Juan Arias

Si Dios es brasileño, ¿por qué el papa no?

Por: | 12 de febrero de 2013

Mientras Brasil, el país con mayor número de católicos del mundo y con más cardenales que los otros países de América Latina (5), sueña con un papa brasileño, la renuncia al papado de Benedicto XVI, llegó aquí con fuerza en medio del bullicio de los carnavales.

¿Qué hicieron por ejemplo los cariocas que organizan uno de los carnavales más de rompe y rasga del mundo en los que mezclan sexo, biblia y política y a los que no desbanca ni la noticia más sensacional?

Algo muy sencillo: la metabolizaron juntándola en los medios de comunicación y en las redes sociales con los desfiles carnavalescos. Y trataron a la vez con respeto y humor la imprevisible decisión papal.

Y así, se iban mezclando las imágenes de las sambistas en traje casi de Adán con las del papa Benedicto XVI, y todos en paz.

Y es que no existe, dicen los cariocas, ninguna noticia del mundo, por grande que sea, capaz de paralizar la fiesta de los carnavales. Cualquier otra noticia puede sólo mezclarse con ellos, salir del brazo de los blocos de la calle, algunos, como los de la playa de Copacabana con casi medio millón de personas.

Mendes Fradique, autor del libro Historia de Brasil por el método confuso, escribió que el carnaval “es la esencia de Brasil”, que puede acontecer lo que sea que él no pierde su gracia.

El Papa en los carnavales de Rio
Tanto se mezclaron las imágenes del carnaval con la noticia de la renuncia del papa Ratzinger, que enseguida aparecieron en la calle humoristas disfrazados de papa, del dimisionario y de otros como Juan Pablo II.

Y corrió el humor, un humor no grotesco sino amigable, porque además Rio estaba ya preparándose para recibir en julio al Papa Ratzinger para el que le traerían más de dos millones de jóvenes con motivo de la Jornada Mundial de la Juventud.

Los brasileños suelen decir que todos en los carnavales tienen licencia para “hacer una locura”, y así, según ellos, el Papa quiso sumarse a los carnavales con su “locura de dimitir” cuando los políticos, por ejemplo, son capaces de todo para mantenerse en el poder.

“?Renunciar justo en carnaval. Esa sí que es gorda”, decían los cariocas. Y llevaban el humor a la política: “Quizás Lula esté ya preparando las alianzas para el nombramiento del nuevo papa y presentarlas al cónclave’.

Hasta la psicóloga, Elis Andrade, entró en el juego de humor con el papa: “Benedicto XVI no es bobo. No ha querido esperar a julio para venir a Rio y se ha adelantado a dejar de ser papa para desfilar en los carnavales más interesantes del mundo”, confió al diario O Globo.

Otros humoristas usaron la frase del papa en su último Twitter “todos somos pecadores”, para decir: “Ustedes van a ver como un día u otro, el papa, ya no papa, aparece para sambar en Rio o Salvador de Bahía”.

Carnavales en la calle en Rio
Según un teólogo brasileño
, los carnavales a los que les cayó encima la noticia de la renuncia del papa, la vieron de alguna forma como un rescate de la humanidad del pontífice. Lo sintieron de repente, dice, más cercano a nosotros, con nuestras mismas dudas y miedos, como el de no estar a la altura de su misión. Y es como si le dijeran: "Bueno, vente a divertirte con nosotros, a participar de nuestra alegría y felicidad. No llores".

Algunos católicos tradicionales, con menos sentido de humor, criticaron algunas de estas osadías carnavalescas, mientras que cristianos más abiertos recordaban que Jesús, en los evangelios no sólo usaba a veces un cierto sentido de humor típicamente judío, sino que se servía sobre todo de la sátira y de la ironía para fustigar a los dos poderes: al religioso y al político.

Como cuando decía que los que se visten de sede están en los palacios imperiales, no entre sus seguidores. O cuando mandaba “que los muertos entierren a los muertos”, frase misteriosa de terrible ironía actual.

O aquella vez que a una delegación de griegos que estaban curiosos por verle, Jesús, recordando la importancia que para ellos tenía entonces la belleza corporal, lo exterior, las apariencias, les improvisó la parábola de la semilla que si no se pudre en la tierra y no se mezcla con el estiércol y se ensucia, no nace de nuevo.

Ahora los cariocas esperan para Julio al nuevo papa.

¿Y si fuera un brasileño?

En ese caso el peligro, se dice aquí, es que su visita se convierta en un nuevo y fantástico carnaval extraordinario. Los cariocas son así: acogedores, desacralizadores, calurosos, deshinibidos y enamorados de su ciudad como pocos, a la que apellidan de “ciudad maravillosa”.

Por otra parte, ¿no se dice aquí que “Dios es brasileño?”.
Nada más lógico, pues, que les regale esta vez un papa de los suyos.Si sabe sambar, mejor ? Y qué brasileño, aunque sea cardenal, no sabe improvisar unos pasos de samba? se preguntan los cariocas.

Carnavales en Salvador de Bahía
Curiosamente estos últimos años, los carnavales en Brasil después de haber estado escondidos después de la dictadura militar en los sambódromos
, cerrados para los turistas de lujo, han vuelto a la calle, con una fuerza popular que está siendo estudiada por sociólogos y analistas políticos.

El escritor, Arnaldo Jabor, en su última columna de O Globo ha desentrañado mejor que ningún otro esta novedad de los carnavales de la calle, a los que ha calificado como "un delirante comicio de felicidad".

Según el escritor y cineasta, esas mareas de gente en la calle durante una semana de carnaval,con hasta medio millón de personas, no son ajenas a "la estabilidad económica del país a partir del 94", cuando poco a poco, los  brasileños "reconquistaron su autoestima", especialmente en Rio con un "mayor control de la criminalidad".

En estos carnavales, dice Jabor "se advierte el renacimiento de un deseo colectivo, hasta de contacto físico entre las personas, una explosión de libertad y un deseo irresitible de existir en comunidad".

Analizando la peculariedad que se adivina en los carnavales, el escritor afirma: "Somos un pueblo curioso, desnudo, saltando como locos para espanto del mundo civilizado".

Y, sin pudor, señala: "Pues bien, considero el carnaval nuestra marca y nuestra grandeza", y se pregunta: ?cómo puede el mundo considerar a nuestro carnaval una locura, este mundo irracional de hombres-bomba y drones? Es mejor entender a Brasil a través del carnaval que el verlo como un desvio de la razón".

Para Jabor, en la razón del carnaval brasileño "existe algo más allá de la inmoralidad; existe una santidad en esta explosión de la carne que no se explica. No es la perversión como pecado sino como mímica de una libertad, como la búsqueda de una civilización "no civilizada", un retorno a la animalidad perdida y al mismo tiempo, pulsante".

"Nuestro carnaval revela que el inconsciente brasileño está a flor de carne" , escribe Jabor y se pregunta: ? se imaginan un carnaval así en Suiza?

Y concluye: "Quizás nuestro carnaval sea una enfermedad salvadora, una epidemia del despelote, de la que está necesitando un mundo que prefiere muchas veces más bien la guerra, la velocidad y el mercado cruel".

En un carnaval, así, con raices tan profundas en las entrañas del rescate del dolor cotidiano a través de esa explosión de libertad y felicidad, que al final es casi religioso, no le importaría al papa dimisionario, verse presente, aunque sólo sea bajo la máscara del humor.

"El papa también es carioca", dijo un día aquí en Rio a miles de jóvenes, el papa Wojtyla, y ellos enloquecieron de entusiasmo.

Carnaval de calle en São Paulo


Hay 25 Comentarios

Juan, pienso que ningún dios tiene poco o nada a ver con los proyectos y conspiraciones del Estado Vaticano. El sábio del tiempo lo revelará. Espera, amigo.

|►►►Lo Que DEBES SABER Si Quieres Perder 30 KG!! Resultado Garantizado: http://su.pr/2we2i5

Sou brasileiro, quase todas as pessoas que conheço se dizem católicas, mas conheço muito poucos católicos. Não sei se é assim em outros países, mas o autodeclarado catolicismo dos brasileiros é apenas uma fachada. Dizemos que somos católicos para evitar a estranheza que causaria nos declaramos ateus, agnósticos ou budistas, Toda religião pressupõe o cumprimento de alguns requisitos mínimos e a participação em certos rituais, mas o catolicismo brasileiro é apenas estatístico. Se todos resolvessem, digamos, ir à missa uma vez por mês, não haveria igrejas suficientes. Espero que não haja um papa brasileiro, porque isso só tenderia a intensificar a hipocrisia.
.
(A propósito, não sou católico, nem mesmo batizado. Oh céus, estarei condenado de antemão ao fogo do inferno?)

Caro D. Juan Arias
Como ya he escrito anteriormente, una cosa buena que Leonardo Boff hizo fue indicar "JOaquin Barbosa" para ser ministro del Tribunal Superior.
Gracias a los cielos, como se dice en Brasil, "el tiro salió por la culatra".
Cuanto a LULA, hay justicia en el mundo, me han dicho semana pasado que el hijo de LULA que habia ganado 5 milhones de reales, algo como 3,3 millones de dolares en la epoca, hoy en dia esta quebrado y tiene una deuda de unos 6 millones de reales, algo coo 3 millones de dolares,,,,
Como solia decir mi abuelita (que DIos la tenga) ,,,,más vale temprano que tarde....
Saludos

Ríete un rato y eleva tu energía.
Entra en http://troopyland.com/

Geraldo, a no extrañarse, la derecha lo que no puede por la razón lo consigue por la fuerza. Siempre ha sido así, se escandaliza de la falta de libertad de los regímenes izquierdistas, pero admiten y fomentan las dictaduras de derecha como fue la de Pinochet, (recuerdo a Juan Pablo II feliz al ser recibido por el dictador chileno) Franco, Videla, Stroessner, etc. Siempre actuó del mismo modo, de modo que no hay que asombrarse demasiado porque son hipócritas hasta el cinismo.

Ah.... sí.... y muy bien educados.

Como había previsto en mi primero comentario ya llegaron los lectores de Jabor.

Todos muy demócratas.

Esse Geraldo aí de baixo é AMANTE de Lula, O MAIOR CANALHA QUE O BRASIL JÁ TEVE COMO POLÍTICO.

Geraldo, assim como um amante de valor, deveria ser preso juntamente com o MAIOR CORRUPTO brasileiro!

FORA LULA, FORA GERALDO, FORA BOFF, FORA CANALHA ESQUERDOPATA BRASILEIRA!

Este Leonardo Boff é um CANALHA!

Uma grande atitude de Papa Bento XVI foi extirpar da comunidade cristã essa teologia marxista da libertação.

Boff e outros canalhas dessa esquerda que dirige o Brasil veem na renúncia do Papa uma oportunidade de "rediscutir" essa maldição de esquerdopatas... FORA, BOFF!

"Affrontements entre les Femen et le service d'ordre de Notre-Dame


Les militantes ont manifesté dans la cathédrale parisienne ce mardi matin contre la papauté et la position de l'Eglise sur le mariage gay."

http://www.liberation.fr/societe/2013/02/12/affrontements-entre-les-femen-et-le-service-d-ordre-de-notre-dame-de-paris_881279

A morte do pai da diplomacia brasileira cancelou o carnaval...
https://sites.google.com/site/luisclaudiovillafanegsantos/o-dia-em-que-adiaram-o-carnaval

Juan, ya sabe que soy agnóstico y sobre todo alérgico a todo lo que huela a sotanas. Gracias por la bienvenida, pero nunca me he ido (del todo).
Respecto al sentido crítico, soy como el escorpión de la fábula, esa del "Escorpión y la Rana" : está en mi naturaleza :)

Creo que tanto un papa argentino cuanto brasileño no sería bueno a los respectivos países.
Lo mejor es que sea italiano como es la tradición, aunque en los últimos tiempos haya habido excepciones.


?Por qué, Jarabe, no le gustaría un papa argentino? De cualquier modo me temo que usted sea más generoso en ese punto que los cardenales, aunque a lo mejor me equivoco.
Un abrazo y bien venido de nuevo al blog con su siempre fuerte sentido crítico que nos enriquece a todos.

To: juanjosearias@hotmail.com

Si se tratara de elegir uno sudamericano, le cedo el honor a Brasil con todo gusto. No quisiera bajo ningun concepto que fuera argentino.


Ojalá, Antonio, pero creo que aún no ha llegado ese día. Espero, sin embargo equivocarme. Creo más factible lo que piensa Paula, que volverá a ser un europeo, porque por mi experiencia, la dificultad para elegir a un papa latinoamricano es que un brasileño difícilmente aceptará un candidato argentino o mexicano o al revés. Al final acaban prefiriendo también ellos a un europeo, que en el inconsciente lo consideran más preparado, cosa que no siempre es cierto, ni mucho menos.
Un abrazo

To: juanjosearias@hotmail.com

Bueno, cerca de 45% de los católicos del mundo están en latinoamerica, tal vez haya un papa Argentino, Brasileno o del Canada, vamos esperar para ver....

Posso estar enganada, mas penso que é pouco provável um papa brasileiro. Porque se o europeu médio no fundo nos vê como um "animalzinho divertido", imagina o Vaticano europeu? A Europa é o berço da civilização ocidental, no geral altaneira e orgulhosa. Sem generalizar, mas para a Europa o Brasil é igual a Carnaval, jogadores de futebol e putas. Ter um papa ainda não é para nós!
PS: primeiras horas da Quaresma, tempo de meditação e silencio. Silencio...

la verdad es que dado que más de la mitad de los católicos del mundo están en sudamérica sería bonito ver a un papa de allá, veremos a ver que pasa.

¿Qué curioso, no? Un bloguista que no se cansa de tildar despreciativamente a gobiernos como el de Argentina o Venezuela de "populistas" por la participación directa del pueblo en las decisiones de gobierno se sumerje gustoso enla más atroz mezcolanza populachera que un pueblo pueda manifestar, elevándola a niveles de "santidad" y dándole giros filosóficos a lo que es una mera manifestación de una turba elemental exteriorizando lo más primitivo y grotesco del ser humano.

Y si es para comentar la reacción en Brasil ante el dimite de Ratzinger, por que no salir del lugar común, ya un tanto viejo y folclórico, del Carnaval y del "bueno humor" de los "cariocas?

Por que no traer la opinión de Leonardo Boff, teologo cristiano que fue excomulgado por Ratzinger muy antes que deviniera Papa?

https://leonardoboff.wordpress.com/2013/02/12/tiara-e-poderes-do-papa-o-olhar-de-um-sociologo-da-religiao/

Creo haber muy más reflexiones sobre este momento en lo que escribe Boff que en los chistes que invariablemente tienen que mencionar a Lula.

Caro Juan, esta es la mía contribución para mostrarles que hay otros "Vientos de Brasil".

Lo siento Juan, pero la credibilidad del periodista se va perdiendo al repetir lo que dice la prensa conservadora en Brasil, como si fuera la opinión de los brasileños.
Quien es Arnaldo Jabor?
Un otro Reinaldo Acevedo, bien más patético que este.
Cuantos otros fueran "escogidos" por el buen humor de los brasileños para suceder a Ratzinger? El más comentado fue José Serra, el opositor de Dilma Roussef en las elecciones de 2010 y perdedor de las elecciones de 2012 para la alcaldía de San Paulo.
Vean un poco del humor brasileño no repercutido por los periodistas del O Globo y de Veja:
http://contextolivre.blogspot.com.br/2013/02/forte-candidato-ao-trono-de-spedro-e-da.html
Hablar de Lula?
Quién es lo que hizo broma con Lula, hoy día, para más de 80% de los brasileños, el más querido Presidente?
Solo los 4% de electores a quién nos les gusta y que son cuasi 100% de los lectores de O Gobo y Veja.

Por que traer acá solamente los representantes de los grandes medyos? Acevedo, Jabor y otros?

Ya vimos lo que ocurrió cuando fueran abiertas las porteras a los "bien educados" lectores de Veja.

Ya vamos a ver si vienen ahora los lectores de Jabor...

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

es periodista y escritor traducido en diez idiomas. Fue corresponsal de EL PAIS 18 años en Italia y en el Vaticano, director de BABELIA y Ombudsman del diario. Recibió en Italia el premio a la Cultura del Gobierno. En España fue condecorado con la Cruz al Mérito Civil por el rey Juan Carlos por el conjunto de su obra. Desde hace 12 años informa desde Brasil para este diario donde colabora tambien en la sección de Opinión.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal