20 mar 2011

La Luna más grande

Por: Antonio Espejo

Luna02
© Antonio Espejo. 2011

Ayer sábado 19 de marzo de 2011, nuestra Luna se convirtió en superluna. O lo que es lo mismo, estaba en su punto más cercano a la Tierra y, además, era luna llena. Así es como se llama a la unión de las dos circunstancias, la que transcurre durante el perigeo -máxima aproximación de su órbita a la Tierra- y la coincidencia de que esté en fase de luna llena.

Una circunstacia así no se producía desde 1993, y como resultado se vio una Luna mucho más brillante, un 30%, y de mayor tamaño, un 14%. Aunque, teniendo en cuenta que la distancia media que nos separa de ella, que es de 384.400 kilómetros, el acercamiento de anoche fue más un efecto óptico que una realidad apreciable a simpe vista. Según la NASA, se acercó solamente 26.323 kilómetros.

Luna03
© Antonio Espejo. 2011

En cualquier caso, el momento más fotogénico, empezó a partir de las 19,30 en Barcelona, donde vivo. Es cuando empieza a aparecer por el horizonte e inicia su ascensión. El efecto de mayor tamaño se produce por comparación con los edificios, o de cualquier otro puntode referencia. Además, el color rojizo es más intenso al principio, cuando los rayos del Sol que refleja son los más extremos, los que deja pasar la Tierra al atrdecer. Mientras que, conforme se eleva, el efecto espejo de reflexión se hace más evidente y la luz es más intensa, luz día como decimos en fotografía.

Yo opté por ir a la montaña de Montjuich para ver el fenómeno, concretamente desde la zona de Miramar, y la vi aparecer muy cerca del Hotel Vela. Ahí tenéis el resultado.

Luna01
© Antonio Espejo. 2011

Es fundamental llevar un trípode y utilizar exposiciones largas pero no demasiado, con 1/4, 1/8, ó 1/15 puede que sea suficiente. La fotografía digital nos da la ventaja de ver el resultado de inmediato y corregir sobre la marcha. Hay que tener en cuenta que tanto la Tierra como la Luna se mueven, y cuanto más larga es la distancia focal que se utilice, más apreciable será cualquier movimiento, el propio de la cámara (a pesar del trípode) y el relativo de la Tierra y la Luna. Es aconsejable buscar un buen punto de referencia cercano, el teleobjetivo más largo, la sensibilidad más baja posible y un disparador de cable (o usar el temporizador de la cámara) para evitar movimientos indeseables. Hay tiempo suficiente para mover unos metros el encuadre durante el primer cuarto de hora, luego el ascenso es rápido y el color anaranjado se pierde muy rápido.

Otro efecto a tener en cuenta son las mareas. La proximidad de la Luna produce una bajada del agua muy vistosa, debido a la fuerza gravitacional que ejerce. En sitios como Cádiz están disfrutando de unas vistas del fondo del mar y de sus plantas que no se podían ver al descubierto desde hacía mucho tiempo.

Ánimo que esta noche también será posible.

Compartir

  • Eskup
  • Compartir en Facebook
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

Hay 1 Comentarios

La luna de Valencia del sábado se engalanó de "cremà fallera". Y aunque uno crea que la Luna puede ejercer un efecto conciliador de la relación de las personas con su paisaje, lo cierto es que por muy espléndida que esté, el compromiso con el entorno acaba siendo fagocitado por el despropósito colectivo. Un goce tan primario y evanescente que cuando se disuelve sólo deja el retrogusto de la precariedad cultural

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Apunta y dispara

SOBRE EL BLOG

Yo usaba carretes de los de antes, los que se llamaban Tri X y Kodachrome, aunque me encantó la llegada de los TMax y la Velvia. Paralelamente empecé a darle al Spectrum, y me engancharon los bits. Del escáner al sensor sólo era cuestión de tiempo y fe en la tecnología. Y siempre la tuve, la defendí y ahí sigo, con un dedo en el teclado del ordenador y otro en el disparador de la cámara. De eso hablaré en este rincón, de fotografía y de fotografía digital.

Sobre el autor

Antonio Espejo

Antonio Espejo (Murcia, 1952) es periodista licenciado en la Universidad Autónoma de Barcelona; y más tarde profesor de la misma y en escuelas de fotografía. Fotógrafo de diarios, revistas y agencias, hasta 1982 que entró en El País, donde permanece aunque ahora dedicado al Ciberp@ís

Archivo

agosto 2011

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31        

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal