José Ignacio Torreblanca

Con mi voto en contra

Por: | 02 de agosto de 2015

Captura de pantalla 2015-08-01 14.25.42

¿Qué explica que Alexis Tsipras disfrute de una popularidad del 61% pese a haber firmado el acuerdo con el Eurogrupo que el pueblo griego había rechazado en referéndum?

Pocos habrán olvidado que el PSOE ganó las elecciones de 1982 tras una campaña en contra de la entrada de España en la Alianza Atlántica. De entrada, no, proclamaba el eslogan pergeñado por el publicitario Gabriel Giménez Inchaurrandieta, que en una tribuna publicada en este diario el 8 de mayo de 1982 (De entrada, no) exigía al entonces presidente del Gobierno, Leopoldo Calvo-Sotelo, que España no entrara en la OTAN “mientras no se nos devuelva Gibraltar”. Nada menos.

Pero una vez en el Gobierno, Helmut Kohl y Margaret Thatcher convencieron a González de que una cosa era no entrar en la OTAN y otra muy distinta salirse de ella en un momento de extrema tensión con la URSS debido a la concatenación de la invasión de Afganistán, la proclamación de la ley marcial en Polonia y el despliegue de los llamados euromisiles por parte de la Alianza. En contra del criterio de su ministro de Exteriores, Fernando Morán, González decidió que no tenía sentido que el primer acto internacional de su mandato fuera debilitar a los aliados europeos con los que tantas ganas tenía de compartir mesa comunitaria.

Lo difícil fue convencer a los españoles, no sólo genéticamente pacifistas sino instalados en el antiamericanismo debido al apoyo de EE UU a Franco y el silencio guardado por Washington durante el golpe del 23-F, infamemente calificado como un “asunto interno del Reino de España”. Cuentan los sociólogos de la época que pasaron semanas probando con encuestas piloto la pregunta con la que el PSOE podría ganar el referéndum y que ninguna lo lograba. En una de esas reuniones, alguien formuló la pregunta que, aseguraba, ganaría de largo. Rezaba: “¿Es usted partidario de que España permanezca en la OTAN con su voto en contra?”. Aunque la pregunta no se podía trasladar tal cual, sin duda reflejaba muy bien lo que tanto los españoles de entonces como seguramente los griegos de ahora pensaban: “Si ha de hacerse, se hace, pero que conste públicamente que estoy en contra”. Bien mirado, una posición llena de sabiduría.
 

Hay 15 Comentarios

Claro, lo sabio es bajarse los pantalones poniendo, eso sí, una leve mueca de disgusto.

Me parece muy interesante la analogía, porque veríamos que ocurriría ahora si se hiciera un referéndum en España sobre la permanencia en la OTAN, o incluso en la UE. La doctrina Rajoy ( y en ello coincide con Felipe González) indica que mejor no probarlo.

Totalmente e acuerdo con Sísifo. Pero yo añadiría: Que nos siguen robando y aspiran a seguir haciéndolo habiendo, como lo han hecho sirviéndose de las famosas "puertas giratorias" no sólo políticas, sino también de toda una corte de comunicadores, tertulianos cuando se pueden dar dos patadas y surgen como por ensalmo defensores de la felonía que se ha hecho con Grecia, cantores del sacrosanto euro inundándonos con tanta mentira desde los medios, cualquier medio, poniendo a los griegos como ejemplo de lo que no son, al menos más que nosotros mismos. Escucho el vídeo de Eric Tousaint y las trapacerías de la troika y me digo: ¡¡¡Claro, es que si aceptáramos la investigación de la deuda griega y como se gestó, Rajoy, De Guindos, etc, tendrían los días contados!!!. Por que ellos no han hecho otra cosa que
decir amén a la Troika, Es lo mismo que el atentado de Atocha, donde Aznar, Acebes....siguieron manteniendo que era ETA, porque se acababa su mayoría absoluta. Se iban a carajo con sus mentiras. Claro, pero mientras el salvamento se haga con el dinero de todos, y las privatizaciones y recortes los paguen......"los que han gastado más de lo que tenían.......

El franquismo era antiamericano. Antidemocrático. Si ellos tienen UNO nosotros tenemos DOS. Y eso no desapareció con la visita de Eisenhower. El franquista seguía siendo antiamericano. También después del 23-F. Como la izquierda radical. Los extremeños, ya se sabe.

Las razones del gobierno de Grecia para acabar cediendo son bien conocidas, debido al matonismo del IV Reich. Las de España fueron bien otras. No se puede comparar la agresión que ha sufrido Txipras con el cinismo habitual de Felipe González.

Lo de genéticamente pacifistas debe ser una broma.

Efectivamente, lo recuerdo muy bien, los españoles ansiábamos la pertenencia a Europa al tiempo que una gran parte, rechazaba votar a favor de la OTAN. Comparto la reflexión final del autor pero tengo una pregunta ¿en qué se van a beneficiar los griegos como contrapartida a su sabio comportamiento?

Entiendo el planteamiento

Eso de que los españoles son un pueblo genéticamente pacifista me parece un poco broma.
Todos nos acordamos de la Guerra Civil y de la participación de España en la Guerra de Irak. Decisión tomada por un partido político que gobierna con mayoría absoluta en España actualmente y es el partido más votado en la última encuesta del CIS.
Si perdió el Gobierno el PP en las posteriores elecciones no fue precisamente porque participó España en la Guerra de Irak, sino porque la Guerra se nos volvió en nuestra contra con un atentado terrorista en Atocha.

La crisis griega debe ser vista como crisis europea total, que el escenario de la tragedia esté en Grecia, es una ironía de la historia. No es solo que Grecia haya despilfarrado dinero a cuenta de, durante décadas, sino que los mecanismos de alerta que tenían que funcionar no lo hicieron. Tal vez no había ningún mecanismo de alerta temprana.....si es así, entonces la Culpa va por barrios. Aquí y ahora nadie puede hacerse el moralista y empezar a sermonear a diestra y siniestra. En el baile de disfraces algunos coincidimos en la mala idea de disfrazarnos de espantapájaros, con ropa vieja y algo hierba seca de relleno pero no falta el psicópata que se divierte amenazando al resto de sus compañeros de comparsa con un encendedor de marca USA de abertura vertical...."ay que te quemo que te quemo, Ja,Ja,Ja!!" Apaga eso inconsciente que nos vas a incinerar a todos y tú también!!! No me importa, no me IMPORTAAAAA!!!! grita el pobre enfermito mental. Esta crisis o principio de incendio también por ironía, comenzó cuando cayó el muro de Berlin en 1989 y la URSS en 1991, tutti contenti!! pero fueron los Dentistas austríacos los 1eros en dar la voz de alarma al cabo de año y medio. En Hungría pegado a la frontera con Austria hay un pueblo pocas casa pero muchos hostales y hasta Hoteles y de buena categoría. Todos los Viernes a ultima hora venían los austríacos en hordas por la noche y se instalaban en ése pueblito. Estaba lleno, un consultorio al lado de otro de Dentistas húngaros con Títulos de las Universidades de Budapest, Estergom, Sevrek y otras. El motivo era que el Arancel odontológico húngaro era como 10 veces más bajo que el austríaco, justificaba plenamente un viaje de carretera de 400 kms y estadía en Hotel por varios días más comida, diversión y honorarios profesionales.
Desesperados los Dentistas de Austria acudieron a su gobierno para que hiciera algo!! Qué podía hacer? cerrar la frontera con Hungría como era años atrás?. Impensable e imposible. El gobierno les dijo que buscaran una salida legal, un acuerdo, bajar sus honorarios, hablar con los colegas húngaros cosa que hasta ése momento no habían tenido necesidad de hacer pero los tiempos cambian y nada es para siempre.
Hay 2 Europas. La cosmopolita, abierta al mundo y la nazi-comunista cerrada a cal y canto. Imposible en la hora actual, a menos que usando la máquina del tiempo regresemos a los bellos días de la guerra fría!

Fue el cínico militar Alexander Haig, secretario de Estado americano, quien nos dejó helados a todos cuando dijo lo de "es un asunto interno del Reino de España", quitándose de encima cualquier responsabilidad de criticar un golpe de estado, precisamente militar, como él. Vamos, que le importaba un cuerno que España volviese a una dictadura, con tal de que las bases fuesen intocables.
Leopoldo Calvo-Sotelo nos metió subrepticiamente en la OTAN sin que nadie se diese cuenta, contando con que la gran mayoría de españoles estaba en contra de entrar en esa organización militar. Calvo-Sotelo sólo estuvo un año en el gobierno pero dejó a su partido (UCD) exactamente en el borde del abismo. Luego, el PSOE ganó las elecciones y consiguió 202 escaños. Nunca nadie volverá a conseguir tantos diputados en unas elecciones generales en este país.
González se comprometió a sacar a España de la OTAN y fue el mayor detonante para alcanzar tantos millones de votos a su favor, aunque habría que decir que los gobiernos de Suárez, primero, y de Calvo-Sotelo después fueron un desastre, con inflaciones del 17% y otras historias económicas.
Claro, entrar en la OTAN era una cosa, pero salir era otra muy distinta y más siendo España un lugar estratégico. Cuando le contaron a González lo que supondría para España salir de la OTAN, el tío agachó las orejas y contó a su gobierno que de salida, nada. Que habría que convencer a todo un pueblo que le había dado el voto de confianza para salir. La propaganda para votar SI fue tan abrumadora, amedrentando tanto a los ciudadanos que los que teníamos fijo votar que NO, votamos que SÍ en el último momento. Ni que decir tiene que, todos los países europeos y EEUU, sobre todo, estuvieron atentos a los resultados. Cuando se obtuvieron los resultados y se supo que el referéndum era positivo, algunos dicen que Felipe González se puso malo de la tensión acumulada.

Las cortinas de humo se han usado siempre para camuflar el por donde se va ante las miradas de los adversarios.
Para confundir y ganar tiempo.
La ciudadanía en democracia es a veces usada como una cortina de humo manejada desde la responsabilidad del uso del voto metiéndoles una de cal y otra de arena.
Eso lo saben de memoria todos los estrategas que utilizan los partidos políticos para ganar las elecciones.
Como los buenos prestidigitadores de los circos, nada por aquí, nada por allí.
Y el público de las gradas con los ojos como platos.
Pero en política dura cuatro años en encantamiento, y en ese tiempo se pueden hacer un montón de cosas.
Desde la influencia que da el dinero público y la firma reconocida para firmar lo que más convenga, atados los cabos, solo hay que esperar que los frutos caigan por su propio peso.
Y caen.
A veces preparando el terreno idóneo.
Porque el calentamiento no dura mucho, habida cuenta de que hay que comer a diario, y los recibos no esperan.
Cada mes del año, y así de forma cotidiana sabiendo que no somos ángeles, y los demás por lo general suelen ser más de lo mismo.

Desde siempre la sabiduria popular la enseñado que no es posible nadar y guardar la ropa, si a la OTAN pero con mi voto en contra es la actitud que se acomoda a las circunstancias que es muy tipica de la izquierda, si pero no, ni si ni no sino todo lo contrario y pensar que con esa ambiguedad goberno España si mal no recuerdo 14 años Felipe Gonzalez y luego 7 ZP de infausta memoria que dejo Españ con una crisis institucional que todavia perdura pues Mas y sus delirios independentistas vienen de la afirmacion de ZP que aceptaria lo que viniera y como viniera del perlant de Cataluña y en ese estamos todavia, como ven la cosa viene de lejos por eso escribo PSOe porque es lo poco que le queda de español al partido socialista
Jose Luis Espargebra Meco un español desde Buenos Aires

En más de una ocasión, el PSOE ha sorprendido a causa de sus contradicionedificiles a comprender pero aceptado por la inmensa mayoría. Traición a sus principios? No lo veo así, en ocasiones las circunstancias obligan y no por eso es cludicar a los principios.

Asumir que los los españoles entendieron/supieron algo de los que sucedio/se tramo en la España post-Suarez, es un poco presuntuoso...


Pasamos del entusiasmo que nos provocaron las decisiones valientes de Suarez y Torcuato Fernandez Miranda, el peluquin mas famoso de la historia y Tarradellas...


A una recuperacion de la transicion por los profesionales de la politica y del sistema anterior, arropados por los nuevos ricos en devenir que esquilmaron un pais con tantas esperanzas...


Y la mayoria de los españoles se siguen preguntando que paso con aquella transicion que les robaron para darles mas de lo mismo, disfrazado de democracia y gestionado por los mismos...

Creo que aun nos preguntamos todos si España tendra mal de ojo porque cada vez que lo intentamos... sale mal.
En esta ocasion, nos salvo Europa de un caos habitual y repetitivo, en la historia española..


Pero el agora español sigue inmovil, incapaz de crear un modelo de democracia productiva y/o instruida, fuere este centralizado o federal y respetuoso de la justicia social.


Con o sin referendos, el Concordato sigue en vigor, las cunetas llenas, el problema catalan vivito y coleando desde hace mas de un siglo, el modelo economico sigue siendo arcaico, la redistribucion ausente y las élites podridas.


Si esto es un modelo virtuoso, que hubiera dado un modelo vicioso...


Con referendos o sin ellos, las decisiones siguen siedo cosa de élites que solo han incorporado nuevas huestes pero nunca se han modernizado, en esta España que nos han robado... otra vez...

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

es Profesor de Ciencia Política en la UNED, director de la oficina en Madrid del European Council on Foreign Relations y columnista de EL PAIS desde junio de 2008. Su último libro “Asaltar los cielos: Podemos o la política después de la crisis” (Debate) se publico en abril de 2015. Ha publicado también "¿Quién Gobierna en Europa?" (Catarata, 2014) y "La fragmentación del poder europeo" (Madrid / Icaria-Política Exterior, 2011). En 2014 fue galardonado con el Premio Salvador de Madariaga de periodismo.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal