El Palomero

Joder Andrés, esto no se hace

Por: EL PAÍS

18 oct 2009

Joder negro, estas cosas no se hacen a los amigos. Uno no se va de repente, sin avisar, un viernes por la noche cualquiera, dejándonos hechos polvo. Pero tampoco me debería extrañar. Lo tuyo nunca fue seguir un guión. Ni mucho menos ser políticamente correcto. Y es que, perdona que te lo diga ahora, pero siempre has sido un bicho raro. “Iturriaga, escucha, que es que yo con 10 años, iba en el autobús en Madrid, ¡y era el único negro!”, solías contarme año tras año en nuestras interminables comidas y cenas de gira por esos mundos de dios. Quizás te debió marcar esto, o quizás no, pero el caso es que nunca has sido un personaje “clasificable”. Por muchas razones. Desde las profesionales hasta las personales. Desde tu estilo de retransmitir los partidos hasta esas pajaritas que me llevabas y de las que te sentías tan orgulloso. ¡Y luego no querías que te reconociesen!.
Tío, Andrew, ¿ahora qué hacemos sin tí? La gente quiere saber cómo eras detrás de las cámaras, si era verdad que la vida puede ser maravillosa, de dónde sacabas los apodos, si estabas deprimido por lo de la Sexta y muchas cosas más. Porque no veas la que se ha montado. Algún homenaje y más de una declaración de esas que empiezan con “yo fuí muy amigo” te habrían molestado sobremanera, pues la hipocresía nunca la toleraste bien, pero me refiero sobre todo a Internet. Han hecho un montón de vídeos en tu memoria, algunos de ellos sentidos de verdad.Te hubiese encantado. O igual tampoco. Porque nunca supe muy bien cómo llevabas esto de la fama. Por un lado despotricabas de casi todo lo relacionado con ella. De los pelmazos que cuando pasabas te gritaban ¡tiki-taka!, o los que podían estar todo el partido gritando ¡Andrés, Andrés!, a pesar de verte con los auriculares puestos y hablando sin parar. De tenerte que parar cien veces a firmar autógrafos y sacarte fotos. Pero por otro lado, todos los que andábamos alrededor tuyo estábamos seguros de que en el fondo, te gustaba cantidad.
Y eso te pasaba con muchas cosas. Eras como algunos entrenadores, que dicen no leer la prensa pero saben todo lo que escribe. Las audiencias te daban igual pero te las sabías de memoria. Te daba supuestamente lo mismo hacer fútbol, baloncesto o petanca, como una vez dijiste en una rueda de prensa (¡olé tus huevos!) pero éramos capaces de discutir sobre cualquier tema baloncestístico con una pasión inaccesible para alguien que no sienta este deporte. Preconizabas un mensaje optimista con lo de que la vida puede ser maravillosa y a veces te costaba demasiado disfrutarla. Tampoco me extraña, pues la has pasado muy putas. Con tu salud, con tu separación, con no poder tener a tus hijos siempre a tu lado. Cuando te dijeron que no ibas a retransmitir más el fútbol en la Sexta te hiciste el duro. Pero estabas jodido. Muy jodido. Lo estuviste todo el Eurobasket de Polonia. Decías que te daba igual pero te sentiste engañado y maltratado. Aún así, no se te notó en antena. Y fuiste capaz de despedirte con una elegancia sobresaliente cuando el cuerpo te pedía dar un buen portazo.
Sabes que te voy a echar de menos. A tus cosas buenas y también a las que no eran tanto, porque reconoce que a veces eras un auténtico dolor de huevos. Quizás en todas estas dualidades estaba la razón de tu magnetismo. De tu capacidad para atraer la atención, para ser escuchado, para salirte con la tuya casi siempre en los viajes, para hacernos reír una y otra vez con “las cosas de Montes”.
No sé durante cuánto tiempo seguirás siendo noticia. Teniendo en cuenta los tiempos que corren, supongo que no mucho. Pero no te preocupes. Gente como César, Daimiel, Epi, el Lagarto o yo mismo te vamos a llevar con nosotros. Y no seremos los únicos. Tu amigo Mikel, mi hijo, también lo hará. Para él estás asociado para siempre a Tokio, donde conseguiste que nos cambiaran de hotel y nos llevasen al Park Hyatt de la película Lost in Translation. Allí, todos juntos, pasamos una de las mejores semanas de nuestras vidas, a pesar de tus dificultades para hacerte entender y que te trajesen el agua sin gas y con hielo, pero no el hielo en el agua, sino en un vaso aparte. ¡Cómo lloraba el viernes Mikel cuando se enteró!
Y es lo que te decía al principio. Estas cosas no se hacen, joder. Podías haber esperado, no sé, 30 añitos más, hasta el Mundial de baloncesto del 2038, donde nos habríamos retirado a lo grande cantando las excelencias de la selección española de los hijos de Gasol, Navarro, Calderón y compañía. Hubiese estado bien.
Un beso en la calva, compañero. Y sin que sirva de precedente y esta vez sin que me lo tengas que decir, lo reconozco públicamente: ¡Qué suerte he tenido de haberte conocido!












Hay 433 Comentarios

VIVA ANDREW MONTES QUE SOLO PEGABA EN UN MARAVILLOSO DEPORTE LLAMADO BASKET, PORQUE TENIA MUCHO SHOWTIME PARA ESTE PUTO PAIS DE FUTBOL CASPOSO

Iturriaga todo un detalle hacia Andrés, ese beso que le dio Epi en la calva en la última retransmisión se lo has dado hoy como bien dices. Sois grandes, Montes seguirá vivo siempre, porque nosotros nunca le olvidaremos!

Es difícil añadir algo mas.Es dificil de explicar que la perdida de alguien que no es de tu familia ni de tu entorno y que no has conocido nunca pueda causarte esta sensación de vacio, de mirar hacia todas partes y no saber que te pasa, la sensación de que una parte de tu vida se ha ido.Gracias Andres por formar parte de mi vida.

Gracias Juanma: genial el artículo. Andres Montes, esto no se hace...!!!Adios amigo y hasta siempre!!!

He de ser sincero, cuando mi la noticia sobre el fallecimiento de Montes me vine abajo, el marcó mucho mi amor por el baloncesto, todos los fines de semanas con 8 años me quedaba viendo un Denver - Atlanta solo por oirle, pero si continuo siendo sincero, en las primeras personas en las que pensé tras ver la muerte de este genio, fueron en Daimiel y en Itu, creo que ellos son los que más echan en falta a este jugón, porque lo admiraba, lo idolotraba, para mi era un grande, y significaba mucho para mí, pero personalmente no lo conocía, pero ellos sí, y si yo siento mucho dolor, imaginense el dolor que sienten ellos al perder a un amigo. Ha habido mucha hipocresía estos días, sobre todo por parte de la Sexta, pero en general de los medios de comunicación, que nunca se acordaron de Montes, y de la noche a la mañana, todos quieren encumbrarle. Igual que todas esas personas que lo adoran solo por que inventó el tiki-taka o donde están las llaves Salinas, esos no son verdaderos seguidores de Andrés, sus frases eran muy buenas, siempre recordaré su "porque eres tan bueno mcgrady" o cuando gritaba "Iturriaga !!!" y muchas más, pero lo que verdaderamente es de reconocer, es que este tío es indispensable para entender el baloncesto, cuando yo vea un partido, ya no será lo mismo, siempre habrá un vacío dejado por una persona única, una persona capaz de mantener el interés durante 2 horas y media de partido en un encuentro entre los dos peores equipos de la NBA a las 4 de la madrugada, eso no está al alcance de cualquiera, es más, creo que de ninguna persona, por eso Montes, hoy quiero despedirme de ti, no para siempre, porque nunca te olvidaré, pero sí de este mundo, ADIÓS JUGÓN, ADIÓS, GRACIAS POR TODO. Itu, gracias por estas palabras de todo corazón, te mando todas mis fuerzas para superar estos momentos tan difíciles, pero eres de los pocos que sin tener que estar continuamente alabando a esta gran persona, has dicho todo lo que significa para ti. Grande Itu.

Andrés tu ya formas parte de mi Hall of Fame.Adios jugón.

animo a todos

tenias cara de buena persona, los motes que colocastes eran un prodigio,me hiciste reir y no sabes como te lo agradezco . A esta mierda que llamamos vida nos la hiciste muy agradable .que la madre naturaleza te tenga en su reino ,no sin antes darte un beso en tu calva

Qué grande eres Juanma, gracias por compartir con nosotros esas palabras, me han llegado al corazón. Un abrazo crack

Gracias Itu por haber hecho volver a emocionarme, por hacerme viajar en el tiempo y volver a ser feliz recordando a uno de los tipo más grandes que he conocido. Se ha ido un gentleman al que nunca olvidaré, ése será su legado, inmortal! jugón! :D

Gracias Itu, eres un crack. Hace dos sabados te vi comiendo en un chino con tu familia y me alegre mucho, no te dije nada pq no queria interrumpirte ni molestarte, pero me hizo mucha ilusion pq eres uno de mis idolos.Tus palabras son preciosas, con Montes y daimiel me aficione a la NBA y para mi fue un chasco que se fuera a la sexta, hasta que llego Japon y volvi a sonreir.Gracias Montes por ser asi y animo a todos los amigos que ha dejado.

Gracias Itu. joder tío, redactas mejor que jugabas.....

¿Por qué se mueren los buenos? No es necesario conocer a alguien para calificarle como buena persona. Andrés Montes, como tantos otros, podrían tener sus cosas, pero este tenía madera de buena persona, porque a todos, a algunos mas que otros, nos arrancó en alguna ocasión una sonrisa, ya fuera por sus comentarios, su aspecto extrambótico o por sus chascarrillos, pero fuera por lo que fuera, era de esas personas que conseguian que varias docenas de músculos en nuestra cara se conjugaran para formar una de las expresiones mas maravillosas que pueden expresar las personas, y que por desgracia, cada vez expresamos en menos ocasiones: La sonrisa.Un payaso trabaja haciéndo reir a los niños, un humorista a los mayores, pero es muy dificil que un periodista deportivo sepa hacerlo, y este era el mejor. (Sin entrar a valorar su calidad como profesional y entendido de los deportes, que eso va a parte.)He leído comentarios de que si se debe de morir Otegui, de que si se deben morir los malos, etcétera. Yo digo que Andrés tendría que haber estado unos años mas alegrándonos de vez en cuando. Lo demás no me importa lo mas mínimo. No deseeis a nadie el mal que no deseais para vosotros y los vuestros. (Y no, no me he metido en ninguna secta, es que estoy harto de ver dia a dia las barbaridades que somos capaces de cometer los hombres y está cambiando mucho la manera de pensar que tengo.) Me he impuesto un lema, que es Vive y deja vivir. Y Andrés Montes estaba entre la gente que además de eso, ayudaba a vivir sonriendo. Desde aqui le mando un sincero abrazo esté donde esté, y le deseo lo mejor.

Muchas gracias Itu, gracias por tus palabras, los que vivimos con verdadera pasion este deporte desde niños tambien lo llevaremos siempre con nosotros

Gracias genio.

La verdad es que no, no se hacen las cosas así.Soy de los que empezó odiando a ese tipo que no reconocía prácticamente a ninguno de los jugadores de los equipos de la NBA, que se tiraba un triple Steve Kerr y decía que había sido de Randy Brown...O entraba a canasta Harper, (una de sus debilidades,seguramente) y decía que era Scoooootie Pippen.... Pero con el paso del tiempo se supo ganar a miles como yo, que acabamos entendiendo que no era un payaso con pajarita, sino que era un personaje diferente, con personalidad y un estilo diferente de hacer las cosas. El binomio Daimiel-Montes ha sido uno de los más grandes que ha dado la tele y probablemente el más grande en cuanto al periodismo deportivo se refiere. Desde que abandonó el Plus Andrés, Antoni ya no sonreía igual, por muy jugón que siguiera siendo.... y es que creo que la huella del pequeño Montes marca demasiado a todos aquellos que han disfrutado de su amistad y de su trabajo.Personalmente me hubiera gustado conocerle, pero no pudo ser, sólo un educado saludo por el pabellón de San Pablo en esos bolos de la selección española y nada más. Me despido poniéndote una nota musical quizá facilona, pero bueno, no todos podemos tener el conocimiento musical que tú tenías. Suena It's so hard to say goodbye, de Boyz II MenHASTA SIEMPRE ANDRÉS!

¿Por qué todos los jugones sonrien igual? ¿Y por qué la vida, que puede ser maravillosa, a veces nos priva de alguien que disfruta de vivirla y que además sabía transmitirlo?

Descanse en paz, algunos que no le aguantabamos en los partidos de futbol (en los de baloncesto, por supuesto que sí) hemos llorado con la noticia. Estoy contigo Juanma: eso no se hace Andrés.

Itu, muchas gracias por ese homenaje que has hecho de Andrés. El sábado, cuando me enteré de la muerte de Andrés, se me hizo un nudo en la garganta y se me saltaron las lágrimas. Jugón, nunca te olvidaré, has sido el mejor y tus comentarios durante las retrasmisiones deportivas han sido los más interesantes y divertidos que he oído en mi vida. Sin tí la vida ya no será tan maravillosa.Nunca te olvidaré.

Gracias ITU, has conseguido emocionarme

Montes era un pequeño gran hombre, que todo cuanto narraba relucía con mas fuerza y te hacía esbozar una sonrisa o reir a carcajadas. Te echaremos de menos. Animo Itu.

Desde el sábado estoy esperando tu artículo, porque si alguien lo conocía... Un abrazo ITU! DEP crack...JUGON! (aunque no le gustara)

No me gustaba como relataba el fútbol. Incluso no me gustaban algunos apodos que eran suyos propios. Pero en baloncesto, ahhh, en baloncesto era único, el mejor, indiscutible, superior, genial, un joyazo ante el microfono (creo que el palabro no existe pero todos me disculparan, espero) pero insisto: UN JOYAZO. Mi respeto, mi cariño, mi admiración; eres un maestro allá donde estés tio

Te vamos a echar mucho de menos gracias por tus comentarios

Gracias Itu por tus palabras y ánimo. Para mí el viernes también fue un palo la noticia aunque no le conocía en persona. Para los que crecimos con sus narraciones del baloncesto y nos enganchamos a este deporte con él, Andrés era el "triiiiiiiiiiiiiiiiple" el "ratatatatatatata". Era irrepetible. Siempre me quedarán las grabaciones de sus retransmisiones de partidos históricos, con sus motes y sus famosas frases. Y seguro que me seguirá haciendo sonreir. Qué grande Andrés Montes.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef0168e4edc422970c

Listed below are links to weblogs that reference Joder Andrés, esto no se hace:

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el blog

El palomerismo es toda una filosofía de vida que se basa, como la termodinámica, en tres principios. El de la eficiencia: “Mínimo esfuerzo, máximo rendimiento”. El del aprovechamiento. “Si alguien quiere hacer tu trabajo, hacerte un regalo o invitarte a comer, dejale”. Y el de la duda: “Desconfía de los que no dudan. La certeza es el principio de la tiranía”. A partir de ahí, a divertirse, que la seriedad es algo que ahora mismo, no nos podemos permitir.

Sobre el autor

Juanma López Iturriaga

Básicamente me considero un impostor. Engañé durante 14 años haciendo creer que era un buen jugador de baloncesto y llevo más de 30 años logrando que este periódico piense que merece la pena que escriba sobre lo que me dé la gana. Canales de televisión, emisoras de radio y publicaciones varias se cuentan entre mis víctimas, he logrado convencer a muchos lectores para que comprasen mis libros y a un montón de empresas que me llaman para impartir conferencias. Sé que algún día me descubrirán, pero mientras tanto, ¡que siga la fiesta!

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal