gentes que sufrieron los campos de concentración de las Unidades Militares de Ayuda a la Producción, que fueron detenidos, marginados y humillados bajo las siempre mesiánicas consignas del líder supremo: "La sociedad socialista no puede permitir ese tipo de degeneraciones", Fidel Castro.

+ que ayer pero - que mañana

Por: | 14 de febrero de 2017

Resultado de imagen de rick y michonne the walking dead
Valentín
—conocido como san Valentín— se refiere a uno de los tres santos mártires romanos, de existencia discutida, que vivieron en la antigua Roma. La festividad de san Valentín era celebrada por la Iglesia católica cada 14 de febrero en el calendario litúrgico tradicional, hasta 1969 cuando en el Concilio Vaticano II reorganizó el santoral y retiró su celebración. A partir de esa fecha, El Corte Inglés tomó el relevo y se sigue celebrando como El Día de los Enamorados.
Por otro lado, en círculos políticos se comenta lo adecuado que hubiera sido el que Pablo Iglesias comunicara públicamente la buena nueva de que su, al parecer, novia, Irene Montero, fuera designada portavoz del grupo parlamentario de Podemos, de hecho su número 2, en una fecha tan señalada como la del 14 de febrero: hoy te nombro más que ayer pero menos que mañana. Errejón, por su parte, y como señaló ayer Andreu Buenafuente en su Late Motive, "siempre tendrá un sitio en nuestro plató, aunque debería centrarse en acabar la ESO (Educación Secundaria Obligatoria)".
Tampoco es desdeñable el detalle  que tuvo la cadena Fox con su audiencia al estrenar en la víspera del día de los enamorados la nueva temporada de The Walking Dead, al fin y al cabo siempre se ha dicho, al menos desde santa Teresa, que los enamorados viven sin vivir en ellos. Los walkingdeadictos pudimos comprobar que el idilio entre Rick Grimes y Michonne (ver foto) sigue viento en popa.
Lo cierto es que el lema "más que ayer pero menos que mañana" es multisignificativo. Ayer supimos, por ejemplo, que Bruselas cree que el déficit público español en 2017 será dos décimas superior al previsto por el Gobierno, es decir, 2.100 millones de euros, y que en 2018 la diferencia será de seis décimas (6.300 millones), de ahí que habrá que recortar más que ayer pero menos que mañana.
Lamentablemente las relaciones entre las cúpulas del Banco de España y de la CNMV de la presidencia de Zapatero (Miguel Ángel Fernández Ordoñez y Julio Segura, respectivamente) con la Audiencia Nacional no están en su mejor momento y serán citados en calidad de imputados por autorizar la salida a Bolsa de Bankia pese a las advertencias de los inspectores de que la operación era inviable y suponía un riesgo evidente para los accionistas y los contribuyentes. Si para la mayoría de los comunes el amor es ciego, para los responsables de los organismos reguladores y supervisores además es sordo. Y en eso estamos.

Sobre el autor

Ángel Sánchez Harguindey

Ángel Sánchez Harguindey perteneció a la plantilla de El País desde su fundación en 1976. Fue jefe de la sección de Cultura, responsable del suplemento cultural Babelia, redactor jefe de El País Semanal, redactor jefe de la sección de Opinión y Adjunto a la Dirección.
Ha publicado el libro "Memorias de sobremesa. Conversaciones con Rafael Azcona y Manuel Vicent" (Editorial Aguilar)

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal