Ramón Lobo

Idus de marzo en el desierto y otras recomendaciones

Por: | 28 de febrero de 2011

Bahrein
Bahréin. Una mujer fotografía delante de un cartel que reza: "No detengan a los periodistas". Las imágenes independientes son la única arma ante la propaganda oficial. / HASA JAMALI (AP).

Actualizado a las 18.54 /

-Avanzan las fuerzas antiGadafi hacia Trípoli y los muertos empiezan a cambiar de bando. Los vivos también; los vivos libios desertan y los vivos diplomáticos modifican sus simpatías y apoyan con entusiasmo retroactivo a los aparentes vencedores. Lo ha hecho Hillary Clinton; también, la UE.

El asunto de los muertos preocupa mucho a las organizaciones humanitarias. Temen los ajustes de cuentas cuando el régimen se desmorone. También temen por los inmigrantes negros que pueden ser (y son) confundidos por mercenarios prorrégimen. Hay noticias de que varios de estos soldados de la fortuna, en este caso, de la mala suerte, han muerto en combates o asesinados.

 

-Juan Cole, siempre fiable en asuntos de Oriente Próximo y Magreb, escribe sobre posgadafismo y las preocupaciones occidentales centradas en el petróleo. Los mercados de hidrocarburos están nerviosos, pero no están nerviosos por las causas que suelen generar nerviosismo: escasez de suministro, es una de ellas. No; a ellos solo les preocupa la ganancia: el dos más igual a ocho y el dos menos tambíen igual a ocho, también. Un mercado volátil y asustado es el mejor para brokers-surferos, expertos en sacar partido de las olas y de los pánicos.



-En Egipto no está dicha la última palabra: un grupo de 200 jóvenes de los Hermanos Musulmanes ha puesto en marcha el Movimiento 17 de marzo, cuyo objetivo es democratizar el principal grupo opositor. Rechazan el sistema actual de elección de los jefes islamistas.

-Lectura obligada de dos artículos de fondo. La gran desconexión de Manuel Castels y Ni Facebook, ni Twitter: son los fusiles, de Moisés Naím. Otra visión sobre la importancia de las redes sociales y su impacto en el periodismo.

-Me gusta la crónica de Scoot Shane, del diario The New York Times, en la que sostiene que el otro derrotado de las revueltas es Al Qaeda y sus métodos.

-Tuit del día de @7our: "Un manifestante prodemocrático pacífico es más peligroso que un hooligan violento y despolitizado.

-Humor del día sobre una pared de Bengasi. A través de Libya 17 february 2011.

Captura de pantalla 2011-02-28 a las 18.50.28

No es el mundo árabe, ni el persa... Pero India reúne las mismas condiciones sociales para el descontento y el estallido: crece la ira con el aumento de los precios de los artículos de primera necesidad y una inflación que afecta a millones.

Hay 7 Comentarios

Hola Ramón,

Interesante tu blog y tu punto de vista. Por si un segundo de tu ocupado tiempo puede deslizarse hacia el click de este link, quizás puedas encontrar reflexiones interesantes aquí:

http://tristemundoalreves.blogspot.com/

Hola Ramón,

Interesante tu blog y tu punto de vista. Por si un segundo de tu ocupado tiempo puede deslizarse hacia el click de este link, quizás puedas encontrar reflexiones interesantes aquí:

http://tristemundoalreves.blogspot.com/

Yo pregunto que hacen los europeos para detener la matanza de libios a donde estuvo Europa Italia, Alemania y Francia frente al Gadafi mirando para el otro lado, no se puede estar con Dios y con el diablo al mismo tiempo. Donde estan las ONG solidarias o es que los libios no son personas que tambien luchan por su libertad como los frnaceses hicieron para quitarse al rey y luego a los nazis.

La Columna de Lisandro a través de su línea editorial (que la tiene sinuosa pero la tiene) ha venido apoyando el derrocamiento de Gadafi.

Ahora bien… y si Gadafi más allá de su locura, propia de muchos “estadistas contemporáneos”, tiene razón y lo están pasando… ó como decimos acá le “hicieron la cama”.

El problema no es creerle o no creerle a Gadafi el problema es creerle al “Pastorcito mentiroso” de EEUU.

Para no ir muy lejos las torres gemelas… el pentágono… las armas de destrucción masiva… Afganistán… (muchos periodistas serios se tomarían días para escribir todas las mentirillas imperiales).

¿Y si a EEU se le puso negra (SIC) con la caída de sus amigos autoritarios y corruptos del Magreb y aledaños?

¿Y si la “protección” del pueblo libio que sobreviva a la masacre requiere que también se controlen los pozos de petróleo?

¿Y si Berlusconi íntimo amigo de Gadafi mutó repentinamente solicitando el bloqueo del espacio aéreo de Libia porque EEUU lo avivó de la jugada y lo va a sacar del problemita con la nieta “marroquí” de Mubarak?

¿Y si a los fines de la GRAN DEPRESION una simple y movilizadora guerra fuera de utilidad disminuyendo las bocas a alimentar y estimulando la producción de armas?

No se… me desperté de mi sueño lleno de preguntas y garabatee todo en el papel… por las dudas comí algo antes de contárselo a mi mujer.

A este ritmo, no sé si quedará alguna dictadura en pie a finales de año. Acaba febrerillo el corto con un saldo envidiable en contra de la tiranía. Desconozco su EBITDA pero será alto. En realidad, desconozco incluso qué significa esa palabra. En este mundo está todo atado y muy bien atado, de ahí que cuando uno lleva desatado los cordones nada dice hasta esperar si se los pisa y cae o sigue tan campante hasta su próximo destino. Nadie dice nada en contra de la tiranía hasta que no la ve caer del todo, de ahí que la credibilidad democrática de las democracias caiga bastantes puntos, por no hablar de su EBITDA.

ramon, como resumen de lo que se dice por ahí es impagable.
Que nos lo des todo masticadito, bien. Últimamente echo de menos más aportación-opinión tuya. Mono se llama eso?

ramon, como resumen de lo que se dice por ahí es impagable.
Que nos lo des todo masticadito, bien. Últimamente echo de menos más aportación-opinión tuya. Mono se llama eso?

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Sobre el autor

Nací en otro siglo, en Venezuela, mitad español, mitad inglés. Siempre me gustaron las noticias internacionales. Con El País he viajado a guerras en medio mundo. He aprendido mucho, sobre todo a escuchar.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal