Europa: De valores y dineros

Por: | 23 de febrero de 2018

CARLOS CARNERO (*)

 

1506111852_618835_1506113421_noticia_normal_recorte1

Sesión plenaria en el Parlamento Europeo. / REUTERS

 

Los primeros debates sobre el próximo Marco Financiero Plurianual de la Unión Europea (en román paladino: el techo de gasto total y por capítulos para siete años en el que se enmarcan los presupuestos anuales de la UE durante ese período) 2021-2027 empiezan de nuevo a ser presentados de forma errónea a la opinión pública tanto por los responsables políticos como por los medios de comunicación.

Una vez más, prima lo fácil frente a lo complejo, el corto plazo antes que la visión estratégica, la mirada al retrovisor de lo nacional por encima del criterio comunitario. Basta con fijarse en la palabra más utilizada al hablar sobre el Marco Financiero para darse cuenta de que estamos a punto de volver a equivocarnos: la batalla.

Las lenguas occidentales están llenas de metáforas conceptuales construidas en torno a términos guerreros. Es difícil sustraerse a esa realidad histórica. Pero en el caso de la UE convendría hacer un esfuerzo para evitar que los mensajes transmitan la falsa y simplona idea de que se abordan discusiones entre enemigos, porque los estados miembros de la Unión son todo lo contrario: socios. Y socios, además, condenados a entenderse en beneficio mutuo.

Atención: esto no es un ejercicio de “buenismo”, sino de europeísmo, que no son términos sinónimos. Europeísmo significa entender que lo común beneficia a lo individual, entre otras razones de peso, porque lo segundo es inviable sin lo primero.

Bien que lo entendió Felipe González, el pionero en aplicar una idea que ojalá estuviera presente en la mente de cuantos gobernantes de nuestro país fueron, son o serán: hacer coincidir el interés español con el interés europeo es la línea más recta hacia el éxito en la UE. La influencia de España y los fondos recibidos desde 1986 lo atestiguan de forma suficiente.

La UE es una unión de valores para garantizar derechos que se organiza como una democracia supranacional a fin de ejercer las competencias atribuidas por sus estados miembros con los recursos de los que le han provisto.

Sería estupendo que al debatir el futuro presupuestario de la UE se siguiera el orden del párrafo anterior: valores, derechos, democracia, competencias y recursos. Que se hiciera en términos de escala, sabiendo que lo comunitario aporta un plus insustituible. Y que nunca se olvidara quien debe ser el beneficiario único de lo que se decida: la ciudadanía europea.

Si, por el contrario, se empieza a escuchar continuamente la letanía de contribuyentes y receptores netos, los ricos y los pobres, los del Norte y los del Sur, y así un largo etcétera, estaremos en el camino más largo para llegar a la meta y, desde luego, en el que producirá más euroescépticos, a mayor gloria y rédito en las urnas de populistas y nacionalistas antieuropeos.

De ahí la enorme importancia del compromiso del acuerdo de coalición en Alemania para aumentar la contribución al presupuesto europeo; o de la propuesta del Parlamento Europeo de alcanzar al menos un 1’3 % del PIB comunitario en el Marco Financiero 2021-2020. Porque si hay más recursos disponibles todos los otros términos esenciales (valores, derechos, democracia, competencias) primarán más fácilmente sobre los famosos los saldos netos entre lo que se aporta al o se recibe del presupuesto de la Unión, que no incluyen los beneficios cuantitativos estructurales ni a medio y largo plazo, menos aún contabilizan las ventajas intangibles.

La UE salvó en 2017 casi todas las amenazas que se cernían contra la libertad (no lo olvidemos: la libertad), pero 2018 aún viene cargado de desafíos políticos nacionales, que empezarán a resolverse en un sentido positivo o en otro negativo en los próximos días. Lo que no pueden hacer en ningún caso los europeístas es poner piedras en su propio camino, favoreciendo los discursos que quieren debilitar o, en el extremo, destruir la Unión.

Por eso es imprescindible hacer un llamamiento a la responsabilidad de los políticos y los creadores de opinión para que el debate del Marco Financiero Plurianual no se convierta en o se presente como un todos contra todos. Porque lo que debe ser, en una coyuntura histórica de una complejidad desconocida en la historia comunitaria, es un todos por Europa con el que todos saldremos ganando. Para ello, es preciso poner primero los valores y luego los dineros. Y no, no se trata de ingenuidad, sino de puro pragmatismo.

 

(*) Carlos Carnero es director gerente de la Fundación Alternativas

Hay 0 Comentarios

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Alternativas

Sobre el blog

Crisis de la política, la economía, la sociedad y la cultura. Hacen falta alternativas de progreso para superarla. Desde el encuentro y la reflexión en España y en Europa. Para interpretar la realidad y transformarla. Ese es el objetivo de la Fundación Alternativas, desde su independencia, y de este blog que nace en su XV Aniversario.

Sobre los autores

Nicolás SartoriusNicolás Sartorius. Vicepresidente Ejecutivo de la Fundación Alternativas (FA), abogado y periodista, ha sido diputado al Congreso.

Carlos CarneroCarlos Carnero. Director Gerente de FA, ha sido Embajador de España en Misión Especial para Proyectos en el Marco de la Integración Europea y eurodiputado.

Vicente PalacioVicente Palacio. Director del Observatorio de Política Exterior de la Fundación Alternativas, Doctor en Filosofía, Visiting Fellow y Visiting Researcher en Harvard.

Sandra LeónSandra León. Profesora de Ciencias Políticas en la Universidad de York (Reino Unido) y responsable de la colección Zoom Político de la Fundación Alternativas.

Carlos MaravallCarlos Maravall. Doctor en Macroeconomía y Finanzas Internacionales por la Universidad de Nueva York. Ha trabajado como asesor en Presidencia del Gobierno en temas financieros.

Erika RodriguezErika Rodriguez Pinzón. Doctora en relaciones internacionales por la Universidad Autónoma de Madrid y coordinadora de América Latina en la Fundación Alternativas.

Ana Belén SánchezAna Belén Sánchez, coordinadora de Sostenibilidad y Medio Ambiente de la Fundación Alternativas.

Jose Luis EscarioJose Luis Escario. Licenciado en Derecho por la Universidad Autónoma de Madrid y Master de Derecho Internacional y Comunitario por la Universidad de Lovaina. Coordinador del Área Unión Europea de FA.

Kattya CascanteKattya Cascante coordina el área de Cooperación al Desarrollo del Observatorio de Política Exterior de la Fundación.

Enrique BustamanteEnrique Bustamante. Catedrático de Comunicación Audiovisual y Publicidad en la UCM. Es un experto de la economía y sociología de la televisión y de las industrias culturales en España.

Alfons MartinellAlfons Martinell. Director de la Cátedra Unesco en la Universidad de Girona y profesor titular en esa misma institución. Codirige el Laboratorio Iberoamericano de Investigación e Innovación en Cultura y Desarrollo.

Carles ManeraCarles Manera. Catedrático de Historia e Instituciones Económicas en la Universitat de les Illes Balears. Es Premio Catalunya de Economía (Societat Catalana d’Economia, 2003).

Stuart MedinaStuart Medina Miltimore. Economista y MBA por la Darden School de la Universidad de Virginia. Es presidente de la Red MMT y fundador de la consultora MetasBio.

Luis Fernando MedinaLuis Fernando Medina. Profesor de ciencia política en la Universidad Carlos III de Madrid. Es autor de 'A Unified Theory of Collective Action and Social Change' (University of Michigan Press) y de "El Fénix Rojo" (Editorial Catarata).

José María Pérez MedinaJosé María Pérez Medina. Licenciado en Ciencias Políticas y Sociología y en Geografía e Historia por la Universidad Complutense de Madrid. Funcionario del Estado. Ha sido Asesor en el Gabinete del Presidente del Gobierno entre 2008 y 2011.

José Antonio NogueraJosé Antonio Noguera. Profesor Titular de Sociología en la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB) y director del grupo de investigación GSADI (Grupo de Sociología Analítica y Diseño Institucional).

Antonio QueroAntonio Quero. Experto en instrumentos financieros de la Comisión Europea y coordinador de Factoría Democrática. Es autor de "La reforma progresista del sistema financiero" (Ed. Catarata).

Paloma Román MarugánPaloma Román Marugán. Profesora de Ciencia Política en la Universidad Complutense de Madrid. Autora y coordinadora de distintos libros, artículos en revistas especializadas, artículos divulgativos y artículos de prensa.

Jesús Prieto de PedroJesús Prieto de Pedro. Doctor en Derecho, Catedrático de Derecho Administrativo en la UNED y titular de la Cátedra Andrés Bello de Derechos Culturales.

Santiago Díaz de Sarralde MiguezSantiago Díaz de Sarralde Miguez. Profesor de la URJC y coordinador de Economía en OPEX de la Fundación Alternativas.

Javier ReyJavier Rey. Doctor en Medicina y Cirugía, especialista en Cardiología. Secretario de la Comisión Nacional de Reproducción Humana Asistida.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal