Ramón Lobo

Ruanda, en busca del contexto 2 (1998-2010)

Por: | 21 de julio de 2010


Ernesto Che Guevara tenía razón: no se puede hacer una revolución seria con un tipo como Laurent Kabila. De él escribió en 1965: "No es el hombre del momento (...) Está demasiado interesado en la buena vida y en los prostíbulos de Dar-as-Salaam".

Los presidentes de Ruanda, Paul Kagame, y de Uganda, Ioweri Museveni, le escogieron en 1996 para ocupar el trono de Kinshasa con una misión: acabar con las guerrillas antigubernamentales que desde el santuario del este de Congo hacían la vida imposible a Kampala y Kigali. No cumplió. El 2 de agosto de 1998 hubo un intento de golpe tutsi. Triunfó en el Este, donde ya dominaba el Rally for Congolese Democracy (RCD), la guerrilla que actuaba bajo las órdenes de Kagame, y fracasó en el Oeste.

El golpe derivó en guerra. En un bando, Uganda, Ruanda y Burundi; en otro, Congo, Angola, Zimbabue, Sudán, Namibia y Chad. La secretaria de Estado de EEUU, Madeleine Albright, lo llamó la Primera Guerra Mundial africana. Con varias etapas y acuerdos de paz fracasados duró hasta 2004. No hay cifras concretas, pero sí un consenso entre las ONG y la ONU: cerca de 4,5 millones de muertos.

Más que la guerra, los mató la ausencia de paz.

Kagame, nacido en Ruanda en 1957, emigró con su familia a Uganda dos años después. Allí se educó junto a decenas de miles de tutsis que habían huido de las matanzas promovidas por los gobiernos hutus, primero tras la caída de la monarquía, y después tras la independencia de Bélgica en 1962. Kagame entró a formar parte de la guerrilla de Museveni, que trataba de derribar a Milton Obote en Uganda. El talento militar de Kagame le llevó a ser su mano derecha. Sellaron un pacto: ayudarse mutuamente a tomar el poder en sus respectivos países. Ambos cumplieron.

El Frente Patriótico Ruandés (FPR) de Kagame, formado por hijos de los exiliados de los cincuenta, entró en el norte de Ruanda en 1990. La victoria hubiera sido rápida y sencilla, pero en frente no estaban solo los radicales hutus, estaban sus protectores franceses. El hijo de Mitterrand, Jean Christophe, recibió de su actividad en aquello años un sobrenombre, Papa m'a dit (papá me ha dicho). Era la correa de transmisión de órdenes y favores. Esa Francia tiene las manos manchadas de sangre en Ruanda. Como la Bélgica colonial.

La Primera Guerra Mundial africana terminó por ser un akelarre entorno a las muchas riquezas de Congo, un país rico en oro, diamantes industriales, minerales estratégicos y en pobres, sobre todo en pobres.

Robert Mugabe, hasta entonces un respetado líder africano que aspiraba a estar en el olimpo de los mejores con Nelson Mandela, Julius Nyerere (Tanzania) y Kwame Nkrumah (Ghana), mandó su Ejército a proteger las minas de cobre de Katanga. Lo que fue una mala operación para las arcas del Estado de Zimbabue resultó un espléndido negocio para la cúpula militar y política de Harare. La participación en la guerra de Congo arruinó a su país y destrozó el prestigio de Mugabe que ha acabado en la división de los Mubutus y demás corruptos.

Las tropas ruandesas de Kagame llegaron a controlar en esos años un territorio 14 veces el tamaño de Ruanda. Los Kivus son, además, un apetecible granero. El 22 de agosto de 1999, las tropas de Kagame conquistaron Kisangani, la tercera ciudad de Congo. Para lograrlo tuvieron que derrotar a las tropas de Museveni. Una amistad de años se rompió en pocos días. Ruanda y Uganda se repartieron el Este en zonas de saqueo. Entre los minerales más buscados estaba el coltan, esencial para la telefonía móvil y la play station de Sony y productos similares. Existen los diamantes de sangre, también el coltan de sangre.


La guerra el el Este no ha terminado. Es un guadiana de muerte. Sublevaciones (la última del llamado general tutsi Laurent Nkunda en 2009), violaciones de derechos humanos y, sobre todo, mucha impunidad


Entre 1998 y 2004 no se produjo un genocidio hutu (pese lo que dice la Audiencia Nacional y el juez Andreu), pero sí decenas de miles de crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad, como las violaciones masivas de mujeres. Kagame y sus tropas no son inocentes, pero tampoco el presidente ruandés es el único y principal culpable. Los hay, y muchos, en territorio blanco, es decir en Europa y EEUU.


Hay 24 Comentarios

UN DOCUMENTO IMPERDIBLE
¿Es como dicen los gobiernos y las multinacionales mineras
que no contaminan ni destruyen el ambiente con la extracción de minerales?
¿Los gobiernos de los países del continente les ponen límites a estas empresas
o son lobistas de las mismas?
¿ La actividad de la mega-minería a cielo abierto trae progreso a las poblaciones
donde se desarrolla la actividad ? ¿ O es un despojo que sólo deja muerte y miseria?
¿ Quienes están detrás de estas empresas multinacionales?
¿ La lucha contra esta actividad es de unos pocos pseudo-ambientalistas que se niegan al "progreso" o es una rebelión de los pueblos desde México a la Argentina por la defensa de la vida?
Estos y otros interrogantes son contestados en este documento audiovisual que hemos
realizado en Claves del Sur.
http://www.youtube.com/watch?v=Gc73hLVxQLo

Alfonso,

Te recomiendo "Las Buenas Intenciones" de Itziar Ruiz-Gimenez. Explica muy bien el conflicto ruandés y también otros conflictos del continente africano.
Se lo recomiendo a todo el mundo.

Alfonso,

Te recomiendo "Las Buenas Intenciones" de Itziar Ruiz-Gimenez. Explica muy bien el conflicto ruandés y también otros conflictos del continente africano.
Se lo recomiendo a todo el mundo.

Cuanto te paga Kagame para contar toda esta mentira? Ramon hasta cuando seguirás sin leer e informarte?

Para Alfonso:
Puedes leer un domingo en la piscina en Kigali.
Sobre los conflictos en Africa (el libro se desarrolla en Liberia pero creo que es extensible a muchos otros lugares), y especialmente la responsabilidad de las élites africanas en esos conflictos: Una americana consentida de Russell Banks.

Para Alfonso... pues yo me estoy leyendo ÉBANO de
Ryszard Kapuscinski... seguro que te gusta... son los viajes del primer corresponsal Polaco fijo en Africa... de la decada del 50' al 90'. Describe muy bien lo que conozco de Africa... y desde un punto de vista... digamos que más proximo a la situación. Vamos que se lo recomiendo también a Ramón Lobo que me da que no se lo ha leido. Un saludo

¿Alguien me podría recomendar algún libro sobre el genocidio de Ruanda? No comprendo bien este conflicto y me gustaría entenderlo.

La confusión está muy clara Ramón, para todo el que no esté puesto en el tema, que es casi todo el mundo ¿A qué cuento viene citar la idiosincrasia de un líder africano que lleva ya una década enterrado y cuyo paso por la presidencia del Congo fue fugaz? Se habla de un Kabila que ya está muerto como si eso viniera a cuento, cuando hay un Kabila que todavái corta bacalao, pero no es él, sino su hijo. Creo que te ha sentado mal la aclaración Ramón, imagino que es por esa falta de rigor y consistencia en los informadores por lo que Africa, el gran drama contemporáneo, continúa ignorado. Saludos.

El tema es ¿porqué francia y belgica se enfrentan a los EEUU y Inglaterra por los mercados de las materias primas más exóticas, en esa zona de África? Quien apoya a quien. Es dificil , pero hay algunas alianzas muy claras. Lo que es seguro es que esos grupos guerrilleros existen, porqué existen las minas. Si no ya se hubieran acabado hace tiempo. Kagame un impresentable. Bien por Zapatero por no recibirlo. Ban-Ki-Mon, un títere que creo no se entera de nada.

no me parece inquietante el último video. Creo que es aterrador. ATERRADOR. Y respecto a los problemas de África, ni se puede obviar el papel del llamado primer mundo ni se puede obviar el de los propios africanos. Y por supuesto que no es culpa de todos los africanos, como tampoco lo es de todos los ciudadanos de ese primer mundo. Respecto a Toni, sinceramente, es un comentario que busca provocar, puesto que nadie tan simple habría siquiera entrado en este blog.

Artículo genial.

Muchos hablan y escriben sobre los conflitos africanos sin contar la verdadera causa de estos conflitos: que son los interesses de paises desarrollados en sacar provecho del afan de ganancia de muchos dirigentes militares africanos e insitarlos a que se matan entre ellos. Porque todos estos conflitos fueron insitados por paises desarrollados que querian diamantes, oro y otro minerales para enriquecer y desarrollar sus paises a cuesta de las muertas de millones de africanos.
Los paises africanos seguiran en estos conflitos hasta el dia que los paises desarrollados ponga la mano en la conciencia y vean el daño que hacen a estos paises africanos.ESA ES LA GRAN VERDAD QUE NADIE SE ATREVE A CONTAR.

Sr. Lobo: supongo que tendrá el espacio muy limitado pero omite demasiados datos para contar el origen de la Primera Guerra Mundial Africana

Solo por polemizar un poco, Toni. Todos venimos de África; nosotros fuimos allí y a Latinoamérica sin que nadie nos llamara. ¿Riquezas para acá, sí; personas, no?

Toda información honesta que ofrezca una visión más amplia de lo que sucede en el Congo y Ruanda es de agradecer.
A la conflictividad geopolítica de los Grandes Lagos, hay que añadir problemáticas políticas específicas de los Kivus, que se ha agravado durante la última década con la afluencia de refugiados y la proliferación de grupos armados. Para intentar entenderlo no queda más remedio que abandonar tanto el enfoque miserabilista y misionero como las explicaciones fáciles monocausales (depredación minera). Es decir, hacer un pequeño esfuerzo.

Me resulta inquietante el último video. Cuando se habla de la violación de mujeres de modo abstracto es fácil imaginar a los agresores como un enfermos perversos. Pero, cuando aparecen, resultan ser personas capaces de aportar incluso razones que motivan su comportamiento. Es inquietante.

Mientras no vengan a España, me da igual lo que les pase. No me siento identificado para nada con los africanos, salvo que ambos somos bípedos.

Muy buena tu aclaración, Alberto, por pura matemática no puede tratarse del mismo hombre, que en estos momentos estaría como Fidel Castro, pero además, quiero añadir que sería en esto en lo único que no se equivocó Ernesto Guevara ya que en todo lo demás fué puro fracaso: la industrialización forzada de Cuba, su política monetaria y financiera; también en su valoración desde el maoismo de las condiciones sociales de Bolivia que le llevaron a la muerte.

Alberto: Laurent Kabila solo hay uno, el padre de Joseph Kabila. No sé bien a qué confusión te refieres.

Che Guevara se refería a Kabila padre, que fue asesinado hace unos cuantos años en un atentado incierto y confuso. El hombre de hoy es Kabila hijo, no hubiera estado de más que Ramón Lobo lo hubiese aclarado, porque quizá todos sus análisis y datos se mueven dentro de la misma confusión.

Che Guevara se refería a Kabila padre, que fue asesinado hace unos cuantos años en un atentado incierto y confuso. El hombre de hoy es Kabila hijo, no hubiera estado de más que Ramón Lobo lo hubiese aclarado, porque quizá todos sus análisis y datos se mueven dentro de la misma confusión.

Siempre he confiado en Ramon Lobo, quizas el unico periodista español que sabe de lo que habla cuando se trata de Ruanda. Poco a poco se va desmontando toda la manipulacion que hemos sufrido la ultima semana, oyendo algunos politicos ignorantes llamando kagame, un genocida. ¿ y donde queda el juez Andreu?

Quizas me equivoco, pero ultimamente he estado leyendo bastante sobre Ruanda, y me da la impresion de que en el blog no se culpabiliza lo suficiente a Kagame. No me parece que se puntualice lo suficiente su intervencion en todos los conflictos en los que ha tomado parte. Sinceramente, si no hubiera leido sobre esto antes, tras leer el articulo no pensaria en Kagame como el barbaro que realmente es.
Por todo lo demas opino que el blog es genial, se aprende mucho y me encanta conocer las realidades mas alla de nuestras fronteras, aunque en muchas ocasiones sean tan crudas como la que nos ocupa.

En el Congo, cualquier militar,policia o autoridad administrativa puede hacer lo que le plazca: detenerte, quitarte el pasaporte, exigirte dinero porque si...
Rwanda esta mas avanzada y este tipo de cosas no suceden.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

Nací en otro siglo, en Venezuela, mitad español, mitad inglés. Siempre me gustaron las noticias internacionales. Con El País he viajado a guerras en medio mundo. He aprendido mucho, sobre todo a escuchar.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal