Jose Reinoso

Sobre el autor

es el corresponsal del diario EL PAÍS en China, lo que le ha permitido viajar de este a oeste y de sur a norte (dong xi nan bei) para escribir sobre lo que ocurre en este país de más de 1.300 millones de almas. También ha cubierto acontecimientos claves en otros lugares de Asia, una región hacia la cual se ha desplazado inexorablemente el centro de gravedad geopolítico del mundo en los últimos años.

Eskup

Archivo

enero 2014

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    

Un hombre pasa delante de un comercio en el que se venden aletas de tiburón en Hong Kong. (AFP)
El mes pasado, fui a comer a uno de mis restaurantes favoritos en Pekín. Antes tenía a la entrada una pared repleta de peceras en las que podías escoger el vertebrado o invertebrado acuático que te ibas a zampar ese día hervido al vapor, con jengibre, frito o preparado de cualquiera de las otras maneras en que los cocineros los estilan en este local especializado en comida de Hong Kong. El año pasado –o quizás fue hace dos-, todos los acuarios con la materia prima viva tan típicos de los restaurantes en China desaparecieron, y con ellos los rodaballos, langostas, centollos y navajas. Un cartel en las mesas explicaba que el pescado vivo y coleando había sido retirado por cuestión de seguridad alimentaria. El pescado seguía en el menú, pero ya no sería el mismo.

Seguir leyendo »

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal