AECID: 25 años de relación y sin compromiso

Por: | 15 de noviembre de 2013

KATTYA CASCANTE

Untitled

La Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID) celebra su primer cuarto de siglo de existencia. Nació seis años después de que nuestro país comenzara a ser donante neto y lo hacía precisamente para poder gestionar la Ayuda Oficial al Desarrollo (AOD) que desde nuestro país llegaría a aquellos que lo necesitaran. Tras 25 años de recorrido, ¿se puede afirmar que ha cumplido y cumple con su objetivo? ¿Y si así fuere, lo hace con la calidad y el impacto suficiente para la erradicación de la pobreza?

En primer lugar resulta complejo responder positivamente sobre la consecución del objetivo de gestionar la AOD española, cuando en la etapa expansiva del presupuesto del Gobierno de Zapatero, la AECID apenas superó la canalización del 20% del total de fondos de la AOD española. Así que, poco o nada sorprende el anuncio de que esta gestión, con las restricciones actuales, apenas vaya a llegar en 2014, al 14%. Con independencia de la disposición de fondos por tanto, la AECID ha presenciado siempre como el 80% de los recursos se gestionaban fuera de sus instalaciones (y de su control).

Screen Shot 2013-11-15 at 11.28.20 AM

Esto nos lleva, en segundo lugar, al bucle institucional de las asimetrías entre capacidades, recursos humanos y financieros. La AECID como alcanzaba a gestionar poco, se profesionalizó en consonancia, o como había poca capacidad y recursos humanos para gestionar la AOD, se reconoció solo un papel subsidiario. Lo cierto es que a pesar de estar sobrediagnosticado este mal endémico de nuestra Administración, 25 años más tarde no hemos encontrado la fórmula que nos equipare al resto de agencias de desarrollo europeas o de donantes con los que las estadísticas nos comparan.

Incompatibilidades derivadas de una reforma de la AGE inconclusa, indefiniciones de una reforma del servicio de acción exterior español, discrecionalidad e ideologización de los cuadros de toma de decisión, reformulaciones de la cooperación financiera, etc.; han formado siempre parte de las excusas de los distintos gobiernos para postergar el desarrollo de una carrera profesional del personal de la AECID que, desde el exterior (en las OTCs) y en la propia sede en Madrid (con un cuerpo diplomático a veces ajeno pero siempre itinerante) solo medio se resolvió en los cuerpo de nivel técnico, pero nunca contemplaron una solución completa.

En tercer lugar, la AECID, al igual que el resto del sistema de cooperación español carece de un sistema de rendición de cuentas que permita valorar la calidad de sus acciones (idoneidad política, rentabilidad económica, sostenibilidad financiera y medioambiental, resultados de desarrollo, etc.). La incorporación a lo largo de estos años, de indicadores cuantitativos han permitido incluir, en el mejor de los casos, cifras pero nunca resultados. Si bien, por otro lado, hablar de resultados es algo osado cuando estos solo son perceptibles en años y además casi imposibles de atribuir en exclusividad, dada la multitud de actores que han contribuido a ello.

Todo lo anterior culmina en una pésima capacidad de comunicación, algo que se recrea especialmente en la confusión maniquea, desatada por la propia crisis financiera. La falta de información sobre el trabajo que lleva a cabo la AECID, unido a las acciones que no persiguen exactamente el alivio de la pobreza en los países de renta media (algunas economías emergentes) y las dificultades para demostrar la eficacia, han provocado el rechazo de la ciudadanía española a la política de Ayuda. Al mismo tiempo, fomentar la opción dual de la pobreza (dentro y/o fuera) como concepto excluyente no ha mejorado la situación.

En definitiva, si la AOD sobrevive (reconceptualizada) a esta crisis financiera y a este Gobierno,  España necesitará una Agencia para el Desarrollo comprometida y con la capacidad suficiente para enfrentar los retos que la globalización y el desarrollo imponen. La AECID por lo tanto, debe replantearse su futuro y qué la voluntad política nos acompañe!

Hay 2 Comentarios

El cierre de la televisión de Valencia deja una inquietud en el aire...

¿¿Se manipula en los medios de comunicación españoles??

Entra en Vergüenza de país http://yestheycan.blogspot.com/2013/11/periodismo-manipulacion-y-un-argentino.html

El gran problema de la AECID es su incapacidad para escoger los proyectos. Y aquí no entra en duda la calidad técnica, que podría también, pero sí el aparato directivo que gestiona los recursos. He visto un sin fín de veces asignaciones a dedo dentro de la Agencia, sin ningún rubor, donde los más pillos justificaban proyectos que nunca habían cumplido con sus objetivos. Lo que pasa es que resulta sumamente difícil controlar ese auge de medio-proyectos, por la ingente cantidad de materiales que habría que revisar, muchos de ellos sobre el terreno, para lo cual debería de haber asignaciones especiales, en fin... cuando empiecen a cambiar a las personas que se eternalizan en algunos puestos, quizá cambien también los resultados.
http://goo.gl/plNyHM

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Alternativas

Sobre el blog

Crisis de la política, la economía, la sociedad y la cultura. Hacen falta alternativas de progreso para superarla. Desde el encuentro y la reflexión en España y en Europa. Para interpretar la realidad y transformarla. Ese es el objetivo de la Fundación Alternativas, desde su independencia, y de este blog que nace en su XV Aniversario.

Sobre los autores

Nicolás SartoriusNicolás Sartorius. Vicepresidente Ejecutivo de la Fundación Alternativas (FA), abogado y periodista, ha sido diputado al Congreso.

Carlos CarneroCarlos Carnero. Director Gerente de FA, ha sido Embajador de España en Misión Especial para Proyectos en el Marco de la Integración Europea y eurodiputado.

Vicente PalacioVicente Palacio. Director del Observatorio de Política Exterior de la Fundación Alternativas, Doctor en Filosofía, Visiting Fellow y Visiting Researcher en Harvard.

Sandra LeónSandra León. Profesora de Ciencias Políticas en la Universidad de York (Reino Unido) y responsable de la colección Zoom Político de la Fundación Alternativas.

Carlos MaravallCarlos Maravall. Doctor en Macroeconomía y Finanzas Internacionales por la Universidad de Nueva York. Ha trabajado como asesor en Presidencia del Gobierno en temas financieros.

Erika RodriguezErika Rodriguez Pinzón. Doctora en relaciones internacionales por la Universidad Autónoma de Madrid y coordinadora de América Latina en la Fundación Alternativas.

Ana Belén SánchezAna Belén Sánchez, coordinadora de Sostenibilidad y Medio Ambiente de la Fundación Alternativas.

Jose Luis EscarioJose Luis Escario. Licenciado en Derecho por la Universidad Autónoma de Madrid y Master de Derecho Internacional y Comunitario por la Universidad de Lovaina. Coordinador del Área Unión Europea de FA.

Kattya CascanteKattya Cascante coordina el área de Cooperación al Desarrollo del Observatorio de Política Exterior de la Fundación.

Enrique BustamanteEnrique Bustamante. Catedrático de Comunicación Audiovisual y Publicidad en la UCM. Es un experto de la economía y sociología de la televisión y de las industrias culturales en España.

Alfons MartinellAlfons Martinell. Director de la Cátedra Unesco en la Universidad de Girona y profesor titular en esa misma institución. Codirige el Laboratorio Iberoamericano de Investigación e Innovación en Cultura y Desarrollo.

Carles ManeraCarles Manera. Catedrático de Historia e Instituciones Económicas en la Universitat de les Illes Balears. Es Premio Catalunya de Economía (Societat Catalana d’Economia, 2003).

Stuart MedinaStuart Medina Miltimore. Economista y MBA por la Darden School de la Universidad de Virginia. Es presidente de la Red MMT y fundador de la consultora MetasBio.

Luis Fernando MedinaLuis Fernando Medina. Profesor de ciencia política en la Universidad Carlos III de Madrid. Es autor de 'A Unified Theory of Collective Action and Social Change' (University of Michigan Press) y de "El Fénix Rojo" (Editorial Catarata).

José María Pérez MedinaJosé María Pérez Medina. Licenciado en Ciencias Políticas y Sociología y en Geografía e Historia por la Universidad Complutense de Madrid. Funcionario del Estado. Ha sido Asesor en el Gabinete del Presidente del Gobierno entre 2008 y 2011.

José Antonio NogueraJosé Antonio Noguera. Profesor Titular de Sociología en la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB) y director del grupo de investigación GSADI (Grupo de Sociología Analítica y Diseño Institucional).

Antonio QueroAntonio Quero. Experto en instrumentos financieros de la Comisión Europea y coordinador de Factoría Democrática. Es autor de "La reforma progresista del sistema financiero" (Ed. Catarata).

Paloma Román MarugánPaloma Román Marugán. Profesora de Ciencia Política en la Universidad Complutense de Madrid. Autora y coordinadora de distintos libros, artículos en revistas especializadas, artículos divulgativos y artículos de prensa.

Jesús Prieto de PedroJesús Prieto de Pedro. Doctor en Derecho, Catedrático de Derecho Administrativo en la UNED y titular de la Cátedra Andrés Bello de Derechos Culturales.

Santiago Díaz de Sarralde MiguezSantiago Díaz de Sarralde Miguez. Profesor de la URJC y coordinador de Economía en OPEX de la Fundación Alternativas.

Javier ReyJavier Rey. Doctor en Medicina y Cirugía, especialista en Cardiología. Secretario de la Comisión Nacional de Reproducción Humana Asistida.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal