TV Blog de Harguindey

TV Blog de Harguindey

La televisión es la reina de la casa. Lo que se pretende en este espacio es comentar la actualidad televisiva más inmediata, los programas del día, desde cualquiera de los que se definen como “telebasura” a las retransmisiones deportivas, los espacios informativos, documentales, las películas o las series. Son los comentarios y recomendaciones de un telespectador común.

Los peligros del lirismo

Por: | 19 de septiembre de 2012

índice

Si hay un género periodístico radicalmente paradójico ese es la necrológica: se escribe en honor del único que no puede leerla. Dicho lo cual, hay necrológicas que retratan más al autor que al difunto, y las hay, también, que sin serlo lo parecen. Entre las primeras cabe destacar la que hoy firma en El País Rodolfo Martín Villa, ministro que fue de la Gobernación (hoy, Interior) entre 1976 y 1979 con el Gobierno de Adolfo Suárez, es decir, quien ocupaba la cartera esencial el 9 de abril de 1977, fecha en la que se legalizó en España el Partido Comunista. Dicho de otra manera: si alguien puede contar los entresijos de las negociaciones para legalizar al PC, ese es Martin Villa. Lamentablemente, el exministro opta por escribir una carta a Dios en la que le solicita que reciba a Santiago Carrillo en el Reino de los Cielos. Es lo que pasa cuando uno se pone lírico.
Por lo que respecta a las necrológicas que no lo son pero lo parecen, basta con releer algunas de las hagiografías publicadas con motivo de la dimisión de Esperanza Aguirre, y muy especialmente la de Fernando Sánchez Dragó en El Mundo. En todo caso no deja de ser curioso que la expresidenta alegara para dejar el cargo su deseo de compartir más tiempo con su familia y al día siguiente se anunciara su incorporación como funcionaria a Turespaña, el Instituto de Turismo de España, entidad a la que pertenecen los Paradores Nacionales, las Oficinas Españolas de Turismo o el Palacio de Congresos de Madrid, todos dependientes del Ministerio de Industria, Energía y Turismo. Es un ejemplo de lo que decía el estupendo actor Antonio Gamero: "En ningún lugar como fuera de casa".
Ya en terrenos más específicamente de entretenimiento, ayer arrasó el partido entre el Madrid y el Manchester City: 7.716.000 espectadores entre La 1 y TV3, un encuentro en el que la intensidad madridista, la racanería del equipo británico y su capacidad para aprovechar la menor ocasión justificaron esa audiencia. El exvicepresidente del Barça Alfons Godall no quiso dejar pasar la ocasión de demostrar su sensibilidad y admiración por José Mourinho, y lo hizo a través de twitter: "Lamentable el psicòpata celebrant els gols com si fos un jugador. Serà per compensar la frustració d'haver estat un petardo quan jugava..." ("Lamentable el psicópata celebrando los goles como si fuera un jugador. Será para compensar la frustración de haber sido un petardo cuando jugaba..."), escribió. Un triunfo más de la convivencia.
En el ámbito de la ficción, destacar la buena acogida que tiene la serie Érase una vez (Antena 3), una muy peculiar adptación de los cuentos clásicos infantiles en la que se alternan secuencias de época con contemporáneas ya que la malvada Bruja envía a los personajes de los cuentos al pueblo de Storybrooke, Maine, donde todos se encuentran sin saber quiénes son en realidad. Una inteligente manipulación de situaciones y personajes que en la programación de ayer alcanzó los 3.286.000 espectadores. Bastantes menos tuvo Spartacus. Dioses de la arena (Cuatro) con 1.376.000 espectadores. Es probable que la serie que relata la sangrienta historia de la Casa de Batiatus y la ciudad de Capua suba en su aceptación en los capítulos siguientes. Bastará con que se corra la voz de que se trata de una orgía de charcutería cinematográfica. Cuerpos musculosos, sangre y vísceras son sus pilares.

Hay 0 Comentarios

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Sobre el autor

Ángel Sánchez Harguindey

Ángel Sánchez Harguindey pertenece a la plantilla de El País desde su fundación en 1976. Fue jefe de la sección de Cultura, responsable del suplemento cultural Babelia, redactor jefe de El País Semanal y redactor jefe de la sección de Opinión. En la actualidad es Adjunto a la Dirección.
Ha publicado el libro "Memorias de sobremesa. Conversaciones con Rafael Azcona y Manuel Vicent" (Editorial Aguilar)

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal