Autopsia

Autopsia

El blog “Autopsia” es una mirada. Sólo una mirada y las palabras que deja como rastro para volver.
No creo en la inocencia de la casualidad. Hoy es más fácil crear una nueva realidad a la que mirar que enfrentarse a la existente, por eso tenemos que “ver por los propios ojos”, aportar nuestra mirada y compartirla.

Los tramposos y su vídeo trampa (Hombres al borde de un ataque de nervios)

Por: | 29 de mayo de 2014

VIDEO-1

El vídeo podría titularse “Sexo, mentiras y cintas de video”, pero en lugar de jugar con la ficción, como ocurre con la película de Steven Soderbergh, el anuncio que recorre las redes sociales juega con la realidad para manipularla y darle un sentido diferente. Es lo que hace habitualmente el posmachismo, y por ello no es casualidad que el vídeo proceda del Reino Unido, uno de los países donde más organizado está.

El objetivo siempre es el mismo y el instrumento para alcanzarlo uno de los habituales. 

El objetivo busca desviar la atención sobre la violencia contra las mujeres, y desvincularla de los elementos culturales que dan lugar a ella a través de la desigualdad y de la figura del hombre como referencia encargada de mantener el orden que él decide, y de corregir aquello que se desvía de su criterio, incluso por medio de la violencia. Y para ello han jugado con un mensaje y unas circunstancias: el mensaje es presentar a los hombres como víctimas de las mujeres, y el contexto es un escenario público donde la pasividad y las sonrisas de la gente ante la agresión al hombre intenta demostrar la desconsideración de la sociedad ante esta violencia que sufren los hombres. La intención es clara, procurar romper con la idea de que la sociedad calla ante la violencia contra las mujeres, y afirmar que es justo al contrario, que su silencio es cómplice con la violencia que sufren los hombres por parte de las mujeres.

Todo ello se refuerza al final con un dato contundente obtenido, según el propio anuncio, del Office of National Statistics: el 40% de la violencia doméstica la sufren los hombres.

Todo muy objetivo en apariencia, sin embargo, está cargado de trucos y trampas para, una vez más, generar la confusión que necesita el posmachismo con vistas a que todo continúe como siempre, es decir, bajo las referencias de la desigualdad y con los privilegios en el lado de los hombres. No por casualidad la organización responsable de esta campaña, Mankind Initiative, tiene como uno de sus objetivos que las violencias sean consideradas y tratadas de la misma forma, sin distinción de quien la sufre, lo cual, como se puede ver, busca descontextualizar la violencia de género y todo su significado dentro de la cultura de la desigualdad, algo que, como pueden entender, beneficia a los hombres que la ejercen, no a las mujeres que la sufren. 

Mankind Initiative podía pedir recursos, ayudas de todo tipo, medios y personas para combatir la violencia que sufren los hombres, pero no tiene por qué hacerlo en contraste con la violencia de género. Además, dado su interés por la paz de los hombres, podía llevar a cabo alguna iniciativa en contra de la violencia que sufren los hombres de mano de otros hombres, que es la principal y la que más homicidios masculinos ocasiona. Pero eso parece quedar en un segundo plano, lo importante para ellos es la violencia que ejercen las mujeres.

Por eso manipula la realidad y actúa de ese modo, porque su estrategia busca borrar la palabra “género” y todo su significado con relación a la cultura androcéntrica que normaliza la desigualdad y la violencia contra las mujeres como parte de ella. Es la esencia de lo que defienden desde su organización, y clave del posmachismo. Si una organización sanitaria defendiera que se desarrollaran medidas y campañas a favor del cáncer de pulmón cuestionando las que se desarrollan contra el cáncer de colon sería muy sospechosa, por mucho que se basara en que el porcentaje del cáncer de pulmón representa el 23.2% del total.

Y como su objetivo tiene esa carga de perversidad necesita de campañas con trampa, como la que han presentado con el video en cuestión, para manipular y confundir a la sociedad. Veamos algunos elementos. VIDEO-Minuto 0-14

- Se busca un mismo escenario público para desarrollar las dos acciones, la de la agresión del hombre a la mujer y la contraria, la que lleva a cabo la mujer contra el hombre. Sin embargo, ese aparente espacio neutral se utiliza de manera diferente jugando con el montaje de la grabación para mezclar escenas, caras y actitudes de las personas presentes, así como tiempos diferentes, como si se tratara de un mismo momento lineal, cuando no es así. De hecho, si observamos la diferente intensidad de la luz del sol y de las sombras, y las distintas personas que hay en el escenario, se aprecia claramente que se tata de momentos diferentes que se presentan con continuidad temporal.  VIDEO-Minuto 0-47

- Otra cuestión es la presentación del video como una hecho global, es decir, como si todo hubiera ocurrido de manera natural y espontánea un día aislado en un momento determinado, sin explicar cuántos intentos han hecho falta y en cuántos escenarios diferentes se han grabado hasta dar con ese resultado.

- En el caso de la violencia contra la mujer, la idea que intenta mostrar el anuncio es que la sociedad responde contra la mujer atacada, pero en verdad la situación es muy diferente. No se trata de una respuesta “general” de las personas que presencian la escena, sino que son 5 mujeres, y al cabo de un rato, las únicas que defienden a la mujer agredida. Sólo al final, cuando ya está todo resuelto, se acerca un hombre. VIDEO-5 Mujeres defienden

- En el caso de la violencia contra el hombre, la pasividad de la sociedad se intenta potenciar con la sonrisa de las personas que la contemplan, que no sólo no hacen nada, sino que además el video busca mostrar que se burlan del hombre agredido. Sin embargo, ninguna de esas caras sonrientes se muestran junto a la agresión, sólo se pone la imagen de la cara con el sonido de fondo de la agresión de la mujer, algo que es fácilmente manipulable y que parece haberse hecho cuando comparamos el contraste de las sombras en los protagonistas de la violencia, que es intenso y marcado, y en las personas que se ríen, que apenas se percibe; indicando que se trata de momentos diferentes unidos por el montaje, algo que hace creer que el origen de las sonrisas está en la escena de la agresión. Lo mismo sucede con la mujer de rojo que aparece girando la cabeza, como si se dirigiera a la escena violenta y después sonríe, sin embargo la presencia de una chica sentada en la verja justo al lado de donde se produce la escena en la que la mujer agrede al hombre, revela que pasa y sonríe en un momento diferente a la agresión. Como se puede ver, todo indica que se trata de una manipulación para potenciar el odio contra las mujeres, pues son ellas las que, principalmente, se ríen del hombre atacado. VIDEO-Sonrisas

- El vídeo pretende mostrar la actitud pasiva de la gente como una respuesta exclusiva a la violencia que sufren los hombres, cuando en realidad es general a otras muchas escenas en las que se considera (con razón o sin razón) que la persona agredida tiene capacidad y recursos para defenderse. Un ejemplo, si la escena hubiera sido la misma, pero cambiando de protagonistas, con un padre agrediendo e insultando a un hijo de 17 años primero, y después el hijo agrediendo e insultando al padre, probablemente la reacción habría sido la misma. La gente habría defendido más al muchacho ante la agresión del padre, que al padre ante la agresión del hijo. Lo mismo habría ocurrido con una hija y una madre o con otras situaciones donde la relación de desigualdad condiciona la respuesta de la persona atacada. VIDEO-Mujer de rojo

- El posmachismo y Mankind Initiative ignoran que uno de los factores más importantes a la hora de utilizar la violencia y de reaccionar ante ella, tal y como demostraron los trabajos de Dibble y Strauss (1980), es la capacidad de generar amenaza y riesgo para la víctima. Dichos estudios demostraron que los hombres no se sentían amenazados ni en riesgo ante la violencia de las mujeres, incluso cuando estas portaban un arma de fuego; en cambio, las mujeres sí se sentían amenazadas por los hombres sin necesidad de que estos llevaran ningún arma o instrumento. Las simples manos de los hombres sirven para atemorizar y amenazar a las mujeres, de hecho, tal y como recoge el análisis de las sentencias de homicidios por violencia de género que realiza el CGPJ, el 33’5% de las mujeres son asesinadas por sus parejas o exparejas directamente con las manos.

Esta misma percepción de indefensión, no sólo respecto a las mujeres, también frente a otras personas que se ven como vulnerables, es la que lleva a actuar en su defensa, y por el contrario, no se actúa contra quien se percibe que tiene recursos para defenderse.

Como pueden observar, la manipulación del vídeo parece evidente y no es casual que se haga en el sentido de intentar mezclar todas las violencias para que, de ese modo, no se pueda avanzar en la prevención y abordaje de la violencia de género. Por eso la manipulación termina con el dato rotundo de la violencia que sufren los hombres: el 40% de la violencia doméstica es sufrida por los hombres, y para ello citan la fuente, concretamente el Office of National Statistics.

Pero cuando uno se va a la Web de dicha entidad y comprueba los datos, con independencia de que los porcentajes no coinciden del todo, algo en lo que no voy a entrar puesto que el anuncio no dice nada sobre cuál es el periodo de tiempo que utiliza para obtener el dato, lo que sí se aprecia es otra trampa propia del posmachismo.

Concretamente, lo que hace es mezclar todas las violencias que sufren los hombres y las mujeres en las relaciones íntimas, de manera que las mujeres sufren el 60% y los hombres el 40%, que es su mensaje, aunque callan lo del 60% de la violencia contra las mujeres. Sin embargo, la cosa tiene trampa.

Y tiene doble trampa. Por un lado, porque mientras que la mayoría de la violencia que sufren los hombres está dentro de las formas menos graves por sus características y circunstancias (intensidad, frecuencia, duración del ataque, combinación de diferentes tipos de violencia, utilización de objetos…), las mujeres sufren violencias más graves, entre ellas la violencia sexual en porcentajes mucho más altos. Y por otro lado, porque los datos del Informe del Office of National Statistics también habla de “violencia familiar”, no sólo de la pareja, y mientras que la mayoría de la violencia que sufren las mujeres  es ocasionada por hombres (fundamentalmente la pareja, pero también el padre, los hermanos u otros familiares), la que sufren los hombres dentro del contexto familiar no sólo la ocasionan las mujeres, y también es llevada a cabo por esos otros hombres (padre, hermanos y familiares). A pesar de ello, el vídeo habla de un 40% total intentando jugar para que sea interpretado como causado sólo por las mujeres.

Mankind initiative y el posmachismo están obsesionados con la violencia de género, no tanto con la violencia que sufren los hombres, por eso parecen estar al borde de un ataque de nervios ante los cambios sociales. Nunca han dicho nada ni han propuesto iniciativa alguna hasta que no se ha empezado a hablar y actuar frente a la violencia que sufren las mujeres como un problema enraizado en una construcción cultural desigual, de ahí el término “violencia de género”, y, curiosamente, salen en defensa de los hombres pidiendo que se actúe sólo contra la violencia que ejercen las mujeres, no contra la que producen otros hombres que, como hemos indicado, es la más frecuente y la más grave.

La Igualdad busca erradicar todas las violencias, pues pretende acabar con los privilegios de quienes se sienten en posiciones de poder y de quienes creen que el uso de la violencia es un instrumento más para resolver los conflictos que ellos mismos generan. Pero para alcanzar la igualdad hace falta corregir la desigualdad y sus manifestaciones, entre ellas la violencia de género, sin que ello sea incompatible con otras medidas y actuaciones dirigidas a las otras violencias y circunstancias que se traducen en discriminación. Pero tratando las circunstancias específicas de cada violencia, no mezclando medidas que no aborden las causas  y manifestaciones de cada una de ella, y que sólo sirvan como justificación política y social, no como solución.

“Violencia es violencia”, por supuesto, como “enfermedad es enfermedad”, “discriminación es discriminación”, y “abuso es abuso”, pero no es lo mismo una cirrosis que una encefalitis, ni una discriminación por las ideas que otra por el país de origen, ni un abuso laboral que un abuso sexual…  Por eso la violencia de género no es igual que la violencia que sufren los hombres, o los niños y niñas, o los ancianos, ni tampoco es lo mismo que la violencia terrorista, ni a ninguna otra, aunque en todas ellas se produzcan lesiones y homicidios. Cada una ha de ser abordada desde sus características diferenciales.

Por eso no es un error el vídeo del anuncio, Mankind Initiative y el posmachismo buscan más la confusión y que no se avance en igualdad, que la solución a la violencia que sufren los hombres, porque la desigualdad significa privilegios para los hombres. Esa es la razón de que no le guste el “género” y de que callen ante una cultura que acepta la violencia contra las mujeres, hasta el punto que, según el Eurobarómetro de 2010, el 3% de la UE considera que  la violencia contra las mujeres es “aceptable en algunas ocasiones”, y un 1% que afirma que es “aceptable en todas las circunstancias”.

Ante esa realidad el posmachismo y Mankind Initatitive no hacen ningún anuncio ni llama a la acción, tampoco pide donativos, como sí lo hace en el anuncio para lograr “sus objetivos”.

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Sobre las diferentes violencias: "La violencia no tiene género. El género sí tiene violencia": https://blogs.elpais.com/autopsia/2014/01/la-violencia-no-tiene-g%C3%A9nero-el-g%C3%A9nero-s%C3%AD-tiene-violencia.html

Hay 52 Comentarios

La ley Integral Contra la Violencia de Genero es la ley más injusta de todas cuantas se hayan aprobado en democracia. No solo no ha eliminado la violencia contra las mujeres, que sigue aumentando día a día, sino que genera muchísimo daño a hombres que no son maltratadores por el simple hecho de que su mujer les quiera denunciar (no por que hayan hecho algun delito).

Trabajo en una prisión y estoy viendo todos los días cosas increibles, como un hombre cumpliendo 9 meses de prisión por tirarse un pedo delante de su mujer (violencia psicológica dijo la jueza que era eso.
Usted ,señor Lorente, contribuyó a crear esa ley. ¿está orgulloso de ello?

¡Y esto que se dice "por ahí abajo", encaja en la "LIBERTAD DE EXPRESIÓN"...!!! La verdad es que hay que hacer un acopio de voluntad, de buena voluntad, ciertamente, para contenerse. ¡Vaya desperdicio de "seres humanos"!! Sólo saben insultar y faltar al respeto. Les es imposible expresarse sin agredir.

Q asco me dan los trolls!!!! Pero mucho mucho!!

Muy currado el artículo, como se nota que vives de esto. Jeta, que eres un jeta.

Existen miles, millones de casos "tipo TROPICAL", pero a la inversa... No hay más que analizar las estadísticas, no de las feministas no; las de la Memoria de la Fiscalía General del Estado, que nadie en su sano juicio podrá dudar de su veracidad.

''El objetivo busca desviar la atención sobre la violencia contra las mujeres, y desvincularla de los elementos culturales que dan lugar a ella a través de la desigualdad y de la figura del hombre como referencia encargada de mantener el orden que él decide, y de corregir aquello que se desvía de su criterio, incluso por medio de la violencia.''


Gracias a los dogmas de la sociedad el cual facilita el pensamiento de que la mujer siempre es la victima y el hombre el agresor mi padre perdio custodia de su hijo cuando era niño porque mi madre era la mujer y por lo tanto definitivamente la victima en la relacion ( ademas de ser mujer y madre ) pues tuve que chuparme mas de 16 años de maltrato psicologico y fisico al punto que preferia suicidarme que defenderme porque si me defendia ella se convierte en la victima y yo hubiese sido el malo........


Por lo menos eventualmente otras personas descubrieron lo mala que era ella y pude salir bien de ese infierno.

Desafortunadamente para usted, “mentes retorcidas”, la realidad empírica es que llevo una vida muy sencilla, y que mantengo excelentes relaciones con las mujeres. Pero móntese usted su película como quiera, que al fin y al cabo es una de las ventajas de vivir en el mundo de los dogmas: lo imaginado se confunde con lo real. De ahí a hacerse fascisminista hay un pasito muy corto, y tiene toda la pinta que usted puede darlo de un momento a otro.

Aun así, le agradezco que dé algún argumento. En este caso, el de la cultura. Así que hablemos de cultura. De TODA la cultura. No sólo la cultura de que la mujer le traiga al marido las zapatillas para que él no tenga que levantarse, sino también la cultura de que el marido le ceda la chaqueta a la mujer para que ella no tenga frío. Que el femifascio sólo se ocupa de una mitad, ignora la otra, y luego dice nosequé de igualdad.

Hablemos de cultura. La cultura tradicional masculina toleraba, en incluso promovía, el uso de la violencia en determinadas situaciones. Contra otros hombres, fundamentalmente (no sé yo si de esto se ha dado cuenta o se ha querido dar cuenta). Quizás por eso las víctimas de actos violentos son abrumadoramente una mayoría de hombres, frente a una minoría de mujeres. Y, de nuevo, no sé si de esta estadística se ha dado usted cuenta. Curiosamente, ahí nadie se preocupa de las víctimas de la cultura, tal vez sea porque no se dan subvenciones. Pero divago.

Desde esa perspectiva tradicional, la mujer era un ser débil que necesitaba de especial protección (hermano, padre, marido). Esa perspectiva rancia no la han perdido las leyes de género actuales, excepto que en vez de padre, hermano o marido, ahora se delega en el Estado. La mujer, sin embargo, sigue siendo considerada ese ser débil que necesita de especial protección. No sé si se ha dado usted cuenta de lo rancio del feminismo que se defiende en este blog. Por alguna extraña paradoja, o quién sabe si por intereses ocultos (se han repartido mucha pasta y muchos cargos a costa del erario público), el femifascio ha sido incapaz de considerar a todas las personas jurídicamente iguales. A la vez que hablaba de Igualdad, con mayúsculas. Pura ideología Orwelliana. Se ha preferido reforzar ese marco cultural donde la mujer sigue siendo antes mujer (débil, como toda la vida) que ser humano (autosuficiente, como los tiempos modernos indican). No sé si se ha dado usted cuenta de todo esto. Tiene usted razón en que la cultura es aquí fundamental. Y en vez de promover una cultura que trate a las personas sin distinción de sexo, se promueve una cultura que, antes de juzgar, tiene que saber algo acerca de los genitales de las personas implicadas. Incluso para asuntos básicos de un Estado de Derecho, como es la inversión de la carga de la prueba. Cuando hablo de femifascio, me temo que no es a la ligera.

Así que tiene usted razón: hablemos de cultura. De TODA la cultura. EMPIRICAMENTE, sin dogmas. Incluyendo no sólo la parte de la cultura que tradicionalmente ha perjudicado a las mujeres. Incluyendo también (ya que estamos haciendo comentarios en un post que hablaba de un vídeo) la parte de la cultura que invisibiliza el bofetón de la mujer al hombre (“algo habrá hecho”), el grito de la mujer al hombre (“cosas de pareja”), y otros muchos comportamientos que se aceptan con normalidad pero que, cuando el sexo de las personas se intercambia, rozan (o entran directamente dentro de) lo criminal.

Saludos igualitarios. Quizás a usted también le quemen.

8888 demuestra a la luz de sus innumerables comentarios necesitar un buen tratamiento psiquiátrico por su propio bien y por el de las mujeres que se topen en tu camino; parece que ha tenido muy malas experiencias con las mujeres ehh?... La violencia es violencia, con independencia de los genitales, pero da la casualidad -aunque no te hayas dado cuenta, o no te quieras dar cuenta- que mientras a las mujeres se les reprueba social y moralmente el uso de la violencia, a los hombres, por el contrario, se les fomenta el uso de la violencia. Esto nada tiene que ver con el sexo ni los genitales sino, obviamente, con la cultura.

Debes machisfacio llevar una vida muy retorcida. Lástima

Esperamos atentamente una nueva edición del Boletín Oficial del Femifascio.

Según algún comentario que leo por aquí abajo, resulta que la violencia se anula si quien la ejerce tiene genitales similares a los tuyos.

A quienes continúan negando la Realidad, quizás, el siguiente video, les dé algunas luces, sin embargo no soy muy optimista al respecto. Esa misma Realidad demuestra que, salvo admirables excepciones, la Solidaridad es un valor que, lamentablemente, a la mayoría sólo se nos despierta cuando padecemos la correspondiente Realidad...


https://www.youtube.com/watch?v=FgnNYYKFbIU


La Igualdad no sólo es un derecho, es un Principio, un Principio Universal que sería deseable que pudiese inspirar y regir nuestra vida en común. La Igualdad, indudablemente, para ser tal debe referirse también a la Igualdad real y efectiva entre todxs los seres humanxs, con independencia al sexo al que pertenezcan, pues, en caso contrario, no sería digna de ese nombre.

Desde la Ilustración, hoy como ayer, muchos invocan la "Igualdad", pero en realidad, lo que propugnan lo que defienden es "una igualdad relativa"; esto es, una "igualdad" para lo que les conviene y, esto, lógicamente, tiene otro nombre.

Al anterior video, quizás la única crítica que se le podría hacer es la ausencia del NECESARIO enfoque de género, pues se sigue negando por muchos, de manera intencionada, la desigualdad real de las mujeres, más de la mitad de la población, que siguen siendo las grandes desfavorecidas e ignoradas dentro de las clases o grupos desfavorecidos. No en vano la pobreza "tiene sexo" y ese sexo es el femenino. Negarlo es, simplemente, negar la Realidad.

"el anuncio que recorre las redes sociales juega con la realidad para manipularla y darle un sentido diferente. Es lo que hace habitualmente el posmachismo, y por ello no es casualidad que el vídeo proceda del Reino Unido, uno de los países donde más organizado está... Todo ello se refuerza al final con un dato contundente obtenido, según el propio anuncio, del Office of National Statistics: el 40% de la violencia doméstica la sufren los hombres."

Muy divertido: el sr. Lorente, especialista en "estadística creativa", se queja de las estadísticas que no concuerdan con su propia ficción. Es además bastante irónico que mencione al Reino Unido, pais pionero en el voto femenino, como uno de los países donde el "posmachismo" (palabro propio de pseudointellectual) está más organizado.

Erin Pizzey es una mujer británica que creo los primeros hogares para mujeres maltratadas allá por los años 60. Pronto se dio cuenta de que no todas las mujeres que se dicen maltratadas son iguales. Algunas de ellas - ella hablaba de un 60% de ellas - son violentas. O, como las definía ella "proclives a la violencia (prone to violence)". Mujeres violentas víctimas de su propia violencia. Mujeres que también maltrataban a sus parejas.


A la vista de una realidad muy distinta a la que inicialmente había imaginado, Erin Pizzey reaccionó creando mecanismos idénticos a los que protegen a las mujeres: Trató de crear hogares para hombres maltratados.


¿Cómo reaccionó la sociedad en general y el feminismo hembrista en particular? La amenazaron de muerte a ella, amenazarton de muerte a sus hijos, amenazaron de muerte a sus nietos y, finalmente, le pegaron dos tiros a su perro. En consecuencia, tuvo que abandonar su país y exiliarse en Estados Unidos.


Observo que poco ha cambiado desde entonces. La reacción social cuando se trata de hablar del sufrimiento del hombre sigue siendo idéntica.

Bravo Miguel, eres de lo mejor que tenemos.

Escupís un feminismo asqueroso, falco o flaca. NO te dás cuenta o no querés ver que también hay hombres víctimas de violencia de género con el agravante que existe gente como vos que quiere negarlo y ese hombre víctima no tiene ni el apoyo social ni el apoyo de la justicia. Dan asco los y las feministas. Se están transformando en monstruos que se muestran como angelitos.

Y, entre video y video, cientos de mujeres diariamente interponen denuncias de maltrato en las comisarías de Policía... La única cuestión relevante aquí es: ¿Se tomarán las medidas necesarias que eviten el que al menos las que interponen denuncias sean asesinadas este año??

Claro que hay violencia hacia los hombres,pero las mujeres lo sufren mas y son asesinadas muchas mas que hombres.Ese video es una manipulación de cifras y pretende quitar la gravedad de violencia que sufren las mujeres,los hombres también sufren violencia,pero ojo...menos que las mujeres,hay que ser realistas y de lo que no se habla nunca es que la violencia que sufren los hombres son también a manos de otros hombres,así que no hay que ser tan hipócrita ...

me parece que ese analisis mas alla de ser una autopsia es tambien una manipulación, facil comprobar al rededor del mundo esa realidad, sino agan la prueba agarren una camara busquen 2 actores o actrices y realicen el mismo ejercicio, con una sola toma, sin cortes, les aseguro que la reaccion será la misma, ahora el undir al hombre se ha hecho una constante en los grupos feministas que lo unico que promueven es el sexismo, me parece arrigante y desastroso como lo interpretan, lo sigue reproduciendo , para senrtirse afectadas, no se dan cuenta que el respeto y la educación es la solución, que pena ese contra ataque a una realiudad oculta, lo uno es violencia y lo otro es un chiste

Este artículo sí que es basura manipuladora. No buscáis la igualdad, buscáis que la mujer sea superior, a toda costa y pisoteando lo que sea, derechos, verdades, principios, valores. No he visto nada más violento que una lesbiana amargada. Espero que consigáis lo que buscáis y que os den lo que os merecéis.

el vídeo en si es manipulador, da la impresión de que el 40% de los hombres víctimas de violencia domestica son agredidos por las mujeres. pero si miras los datos, ese 40% son en su mayoría agredidos por otros hombres (padres, hijos, hermanos). Si os fijais el video habla de violencia domestica, no de genero. Según la OMS en la violencia de genero el 95% de los muertos son mujeres y el 5% son hombres. Todos deben ser castigados por igual, pero puesto que la violencia hacia las mujeres es un problema mas habitual y mayor en numero de victimas , es normal que las instituciones se centren mas en la violencia hacia las mujeres, sin que ello tenga que suponer dejar a los hombre víctimas de lado.

Lo que dejan a relucir la mayoría de comentarios que he podido leer, sencillamente, es el problema de sensibilización que existe hacia la violencia contra las mujeres. No les culpo por sus ideas, ya que esta sociedad patriarcal nos ha obligado a todos a educarnos de cierta manera. Pero bien es cierto, que deberían abrir los ojos y mirar un poquito con mirada crítica a la sociedad en la que vivimos. La violencia de género es un problema mundial de magnitudes epidémicas, mientras que como bien dice el autor del artículo, la violencia hacia los hombre es muy diferente. ¿Cuantas noticias habeís oido en el último mes de mujeres que hayan asesinado a sus novios/parejas/maridos?, ¿Y sobre mujeres asesinadas por sus parejas? sin ir más lejos antes de ayer.

El 60% de las noticias que se dan en el telediario son referentes a la violencia de género: asesinatos, raptos, violaciones, trata de blancas, ablaciones, lapidaciones...

Por favor, informense bien sobre este tema tan grave. Dejemos los argumentos machistas de una vez y acabemos con la violencia hacia las mujeres de una vez por todas.

Sabía que iban a rechinarme los dientes cuando he visto el enlace en la fosa séptica que es Manboobz, pero esta explicación barroca de lo obvio (que el vídeo está editado y no es una toma continua) es de reír por no llorar.

La perspectiva fundamentalista de gente como usted, que cree que ayudar a los hombres que sufren es atentar contra las mujeres, contribuye a explicar la aberración que fue el ministerio de igualdad.

Menudo esperpento.

Señor Lorente, la próxima vez que vaya a escribir sobre "la invisibilidad del maltrato a las mujeres", le recomendaría que se lo pensara dos veces, dado que usted, activamente, argumenta aquí a favor de invisibilizar el maltrato del que son víctimas los hombres.

Saludos verdaderamente igualitarios y sin intereses económicos, espero que no le quemen.

Parece que seguimos pensando que la manera de combatir la violencia es por medio de la exclusión. Creo que el mensaje del video no es "desviar la atención sobre la violencia contra las mujeres", como dicen aquí, sino tratar la violencia como es, sea quien sea la víctima y el victimario. Yo no lo veo como un ataque contra la lucha contra la violencia hacia las mujeres, sino como una búsqueda de equidad para ambos lados (¿no se supone que eso es lo que buscan los movimientos pro-derechos de las mujeres?). Si bien es cierto que la mayoría de abusos de género cometidos son en contra de las mujeres (muy probablemente muchísimo más grande que lo que muestra la cifra al final del video), también es cierto que si existe una minoría de casos que sucedan al contrario, deben tratarse exactamente de la misma forma. Ficción o no, el video tiene un gran argumento (estemos o no de acuerdo). Y yo preguntaría: ¿cuántos videos de ficción no dejan al final una reflexión sobre una situación real sobre la violencia contra las mujeres? Si seguimos pensando que sólo un grupo de la población puede ser capaz de expresarse o de luchar contra sus derechos, estamos echando para atrás todo el trabajo que han hecho las feministas desde sus inicios. Se trata de incluir, no de excluir.

Este video es viral en todo el mundo, y todo el mundo comprende que son varias tomas editadas para darle una duración corta (es un spot). Todos los spots de cámara oculta se hacen así, si no, se necesitaría la longitud de un documental.

En ningún medio extranjero nadie ha llegado a estos niveles de paranoia, porque nadie da por sentado que sean dos tomas únicas o sincronizadas. Señor Lorente Acosta, vaya a hablar con Iker Jimenez, que le contrate, ve usted sucesos paranormales.

Por cierto comentarle que me pongo en contacto con la ONG caritativa nacional británica Mankind Initiative, con "Dare London", la firma de publicidad a la que encargaron la campaña, con David Stoddard, el director del spot, con la compañía de postproducción "BigBuoy", la compañia de efectos visuales "Smoke&Mirrors", y la compañía de sonido "Wave Studios", y los técnicos y actore involucrados en el spot: para avisarles de que en un medio de tirada nacional en España, alguien está difamando su trabajo diciendo asegurando que es falso y tiene como intención menospreciar la violencia contra la mujer y promover el "machismo" (sexism en el resto del mundo), aparte de diversas ofensas que en la muy políticamente UK, no sentarán bien a gente que no puede permitirse manchas en su imágen corporativa, por si quieren tomar medidas (esta gente, vive del prestigio de su trabajo y de su imágen).

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

Miguel Lorente

Miguel Lorente Acosta . Aunque parezca extraño, soy Médico Forense, también Profesor de Medicina Legal de la Universidad de Granada, Especialista en Medicina Legal y Forense, y Máster en Bioética y Derecho Médico.
He trabajado en el análisis del ADN en identificación humana, el análisis forense de la Sábana Santa, y en el estudio de la violencia, de manera muy especial de la violencia de género, circunstancia que llevó a que me nombraran Delegado del Gobierno para la Violencia de Género en el Ministerio de Igualdad.

-->

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal