Ramón Lobo

Líbano, otra guerra que se anuncia

Por: | 22 de octubre de 2012

PeticionImagen(338)
Mahmud Hams (AFP).

Primero, una fotografía: niños palestinos curiosean en la morgue del hospital de Beit Hanun, en el norte de Gaza. Una incursión israelí mató, unas horas antes, a dos militantes cerca de la frontera. Israel mantiene una guerra invisible contra los palestinos, sea Gaza o Cisjordania.

Después, Líbano, un país descosido que se afana por disimular sus heridas, por no romperse del todo. Mi compañero Javier Valenzuela, corresponsal en Beirut en algunos años de la guerra civil (1975-2000), cree que se impondrá la calma antes de que estalle la Gran Catástrofe. Los incidentes más graves, en Trípoli. Los choques armados también regresaron a la capital. Regresan los fantasmas del pasado.

Estados Unidos participará en la investigación del asesinato de Wissam al Hassan, jefe del espionaje libanés muerto el viernes en un atentado con coche bomba. Hassan fue el responsable de descubrir quién mató al primer ministro Rafiq Hariri en febrero de 2005.

Sus pesquisas apuntaron a la Siria de Basar el Asad y a su aliado libanés, Hezbolá.

PeticionImagen(339)
Un joven suni en Trípoli. / Bilal Hussein ASSOCIATED PRESS)
.

Líbano es el escenario natural para la extensión de la guerra civil siria: comparten trincheras y odios. A diferencia de Siria, el país de los cedros es una amalgama de religiones, etnias, culturas y decenas de milicias armadas. No es multicultura; se trata de un rompecabezas y un polvorín al norte de Israel.

PeticionImagen(340)
Combates en el norte de Líbano. / Bilal Hussein ASSOCIATED PRESS)
.

Es bueno recordar que este conflicto es parte de uno más amplio y múltiple: la guerra subterránea entre Arabia Saudí, guardián de la ortodoxia suní, e Irán, protector de la esencia chií.

También es un tablero de ajedrez para EEUU e Israel, que tratan de cortar el arco regional que apoya a Teherán: sur de Líbano, Siria e Irak. Sin Asad en Damasco, pierde Hezbolá, pierden los ayatolás. Hezbolá pierde en cualquier escenario que no sea el actual: controla el Estado y obtiene sus ingresos reduciendo su dependencia iraní.

Una tercera partida incluye a Rusia y su intento de recuperar su estatus de superpotencia. También a China.

El Telegraph reúne algunos lugares maravillosos que por motivos de seguridad han quedado fuera de los viajes.

Captura de pantalla 2012-10-22 a la(s) 18.12.48
Ilustración de Andy Friedman.

The New Yorker se anticipa a todos y elige a Obama como opción para el futuro inmediato de EEUU. John Heilemann, en New York Magazine, se centra en el voto femenino que hace cuatro años ayudó al candidato demócrata.

Mother Jones explica lo ocurrido en Bengasi, la muerte del embajador Stevens, una muestra, según Mitt Romney, de la incompetencia de la actual Administración.

Juan Cole escribe en su Informed Comment: 10 mitos republicanos sobre el papel de Obama con Irán.

 

Las dos Pussy Riot que siguen en prisión han sido trasladadas a un centro de trabajo a cientos de kilómetros de Moscú. No es la Siberia de los gulags, pero el espíritu es el mismo.

FEME -en este caso, un movimiento feminista- protesta contra el machismo, la oligarquía y la corrupción en Ucrania. Su lucha es la misma que la de Pussy Riot: defensa de la libertad de expresión.

 

Hay 3 Comentarios

Meu nome é Marvin Williams.I sou um emprestador empréstimo privado. Estou certificada e acreditada pelo Better Business Bureau (BBB), nos Estados Unidos.

Necessidade de financiamento para pagar suas enormes dívidas e viver livre na sociedade? Quer expandir seu negócio? Quer comprar mais ativos? O que você exigência financeira, podemos ajudá-lo com o financiamento que você precisa. Nós fornecemos assistência financeira total que você precisa com a melhor taxa já 3% ao ano.

Estou esperando por sua resposta sobre este assunto ...
Você pode visitar o nosso site:

http://marvin.mw.lt
marvinwilliams_inc@yahoo.com

pues yo creo que si la guerra ya se anunció poco podrá hacerse para detenerla http://goo.gl/fb/7g7nj

Muchos de mis compañeros de clase son Israelitas, Libaneses y Palestinos. No se pueden ni ver. Se guardan un rencor interior increíble, y éso que no han hablado nunca entre ellos.
La tensión se puede cortar con un cuchillo.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

Nací en otro siglo, en Venezuela, mitad español, mitad inglés. Siempre me gustaron las noticias internacionales. Con El País he viajado a guerras en medio mundo. He aprendido mucho, sobre todo a escuchar.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal