Salvador Camarena

Completamente Atorados

Por: | 29 de marzo de 2011

056
Andrés Manuel López Obrador, en el documental 0.56%

Hay historias que nunca terminan. Sucesos sobre los cuales parece que todo ha sido dicho, escrito, reseñado, pero que de tiempo en tiempo una nueva mirada demuestra que es posible re-pensar, re-visitar, recuperar el interés por un pasaje que otros considerarían ya agotado. A punto de cumplirse 6 años del desafuero de Andrés Manuel López Obrador, Lorenzo Hagerman (director) y Lynn Fainchtein (productora) presentan 0.56%, un documental que en 93 minutos revive la elección del 2006, sus preámbulos --como el fallido juicio mediante el que se quiso eliminar políticamente a López Obrador-- y algunos de sus saldos --como la accidentada toma de posesión de Felipe Calderón Hinojosa (PAN).

Al terminar la proyección de 0.56% uno concluye que no hemos digerido lo que nos pasó luego de ese descomunal choque político, y que es debido preguntarse si estamos listos para un nuevo proceso electoral.

0.56% toma el nombre de la raquítica diferencia en el volumen de los votos emitidos que terminaría marcando el triunfo de Calderón, pero sobre todo la derrota de López Obrador. Éste, ya se sabe, desconoció el resultado y se autoproclamó no sólo candidato ganador sino Presidente Legítimo. Pero el documental revive no sólo momentos clave de ese fenómeno político que fue (es) el ex jefe de gobierno del Distrito Federal, sino más importante aún: le pone cara, piel, emoción y voz a la esperanza (hablando de términos manoseados) y posterior frustración que millones vivieron durante el ascenso y posterior caída del político tabasqueño.

Dado que es inapropiado que se adelante cualquier detalle específico de las películas sólo habrá que destacar que Hagerman tuvo acceso privilegiado a López Obrador y su entorno: sostuvo entrevistas con él en distintos puntos del país en diversos momentos a lo largo de más de dos años. Registró debates de sus colaboradores. Y recogió las reflexiones del ex candidato en situaciones cruciales, estuvo con él en esas horas en que muchos medios de comunicación hubieran matado por estar junto al gran protagonista de la elección más reñida, porque como bien define el encuestólogo Guido Lara en el filme, en el 2006 sólo había un candidato en la boleta: o votabas a favor o votabas en contra de AMLO. 

Es inevitable que cuando se estrene ante el gran público (en estos días compite en el Festival Internacional de Cine de Guadalajara) unos dirán que 0.56% es una película a favor de Andrés Manuel, otros, que es un documento en contra del tabasqueño. Con tino, Hagerman pasa de largo sobre ese debate y plantea que lo que quiso abordar en el documental  son  "los cómos", cómo se tomaron ciertas decisiones, cómo se vivieron algunos de los momentos claves en torno a la más reciente elección presidencial.

No se trata sin embargo de una película sobre "cómo" se arma una campaña electoral (aunque enseña mucho, no es por un documental del tipo de War Room, donde vemos a Carville y Stephanopoulus construir el triunfo de Bill Clinton). Lo que 0.56% intenta descifrar, cosa nada menor, es cómo surgió todo lo que hoy tiene enfrentados a vastos sectores de la sociedad mexicana (luego de la proyección ocurrida el domingo pasado, el también cineasta Juan Carlos Rulfo señaló que a partir del filme se puede entender, por ejemplo, por qué la situación en México se fue a la "mierda"). Es un puntual repaso, pues, de las decisiones que desde el poder, y desde la oposición, nos llevaron a un enfrentamiento que dividió familias, rompió amistades y enfrentó a todo un país.

Al revivir los intensos días del 2005, del 2006 y parte del 2007, uno descubre que quedaron demasiados cabos sueltos, que fueron demasiadas las situaciones que no tuvieron el debido procesamiento institucional. 0.56% exhibe la fuerza que llegó a tener el liderazgo de López Obrador y la vitalidad de una campaña electoral, pero también muestra la prepotencia del ex presidente Vicente Fox y la arrogancia del candidato perredista y sus contradicciones. El documental demuestra la vigencia de la ilusión electoral y la irracionalidad de algunas de las decisiones que nos tienen completamente atorados hoy, seis años después.

Hay 1 Comentarios

¡jajá, que ingenuo! Esa de “me voy para que duermas temprano” es de las más viejas.
¡Saludos! Me gusta bastante tu blog, es algo notorio que un diario tan importante como El País brinde espacios para discutir sobre la política en México, sin los acostumbrados sesgos que dan los blogs de nuestra patria, algo muy buen en verdad.
Me gustaría, si pudieras y el tiempo te lo permite, que comentaras el actuar de nuestras figuras representativas en Twitter como Fernández Noroña y Mario Di Constanzo, ambos insultando ciudadanos en Twitter y escudándose en su libertad de expresión para calumniar.
Gracias y sigue así.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

es periodista y locutor de radio. Se ha propuesto hacer de este espacio una red de amigos en el continente.

Eskup

TWITTER

Salvador Camarena

Archivo

diciembre 2012

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal