Las que limpian los hoteles

Por: | 30 de julio de 2014

Por Ernest Cañada, coordinador de Alba Sud

P1120639 copia 2
El trabajo de las camareras de piso es esencial para el funcionamiento del sector turístico
. Pero es muy poco lo que los huéspedes de los hoteles saben de ellas. Como mucho se saludan al cruzarse en los pasillos. Tampoco el gran público es consciente de la dureza de su trabajo, y de que tras 20 ó 25 años de profesión es difícil encontrar a una de ellas que no padezca fuertes dolores, que no esté sometida a un estado de estrés grave o que no necesite medicarse a diario para poder aguantar su jornada laboral. Y sin embargo ésta es su vida cotidiana.

En el marco de la preparación de una campaña internacional sobre las condiciones laborales de las camareras de piso que impulsará la Rel-UITA visité recientemente Playa de Palma, Mallorca, para entrevistarme con trabajadoras de este sector. Contacté con ellas a través de CCOO y UGT. Playa de Palma es uno de los principales destinos de sol y playa en el Mediterráneo. Los hoteles, que en temporada alta alojan a miles de turistas europeos, en especial alemanes, se suceden uno tras otro a lo largo de kilómetros. La concentración de trabajadores es también muy importante.

P1120652 copia 2
En los relatos sobre su trabajo las camareras de piso se quejan sobre todo de la
carga de trabajo que soportan. Limpian de 18 a 24 habitaciones al día, aunque cuentan de hoteles donde el número es superior. También se ocupan de las zonas nobles, las áreas comunes que utilizan los huéspedes. Dolores Ayas, de 57 años, trabaja para una de las principales cadenas hoteleras de Baleares. Dice que “lo más duro es mover las camas de madera, que son muy pesadas. Cada día son 50 camas. Y los colchones también pesan un muerto, es horroroso. Hay días que no puedo con mi alma”. Otra trabajadora, Soledad Castro, que limpia 24 habitaciones al día, describe su trabajo como “agobiante”.

P1120656 copia 2
No todas las habitaciones implican la misma dedicación:
las salidas de los huéspedes obligan a hacer un trabajo más a fondo. Y como los turistas cada vez pasan menos días alojados se incrementa la frecuencia. “Cada día tenemos 4 ó 5 salidas, y eso no hay quien lo aguante”, dice Isabel Moreno, camarera de piso desde hace 22 años. Angelina Alfaro, con más de 30 años de profesión, detalla: “El tiempo está todo medido: 30 minutos por salida y 10 por habitación normal. Pero si un día tienes que hacer más de 4 salidas la teoría de la empresa ya no cuadra”.

P1120734 copia 2
De hecho la
intensidad con la que tienen que trabajar es otro de los problemas de las camareras de piso. Emilia Ortega explica que “el ritmo de trabajo es muy intenso, exagerado, vamos siempre a contrarreloj”. El tiempo que tienen para hacer la limpieza de las habitaciones es muy corto, aprovechando cuando sale el turista: “Tenemos 4 ó 5 horas para hacer 20 habitaciones”, explica Isabel Moreno. Con una plantilla más grande no sería necesario forzar tanto el ritmo de trabajo de las camareras, denuncia Pepi Lora: “Donde se necesitan 20 camareras ahora hay 14 ó 15”. Soledad Castro expresa también el estado de malestar que provocan estas condiciones: “Cuando en la mañana te dan la chuleta de trabajo, te das de cabeza contra la pared. Genera mucha frustración no poder hacer bien el trabajo que una tiene. Y eso provoca mucha tensión”.

P1120737 copia 2
Así, la dureza del trabajo y las condiciones en las que se realiza tienen un fuerte
impacto en la salud de las trabajadoras. “Vamos sobrecargadas, llevamos un trabajo enorme, y el cuerpo te pasa factura”, reafirma Angelina Alfaro. Por una parte están las afectaciones derivadas de la repetición de unos mismos movimientos con cargas pesadas, que repercute en lesiones diversas en espalda, cervicales y brazos. Y por otro la situación de estrés y malestar psicológico.

P1120741 copia 2
La consecuencia es que prácticamente todas
las camareras acaban medicándose para poder sobrellevar el trabajo. “Estamos hechas polvo y trabajamos todos los días a fuerza de pastillas. Yo tomo pastillas para el reuma, anti-inflamatorios y también para el corazón, porque voy muy estresada”, así de contundente se manifiesta Dolores Ayas. Algo muy similar expresa Isabel Moreno: “Todas llevamos medicamentos. Yo el espidifrén para el dolor y otras pastillas para la ansiedad. Por la mañana me levanto y me tomo mis pastillitas. Es que el cuerpo te duele. Entonces te tomas las pastillas y así es como aguantas”. Este recurso a la medicalización también lo expresa María González, que tras 16 años como camarera relata que ya le han hecho dos operaciones en la zona lumbar y otra del túnel carpiano: “A mí los doctores me han dicho que soy adicta a los medicamentos, porque tengo que tomarlos por la mañana, al mediodía y por la noche, todos los días. Hasta parches de morfina me han puesto. A las 7 de la mañana ya me estoy tomando la pastilla porque me duele todo el cuerpo”.

P1120745 copia 2
El problema de fondo tiene que ver con un modelo de gestión turística en el que se reducen cada vez más los costes laborales
. Así lo denuncia Dolores Ayas: “Cuando nosotras empezamos el trabajo era más leve. Pero ahora los ritmos han aumentado. Los empresarios cada vez quieren más. Se fijan un dinero que tienen que ganar al año y lo que esté por debajo de eso son pérdidas. Yo veo los hoteles llenos y ellos dicen que siempre hay pérdidas, y siempre quieren un poco más”.

El turismo responsable no puede ser un producto turístico más, empieza aquí, en lo más básico, en las condiciones laborales de los trabajadores y trabajadoras del sector.

Nota: Los testimonios completos de las camareras de piso se están publicando en la Web de la Rel-UITA.

 

Fotografías: Ernest Cañada

 

Hay 63 Comentarios

hola el año pasado trabaje en un hotel y en mi vida había corrido ni sudado tanto y luego nos piden mas y mas se hacían 29 habitaciones de dos camas de matrimonio cada una mas mamparas de cristal cada dia bañeras platos de ducha balcones porque es zona de playa y siempre ay arena de playa los frontalees de madera y ya las salidas no te cuento encima las zonas comunes incluyendo zona de piscina los hols etc para colmo eramos el ultimo hotel en recibir la ropa de cama eso nos atrasaba porque si no las traían no teníamos de reserva teníamos que esperar toallas simpre se quejaba la gente de que no tenían toallas y las responsables nosotras es un trabajo muy duro durísimo y mal pagado pero hoy en dia es lo que tenemos si queremos comer espero que esto llegue a buen termino algún dia y en vez de esclavos seamos trabajadores.

Es tremendo lo que pasa en este sector. Nosotros somos empresa de limpieza ecológica estamos muy concienciados en cuidar de nuestros empleados pues son nuestro pilar y los que nos representan ante el cliente.
Las empresas hay que humanizarlas. El empresario que sólo valora su beneficio económico no es válido hoy en día, está caduco.
Las personas son las que formamos la empresa y el trabajo en equipo es lo que hace que funcione.
Hay que dignificar el trabajo de las limpiadoras en general. Tenemos que darnos cuenta de que somos una pata muy importante para que un hotel funcione bien. Bueno, nosotros realmente ya lo sabemos, pero los que parecen ignorarlo son los empresarios. A ver si conseguimos hacernos oír para que se tomen medidas.
Nosotros como empresa apoyamos vuestra causa.
También deciros que hay un desconocimiento muy grande dentro del sector de la limpieza en cuanto a los productos que se están utilizando a diario. Son todos muy tóxicos. Os animamos a que reivindiquéis también este punto pues la limpieza ecológica es posible y no más cara.
Según estudios realizados, más de la mitad de las personas con asma y alegrías dentro del sector laboral pertenecen al del servicio de limpieza. Gran culpa de ello lo tienen los productos tóxicos que se usan a diario y se usan mal. Empecemos a cuidarnos porque lo valemos.

Un saludo a todas las grandes mujeres que con tanto esfuerzo sacan adelante su trabajo. Sois unas campeonas.

He trabajado en varios hoteles y a cual peor. Nose valora el gran trabajo que se realiza. No tener tiempo para comer. Corriendo a todas horas y sin que te dejes nada xk te cae la bronca del siglo. Yo he tenio k secar suelos de baños con una toalla para que no qieden pelos. Tener k ocultar manchas de la.ropa de cama y bano xk s no son para renovar los materiales y gastar dinero.y encima sueldos miseroa y horas extras sin cobrar. Una pena. Cuando todas sabemos k deberíamos ser las mas valoradas. Sin habitacion limpia no hay cliente y sin cliente no se llena los hoteles. El mundo alreves como todo

estoy de acuerdo con todas y todos los comentarios no estamos valorada como en otros departamentos contad conmigo si veniis a torremolinos

Yo he trabajado en hoteles de Bilbao 10 años por medio de una ETT. Si te cuento cuanto nos mamonean te caes de culo. Aparte de mal pagadas. Gracias a este trabajo tengo una hernia discal que me ha dado muchos problemas y me sigue dando. Pero sí encima tus propias compañeras te pisan eso ya es peor.

Me gustaría me contactara y le explicaría como está el tema. Es abusivo y denigrante.

Soy Gobernanta de Hotel, y conozco el problema de primera mano. Trabajo en la Costa Brava y me gustaría acudir al encuentro en LLoret de Mar.
Un saludo,

Camarera de pisos, de zonas y de guardia, debido al trabajo operada de los 2 túneles carpianos , del nervio cubital, de un dedo en resorte y nunca me han reconocido que era a causa del trabajo, cuando mis compañeras también tienen sintomas, al operarme, a la calle........... y te lo sufragas con el paro, nada de bajas.
Es inhumano y nos degrada tan poca consideración.

muy cierto todo soy camarera de pisos en málaga en una gran cadena y a pesar que estamos mejor que muchos sitios en los que estado el ritmo del verano es igual que del invierno y no deveria de ser así puesto que los clientes dejan mucha suciedad y la gran mayoría no son agradecidos como mucho te dan los buenos días el trabajo es tan duro que muy a menudo tengo que tomar anti-inflamatorios para la espalda y la cintura al igual que para el dolor de cabeza por las subidas de tensión que sufro al ir tan acelerada para terminar bien mi trabajo.y siempre somos el ultimo eslabon cuando en realidad sin nosotras poco se puede acer.

Doy fe de todo lo que comentan las camareras de pisos,es inhumano la carga de trabajo que soportamos.Nos vemos obligadas a trabajar a destajo,por falta de personal y pq el hotelero no valora nuestro trabajo,y lo más triste es que nuestra familia,tampoco lo valora.Pq en casa hay otra jornada.En fin recomiendo descansar al máximo y ya pondremos nuestras cosas a punto en invierno.
Pero tenemos derecho a una vida privada y no llegar a casa concon el alma por los suelos.Salut i força.

Hola soy también camarera de pisos ya llevo muchos años trabajando en un hotel y tengo que decir que el dolor es ya parte de mi, el que se te duerman las manos, se caiga el pelo del estrés y no quieras ni estornudar por que cuando lo haces te dan pinchazos en la espalda ese es el día a día.....y no puedes cambiar de trabajo porque dependen de ti tres personas....encima cobras a final de mes...mes vencido claro que junio lo cobras el 26 o 27 julio ....y encima trabajas como si la vida te dependiera ello por q lo das todo...y mil cosas mas....yo gracias a mis compañeras aguanto que si no no se ni como estaría hoy.

ENTREVISTAS COMPLETAS DISPONIBLES
Ya están disponibles las entrevistas completas de las 7 trabajadoras de Mallorca que dieron pie a este artículo. Las podéis encontrar aquí: http://www.albasud.org/blog/es/610/las-que-limpian-los-hoteles

MUCHAS GRACIAS.
Agradezco todos los comentarios. Quería avisar a las trabajadoras que estáis dejando vuestros testimonios que os voy a ir contactando por correo electrónico por si podemos hacer una entrevista u organizar un grupo de discusión con vuestras compañeras. Vamos a seguir trabajando para visibilizar y denunciar las condiciones laborales en este sector. La semana que viene estaremos en Lloret de Mar con un grupo de camareras de piso. Las que queráis colaborar por favor dejad aquí vuestro comentario. No hay problema si alguna quiere hablar sin dejar su nombre. Muchas gracias.

Yo también he sido camarera de habitaciones, Durante 8 años.
Es una trabajo muy estresante y duro. Tenía que hacer cada día 25 habitaciones, más los salones y ayudar en la lavandería. Sin contar, que además teníamos que hacer la guardia, donde podíamos tener más salidas. Limpieza de salones y lavabos. Lavandería y plancha.
Yo tampoco podía bajar a comer, no me daba tiempo. Además teníamos que trasladar camas y plegatines de un lugar a otro.
Por eso, pensé en estudiar y sacarme el titulo de auxiliar de enfermería. Fue un error. Pues si se pasa mal como camarera de pisos. Puedo decir que como auxiliar en un centro socio-sanitario o geriátrico, es peor.
No tienes 25 habitaciones, pero sí, 14 o 15 personas mayores imposibilitaras, o con demencias.
Tienes que lavarlas, vestir-las, darles de comer.Cargar con ellos, pues muchos no pueden moverse.
Llevarlas al WC, cambiar pañales, etc. y además muchos de ellos son agresivos, ya que están demenciados.
También tienes que hacer camas articulares y con barandillas, que pesan un montón.
Limpiar deposiciones y otros escapes. Dejar las habitaciones, recogidas, etc.
También eres camarera de comedor y barbero.
Además aún cobras menos.
Vamos que salí del fuego para caer en las brasas.
Saludos a todas las currantes

Hola!!! Soy camarera de pisos eventual y trabajo para una ETT, me gustaría colaborar en el próximo reportaje contando mi experiencia laboral.

Yo soy camarera de pisos desde el año 1993 en la misma empresa de la compañía barcelo estoy operada de los dos túnel carpiano de los brazos de epicondilitis tengo las cervicales machacadas y la cadera ahora estoy de baja por operación del epicondilitis no es justo como nos hacen trabajar y encima también decir el tipo de uniformes que nos ponen oscuros pantalón largo y te mueres de calor cuando en prevención de riesgos laborales dice ropa clara y fresca doy mi apoyo a todas las compañeras de este sector basta ya

¿Que la esclavitud es historia?. Lo que es actualidad es la idiotez que se desgañita con La Roja y olvida a estas mujeres superexplotadas y atletas de verdad.

Yo tambien fui camarera de pisos, zonas comunes y a la hora de darnos el papel habia 20 habitaciones para 6 horas y de entre 5 a 7 salidas y mas, y durante muchos meses me quedaba sin comer no bajaba porque no llegaba a terminar mi trabajo, entraba a las 6 de las mañana y salia a las 5 de la tarde, me daban las habitaciones bip y como saben hay que limpiarlar a fondo una vez terminada de rodillas le pasaba una toalla sucia que se utilizaba de trapo para que no quedara ni un pelo porque despues pasaba la señora de calidad a eso lo veo una exajeracion una señora con una carrpetita que se paseaba por las habitaciones ya limpias, y un buen dia el señor director dijo a esta no la quiero mas y nos fuimos a la calle como si fueramos perros despues de varios años de sacarle el trabajo,yo a raiz de eso llevo años tomando pastillas para la deprecion porque personalmente me estuvo acosando mentalmente durante casi 6 meses me espiaba por las camaras controlaba cuanto tardaba en realizar ciertos trabajos etc.etc. prodria estar contando horas un monton de cosas asi que espero que alguien aga algo por las camareras que hoy por hoy estan trabajando, deberia haber mas control para ellas pero las entiendo si hablan se van a la calle, oleee chicas.un abrazo para ellas.

Soy gobernanta y anteriormente camarera de piso, de este tema hay para escribir un libro. Las condiciones de trabajo, la mala alimentacion o incluso no comer porque te exigen tanto y no llegas a terminar, quitar descansos porque no quieren contratar personal.... Hay demasiado de que hablar y poco donde quejarte, si te quejas pierdes el empleo. ¿Las ett? Un mundo aparte, tengo nominas de risa y sin ningun tipo de derecho.
¿Las cadenas hoteleras pierden dinero? ¿de quien es la culpa? Como siempre del departamento de piso, siendo el mas importante y el peor tratado y mirado....¿restaurante, economato, mantenimiento, no hay perdidas? Son los departamentos donde hay mas perdidas....Pero al final las culpables, nosotras, el departamento de pisos.

Si no existieramos los hoteles no tendría sentido

Por no hablar de las consecuencias que tiene trabajar a diario con productos químicos sin guantes. Yo sólo he trabajado un par de veranos en este sector y todavía me acuerdo de la de compañeras que sufríamos reacciones alérgicas, el escozor y el malestar añadido a un trabajo ya de pir sí insoportable.

Es impresionante como abusan de las personas, aquí en España, que no hace fata irse al tercer mundo para ver estos testimonios, que los progres sepan de qué va el tema, cuando vas a un hotel baratito, hay gente detrás también baratita, y en los caros, les pagan igual, sólo que más para la saca!!

Todo mi respeto y admiración para estas (la inmensa mayoría son mujeres) trabajadoras. Llevo años trabajando en turismo, y resultan estar en el último eslabón de la industria turística: las condiciones son simplemente infrahumanas. En muchos países son mujeres inmigrantes las que fundamentalmente desarrollan este trabajo (por mi experiencia muchas ucranianas), y sé de casos de jornadas laborales de 16 horas. Están totalmente invisibilizadas, ya no del espacio laboral, también de la sociedad. Son esclavas a tiempo total.
Detrás de los grandes destinos turísticos, catálogos con viajes soñados, y grandes cadenas de hoteles, hay un ejército de esclavos, donde encontramos prostitución, condiciones laborales infrahumanas, precariedad, alegalidad e ilegalidad, y a unas cuantas multinacionales haciendo un negocio redondo. La industria turística no entiende de responsabilidades, entiende de dinero.

Soy camarera y me gustaria colaborar

Somos pocos los hombres que, forzados por las restricciones económicas por las que nos hace pasar la crisis, nos dedicamos también a la limpieza de habitaciones. Yo ya llevo año y medio limpiando...

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Alterconsumismo

Sobre el blog

“El consumo es democracia. A través de lo que compras decides qué tipo de sociedad quieres. En este espacio encontrarás ideas para hacer que tu consumo sea justo y sostenible. Únete al Alterconsumismo.”

Sobre los autores

Anna ArgemíAlterconsumismo es un blog coral dirigido por Anna Argemí, periodista especializada en comercio justo, consumo responsable y alternativo. Los últimos años estuvo a cargo de la comunicación externa del comercio justo en Intermón Oxfam.

  • Marta Guijarro (Coordinadora Estatal de Comercio Justo)
  • Laura Perona (Fairtrade Ibérica)
  • Albert Cañigueral (Consumo Colaborativo)
  • Carlos Ballesteros (Universidad de Comillas, especialista en consumo)
  • Marco Coscione (Coordinadora Latinoamericana y del Caribe de Pequeños Productores de Comercio Justo)
  • Anna Carrascón (Setem)
  • Álvaro Porro (revista de consumo responsable Opciones)
  • Esther Vivas (activista e investigadora en políticas agrícolas y agroalimentarias)
  • Sonia Felipe Larios (Triodos Bank)
  • Gema Gómez (Slow Fashion Spain)
  • Cristina Diago (Biocultura – The Ecologist)
  • Pilar Sampietro (periodista especializada en ecología RNE)
  • Laura Alcubilla (Economía del bien común)
  • Lidia Ucher
  • Dídac S-Costa (mercados sociales)
  • Rafael Sanchís (director de Comercio Justo de Intermón Oxfam).

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal