Gramola Galáctica: Dos canciones de amor

Por: | 26 de junio de 2012

Julie_london_tenderlySi me preguntan por mi canción de amor favorita a estas horas diría que es In the Wee Small Hours of the Morning (en la versión de Sinatra, por supuesto). Pero al cabo de un rato llegarían, como pájaros en bandada (mirlos, por supuesto) cinco o seis más. A vuelapluma (nunca mejor dicho) comparecen The First Time Ever I Saw Your Face, de Roberta Flack (soy injusto con los autores, pero para simplificar elijo a los intérpretes, aunque a veces coinciden, como se verá) y Absolutely Cuckoo de The Magnetic Fields (vale, de Stephin Merritt. ¿Por qué no ha estrenado nunca un musical este hombre, llamado a ser el nuevo Sondheim?), y si pienso en Sondheim me quedo, aunque parezca cantado (nunca mejor dicho) con Send in the Clowns en la versión de Glenn Close en el Carnegie Hall, y enseguida llega Wonderful Guy (aquí es impepinable reverenciar a Rodgers & Hammerstein) en la voz de Mary Martin, y cómo no seleccionar también Il cielo in una stanza en la voz de Mina (aunque sea de Gino Paoli) o Noah Chomsky, de Astrud, o La non-demande en mariage de Brassens o Un jorn de maig de Enric Barbat o I'll come running to tie your shoe de Brian Eno… vale, lo dejamos, porque a media mañana caerían diez o quince más, y de madrugada otras tantas y no acabaríamos nunca jamás.

Canción de amor de media mañana de verano sería, indudablemente, Manhattan, de Rodgers & Hart.
Y canción de madrugada, cercano ya el amanecer, Two Sleepy People, de los no menos inmensos Hoagy Carmichael (música) y Frank Loesser (letra).


Ella Fitzgerald sing Rodgers & Hart IIAcotemos el territorio: nos viene de perlas un single. ¿Recuerdan? Eran aquellos discos pequeños (cuando todavía no se llamaban vinilos), con una canción en cada cara. Así, cara A, Manhattan. Cara B, Two Sleepy People. Tiene sentido (para mí) esa jerarquía, porque el sol sale antes que la luna y porque (para mí) las dos canciones hablan de la misma pareja, la primera en su juventud y la segunda en el september of their years.
No cuenten conmigo para que les traduzca las letras, porque haría una masacre y en mi torpeza me cargaría rimas, giros y alusiones: demasiada orfebrería para mis manazas. Podría decirles, por ejemplo, que en la primera estrofa de Manhattan el narrador ha echado cuentas: ha ido demasiadas veces con su novia a las cataratas del Niágara (y a otros sitios) y se están quedando caninos, por lo que deciden economizar.
Contado así es una sinsorgada. Pero el señor Lorenz Hart lo cuenta como transcribo a continuación, y encuentra una rima sorprendente para “Niágara”:

Summer journeys to Niag’ra
and to other places aggra-
vate all our cares.
We’ll save our fares!

(En nuestros días, el señor Hart hubiera desechado, por obvia y facilona, la rima de “Niag´ra” con “Viagra”).
La canción está llena de hallazgos como ese, que una traducción (apresurada o no) dejaría en los huesos. Véase también (cuarto verso) otra arrojada partición:

And tell me what street
compares with Mott Street
in July?
Sweet pushcarts gently gli-
ding by.

Para no hablar de:

As black as onyx
We'll find the Bronnix
Park Express.

(Solo superada por el gran Tomás Segovia, que en una ocasión memorable rimó "onyx" con "gin-tonics")

Tampoco sería fácil traducir algunos modismos anclados en un tiempo y una zona geográfica:

The city’s glamour can never spoil
the dreams of a boy and goil

pues no hay equivalente posible para “goil”, que era como los nativos de Brooklyn pronunciaban (casi a la manera transoceánica del cockney londinense) la palabra “girl” en los años veinte, aunque 1) me informan de que aún se mantiene la expresión en ciertas comunidades, mayormente judías o italianas de clase media/baja, y, b) el "Urban Dictionary" extiende esa peculiar pronunciación a la zona de Jersey.

En fin, vayamos al argumento. Y el argumento es que la pareja que va escasa de dinero decide quedarse en Manhattan durante el verano y redescubrir su ciudad con ojos de enamorados. Porque hay que estar muy enamorados para encandilarse con Mott Street, que entonces era una de las calles más pequeñas y ruidosas de Chinatown, y con los humeantes carritos de comida (los sweet pushcarts), o evocar los encantos del metro when balmy breezes blow: si han estado ustedes en Manhattan en julio sabrán que lo que hay allá abajo es una temperatura solo superada por el horno de San Daniel.
Pero a ellos les da absolutamente igual: la ciudad es suya de punta a punta (We’ll have Manhattan, the Bronx and Staten Island too) como si fuera un maravilloso juguete: irán al zoo (sobre todo porque rima con too), pasearán por la vieja calle Delaney y por el obligado Central Park, llegarán hasta el parque de atracciones de Coney Island e incluso hasta el alejado barrio de Yonkers, y, en definitiva, convertirán Manhattan en una “isla de alegría”.
Ah, amigos: esa mirada amorosa está hecha para durar.
Por eso pienso que esa pareja ha durado. Ha superado guerras, contrariedades domésticas, rutinas agónicas, y el siempre temible paso del tiempo.

Julie London-around midnightPor eso pienso que es la misma pareja que protagoniza Two Sleepy People, escrita en 1938 por Carmichael y Loesser y tan multiversionada como Manhattan, y que yo escuché por primera vez en la sensualísima voz de Julie London.
Tuvo mala suerte Julie London entre los puristas, quizás (¿quieren apostar?) porque era desconsideradamente guapa. Una calendar girl, cuya rutilante estampa clavaron incontables soldados en las carlingas de sus aviones (o taquillas de sus portaaviones, no nos pelearemos por eso). ¿Pelirroja, escultural, con voz de gataza de angora? ¿Y encima tiene un éxito tras otro, y además es actriz y…?
Basta, basta, se dijeron los listillos: no puede ser buena.
¿Exagero? No creo. Yo escuché anteayer, como quien dice, esos mismos reparos, más o menos subtextualizados.
“Psé… un poco lounge ¿no?”, me dijo un finolis.
Vale. No se chutaba ni murió en el olvido, qué le vamos a hacer. Poco mito tenía la dama.
Yo adoro a Julie London y creo que canta como si “paladeara con unción los dulces nombres de Cristo”, que decían Unamuno y Luis Alegre.
Puntualizado esto, ¿qué cuenta Two Sleepy People?
Cuenta la historia de esa pareja. Madura. Se nota, ya digo, que llevan años juntos. (Se nota, mayormente, porque lo dice la letra).
Madrugada. Se han quedado sin cigarrillos. Bostezan, tomados de la mano. Pero están encantados de la vida:
and too much in love
to say goodnight.
Y recuerdan su vida anterior. Se casaron pese a que el padre (de él o de ella, no queda claro) no veía la boda con buenos ojos. Y se casaron, sobre todo, para poder alquilar su nidito (queda mejor this little nest) y poder tener un techo. Se conoce que ya estaban un poco hartos de tanto hotel y motel. O pensiones, más bien.
Y aquí les tenemos, con unas copas entre pecho y espalda, como tantas otras veces, como cuando se conocieron.
Miren lo bien que lo dice Frank Loesser, en cuatro versos y con selecta adjetivación alcohólica:

Here we are
just about the same
Foggy little fella
Drowsy little dame

(Hay diccionarios que traducen drowsy como “piripi”. Me niego tajantemente a utilizar ese término. Y “achispada” tampoco me seduce).

Ahí están, ahí siguen, sin nada especialmente nuevo que decirse pero igual de enamorados, tan enamorados que, aunque se mueren de sueño, prefieren quedarse en esa sala, juntos, para ver amanecer.
O para escuchar otra vez Manhattan como quien repasa un antiguo álbum de fotos.

Las letras

Rodgers & HartPrimero, la versión original de Manhattan, la del año 25; luego, la de Ella Fitzgerald en los sesenta y que he colgado para su deleite: es imposible cantarla mejor, por enunciación y fraseo.
Esa segunda versión es más breve (y es la que suele cantarse habitualmente). Se salta versos enteros; cambian algunas localizaciones y algunas referencias: en la original, por ejemplo, los protagonistas hablan de ir con sus hijos futuros a ver Abbie’s Irish Rose, un musical que  llevaba cuatro años en cartel, lo que entonces era una barbaridad. (En la segunda, irán a ver My Fair Lady).
Y a continuación, la letra de Two Sleepy People, según la cantó, tal como fue escrita (y aquí con suntuoso arreglo de cuerda) miss Julie London.

Manhattan (1925, Rodgers & Hart)

Summer journeys
To Niag'ra
And to other places aggra-
vate all our cares.
We'll save our fares!.
I've a cozy little flat
In what is known as old Manhattan.
We'll settle down
Right here in town.

We'll have Manhattan,
The Bronx and Staten
Island too.
It's lovely going through
The zoo.
It's very fancy
On old Delancey
Street, you know.
The subway charms us so
When balmy breezes blow
To and fro.
And tell me what street
Compares with Mott Street
In July?
Sweet pushcarts gently gli-
ding by.
The great big city's a wondrous toy
Just made for a girl and boy.
We'll turn Manhattan
Into an isle of joy.

We'll go to Greenwich,
Where modern men itch
To be free;
And Bowling Green you'll see
With me.
We'll bathe at Brighton
The fish you'll frighten
When you're in.
Your bathing suit so thin
Will make the shellfish grin
Fin to fin.

I'd like to take a
Sail on Jamaica
Bay with you.
And fair Canarsie's lake
We'll view.
The city's bustle cannot destroy
The dreams of a girl and boy.
We'll turn Manhattan
Into an isle of joy.

We'll go to Yonkers
Where true love conquers
In the wilds.
And starve together, dear,
In Childs'.
We'll go to Coney
And eat baloney
On a roll.
In Central Park we'll stroll,
Where our first kiss we stole,
Soul to soul.
Our future babies
We'll take to "Abie's
Irish Rose."
I hope they'll live to see
It close.
The city's clamor can never spoil
The dreams of a boy and goil.
We'll turn Manhattan
Into an isle of joy.

We'll have Manhattan,
The Bronx and Staten
Island too.
We'll try to cross'
Fifth Avenue.
As black as onyx
We'll find the Bronnix
Park Express.
Our Flatbush flat, I guess,
Will be a great success,
More or less.
A short vacation
On Inspiration Point
We'll spend,
And in the station house we'll end,
But Civic Virtue cannot destroy
The dreams of a girl and boy.
We'll turn Manhattan
Into an isle of joy!

Ella Fitzgerald sing Rodgers & HartVersión sixties (ignoro quién firmó la adaptación) 
 
Summer journeys to Niag'ra 
and to other places aggra-
vate all our cares.
We'll save our fares!

I've a cozy little flat in
what is known as old Manhattan
we'll settle down
right here in town!

We'll have Manhattan
the Bronx and Staten
Island too.
It's lovely going through
the zoo!

It's very fancy
on old Delancy
street you know.
The subway charms us so
when balmy breezes blow
to and fro.

And tell me what street
compares with Mott Street
in July?
Sweet pushcarts gently gli-ding by.

The great big city's a wonderous toy
just made for a girl and boy.
We'll turn Manhattan
into an isle of joy!

We'll go to Yonkers
Where true love conquers
In the whiles
And starve together dear, in Chiles

We'll go to Coney
And eat baloney on a roll
In Central Park we'll stroll
Where our first kiss we stole
Soul to soul

And "My Fair Lady" is a terrific show they say
We both may see it close, some day

The city's glamour can never spoil
The dreams of a boy and goil
We'll turn Manhattan
into an isle of joy!


 

Two Sleepy People (1938, Carmichael/Loesser)Hoagy carmichael

Here we are, out of cigarettes
Holding hands and yawning
Look how late it gets.
Two Sleepy People
By dawn's early light,
And too much in love
To say, 'Good night.'

Here we are, in the cozy chair
Pickin' on a wishbone
From the Frigidaire,
Two Sleepy People
With nothing to say,
And too much in love to break away.

Do you remember
The nights we used to linger in the hall?
Your father didn't like me at all.
Do you remember
The reason why we married in the fall?
To rent this little nest
And get a bit of rest, well.

Here we are
Just about the same
Foggy little fella,
Drowsy little dame.
Two Sleepy People
With nothing to say
And too much in love to break away.

Two Sleepy People
By dawn's early light,
And too much in love
To say, 'Good night.'
Two Sleepy People
With nothing to say
And too much in love to break away.

Do you remember
The nights we used to linger in the hall?
Your father didn't like me at all.
Do you remember
The reasons why we married in the fall?
To rent this little nest
And get a bit of rest, well.

Here we are
Just about the same
Foggy little fella,
Drowsy little dame.
Two Sleepy People
By dawn's early light,
And too much in love
To say, 'Good night.'




 

 

 




 

 

Hay 13 Comentarios

Muy buenoooo!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Bueno, como siempre el Sr. Ordoñez se supera a sí mismo.

Julie London ha firmado uno de los mejores discos de jazz vocal de la historia, "Julie is her name", con la magnífica guitarra de Barney Kessel. Además tenía una portada de una sensualidad maravillosa. También fue una estimable actriz, protagonizó con Gary Cooper un western cuyo nombre no recuerdo ahora, aunque me suena que era de Mann.

"Manhattan", esa maravilla de ligereza y chispa, marca de la casa Rodgers-Hart, también fue interpretado de forma sensacional por la divina Sarah Vaughan.

Hoagy Carmichael ("Rockin chair", "How little we know", "Georgia on my mind",...) , el entrañable Cricket de "To have and have not", se merece una entrada para él solo ¿De acuerdo, Marcos?

De nuevo, gracias a vosotros!
Un gran abrazo
M.O.

Im-presionante. Es dificl encontrar a alguien que escriba sobre musica y mejore las emociones que produce escucharla...
.
Dificil añadir u objetar a la selección. De acuerdo en que Julie Londo deberia haber engordado 50 kilos para que algunos la tomaran en serio... Y que sorpresa que alguien mas tenga I'll come runnin' to tie your shoe entre sus favoritas....
.
Gracias!

Gracias!!. Cierto es, la maravillosa Julie London....tan
emocionante al amanecer!!.

Recuerdo haber leido que Merritt había escrito un musical sobre la "Coraline" de Neil Gaiman, pero no sé si llegó a estrenarse. Y existe un disco llamado "Showtunes" con extractos de tres piezas de teatro musical.

Bellísimas canciones, interpretaciones exquisitas, letras que emocionan, cómo cuentan las cosas, los sentimientos íntimos. Qué gozada! GRACIAS por compartir estas joyas.

Tomo nota de lo de "goil". ¡Gracias!

"Goil" no es de Nueva Jersey, si no de Brooklyn (y de Nueva York en general, por extensión), se decía en los años 20 y se dice todavía. Sobre todo judíos e italianos (ver cualquier película de Woody Allen).

Software profesional para ganar a la ruleta en casinos online
¡Ganar a la Ruleta por sistema es posible con BetterBet y unos minutos al día!
Más información en el siguiente enlace:

http://jlgc79.btbet.hop.clickbank.net

Gracias, amigos. Es un placer trabajar para vosotros.
Feliz día
M.O.

Me apabullas. Desde luego que te lo curras, tío.

me has dejado K.O : que gozada de post y que canciones tan bonitas !!!!. Mahhattan, Wonderful Guy.
Siempre un placer encontrarte.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Bulevares Periféricos

Sobre el blog

Teatro, Literatura, Cine, Música, Series: arte en general. Lo que alimenta, lo que vuelve. Crónicas, investigaciones, deslumbramientos. Y entrevistas (más conversaciones que entrevistas). Y chispazos, memoria, dietario, frases escuchadas al azar (o no). Y lo que vaya saliendo.

Sobre el autor

Marcos Ordóñez

Marcos Ordóñez. Escritor, periodista, profesor. Cada sábado escribe en Babelia la sección PURO TEATRO y, cada jueves, en Cultura, EL HOMBRE QUE FUE JUEVES. Intento escribir sobre lo que me da vida. Ultimos libros publicados: Turismo interior (Lumen, 2010), Telón de fondo (El Aleph, 2011), Un jardín abandonado por los pájaros (El Aleph,2013).

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal