No hay 'new deal' a la vista

Por: | 04 de junio de 2013

Mariano Rajoy en el Congreso

Mariano Rajoy, en el Congreso / Mundiario

Como la crisis se eterniza, llevamos ya años hablando de la devaluación interna de la economía española -en síntesis, subida de impuestos y reducción de salarios-, y no salimos de ahí. Al contrario, en ausencia de políticas expansivas, Bruselas y Madrid perseveran en esa receta. Por eso la Comisión Europea y el Banco de España dicen lo que dicen, a veces con alguna que otra exageración de por medio, tal vez con el propósito de que el resultado final no ‘duela’ tanto. Pero lo importante es que de ahí, de ese creciente círculo vicioso, no se sale. No hay new deal a la vista.

España debe mucho, le cobran muchos intereses y para poder pagar se aprieta el cinturón y recauda más, con lo cual la mayoría de la gente vive cada vez peor. Es un modelo hecho a medida de los que prestan el dinero, hasta ahora poco o nada negociado. Europa –léase Alemania- tampoco ayuda y el Banco Central Europeo aplica calmantes de vez en cuando. Y así seguimos, tirando a duras penas.

En el episodio más reciente de la agenda alemana para España, la Unión Europea acaba de decir que hay margen para la revisión impositiva sobre la base de que la ratio ingresos tributarios/PIB es más baja en España que en otros países europeos. Obviamente, como dice la profesora de la USC María Bastida, una subida del IVA mejora esta ratio por el numerador, al menos en teoría, pero si se sube la recaudación por IRPF (porque se cobra más, no porque se suben los tipos); la del Impuesto de Sociedades (porque las empresas tienen más beneficios), y la del IVA (porque se vende más, sin variar los tipos actuales) se mejoraría igualmente la ratio, con la particularidad de que progresaría también el denominador y habría un efecto multiplicador en la economía. Pero un modelo así exige políticas expansivas y de crecimiento, que es justo lo que no hay ni se ve en el horizonte más inmediato.

De vuelta a la realidad, lo que seguimos viendo es que, a pesar de los ajustes presupuestarios y de las subidas de impuestos, resulta difícil cumplir los objetivos de déficit, lo que explica que Bruselas y Madrid solo piensen en nuevos recortes en pensiones, educación, sanidad y desempleo.

Otra alternativa a nuevas subidas de impuestos sería perseguir el fraude y la evasión de capitales, ya que si se evitaran ambos fenómenos, la recaudación fiscal prácticamente se duplicaría, pero tampoco en este frente se observan resultados.

Para ingresar más, el Gobierno también podría elevar la fiscalidad a los ricos, subir los impuestos a las grandes compañías, gravar las transacciones financieras y, sobre todo, combatir la economía sumergida con determinación, hasta dejarla más o menos en la mitad de su actual dimensión, que es el doble de la media europea y afecta a un 25 % del PIB. GESTHA, asociación compuesta por técnicos del Ministerio de Hacienda, sostiene que es posible ingresar más de 63.300 millones adicionales cada año.

Parece evidente que España precisa una reforma fiscal en profundidad, lejos de seguir aplicando parches. Al menos si quiere mantener el Estado del bienestar con unos mínimos de calidad. Si definiera bien qué tipo de Estado eficiente es preciso, quedaría cuantificar su coste y repartirlo de la manera más equitativa posible, con visión de conjunto y transparencia, sin más apaños. Y en eso debería consistir un gran pacto político, económico y social en España. @J_L_Gomez


Hay 5 Comentarios

Estados Unidos salió de la crisis del periodo 1929-33 gracias a la teoría económica keynesiana aplicada por el entonces presidente Rossevelt. Una teoría muy sencilla donde se expone que a nivel nacional Oferta = Demanda. Una igualdad que se alcanza con el aumento en la emisión monetaria, con cargo del gasto público. Lo contrario, conduce al desastre económico y social, o sea, mas paro y mas miseria, con sus consecuencias políticas a niveles nacional e internacional. No olvidemos que la Segunda Guerra Mundial tuvo su detonante en esa crisis, que obligó a Alemania a suspender la deuda leonina que le habían impuesto sus rivales Gran Bretaña y Francia en concepto de indemnización.

Sí hay new deal, y se llama Bitcoin
http://www.warrantsyquinielas.com/2013/04/bitcoin-burbuja-mundial-vs-bitcoin-new.html

pero aún hay que esperar que la bolsa USA se de el batacazo tras la expansión monetaria sin precedentes de Ben Bernake... el desplome está más cerca, hoy mismo la bolsa de Japón se ha vuelto a desplomar y van...
http://www.warrantsyquinielas.com/2013/05/crash-en-bolsa-japonesa-23052013.html

cuando pensemos que vamos en la senda de la recuperación, USA va a tropezar y esto va a ser mucho peor que en 2008, porque entonces TENÍAMOS de donde recortar y de qué tirar... ahora estamos bajo mínimos y vienen nuevas curvas

Nuestro PIB bajará más debido al maltrato que está sufriendo la educación. El ministro Wert acaba de sufrir un importante desplante por un grupo de universitarios premiados.

http://actualidadalauna.blogspot.com.es/

El PIB ha bajado un 7% desde a empezò la crisis, no se de donde sacas es 4%, en todos los medio y datos oficiales se habla de 7% aprox

Un punto decisivo es si nuestro PIB está bien medido, porque se da por supuesto que es así, y de acuerdo con los datos indirectos que tenemos, alguien está mintiendo ya que apenas ha caído un 4% en toda la crisis desde 2008, a pesar que la ocupación y los insumos, especialmente los energéticos se han desplomado. La explicación de ganancias de eficiencia o de destrucción de empleos marginales son ridículas. Se debe exigir una depuración a fondo de los datos y exigir responsabilidades si existe cualquier tipo de manipulación, que sería de una gravedad extrema, especialmente si se ha hecho bajo la presión del lobby financiero para guardar las apariencias y ganar tiempo

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

A vueltas con España

Sobre el blog

Este blog tiene por objeto el análisis económico y político, combinado con la aportación de claves informativas de la realidad española. Su autor es un convencido de esa máxima que dice que periodismo es todo aquello que los poderosos no quieren que se sepa y que lo demás es propaganda. En este oficio de contar las cosas, el modo de hacer periodismo puede cambiar pero su esencia siempre es la misma.

Sobre el autor

José Luis Gómez

, gallego de Brión (A Coruña), es columnista de El País y OTR/Europa Press, así como colaborador de TVG, Radio Galega y La Región. Es editor de Mundiario. Fue director de La Voz de Galicia, Capital y Xornal de Galicia, cuya versión digital fundó en 1999. También fue director editorial del Grupo Zeta. Es autor y coordinador de varios libros de economía, entre ellos 'Cómo salir de esta'.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal