José Ignacio Torreblanca

¿Prusianos del Sur o tunecinos del Norte?

Por: | 21 de noviembre de 2011

6101282
¿Somos los españoles los prusianos del sur… o más bien los tunecinos del norte? No es una pregunta retórica: en un reciente trabajo que he coautorizado con Mark Leonard, planteamos cómo y de qué manera España podría recuperar su prestigio hasta volver a convertirse en la “Alemania del Sur”. En el trabajo se examinan tres ámbitos de la política europea en la que España necesitaría volver a jugar un papel destacado: uno, en el económico, lo que inevitablemente pasa por una recuperación económica que devuelva el dinamismo perdido a la economía española; dos, en el político, lo que requiere una presencia activa de España en el núcleo director de la Unión Europea; y, tres, en el ámbito de la política exterior y de seguridad europea, donde España podría jugar un importante papel a la hora de reforzar las maltrechas instituciones de política exterior del Tratado de Lisboa. Este, especialmente en el ámbito mediterráneo, donde se encuentran algunos de los más importantes desafíos que enfrentaremos en los próximos años.

Como cualquier análisis, tanto sus premisas como las conclusiones son criticables. Entre los muchos comentarios que ha recibido el trabajo, elogiosos y críticos, me quedo sin embargo con el de un británico, que en ese tono mitad cruel, mitad irónico que se les da tan bien, planteó: “¿alemanes del sur?”. “No será más bien ‘tunecinos del norte’?”

Eso me recordó que los psicólogos dicen que uno de los problemas básicos de las relaciones entre personas es que nos tenemos a nosotros mismos por lo mejor que somos capaces de dar pero a los demás por lo peor que observamos en ellos. Como los demás hacen lo mismo, y se tienen a sí mismos por lo mejor que son capaces de dar pero a nosotros por lo peor que observan de nosotros, toda relación personal se basa en una asimetría estructural que genera múltiples malentendidos. Así que no es difícil concluir que en toda relación hay al menos cuatro personas: uno, el otro, y las percepciones que el uno tienen del otro. 

Con los países pasa algo parecido. Como es lógico, los españoles tenemos una imagen de nosotros mismos más positiva que la que tienen de nosotros otros por ahí fuera. Sin embargo, la imagen de España como “Alemania del Sur” no es una utopía. Paradójicamente, fueron los propios alemanes los que la pusieron en circulación a finales de los ochenta, cuando España se abrió a sus inversiones.

He rescatado un artículo de 1989, firmado por David Head en la revista International Management, bajo el título “Prussians of the South” en el que, analizando la evolución del sector del automóvil en Europa y las recientes decisiones de inversión de Volskwagen en España, que auguraban un gran éxito español como productor de vehículos de alta calidad se decía: “Alemania está convencida de que los españoles son tan industriosos como los alemanes y que, de hecho, comparten una ética del trabajo similar”. Uf! Parece mentira que hace 22 años fuéramos los prusianos del sur.

Pero no sólo nuestras fábricas de automóviles se hacían acreedores del epíteto: como nos recordaba Gabriela Cañas en el vigésimo aniversario de la adhesión a la UE, los españoles que desembarcaban en las instituciones europeos (Almunia, Barón, Borrell, Gil-Robles, Marín, Matutues, Oreja, Solbes, etc.) también se ganaban la admiración de sus colegas europeos por su inmensa e infatigable dedicación a la causa europea. Como decía Justo Zambrana, muchos políticos europeos les dirían a los candidatos de Europa Central y Oriental, “haced como España”.

Y justo antes de comenzar la crisis, uno de los columnistas más reputados del Financial Times, Gideon Rachman, escribía un artículo titulado “Spain is chic” en la que situaba a España muy por encima de Italia. Hoy, sin embargo, vivimos a la sombra de nuestra imagen pasada: del milagro español que ganó las portadas de Time y Newsweek, al reciente comentario de Sarkozy, que en tono condescendiente dijo: “fijaos: se hablaba del ‘milagro español’ y ahora nadie quiere estar así”. ¿Estamos en condiciones de repetir el milagro español? ¿O será un milagro si lo logramos por segunda vez? (con todos los respetos para los tunecinos del sur). La pregunta está formulada: y el responsable de responderla, nombrado por las urnas.

Hay 20 Comentarios

Educación, dices. Ya he oído que el PP, planea tocar la educación. ¿pero qué es de los políticos, que cada uno que entra la trastoca, no es nuestra, de los ciudadanos? Estoy harto de oír que en USA, se favorece y se cuida mucho más que aquí al emprendedor. ¿No podemos aprender de ellos? ¿Cuantas veces se ha reprochado a los diferentes gobiernos, una mayor inversión en I+D+I? Tengo un pequeño curso de gestión de pymes, por ejemplo, un hotel con restaurante. El hotel se te llena en fechas señaladas y se vacía en diarío. Pero tienes un restaurante, ¿cierto? Sé inteligente: empieza por aprovechar el tirón vacacional, busca contratos con agencias de viajes, páginas de publicidad, etc. Con lo que saques, en los días fuera de vacaciones, impulsa tu restaurante, y tendrás un negocio equilibrado y solvente, que te permitirá enfrentar temporadas de carestía con cierta calma. Y aquí es donde entra tu correo. O lo que yo, entiendo echar en falta, de una clase política con arrojo, vaya.

Buenas. O sea, que el lo mismo que se oye y puede leer por ahí. Manel Comas, comentarista de TVE baloncesto, le escuché decir que no aprender de los que saben, es de tontos. A ver cómo le quitas la razón. Naturalmente, tú puedes detallarlo debidamente, lo que entiendo, vaya, que nuestra clase política , no está, o no la veo yo, a la altura de la sociedad a la que representa. ¿Cómo es posible que se dé "un milagro español" hace unos años, y ahora no sirvamos para nada? ¿No corresponde a un jefe de trabajo, (en este caso presidente del gobierno), vaticinar el futuro inmediato, ya que está en posesión de toda la información referente a su empresa, (la información es poder), para así poder determinar una estrategia de funcionamiento que transmitir a su grupo, que enfrente con solvencia esa situación? ¿No és esa la misión de nuestros plíticos, nuestros porque no nos salen baratos, cuidado, que yo digo que sea fácil hacerlo, de ahí la admiración que me merecen)? ¿És que es malo, de alguna forma, copiar o basarse, en algún modelo que ha funcionado en otros países, que saben que esa fórmula funciona?

@ En fin,

Sí, trabajamos muchas horas, pero rendimos menos por hora trabajada. Y eso es por unos horarios muy largos, la falta de una cultura del trabajo por objetivos, no del trabajo "presentista". Se pierde mucho tiempo también en las horas de almuerzo, que se alargan demasiado (Alemania, 20 min, España, 2 horas). Sacamos poco rendimiento por hora, gastando mucho más tiempo, para llegar a casa más cansados (más tarde) y pendientes de las cosas que no hemos podido acabar a tiempo. Un dislate.


@Manuel Zorrilla García,

Pues los motivos son varios.

Primero, la inversión en España no termina de despegar hacia esos campos con fuerza. Me refiero, en general, a las fortunas locales (bancos e inversores), que se dirigen hacia los bienes inmobiliarios o de servicios (hostelería, mayoristas). Falta una figura tan importante como los bussiness angels, que permitan iniciar proyectos novedosos, y en apariencia no tan rentables como otras opciones.

Segundo, la legislación y la burocracia actuales de la Administración , entre las CCAA, el Gobierno Central y los Ayuntamientos, hacen que sea, difícil, lento y caro iniciar una empresa. Eso impide una mayor iniciativa privada en el interior del país en campos como la tecnología, la investigación, u otras cosas. Es más facil y barato ofertar servicios. Así es imposible generar una cultura empresarial de innovación. A un ingeniero informatico le sale mas rapido y rentable hacerse con un bar, que hacer una empresa de software puntero. Aún así, es posible lograrlo. Lo que no quita que se podría hacer más facil y reducir el coste burocrático de iniciar una empresa (Es carísimo en comparación con EEUU, por ejemplo.).

Tercero. El mapa del trabajo en España se inclina hacia el sector servicios por tamaño, y la construcción por peso de la inversión(ahora ya no). Los Gobiernos y la sociedad todavía no han hecho un esfuerzo hacia una orientación hacia un modelo de fuerzas del trabajo y empresa orientados a la tecnología. (Invertir y racionalizar el mapa de la educación y hacer un mayor esfuerzo en el apoyo a la investigación). Países como EEUU y Japón, aparte de algunas potencias europeas, tienen un colchón construido a base de décadas de inversión pública y privada en esos dos ámbitos, lo que les permite adaptarse mejor a los cambios. Un buen ejemplo es Alemania, que mantiene su industria gracias a un buen nivel de investigación y educación, que son base de consenso nacional. No ha recortado jamás los gastos en ese área, y se nota. Una economía desarrollada necesita tanto técnicos medios como profesionales cualificados. España tiene muchos profesionales de alta cualificación, pero un mercado laboral y empresarial que no puede acogerlos, pues necesita más a los técnicos medios. No es una economía tecnificada e industrial (sólo en algunas zonas, como PV y Navarra, y Cataluña en menor medida) sino una economía de servicios a grosso modo en gran parte de su territorio. Tenemos pendiente equilibrar ese aspecto, y reforzar otras áreas. Repartir los huevos en varias cestas, vamos.

Habrá que racionalizar la estructura Estatal, y fomentar a los ciudadanos para que tomen las riendas, y esperen menos del Estado, pero influyan más en él. El reto actual es que después del pinchazo, tenemos que ubicar a una gran mano de obra sin especialización, por un lado, y luego, ser capaces de colocar optimamente a la gente mejor formada. Si se consigue eso, la economia despegará, y el principal indicio de ello será el consumo.
Lo ideal sería un despegue del consumo interno, pero también hemos de ser capaces de vender afuera, y dado que vender barato no será posible, ser capaces de crear productos especializados, que se diferencien mucho (y lo valgan) respecto de los productos de las economias emergentes. Eso significa fomentar la inversión y la investigación.

Hay muchas maneras de hacerlo, desde favorecer el auto-empleo (dándole garantias y facilitando su ingreso), facilitar la formación de calidad, práctica y específica (en Majors) de forma asequible por tiempo y dinero, de manera que actue de veras como motor de reciclaje profesional, que es el gran caballo de batalla para muchos. Luego se puede invertir, mientras, en infraestructuras nuevas que permitan hacer de colchón para las bolsas de trabajo, y de paso que sean una oportunidad de formación práctica.

Buenas.¿Puede alguien explicarme, o puedo preguntar, cómo és que teniéndo, en este país, tan buenos economistas, científicos, no sé qué más, pero sí sé que podría seguir, (pero sería tedioso), nos tiene la economía parada? Porque para hacer sólo casas, es evidente que no servimos, servimos para mucho mas. Un saludo.

Estoy harto de que se nos diga "no hay cultura del trabajo" en españa. @Arturo Pero por dios, si trabajamos muchísimas horas, los padres pasan poco tiempo con sus hijos por ir al trabajo, etc etc. Una cosa es que nuestros empresarios no tengan mentalidad de empresarios y nos esclavicen, otra muy diferente es que no seamos trabajadores.

Creo que hay un punto en que el artículo patina porque en éste España difiere del resto del mundo. Y es que nosotros tenemos una muy muy mala imagen de nosotros mismos como país Y lo peor es que muchas veces es cierta.

@Bien dicho, David Marques. Estoy de acuerdo.

Aunque soy español, trabajo en Alemania. Antes estudie en Inglaterra e Italia.

En mi opinion en Alemania en general las instituciones funcionan.

En Inglaterra hay una mayor flexibilidad y facilidad para emprender.

En Italia hay un mayor creatividad a menudo unida a un tejido empresarial.

No hay ningun motivo por el cual Espania no vaya a mejor si se mejora en instituciones/flexibilidad progresivamente y se explica con tiempo a los votantes cuales son los verdaderos problemas.

Gran parte del problema es en mi opinion la busqueda de soluciones a corto plazo y los intereses generados.

"Milgaro español" me hace recordar a los "tigres asiaticos" pura pompa de jabon !! España no tiene cultura del trabajo y lleva la carga de su historia, corrupcion, reyes y obispos. Poco trabajo, mucho rezo y mucha conquista. Todos son hidalgos y a no ensuciarse las manos que el trabajo es cosa de judiadas, que a proposito, los expulsamos en 1492 y ayudamos a los nazis en 1942.
Con un Banco Central en Berlin y subsidios a lo que Dios mande fuimos la niña bonita de Europa pero nuestra productividad no da ni para tener un marco o un euro como moneda, debemos volver a nuestra mal querida peseta y dejarnos de joder. Menos meternos a opinar de cosas de EEUU, Sudamerica e Israel y comenzar a mirar nuestras miserias, que no son pocas, y somos la mierdeciila del mundo.

Que perra que hemos cogido con compararnos a diestro y siniestro... Y que ganas de adoptar modelos que están a años luz de nuestra manera de ser.... ¿Los alemanes del sur? y porqué no los suizos del mar? o los luxemburgueses soleados? o los andorranos con derecho a playa? o... miren señores dejémonos de tonterías. No somos alemanes, lo siento mucho, y por mucho que trabajemos no lo seremos nunca, ni falta que hace.

Cualquiera diría que somos un país que acaba de recibir su independencia y necesita modelos para hacerse!

España es España, mal que les pese a algunos y deberíamos buscar las soluciones en nosotros mismos.

Manda narices... los prusianos del sur.... mucho germanófilo acomplejado es lo que hay...

Yo pienso que España SI repetirá por segunda vez el "milagro español" y lo podría hacer todas las veces que quisiera, su pueblo ya ha dado el primer gran paso, el día 20N dejaron bien en claro que quieren YA empezar a realizarlo. Como lo dije en un comentario anterior, en las dificultades es cuando se ven los gallos y yo sé que cada español bien nacido no dejará que su honor se vea pisoteado, lucharan como lo hicieron sus ancestros y conseguirán llevar a su pueblo al lugar desde el cual nunca debió haber salido. El nuevo Gobernante tiene todos los apoyos de la gran mayoría de su pueblo y puede empezar a realizar los cambios necesarios sin que nadie interceda en su camino. Yo soy chilena casada con un español, nuera de español, y por eso los conozco bien, muchos llegaron a Chile siendo unos jovencitos, sin nada, sin estudios y además de eso con la gran pena que cargaban en sus almas de tener que dejar tan jóvenes a sus queridas familias, pero es que las familias sabían que en la España de esos tiempos no tendrían un buen futuro y pensaban que quizás en América si lo tendrían y no se equivocaron, lograron en un país lejano con su puro esfuerzo y trabajo, y con muchas economías, tener al final de su camino un buen pasar, hermosas y muy unidas familias llenas de cariño y amor, pero que siempre recordaban con nostalgia su amada Patria, España, mis hijos revoloteando alrededor de ese gran comedor donde se unía toda la gran familia que mis queridos suegros lograron formar y los más grandes como con gran interés escuchaban de su querido abuelo las historias que con tanto cariño y a veces con lágrimas en sus ojos contaba de cuando era un niño en su querido pueblo,. ¿qué han perdido los españoles?, han perdido eso justamente, el esfuerzo, el trabajo, la economía, tuvieron por muchos años una vida fácil, liberal, de poco esfuerzo, todo fácil, y ahora tendrán que sacar lo que llevan aún creo yo muy dentro de cada uno, el esfuerzo, el trabajo, la economía, la solidaridad de unos con otros, la ayuda de unos hacia otros, la amistad, recuperar valores, valores que han ido perdiendo en el tiempo, valores familiares, de amor, cariño y unión sobre todo cuando es más necesario, en las dificultades y en las adversidades. Yo sé que tienen la garra para hacerlo, yo sé que podrán hacerlo.

No hay nada malo en ser "españoles", dado que somos una argamasa de pueblos idiosincracias y formas de ver la vida muy variopinta. ¿ Acaso se parece en algo un bilbaíno con un sevillano o un ampurdanés con un castellano -manchego ? Los andaluces si que pueden ser tunesinos del norte,, pero los catalanes son más milaneses o genoveses...los vascos son "una raza aparte", claro está.

Anoche en Génova, mientras esperaban la aparición de Rajoy, en los altavoces ponían música de ámbiente. Cuando sonó el Waka Waka de Shakira, todos los jovencitos la corearon y nadie se dio cuenta de la ironía cuando cantaban todos a pleno pulmón "PORQUE ESTO ES ÁFRICA!!"...

20N-NO
...............
El gobierno salido de las urnas el 20N NO gobernará, obedecerá. NO obedecerá a sus votantes, sino a quienes NO se han presentado a las elecciones. Obedecerá a quienes gobiernan sin presentarse. Obedecerá a quienes han secuestrado la democracia.
...............
El partido ganador en las urnas el 20N NO cumplirá sus promesas electorales, cumplirá órdenes. NO cumplirá órdenes de sus electores, sino de quienes NO se han presentado a las elecciones. Cumplirá órdenes de quienes mandan sin presentarse. Cumplirá órdenes de quienes han secuestrado la democracia.
...............
Votases por el partido que votases el 20N NO ganaste, perdiste, porque con tu voto ayudaste a los secuestradores de la democracia.
...............
El 20N NO debiste haber votado si lo hiciste.
La democracia necesitaba tu NO.
La democracia sigue necesitando tu NO. Aún estás a tiempo.
...............
http://20nno.wordpress.com/2011/11/21/20n-no-2/
http://wp.me/p1ZRka-9

@Argivo, lo que pides no es poco. Sería una reforma brutal de un sistema politico y una Constitución que sólo tiene treinta y pocos años. Para cambiarlo todo eso de pe a pa habría que disolver las Cortes de nuevo y hacer una Asamblea Constituyente que reescribiera (copiara) el sistema politico.
No, aunque esté de acuerdo contigo, nos falta bastante trajín político para amoldar ese proyecto. España viene de una tradición foral asentada desde antes de los Reyes Católicos, que se intentó mitigar con el centralismo Borbónico (el cual creó tensiones que persisten hasta hoy). Las CCAA son un remedo de ese recuerdo, aunque peor, porque son un quiero y no puedo, un federalismo sin federalistas de corazón. Los Länder, desde 2009, están devolviendo atribuciones administrativas al Estado Central. ¿Porqué? Porque por ley, los Länder tienen que sufragarse ellos mismos los costes de los servicios que ofrecen, algo que obliga a rendir cuentas honestamente. Ahí radica la principal diferencia con el Estado de las Autonomias, en el cual las Autonomias son gastadoras, no recaudadoras (excepto PV y Navarra, pero basta ver como están en nivel de vida para ver que están mejor que las subsidiadas). Ahí estamos. Aunque, si quieres, puedes fundar un partido político cuyo objetivo sea ese. Yo lo votaría, desde luego.

Hay una manera de llegar a ser los prusianos del sur: copiar a Alemania.
Me explico: si tanto admiramos a Alemania, ¿por qué no copiamos entonces sus modelos organizativos y políticos, su legislación estatal y federal/autonómica, su sistema educativo, su sistema judicial, sus sindicatos, su sistema sanitario y sobre todo su sistema fiscal?
Nos convertiríamos en un país más justo, mas igualitario; se ahorraría mucho dinero, se evitaría el despilfarro obsceno de nuestras administraciones, centrales, locales y autonómicas. Se evitarían injustísimos privilegios (falsamente y falazmente históricos) de unas autonomías sobre otras y de unos ciudadanos sobre otros.
Empecemos por copiar la constitución alemana y sus sistemas organizativos, y de ahí todo lo demás hacia abajo.
Sólo habría que laminar privilegios (con la iglesia hemos topado). Y España sería la Prusia del sur, todos viviríamos más felices.
Como síntoma de lo que no funciona en España, sólo hace falta escuchar las reacciones de los líderes políticos del multifragmentado escenario político español tras las elecciones. Cada uno de ellos barriendo para su casa y sus privilegios, en una cacofonía de individualismos colectivos realmente desagradable que no augura nada bueno para que este país funcione alguna vez.
Creo que puestos a privatizarlo todo, necesitamos privatizar nuestros gobiernos y externalizarlos a una empresa alemana.

Estimado Ignacio, excelente post.
Preguntas: "¿Estamos en condiciones de repetir el milagro español? ¿O será un milagro si lo logramos por segunda vez?"
Y de verdad que yo me pregunto tu opinión. sin querer ser negativo creo que casi nada de esto depende ya de España y de los españoles en esta situación estructural y conyuntural al tiempo.
Nadie se atreverá, pero la forma de ser prusianos o simplemente europeos reside en el horario y rutinas diarias. Aquí vamos contra todo el mundo.

Me parece un excelente post, al igual que el anterior sobre los "tecnocratas".
Habria que preguntarse porque se ha perdido esa consideración de prusianos del sur.
Tal vez porque muchas actitudes posteriores han resultado ser como aquello que decía R. Musil: "Si la estupidez no tuviera algún parecido que le permitiese pasar por talento, progreso o perfeccionamiento, nadie querría ser tonto".
Ahi puede estar la razón de tanta tonteria.

¡Mas trabajo, el ejemplo de los maestros españoles!


Había manifestaciones en varios sitios de España. El motivo parecía ser el aumento de lo, que en Alemania se llama Deputat = el número de horas lectivas, hasta 21 horas semanales. ¿Como está la situación en Alemania?
La norma de horas lectivas es de 28 horas semanales y se reduce hasta el Gymnasium (ver abajo información suplementaria) en varios peldaños y diferenciado por los Länder a 25 horas lectivas, siempre calculadas a 45 minutos. Así 28 horas lectivas serán 21 horas “del reloj”. Para maestros/profesores de 58 y de 60 años respectivamente se reduce el Deputat por uno y luego dos años. Los Länder aplican reglas para empleo parcial. Este puede resultar por deseo del empleado o por necesidad de la escuela, que necesita un profesor por ejemplo para 14 horas. Hay peldaños de todo tipo entre 28 y 14 horas (mínimas). En el caso de medio Deputat el maestro/profesor recibe un medio salario solamente (o un ¾ salario para 21 horas lectivas).
Vale también comparar el tiempo de trabajo anual. Hay días festivos estadales y de los Länder y llegan hasta 9 días en Alemania. En España hay días festivos estadales, de Autonomía o Provincia y días festivos comunales y llegan en medio a15 días del año.
La diferencia en vacaciones es descomunal. Hay pequeñas variaciones diferenciadas según de los Länder en Alemania. Pero en general hay 8 días laborales (Semana Santa), 4 días laborales (Pentecostés), 36 días laborales (verano!), 5 días laborales (otoño) y 11 días laborales en invierno (Navidad/Reyes), en total 64 días. Los días laborales se muestre en España por cursos solamente. Así no aparecen los días de vacaciones de verano (¿por vergüenza?) que son unos 60 días laborales según el año, casi igual que el total de vacaciones escolares en Alemania. Los demás vacaciones son parecidas: semana santa 8, otoño 14, invierno 11, en total 93 días. ¡¡¡Si se compara este con el medio de los días laborales de los demás empleados anuales de 220 ……………!!!
Queda añadir que los profesores/maestros alemanes se jubilan con 65 años (con una minusvalía de 70 % se jubilan con 62 años) con pensión completa, si han trabajado 40 años como mínimo. Los 65 años se aumentan en los próximos años hasta 67. Y como funcionarios no tienen derecho a huelga.
Información suplementaria:
La mayoría de los profesores alemanes son funcionarios de los Länder. Los últimos se pueden comparar con las autonomías. También hay escuelas privadas, en su mayoría gestionadas por instituciones religiosas o del movimiento Walldorf, los últimos siguiendo la pedagogía del suizo Steiner. Dejo fuera las llamadas escuelas Corán de los musulmanes y los interinos. Los profesores/maestros de las escuelas privadas están empleados con condiciones parecidas a los estadales (tarifas negociadas por los sindicatos o comisiones obreros) o peor remunerados. Las escuelas alemanas están mucho mas diferenciadas que en España. Básicamente hay
Grundschule (alumnos con edad 6 hasta 9) = escuela primaria
Hauptschule (alumnos 10 – 14 en unos Länder hasta 15) = enseñanza general básica
Realschule (alumnos 10 – 16) = escuela secundaria con seis cursos. Transito al Gymnasium y vía cursos especiales acceso a Hochschule y universidades es posible.
Gymnasium ( alumnos 10 – 18 en unos Länder hasta 19) = bachillerato
Integrierte Gesamtschule o Schularten mit mehreren Bildungsgängen
(reúne escuela primaria, enseñanza general básica, secundaria y en unos Länder hasta el bachillerato en la misma escuela)
Orientierungsstufe (curso en unos Länder de un año o dos para facilitar el tránsito de primarias a secundarias)
Sonderschule (para alumnos minusválidos o deficientes habilidades, por ejemplo con falta de conocimiento de la lengua alemana)
Berufsschule (alumnos que están en aprendizaje trabajando en un empresa a tiempo parcial, empezando con 15, 16 o 19 anos y hasta 3 cursos anuales, es decir todos jóvenes que no estudian en Hochschule o universidades!).
Los maestros alemanes son graduados de Hochschule (mínimo 3 años de estudio). Los profesores (a partir de Realschule o Gymnasium) tienen licenciatura universitaria (estudios mínimos 5 anos hasta 7 años). Hay excepciones para por ejemplo maestros de deporte o de enseñanza de gestión familiar (p.e. cocinar), arte, artesanía.
Sumario:
Los maestros/profesores de España trabajan y los alumnos españoles estudian en total 29 días vacacionales y 6 días laborales, en total 35 días, menos que sus correspondientes alemanes. Cada uno puede imaginarse que significa este para educación, cultura, competividad internacional, para las pautas de convivencia. De ahí sale una urgencia de reforma del sistema educativo español.

En todo caso marroquíes del norte o Franceses del sur. Tunecinos del norte quizás los italianos, otros que cojean del mismo palo que nosotros.
Todos los secretos para seducir mujeres haciendo click sobre mi nombre.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

es Profesor de Ciencia Política en la UNED, director de la oficina en Madrid del European Council on Foreign Relations y columnista de EL PAIS desde junio de 2008. Su último libro “Asaltar los cielos: Podemos o la política después de la crisis” (Debate) se publico en abril de 2015. Ha publicado también "¿Quién Gobierna en Europa?" (Catarata, 2014) y "La fragmentación del poder europeo" (Madrid / Icaria-Política Exterior, 2011). En 2014 fue galardonado con el Premio Salvador de Madariaga de periodismo.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal