Ucrania: lecciones para los Balcanes

Por: | 28 de marzo de 2014

UnknownRAQUEL MONTES

Europa contempla incrédula los acontecimientos que se están precipitando en Ucrania. Y no tanto porque recuerdan a episodios de otros tiempos, sino por lo que nos anticipan del futuro. De hecho, si lo analizamos cuidadosamente, ponen en entredicho dos de las principales premisas de la política exterior europea: el no cuestionamiento de las fronteras, al menos en su periferia, así como la cuestión de la interdependencia (en este caso ruso-europea) como el mejor medio para protegerse de los eventuales impulsos “expansionistas”. Además, la anexión de Crimea y la cuestión pendiente sobre lo que va a ocurrir en el resto de Ucrania han despertado a Europa de un ensueño, en el que unas ambiguas esperanzas de asociación/integración podían sustituir sine die a una política exterior, y  de vecindad, estructurada. 

Todas estas cuestiones que emergen a propósito de Ucrania pueden ser extrapoladas a las diferentes regiones que constituyen la vecindad europea. En el caso de los Balcanes, región considerada “candidata natural” a la integración, estas preguntas son hoy más pertinentes que nunca. En primer lugar, la crisis de Ucrania ha reabierto la cuestión sobre el status y la legitimidad de Kosovo justo en un momento en el que, por fin, ambas partes se han comprometido a avanzar en un proceso de normalización de las relaciones. La situación es paradójica para todas las partes: aquellos que no reconocen Kósovo como Estado independiente, comenzando por la misma Rusia, se apoyan en el precedente de Kósovo para legitimar la acción de Crimea; aquellos que lo reconocen y que lo avalaron en su momento tienen, al menos, que asumir que con ello abrieron la caja de Pandora y que era solo cuestión de tiempo que una situación así ocurriese. En todo caso, la independencia de Crimea puede dar alas a una opción que hace poco había sido descartada: la partición de Kosovo.

Pero es sin duda también un precedente para Bosnia, que tras casi veinte años desde la firma de los acuerdos de Dayton, sigue sufriendo de fuertes tensiones separatistas, con una República Serpska que, el mejor de los casos, busca la secesión de la Federación de Bosnia-Herzegovina y, en el más extremo, su adhesión a Serbia. Recientemente el líder del mayor partido croata de Bosnia –Unión Democrática Croata- ha llamado a la creación de una tercera entidad croata enla Federación. De hecho, la revisión de los acuerdos de Dayton fue defendida hace unos días por el ex-presidente de Croacia Stjepan Mesic, quien solicitó una conferencia internacional para establecer un “Dayton 2”. Pero la posibilidad de cambiar la constitución es muy delicada por los intereses tan divergentes entre las diferentes partes. Dayton fue posible para parar la guerra, pero en el contexto actual es temida, y evitada, particularmente por la comunidad internacional que ve en ella una excusa para la desintegración. 

También el caso de Macedonia, las recurrentes tensiones inter-étnicas unida a la inestabilidad política han estancado a un país que hasta hace no mucho era un ejemplo para la región y uno de los países de los Balcanes más avanzados en el proceso de integración europeo. Para todos ellos, la independencia de Crimea y su posible adhesión a Rusia constituyen un precedente muy tentador en un contexto en el que los desplazamientos de fronteras habían sido excluidos de Europa. En todo caso y particularmente tras lo ocurrido en Ucrania, es probable que Europa tenga que enfrentarse a ello en un futuro no muy lejano.

En segundo lugar, el dique de contención hasta ahora en todos estos casos ha sido la perspectiva de adhesión a la UE. En el caso de la disputa sobre el status de Kosovo, por ejemplo, es solo cuando Serbia ha comprendido que el único obstáculo para su integración (y la salida de la crisis que arrastra desde el inicio de la guerra) es Kosovo, que se ha sentado a la mesa de negociaciones para resolver un asunto que considera ilegal. Y en el que, todo sea dicho de paso,  está respaldada por cinco Estados Miembros de la UE.

Sin embargo, en este punto cabe preguntarse sobre la realidad de estas esperanzas y hasta cuánto pueden ser mantenidas en el tiempo: ¿Está la UE preparada y dispuesta para una nueva ola de integración? Responder a esta pregunta ahora ya no es posible con un “quizás, veremos dentro de un tiempo”. La UE tiene que ser clara con las expectativas de adhesión de su periferia y, particularmente, consecuente con sus políticas: si las negociaciones de adhesión de Serbia ala UE se iniciaron el pasado enero, ¿por qué Serbia ha debido de pedir a los Emiratos Árabes un préstamo de mil millones de euros para hacer frente a la quiebra?

La frustración de unas expectativas que nunca se alcanzan puede ser muy peligrosa para la región y, por ende, para la UE. El año 2014 se ha iniciado con protestas en Bosnia contra la clase política (protestas que fueron prematuramente calificadas de “primavera Bosnia”) y que traslucen un profundo malestar de una población que, desde el fin de la guerra, está cansada de esperar una mejora de la situación material y política. En Serbia, la abrumadora mayoría con que el Partido Progresista ha ganado las elecciones celebradas el pasado 16 de marzo (los mejores resultados electorales que ha recibido un partido en Serbia desde la era de Milosevic, ganando alrededor de 160 escaños de los 250 que componen el Parlamento), con un programa centrado en la austeridad, las reformas y la lucha contra la corrupción es un signo claro de la voluntad de la sociedad para hacer frente a los problemas endémicos del país. Aquí Europa tiene que estar a la altura de sus compromisos y ahora más que nunca.

La UE no puede sustituir a los gobiernos, pero se puede convertir en un socio clave, que traduzca sus compromisos en hechos y en políticas. Si toda crisis es también una oportunidad de cambio, este es sin duda un buen momento. 

Raquel Montes es analista.

Hay 11 Comentarios

¿Necesita un préstamo aplicar ahora a través de accesspennyfn@gmail.com para
más información okay
Dr. Benson
compañías de financiamiento de préstamos
CEO ... / MD

Conviven juntos. Despues de tantas matanzas de ucraianos y movimientos de poblacion desde Rusia, quien es en esa zona ruso o ucraniano puro? segun articulo de hoy, resulta que los jubilados en el este protestan porque su pension es mas baja que en Rusia. Si les prometen que sera la de Alemania, diran que son alemanes.

Una cosa es vivir juntos y otra muy distinta convivir juntos. El problema de fondo es que cada grupo humano (ya sea raza, tribu, clan, familia, país, nación, etc.) se cree mejor que el otro. Acaso, ¿un león es mejor que una hiena, o una mosca mejor que un mosquito? La verdadera diferencia reside en la visión política que se tiene en el ejercicio del poder.

En Crimea todos han vivido juntos sin problemas desde siempre y nadie pensaba tanto en ello; es de politica sobre lo que se discute alli, no de etnias (incluyedo tartaros). En realidad, las diferencias no son tan absolutas como las que hay entre catalanes y españoles; todo depende de que queramos ver, y aun asi, no todo es igual en todas partes.

En Crimea no se ha producido una masacre precisamente porque ha intervenido Rusia.
http://www.escueladiplomatica.com/

Cualquier frustración acarrea consecuencias y reacciones violentas. Lo veremos en Europa y principalmente en Ucrania.
http://www.escueladiplomatica.com/

1-He escrito que la deportacion se aplico "sobre" el 90% de la poblacion, NO que toda ella fuera deportada.Por otra parte, solo hay que ver las cifras de refugiados para ver el problemon que se estaba gestando entre Macedonia, Albania, Turquia, Grecia y Bulgaria.
2-el apartheid en Kosovo; no hay nada como informarse por uno mismo. (recomiendo los libros del profesor Carlos Taibo: sus explicaciones estan muy razonadas y con datos precisos y contrastables. Nada de propaganda a favor de ningun nacionalismo)
3-No existian dos bandos. Existia un Estado responsable de sus ciudadanos, y una poblacion que se vio discriminada de sus derechos mas elementales en su propia tierra por parte de ese mismo Estado, que perdio toda legitimidad desde el momento que en 1989 violo la Constitucion de 1974 al eliminar ilegalmente la autonomia de Kosovo pero quedandose en el parlamento federal con el voto al que tenia derecho dicha autonomia. Es decir, Serbia pasaba a tener dos votos para escandalo de las demas republicas federales. Despues llegaria que Serbia se negara a rotar la presidencia federal, y un sin fin de ilegalidades hasta que Eslovenia primero y despues Croacia dijeron hasta hemos llegado. Logicamente, esto seria lo mismo que haria Francia o Inglaterra, caso de que Alemania se negara a rotar la presidencia de la Union Europea (es de esperar que España tambien...). Y todo lo que vino, como en 1914, en nombre del nacionalismo serbio y la gran Serbia.
4-Bueno, en la ejercito (cualquiera) tambien ha habido escandalos con trafico de drogas, y eso no quiere decir que todo el ejercito se dedique a eso. Lo del trafico de organos: cada uno puede ver los datos publicados por si mismo, pero no hace falta ser medico para darse cuenta de que eso es una operacion de propaganda bastante chapucera. Lo mismo que el polonio en las ropas de Arafat entregadas por su mujer años despues de que muriera; eso puede tener lo que haga falta. Pero ahi esta. Verdad verdadera.

Veamos. Mi país, Chile, no fue maltratado por España. Pero de igual manera declaramos la independencia, la que logramos tras una década de cruentas guerras contra los españoles. Por cierto, nuestra independencia era completamente ilegal desde el punto de viusta del derecho internacional y del derecho iberico.


Pero nos independizamos, porque teníamos el derecho a decidir sobre nuestro propio destino, y no que un burócrata de Madrid deciddiera por él.


Saludos desde un país que decidió mandar a la m.ierda a sus amos españoles y decidir por sí mismo, al igual que Crimea.


Disculpe, señor Israel, nuevamente me encuentro cojn datos falsos en su escrito:


¿de dónde saca que en Kosovo el 90% de la poblacion fue deportada?


Y, por cierto explíqueme en qué consiste el apartheid que menciona.


Uno puede reconocer las atrocidades cometidas por ambos bandois en Kosovo, pero otra cosa es inventar datos falsos sin base alguna. Recuerde que los guerrilleros del UCK no sólo traficaban droga sino incluso órganos humanos. Y que en ese tráfico estaba involucrado el hoy primer ministro de Kosovo.


Vieva al kindergarten, señor Israel. Lo deben estar buscando como locos. No haga enojar a la tía.

En Crimea no ha habido matanzas de rusohablantes. Ni deportaciones masivas. Ni un regimen de aperheidt durante 10 años. Ni se les ha quitado la autonomia. Entonces, cual es la similitud entre Kosovo y Crimea?
-los analisis que se hacen en España sobre este tipo de problemas suelen tener dos defectos:
1-se analizan otras realidades como si fueran todas la misma: la Española.
2-no hay moral; la democracia en realidad no se comprende ni se respeta a no ser como mero formalismo o protocolo. No importa si se aplica un aparheid, se elimina una autonomia, bombardeos, deportaciones en masa, se dan matanzas, etc: para el analista tipico todo es lo mismo; Cataluña en esos casos no tendria el mismo derecho a separarse que una mujer maltratada por su marido; la democracia no serviria ni a gibraltareños ni ha portugueses.
Veamos la diferencia:
Kosovo fue entregado a Serbia en una conferencia en Lodres en 1912. (y Serbia pedia toda Albania; se le dio un cacho: Kosovo).
Hasta los censos de Belgrado de los años 20 muestran mayoria absoluta albanesa. Mayoria alli desde el s.XVII, y antes de eso los albaneses estaban incluso antes de que llegaran los eslavos; la famosa batalla contra los turcos se hizo donde mejor convino y fue con una coalicion de diferentes naciones cristianas.
-desde 1989 se dieron todas las violaciones posibles sobre la Constitucion yugoslava por parte de Belgrado; tiene esto, o las deportaciones masivas sobre el 90% de la poblacion, o el aparheid, o las matanzas, alguna importancia para el analista tipico? no; Crimea y Kosovo son lo mismo, aunque para ello haya que olvidar el precedente de Transnistria, Abjasia o Osetia, controladas manu militare por Moscu desde hace mas de 20 años sin que suponga ningun precedente para el analista al sur de los Pirineos; al mas fuerte se le suele dar mas razon que a cualquier legalidad o referendum democratico siempre que no tenga que ver con USA.

Si la Unión Europea hubiera tenido en cuenta el mapa del sociólogo Samuel Huntington, no habría tenido lugar la pasada crisis de la deuda en la €urozona, ni la parcial disolución de Schengen, ni la crisis pre-bélica con Rusia.

La integración del Grupo de Visegrado (Polonia, Hungría, República Checa, Eslovaquia) fue muy positiva. Se trataba de estados que habían formado parte del Imperio Austro-Húngaro y de tradición católica, con un nivel de desarrollo aceptable.

Lo mismo se puede decir de los países Bálticos (cuya secesión y unión a la UE y la OTAN fue admitida y reconocida por Rusia desde el principio), Eslovenia o Croacia.

Sin embargo, en el caso de países de tradición Ortodoxa, más desestructurados, como Rumanía, Bulgaria o incluso Grecia, su integración supone una fuente de divergencia, una fuerza centrífuga en el seno de la Unión Europea, y la presencia de Serbia y la Ucrania SurOriental, por no decir de Turquía, simplemente acabarían definitivamente con el Proyecto Europeo, que pasaría a ser una simple área de libre comercio, como siempre han pretendido británicos, norteamericanos y rusos (en esto sí coinciden)

Es posible que sometido a tal grado de presiones centrífugas y divergentes, la €urozona y una Federación Europea queden limitadas al llamado €uro Norte, con los 16 Lander alemanes, Holanda, Valonia, Flandes, Austria, Luxemburgo, Véneto, Lombardía, Eslovenia....Una Federación con una población cercana a los 150 millones de habitantes, con un elevado gasto en I + D (2%), un PIB superior al de Japón, una asociación energética con la Federación Rusa, y alto nivel de exportaciones al resto del Mundo. Una especie de Gran Suiza.

Los Fondos Estructurales y de Cohesión han servido para facilitar la convergencia de países como España, Portugal o Irlanda...pero en una Unión Europea en la que la mayoría de los estados son "pobres" y quieren recibir fondos europeos, la capacidad de pago es cada vez más reducida y no puede ya asegurar la convergencia. Muchos están ya compitiendo por las mismas migajas, y no digamos si se integra a una Ucrania de 42 millones de habitantes o a una Turquía de 76 millones.

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Alternativas

Sobre el blog

Crisis de la política, la economía, la sociedad y la cultura. Hacen falta alternativas de progreso para superarla. Desde el encuentro y la reflexión en España y en Europa. Para interpretar la realidad y transformarla. Ese es el objetivo de la Fundación Alternativas, desde su independencia, y de este blog que nace en su XV Aniversario.

Sobre los autores

Nicolás SartoriusNicolás Sartorius. Vicepresidente Ejecutivo de la Fundación Alternativas (FA), abogado y periodista, ha sido diputado al Congreso.

Carlos CarneroCarlos Carnero. Director Gerente de FA, ha sido Embajador de España en Misión Especial para Proyectos en el Marco de la Integración Europea y eurodiputado.

Vicente PalacioVicente Palacio. Director del Observatorio de Política Exterior de la Fundación Alternativas, Doctor en Filosofía, Visiting Fellow y Visiting Researcher en Harvard.

Sandra LeónSandra León. Profesora de Ciencias Políticas en la Universidad de York (Reino Unido) y responsable de la colección Zoom Político de la Fundación Alternativas.

Carlos MaravallCarlos Maravall. Doctor en Macroeconomía y Finanzas Internacionales por la Universidad de Nueva York. Ha trabajado como asesor en Presidencia del Gobierno en temas financieros.

Erika RodriguezErika Rodriguez Pinzón. Doctora en relaciones internacionales por la Universidad Autónoma de Madrid y coordinadora de América Latina en la Fundación Alternativas.

Ana Belén SánchezAna Belén Sánchez, coordinadora de Sostenibilidad y Medio Ambiente de la Fundación Alternativas.

Jose Luis EscarioJose Luis Escario. Licenciado en Derecho por la Universidad Autónoma de Madrid y Master de Derecho Internacional y Comunitario por la Universidad de Lovaina. Coordinador del Área Unión Europea de FA.

Kattya CascanteKattya Cascante coordina el área de Cooperación al Desarrollo del Observatorio de Política Exterior de la Fundación.

Enrique BustamanteEnrique Bustamante. Catedrático de Comunicación Audiovisual y Publicidad en la UCM. Es un experto de la economía y sociología de la televisión y de las industrias culturales en España.

Alfons MartinellAlfons Martinell. Director de la Cátedra Unesco en la Universidad de Girona y profesor titular en esa misma institución. Codirige el Laboratorio Iberoamericano de Investigación e Innovación en Cultura y Desarrollo.

Carles ManeraCarles Manera. Catedrático de Historia e Instituciones Económicas en la Universitat de les Illes Balears. Es Premio Catalunya de Economía (Societat Catalana d’Economia, 2003).

Stuart MedinaStuart Medina Miltimore. Economista y MBA por la Darden School de la Universidad de Virginia. Es presidente de la Red MMT y fundador de la consultora MetasBio.

Luis Fernando MedinaLuis Fernando Medina. Profesor de ciencia política en la Universidad Carlos III de Madrid. Es autor de 'A Unified Theory of Collective Action and Social Change' (University of Michigan Press) y de "El Fénix Rojo" (Editorial Catarata).

José María Pérez MedinaJosé María Pérez Medina. Licenciado en Ciencias Políticas y Sociología y en Geografía e Historia por la Universidad Complutense de Madrid. Funcionario del Estado. Ha sido Asesor en el Gabinete del Presidente del Gobierno entre 2008 y 2011.

José Antonio NogueraJosé Antonio Noguera. Profesor Titular de Sociología en la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB) y director del grupo de investigación GSADI (Grupo de Sociología Analítica y Diseño Institucional).

Antonio QueroAntonio Quero. Experto en instrumentos financieros de la Comisión Europea y coordinador de Factoría Democrática. Es autor de "La reforma progresista del sistema financiero" (Ed. Catarata).

Paloma Román MarugánPaloma Román Marugán. Profesora de Ciencia Política en la Universidad Complutense de Madrid. Autora y coordinadora de distintos libros, artículos en revistas especializadas, artículos divulgativos y artículos de prensa.

Jesús Prieto de PedroJesús Prieto de Pedro. Doctor en Derecho, Catedrático de Derecho Administrativo en la UNED y titular de la Cátedra Andrés Bello de Derechos Culturales.

Santiago Díaz de Sarralde MiguezSantiago Díaz de Sarralde Miguez. Profesor de la URJC y coordinador de Economía en OPEX de la Fundación Alternativas.

Javier ReyJavier Rey. Doctor en Medicina y Cirugía, especialista en Cardiología. Secretario de la Comisión Nacional de Reproducción Humana Asistida.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal