El Palomero

Comandos anti-pseudos

Por: EL PAÍS

24 ago 2011

Qué tiempos aquellos donde eras animal, vegetal o mineral, en los atomos sólo había neutrones, protones y electrones, los teléfonos eran sólo teléfonos, el video tenía cuatro botones y no existían las centralitas automáticas que te obligan a marcar ocho teclas para contactar con un ser humano. Todo era mucho más sencillo. Eras de donde habías nacido, a edad temprana comenzabas a hacer tus elecciones (la primera normalmente trataba de hacerte de un equipo) y con más o menos rapidez terminabas rellenando tu tarjeta de visita vital con unos cuantos datos básicos, algunos inamovibles, otros factibles de cambios. Pero he aquí que ya no vale con declarar marcando en la casilla correspondiente si eres español, estadounidense, vasco, catalán, madridista, culé, conservador, progresista, liberal, radical, cristiano o indignado. Con tu palabra no basta, sino que hay que pasar un control de calidad, no vaya a ser que todos estos atributos, unos elegidos y otros no, no se correspondan con la realidad o se hayan corrompido, y sin darte casi cuenta te hayas convertido en un peligroso pseudoespañol, pseudoestadounidenses, pseudovasco, pseudocatalán, pseudomadridista, pseudoculé, pseudoconservador, pseudoprogresista, pseudoliberal, pseudoradical, pseudocristiano o pseudoindignado.
Según la RAE, pseudo (o seudo que valen las dos) significa falso, pero dicho de una forma más elegante. La falsedad no es nada nuevo, y quien no haya sido pseudo alguna vez que tire la primera piedra. Las líneas que separan lo uno de lo otro a veces están relativamente bien marcadas y otras no tanto. Bien, pues tanto en un caso como en otro, asistimos cada vez más a personas, entidades, partidos políticos u organizaciones de todo tipo que nos explican, imponen y vigilan las fronteras que delimitan si estás en un lado o en otro. Son los comandos anti-pseudos, y si no entras dentro de esos parámetros decididos por ellos, pues te pillan. Peor aún, el ser pseudo suele acarrerar ser anti. Y observas, a veces atónito y otras indignado, depende del día, como te imponen que para ser español, norteamericano, vasco, catalán, madridista, culé, conservador, progresista, liberal, radical, cristiano, católico, indignado y muchas cosas más, hay que cumplir una serie de requisitos ideológicos, actitudinales, emocionales, linguísticos o de lo que haga falta. Estos requisitos, faltaría más, son elegidos por ellos mismos, personas o grupos en la posesión de la unica y gran verdad absoluta sobre lo que significa ser o sentir todas esas cosas.
Aunque dudo que sea eficaz, pues estos comandos vigilantes de lo pseudo no suelen ser permeables a influencias externas, debo decir que hay muchas formas de ser cualquiera de las cosas que podemos y tenemos derecho a ser. Que hay cientos de clases de españoles, norteamericanos, vascos, catalanes, madridistas, culés, conservadores, progresistas, liberales, radicales, cristianos o indignados. Que nadie tiene la potestad de marcar líneas separadoras, que no hay una forma única de militancia (qué poco me gusta esta palabra) y que el respeto hacia la diversidad y la discrepancia, aunque no esté en sus mejores momentos, debería ser innegociable. Que incluso se puede, por ejemplo, ser español o norteamericano sin enroscarte con la bandera, vasco sin hablar euskera, madridista sin abrazar conspiraciones, culé sin aborrecer el blanco, conservador sin ser retrógrado, liberal sin tener que liberar todo, cristiano sin ser católico o indignado sin ser perroflauta. Que dogmas los justos y para cuestiones de fe. Bueno, igual ni para eso.
Estos comandos, siempre alerta para hacer sonar la alarma, se basan en una unidad de pensamiento y comportamiento que choca con la diversidad del ser humano y con las muchas maneras que tenemos de acercarnos a la realidad. Por si no fuera suficiente, este simplismo suele terminar transformándose en una única y peligrosa dicotomía: O estás conmigo o estás contra mí. Y así como todas estas llamemos tribus, cuentan con elementos comunes, su riqueza también se alimenta de la diversidad de puntos de vista. Cualquier grupo necesita la duda y la discrepancia para avanzar y todas ellas deberían ser respetadas. Cuando se imponen mandamientos obligatorios para otorgar el carnet de pertenencia, normalmente a través de individuos o grupos proclamados o autoproclamados mesías, se corre el peligro de caer en la arbitrariedad, el sectarismo y el rechazo a todo aquello que no comulgue al 100% con una doctrina oficial marcada por unos pocos y secundada, por cuestiones diversas, por una parte de la tribu.
Mostrada mi disconformidad con que alguien me diga, en la medida de que abrace o no abrace su credo, lo que soy o dejo de ser, me despido que tengo que estudiar. En Junio me quedaron españolismo, vasquismo y madridismo y vuelvo a examinarme en Septiembre. Tal y como están las cosas, para mí que este año tampoco paso de curso.
Postdata (sobre todo twittera) para integrantes y simpatizantes de los comandos anti-pseudos. ¿Sería mucho pedir que discrepaseis conmigo sin necesidad de incluir insultos, burradas y groserías? Lo digo porque así, con esos caracteres libres, podréis exponer mejor vuestra opinión, que igual no es compartida, pero será siempre respetada.

Hay 74 Comentarios

Lo he puesto en el otro post.Pero como llegué tarde, lo repito aquí.Lo de "tribunero" no iba por Itu.Iba por Llull."Tribunero" es un término futbolístico argentino.Jugador que juega para el público, para la tribuna.No me dí cuenta que era un término que podía (fácilmente) llevar a error.

Jaime, no creo que el problema de las declaraciones de Alonso y Casillas sea que opinen diferente de Itu, si no que están acusando a un compañero de selección, con el que han ganado un Mundial y una Eurocopa, de fingir, cuando le han hecho una entrada muy dura, y quizás a quien deberían haber reprendido es a Marcelo, para que por poner un ejemplo no haga lo mismo cuando nos estemos jugando unas semifinales de Champions y deje otra vez al equipo con 10. Y estamos hablando de unas declaraciones puntuales en un momento puntual en las que se equivocan, no de generalidades ni abducciones.

Hola a todos.Si algo me llamó la atención la primera vez que entré aqui fue la educación y el respeto de todos por los demás, lo normal es que no estemos de acuerdo, pero nadie descalifica y menos con insultos o groserías. Lamentablemente parece que eso del twitter no funciona igual, así que mucho ánimo para soportarlo y mi apoyo; si es que vale de algo. Ánimo tambien para Felipe y su familia, lo siento mucho y ante esto poco más se puede decir. La vida es así, mi más sentido pésame.Gracias y saludos a todos

Totalmente de acuerdo con el post Itu. Es por eso que me es mas difícil de entender aún esta frase tuya de tu post posterior al partido de Supercopa:“Y cada vez que se lo escucho a alguno y después de que se me abran las carnes si ese uno se trata de un deportista por el que siento simpatía y considero intelectualmente preparado como pueden ser Casillas o Xabi Alonso (…)”.Como a Casillas y Alonso les consideras intelectualmente preparados, no pueden tener una opinión distinta de la tuya? Estamos todos los aficionados del Madrid que opinamos que Mourinho deba seguir como entrenador del equipo secuestrados o abducidos como has sugerido en alguno de tus posts?

Me gusta tu pseudo-pataleta Palomero.La suscribe una socia del Madrid que ya no pisa el Bernabeu por si los comandos Anti pseudo (los pancarteros) me calan y me retiran el carnet.Floren fuera, ITU President.

Excelente post. No podría estar más de acuerdo. Estamos olvidando que la discusión no tiene por qué tener un matiz peyorativo. Existe una incapacidad manifiesta para diverger sin insultar, más manifiesto aún en el mundo virtual gracias al fenómeno de los pseudónimos y los anonimatos. Una pena que se llegue a esos extremos.Un saludo y enhorabuena, una vez más, por responder con elegancia y por no caer en el insulto fácil, que es lo que suele apetecer cuando la gente se muestra así.

¡Hombre! hoy estoy de acuerdo con el palomero.

... fíjate si habrá gente que piensa como tu respecto al pseudo - purismo de las cosas que verás como habrá muchos que, aun abogando por la "familia tradicional" votarán a un ppartido pplagado de casos de separaciones, bodas por lo civil, bodas entre homosexuales ... es decir, que todo es relativo ... Además, para corroborar el sentido de tu artículo, también tienes a mano el caso de la Santa Madre Iglesia. Me explico, si, por ejemplo, has cometido la abominable acción de abortar, tienes la oferta del jefe de Dios en España, vg. Antonio María, para sortear la pena de excomunión mediante confesión en el pool de confesionarios al efecto disponibles en el Parque del Retiro ... bueno, esto mientras hubo disponible tal oferta divina durante el pasado evento JMJ en Madrid, ahora .... Dios dirá, .... juasjuas!!

Me ha encantado tu reflexión, de la que participo, creo yo que como casi todos los que nos juntamos aquí.Por otra parte, como bien dice kilgore, este foro es un oasis de gente divergente pero educada. ¿Por qué? Pues yo creo que era porque en su momento aplicabas el filtro anti-idiotas. Era un trabajo de chinos, supongo, quitar los insultos de los retrasados mentales, pero eso hizo que al final desistieran de escribir por aquí. Por supuesto, no era censura, yo no lo considero como tal, porque se publicaban comentarios muy educados que expresaban la opinión contraria a la de Itu. ¿Qué es lo recomendable? No hacer ni caso a los bobos que escriben faltando al respeto. En cuanto a lo de twitter, pues es que es muy fácil, y muy valiente, insultar a kilómetros de distancia a una persona, porque seguro que a la cara no se atreven. Creo que la táctica de ignorarlos es lo mejor: ¿cómo se va a discutir con alguien que lo primero que hace es insultar? Finalmente, si yo fuera famoso (gracias a dios no lo soy) jamás tendría twitter. Al final acabarás escribiendo una tontería (a sabiendas de que lo es o porque se ta va la pinza), porque todos hemos dicho o hecho alguna vez, y te la recordarán de por vida, como le pasó a Bisbal, que no me cae ni bien ni mal, con lo de Egipto. ¿No tiene el chaval derecho a decir una estupidez? En este país ya no te lo perdonan nunca.

Muchas gracias Itu por otro gran post.Decirte que todos los lunes y jueves voy un poco más contento a currar por poder empezar el día con uno de esos pequeños placeres de la vida que es leer tu blog.Así que nada, simplemente me apetecía escribirlo, a ver si estas cosillas compensan un poco los insultos del Twitter.Un abrazo de un pseudomadridista que ya no va al Bernabeu.

Palabra sabias Palomero.DEP Alfonso Reyes.

La gente de este país es como es Itu. Le gusta más hacer grupitos, colgar etiquetas y tirar al pilón al que se sale del redil, que a un tonto un lápiz. Pero míralo por el lado bueno. Tu heterodoxia te podía haber llevado a la hoguera hace cuatro siglos. Algo hemos avanzado. Ahora sólo te mentan a los muertos en twiter (¿de verdad necesitais ese invento infernal?). Supongo que ahora entenderás porque nos damos palmaditas en la espalda de vez en cuando sobre los modales de los parroquianos que has conseguido juntar en el blog, comparado con la cloaca que suelen ser los comentarios en la mayoría de los foros. De todos maneras yo que tú estaría orgulloso de tener criterio propio (lo que decía Groucho de pertenecer a un club), así que no te enfades con ellos. Animalicos.Animo a Felipe.

Excelente, Itu, como siempre.Debemos abogar por un colectivismo social y justo, en el que la forma de pensar, actuar o el qué y cómo se piensa no se colectivicen de manera excluyente, y en donde nos embaucan en una guerra constante, en una batalla ideológica y cada vez más balcanizada e incluso violenta, de blanco y negro, de conmigo o contra mi, y en el que la discordancia se interpreta automáticamente como una ofensa que ha de pagarse.Tod@s tenemos nuestras ideas y opiniones, por lo tanto, tiene que mantenerse el carácter individual de que cada persona y el propio sentido crítico y a través de ellas nos configuramos como personas, y evidentemente nos agrupamos en distintos colectivos, pero formados por individualidades, por lo tanto, los matices y la ausencia de homogeniedad tendrían que ser suficiente para mantener el debate, la discrepancia pero con respeto.Mi más sentido pésame a la familia Reyes.

Hago mias todas tus palabras, bueno, yo lo hubiera dicho con menos, pero enfin, tienes toda la razón. Un consejo no hagas caso a esos pseudocabrones.

Ánimo Palomero, cada vez somos más en aldeacenturix, pero tranquilo, Panoramix esta trabajando duro y pronto tendrá una poción mágica que nos hará invencibles!.Mi mas sentido pesame a Felipe, Alfonso y toda la familia Reyes en un momento tan dificil. Ánimo Felipón! La vida puede ser maravillosa, un luchador nato saldrá de esto y mucho más, y tienes, que cojones tienes Felipe! (perdón por la expresión, pero me sale del alma)

Un aplauso por tu reflexión, Juanma, de parte de un pseudomadridista peligrosamente semiespañol

Gracias Itu por explicarlo así de bien!

hola, nos gusta mucho cómo escribes y también lo que dices, ánimos desde catalunya

nos gusta mucho cómo escribes y también lo que dices, ánimos desde catalunya

Itu, veo que tu paulatino ascenso a los altares twitteros te está estrellando contra la cruda realidad del ser humano cuando puede esconderse en el anonimato de un nick.Pregunta a tu compa de retransmisión, Ramón Trecet, que tiene el culo pelado de combatir con esta gente, primero en su blog y luego en twitter. Y sigue en ello...Ánimo, que tampoco en la Vida Real (TM) te encontrarás caminos de rosas todos los días, pero la mayoría de ellos merece la pena.¡A por ellos!PD: quiero expresar aquí mi pésame a la familia Reyes por el fallecimiento de su padre, aunque no sé cómo podría llegarles a ellos...

Buenas Iturriaga,primero solidarizarme contigo sobre el tema Twitter, desgraciadamente hay personajes que

Fantástico post Juanma...y te lo dice un madridista Mourinhista o como se escriba XD.Un abrazo,y gracias por demostrar que la personalidad es algo que algunos no saben valorar.

Excelente post Palomerico...HA MUERTO EL PADRE DE FELIPE REYES:Ha muerto el padre de Felipe y Alfonso Reyes de infarto y Felipe ha abandonado la concentración de la selección española de baloncesto.Mis condolencias a Felipe, el gran gladiador de la selección y a toda su familia.Muchísimos ánimo Felipón!!!En el plano deportivo la mala noticia afecta a la selección para los dos próximos amistosos frente a Australia ( hoy 21.30 La Sexta y mañana 19:00 La Sexta ).La participación en el Europeo de Felipe tampoco es segura. De no participar supongo que volverán a llamar a Suárez y Claver ganará minutos de 4.Veremos...Muchísimo ánimo Felipe!!!

toda la razón, Juanma. Estamos en un mundo formados por pequeños o grandes grupos, que definen la exclusividad de sus etiquetas y que se preocupan más de marcar sus límites y relaciones que de evolucionar. Entiendo que aprovechas la declaración del entrenador del Real Madrid (no digo su nombre porque de tanto repetirlo en los medios de comunicación ya me salen sarpullidos) para hablar sobre ello, pero es perfectamente aplicable a muchos e importantes ámbitos de la vida, como el social, político o religioso. Quizá son precisamente los denominados "pseudos" los que hacen mejorar la situación o marcar la personalidad de un grupo o comunidad, ya que, como puede verse hoy en día, aquellos que utilizan esa palabra para denominar a ciertas facciones suelen ser los mismos que apenas utilizan la autocrítica en sus acciones o palabras. Y así no se avanza...

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef01675fec620a970b

Listed below are links to weblogs that reference Comandos anti-pseudos:

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el blog

El palomerismo es toda una filosofía de vida que se basa, como la termodinámica, en tres principios. El de la eficiencia: “Mínimo esfuerzo, máximo rendimiento”. El del aprovechamiento. “Si alguien quiere hacer tu trabajo, hacerte un regalo o invitarte a comer, dejale”. Y el de la duda: “Desconfía de los que no dudan. La certeza es el principio de la tiranía”. A partir de ahí, a divertirse, que la seriedad es algo que ahora mismo, no nos podemos permitir.

Sobre el autor

Juanma López Iturriaga

Básicamente me considero un impostor. Engañé durante 14 años haciendo creer que era un buen jugador de baloncesto y llevo más de 30 años logrando que este periódico piense que merece la pena que escriba sobre lo que me dé la gana. Canales de televisión, emisoras de radio y publicaciones varias se cuentan entre mis víctimas, he logrado convencer a muchos lectores para que comprasen mis libros y a un montón de empresas que me llaman para impartir conferencias. Sé que algún día me descubrirán, pero mientras tanto, ¡que siga la fiesta!

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal