Ir a Planeta Futuro
3500 Millones

Barack-obama_0
"O bien hablamos del edificio más grande del mundo, o bien se trata de un fraude fiscal", decía Obama en la campaña de 2008 refiriéndose a una de las sedes de un paraíso fiscal. Eran otros tiempos y otro pelo.

Las revelaciones del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por sus siglas en inglés) acerca del paraíso fiscal de Panamá han tenido graves implicaciones políticas, económicas y sociales en todo el planeta. Una de las menos evidentes, pero más relevantes, es la que afecta a los intereses de los países pobres, gravemente amenazados por un sistema financiero global que ampara con su opacidad la barra libre fiscal. De acuerdo con una investigación publicada por el FMI el pasado año, solo las actividades legales de elusión de impuestos (técnicamente, BEPS o 'Erosión de la base imponible y traslado de beneficios') le cuestan a las regiones en desarrollo la friolera de 200.000 millones de dólares anuales. La ingeniería fiscal explica en parte la recaudación de los países de ingreso bajo y medio-bajo con respecto al PIB sea una fracción de la de aquellos de ingreso alto. 

El drenaje de recursos es solo una de las muchas consecuencias indeseables de este fenómeno. Se trata de un juego peligroso que deslegitima en los países más pobres a las instituciones nacionales y mina su esfuerzo por establecer sistemas fiscales progresivos. También debilita la rendición de cuentas de sus dirigentes y sitúa a las grandes compañías transnacionales en una posición de fuerza en su relación con los Estados, por no hablar del modo en que ampara actividades abiertamente criminales. Es un obstáculo tangible y relevante al desarrollo, cuyos engranajes son conocidos y que podría ser resuelto con mucha más facilidad de lo que a veces nos quieren hacer creer. Repasen si no las declaraciones altisonantes de los miembros del G20 en los meses inmediatamente posteriores a la caída de Lehman Brothers (septiembre de 2008), cuando todo parecía posible.

Diferentes organizaciones y autores llevan años trabajando este asunto desde la perspectiva del desarrollo, desbrozando su complejidad y analizando sus implicaciones para la mitad del planeta que vive en el lado equivocado de la historia. Estas son algunas referencias que merece la pena tener en cuenta:

  • Tax Justice Network es una red de origen británico y alcance global que lleva trabajando en este campo (y otros relacionados con la fiscalidad) desde 2003. A través de una red de alianzas y colaboradores en los sectores académico, social y periodístico, este grupo consigue ofrecer investigación de calidad al debate público, así como realizar acciones de campaña a través de su organización hermana Global Alliance for Tax Justice. Pueden consultar aquí su listado completo de publicaciones, muy recomendable.

Seguir leyendo »

El acuerdo con Turquía es deshumanizante y discriminatorio

Por: | 06 de abril de 2016

Por Valeria Méndez de Vigo, Responsable Departamento Estudios e Incidencia de Entreculturas.

Captura de pantalla 2016-04-06 a las 19.48.53
Foto: Entreculturas.

Según una encuesta realizada tras los atentados en Bruselas, uno de cada dos ciudadanos belgas considera que cerrar las fronteras a las personas refugiadas es una buena medida para evitar que los terroristas vuelvan a golpear el país.   La injusticia es flagrante. Cada vez más, se utilizan los atentados terroristas de manera interesada para cerrar las fronteras en Europa e incumplir los mezquinos compromisos adquiridos por los Estados miembros. Las personas refugiadas se convierten en chivos expiatorios, cayendo sobre ellos la sombra de la sospecha. Pero ni uno de los terroristas identificados es refugiado. Los refugiados no son terroristas. Son personas que huyen del terror, de los bombardeos y de la miseria en busca de protección y seguridad para sus vidas.

El pasado 18 de marzo se suscribió el Acuerdo entre la Unión Europea y Turquía sobre personas refugiadas que, tal como denunciamos en un comunicado desde Entreculturas junto con las organizaciones de acción social eclesiales de España, evidencia el fracaso de la Unión Europea en la adopción de una política común de asilo y en brindar protección a las personas refugiadas, otorgando prioridad al control de fronteras. Con dicho Acuerdo, Europa niega la hospitalidad a quienes abandonan sus hogares huyendo de la guerra, la persecución y el hambre, prevé expulsiones rápidas y sistemáticas de población refugiada a Turquía- un país que, a todas luces, no puede considerarse como "tercer Estado seguro"- y establece el sistema "uno por uno", por el que,  por cada persona siria devuelta a Turquía, se reubica a otra en territorio europeo procedente de un campo de refugiados de Turquía, medida que consideramos deshumanizante, discriminatoria y limitativa.

Seguir leyendo »

Panamá: cada diez minutos, una empresa fantasma

Por: | 06 de abril de 2016

Por Susana Ruiz, especialista en justicia fiscal de Oxfam Intermón.

Paraísos fiscales

Paraísos fiscales, empresas pantalla, escaqueo fiscal. Imagen de Oxfam Intermón

Los Papeles de Panamá ya se han cobrado la primera víctima (pública). El Primer Ministro de Islandia ha dimitido. También se ha suspendido temporalmente la promoción de la nueva película de Almodovar que se iba a estrenar en breve, y Panamá ha vuelto a figurar en la lista de paraísos fiscales de Francia. Parece poco para 11,5 millones de documentos, 214.000 empresas, 29 milmillonarios de los que aparecen en la lista Forbes, 21 paraísos fiscales…   La mayor filtración de la historia, una orgía de datos, personalidades e historias que nos abruman. Pero hay muchas otras víctimas más, reales.

El mismo día en que Mauricio Macri, el Presidente de Argentina, aparecía como uno de los implicados en esta trama de paraísos fiscales, se anunciaba que desde que empezó su mandato, hace apenas 6 meses, hay 1,4 millones más de personas que viven en la pobreza: son 12.000 pobres más al día. También son víctimas directas los miles de desplazados de Siria y otros conflictos a los que la UE deporta fríamente y regatea la ayuda. La respuesta a esta crisis requiere 9.300 millones de euros, de los que a España le corresponden 195 millones. Resulta aberrante asistir a este baile de millones y millones que se oculta en paraísos fiscales, mientras a España le cuesta cumplir con estos 195 millones.

Seguir leyendo »

Elogio de la empatía

Por: | 05 de abril de 2016

Por Belén de la Banda, periodista

IMG_2408

Mejor que criticarnos, apoyémonos unos en el hombro de otros. Imagen de B. de la Banda.

Me preocupan esas críticas que se hacen a quienes atienden a refugiados o migrantes, en un momento en que Europa hace gala de su falta de compromiso con los derechos humanos. Hace un par de semanas asistí a un acto donde se repitió, una vez más, una escena a la que, con ligerísimas variantes, he asistido muchas otras veces. A los participantes en la mesa redonda, que venían de hacer y contar un trabajo profesional encomiable para dar a conocer un problema que ocurre en otro país del mundo, uno de los asistentes les animó a dejar de preocuparse por lo que pasa por ahí y hacerlo sobre causas más cercanas. Lo mismo he escuchado muchas veces en otros foros,  y muchas veces en los medios de comunicación: 'lo que tendríais que hacer, en lugar de esto, es esto otro...'

Afortunadamente para mí, vivo desde hace muchos años en contacto con personas dedicadas de formas variadas a distintas causas sociales, locales, nacionales, e internacionales. En un enorme porcentaje, esas personas que se sienten con legitimidad para recriminar a otras por las causas que eligen para solidarizarse, carecen de causa propia, a pesar de que aparentan tener en ese preciso instante las ideas muy claras sobre cuál sería la causa que se debería impulsar si en algún momento se animaran a moverse por alguna. Afortunadamente para todos, que alguien cuestione tu causa -o una de ellas- en un acto público difícilmente podrá disuadirte de permanecer fiel a ella, antes al contrario. Todas las personas que conozco, y son muchas, con un nivel alto de compromiso, lo tienen porque han vivido desde sus entrañas una llamada, un golpe, una mirada a los ojos, un dolor, una duda, que no les ha dejado dormir hasta que han encontrado su forma de comprometerse para ser parte de la solución y no del problema. Y a pesar de la dureza que supone muchas veces el compromiso, raramente abandonan. La causa les ha mirado a los ojos, y ha llegado al fondo de lo que son. 

Seguir leyendo »

Objetivos de Desarrollo Sostenible: manos a la obra

Por: | 01 de abril de 2016

Captura de pantalla 2016-04-01 a las 3.57.52

El Secretario General de la ONU y unas amistades montando el puzzle de los ODS. Foto: UN.

[Este texto forma parte del diálogo promovido por el Real Instituto Elcano acerca de España en la agenda del desarrollo 2030, en el que estamos participando como ISGlobal y cuyas conclusiones principales están siendo publicadas en Planeta Futuro.]

El pasado mes de septiembre los países miembros de la ONU aprobaron los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) 2030, una agenda para promover el desarrollo global a lo largo de la próxima década y media. Se trata de un menú de acciones comprehensivo y relevante, que obliga a los países ricos mucho más allá de sus compromisos de cooperación con el mundo en desarrollo (pueden ver los detalles en este magnífico especial que publicó Planeta Futuro). Una agenda que, sin embargo, podría acabar en un desaguisado de acciones arbitrarias y desordenadas si los países no establecen planes eficaces para llevarla a término, lo que incluye mecanismos para el seguimiento y control de los objetivos.

En los próximos días –siete meses después de que los ODS fuesen aprobados- se hará pública la recomendación del grupo de expertos de la ONU con respecto a los indicadores que deben dar contenido a cada una de las 169 metas incluidas en los objetivos. La versión final de esta herramienta fundamental de seguimiento debe ser aprobada ahora por el Secretario General y trasladada al conjunto de los países para conformar los planes nacionales de trabajo. Aunque el proceso de concreción de los planes de trabajo resulta exasperantemente lento, no pongo en duda que estos indicadores ayudarán mucho a materializar los compromisos adquiridos. Pero es inevitable la sensación de que esperar a los indicadores es casi empezar la casa por el tejado. Cada uno de los países debería tener decidido ya un esquema de trabajo que incluya las prioridades nacionales con respecto a la agenda (las opciones son de tal magnitud que solo programas parciales serán creíbles) y los mecanismos políticos e institucionales para llevarlos a cabo.

Seguir leyendo »

Sobre los autores

3.500 Millones es un blog coral dirigido por Gonzalo Fanjul. Este espacio es el resultado de un esfuerzo colectivo en el que los protagonistas de la lucha contra la pobreza comparten su experiencia y sus propuestas.

Autor

  • Gonzalo FanjulGonzalo Fanjul lleva más de veinte años dedicado al activismo contra la pobreza, impulsa la iniciativa porCausa y colabora como investigador con diferentes think tanks, universidades y ONG

Eskup

Facebook

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal