Cosas que importan

Cosas que importan

No tan deprisa. Las cosas importantes no están solo en los grandes titulares de portada. A veces se esconden en pequeños repliegues de la realidad. En este espacio habrá mucho de búsqueda, de exploración, de reflexión sobre las cosas, pequeñas y grandes, que nos pasan. Y sobre algo que condiciona, cada vez más, la percepción que tenemos de lo que ocurre, la comunicación.

Lo que hemos de explicar a las chicas

Por: | 22 de noviembre de 2013

Violencia homenaje
Creíamos que el machismo estaba de retirada, y ahora vemos que no. Que la violencia de género retrocedería cuando se aplicaran las medidas previstas en la legislación integral que la combate, y nos encontramos con que no solo no disminuye sino que cada vez afecta a mujeres más jóvenes. Creíamos que los estereotipos de género desaparecerían conforme las nuevas generaciones fueran educadas en la igualdad, y ahora vemos que siguen muy vivos, y en expansión, entre una parte de los adolescentes. ¿Qué ha pasado? ¿Qué hemos hecho mal? Si las causas son complejas, las soluciones no pueden ser ni sencillas ni unívocas, pero hemos de reconocer una cierta perplejidad por lo que ocurre. Seguramente no tiene sentido culpabilizarnos de algo que realmente controlamos muy poco, pero es hora tal vez de preguntarnos qué podemos hacer que no hayamos hechos, qué ha fallado en los enfoques aplicados hasta ahora para que los casos judiciales de violencia machista en adolescentes hayan aumentado un 30% en dos años y para que el maltrato no solo esté presente en las relaciones entre chicos y chicas supuestamente educados en el respeto mutuo y la igualdad, sino que esté aumentando.

Así lo indica un estudio dirigido por Maria José Díaz Aguado, en el que se ha encuestado a 8.000 adolescentes en 2010 y 2013. Según este trabajo, el 10,5% de las chicas de 14 a 19 años declaran haber sido objeto de malos tratos por parte de sus novios, cuando en 2010 eran el 9,6%. Un 6,2% declaran además haberse visto obligadas a prácticas sexuales que no deseaban, un 14% han sido amenazadas por su pareja hasta el punto de sentir miedo y un 23% han sido humilladas e insultadas.  

Así empiezan muchas relaciones de maltrato. Hay que tener en cuenta que la edad de inicio en las relaciones, incluidas las sexuales, es cada vez más temprana, 13 años en este momento. Pero no por comenzar antes tienen mayor madurez emocional. Al contrario, una cultura sobreprotectora como la nuestra, no solo no ayuda a madurar, sino que tiende a infantilizar las conductas. El contraste entre una mayor precocidad en las relaciones y una mayor inmadurez hace que las chicas sean mucho más vulnerables. Las primeras relaciones son además muy importantes, porque en ellas se establecen los patrones de conducta de la vida adulta. No es casualidad que cuando emprenden nuevas relaciones, muchas mujeres maltratadas tiendan a hacerlo con hombres maltratadores. Los dos buscan inconscientemente relaciones de colusión. Ellas desarrollan un patrón emocional de dependencia y ellos eligen un perfil de mujer que se acople a su ansia de dominación.

Contrariamente a lo que podiamos esperar, los estereotipos machistas no están en retirada. Siguen ahí, entre los jóvenes: un 36,3% de los adolescentes piensan que los celos son una expresión de amor y un 11,7% de los chicos creen que está bien que los hombres salgan con muchas chicas, pero no al revés. Violencia mascaras

Porque la próxima víctima de los malos tratos puede ser nuestra hija, nuestra sobrina, nuestra alumna, hemos de enseñarle a identificar los lazos ocultos que pueden derivar en una relación de dominación y maltrato, para que pueda “cortar con los malos rollos” antes de que sea demasiado tarde.

1. Hay que decirle que los celos no son una prueba de amor. Que no ha de sentirse halagada cuando él quiera controlar con quien habla o qué hace en cada momento del día. Que no es normal que quiera separarla de sus amigos, que le pida el teléfono para ver quién la ha llamado o a quien ha llamado ella, y menos aun que le pida que le haga una videollamada cada vez que se va de compras con sus amigas, porque lo que realmente quiere es asegurarse de que está con ellas y no en otra parte. Que no es verdad que la controla tanto porque la quiere mucho, y desde luego no ha de creerle cuando le dice que no quiere que se relacione con nadie más porque ella es "su tesoro" "la razón de su vivir", porque lo que en realidad le está diciendo es que la quiere sumisa, sin vida propia y solo para él.

Hemos de decirle que cuando la hace callar, no es que la quiera proteger de meter la pata, sino que lo que piensa no le importa y aunque las primeras veces tal vez lo haga entre mimos y arrumacos -“peque, eso no es así”, “nena, estás equivocada”-, pronto pasará a la displicencia y el desprecio. Que cuando menosprecia su opinión y la humilla ante los demás, no es porque ella haya dicho o hecho una tontería, sino porque él no soporta que brille más. Y que por mucho que le diga que ha de reinar entre ellos la máxima confianza, que todo ha de ser transparente, sus claves de internet son personales e instranferibles y él no tiene porqué entrar en sus cuentas. Hemos de decirle que el amor no debe estar reñido con la libertar y la independencia, y si lo está, no es amor. Que si la quiere de verdad, ha de quererla libre e independiente. Y si no es así, es que la quiere como quiere un objeto de su propiedad: suya, entregada, dominada, anulada.

PeticionImagenCAEON1N22- Si por desgracia, ha establecido ya una relación estable con un maltratador, hay que decirle que no va a ser fácil salir de la espiral de la dominación, pero tiene que intentarlo porque le va la felicidad y tal vez la vida en ello. Que puede buscar y encontrar ayuda y que es importante que vuelva a relacionarse con gente que la quiera. Porque hay vida fuera de esa relación.

Hay que hacerle ver que las fantasías de que podrá conseguir que cambie, una y otra vez desmentidas por la realidad, son solo eso, fantasías. Él difícilmente va a cambiar y lo más probable es que, si continúa a su lado, la que acabe cambiando sea ella. Que pronto se va a sentir culpable de todo lo malo que ocurra, y cada vez más atrapada, disminuida y acomplejada, más aislada, más pequeña y más débil. Y al final, él se va a convertir en el astro de su universo, un astro poderoso y caprichoso, del que va a depender hasta para respirar, siempre pendiente de qué humor llega a casa, cómo la mira y cómo interpretará que se ponga esa falda o aquel vestido. El miedo la llevará a esconder cosas por temor a cómo se lo puede tomar él, y eso aumentará sus sospechas y agravará aún más las cosas. Hay que decirle, por fin, que cuando vuelve compungido y arrepentido y jura que nunca más volverá a pegarle, no debe creerle, porque igual que la ha agredido esta vez, volverá a hacerlo. Que el problema no está en ella, sino en él.

3.- Y cuando por fin encuentre fuerzas para intentar alejarse de él, hay que decirle que tiene que ir con mucho cuidado y protegerse, porque ese es el momento más delicado. Cuando perciba que quiere separarse, que ha tomado una decisión, él va a entrar en una crisis de identidad que puede volverse contra ella. Toda precaución es poca en ese momento. Más que nunca ha de evitar confiarse, por mucho que sus maneras en ocasiones suaves le den la impresión de que no corre ningún peligro y que está intentando comportarse para que no se vaya. Y sobre todo, sobre todo, hay que decirle que si en el proceso de separación observa que, junto a las amenazas y agresiones, comienza a expresar fantasías de suicidio, del estilo “si te vas, te mato y me mato”, entonces tiene que salir corriendo. Inmediatamente. Tiene que huir de ese escenario. Ni un día más a su lado, porque el hecho de que verbalice fantasías de muerte puede significar que ha entrado en un proceso psicológico de pérdida en el que ya le da igual lo que pueda ocurrirle; un proceso autodestructivo en el que ni la condena social ni la amenaza penal ejercen ya un efecto disuasorio.

Todo esto hay que explicarle a esa chica que comienza a tener relaciones, porque este es el camino que muchas mujeres han empezado a recorrer siendo adolescentes en el momento en que su chico le ha dicho "haz el favor de no ponerte esa falda, que no quiero que vayas por ahí provocando".

 

Hay 53 Comentarios

Yo tambien aplaudo este articulo; como nos comportamos entre hombres y mujeres define todo lo demas en una sociedad. Pero:
1- La solucion al problema no puede partir de quienes ahora se sorprenden por el resultado.
2-Todo esta relacionado, no hay solucion si no se tiene en cuenta la psicologia de las mujeres; hombres y mujeres ejercen el poder de diferente forma. Solo hay que analizar las diferencias de genero a la hora de hacer mobbing.
3-En la clase, los mas chulos son los que tienen exito con las chicas señalando el camino al resto; ellos ponen las diferentes actitudes y ellas los hechos al premiar unas en detrimento de otras.
4-En una sociedad tan competitiva, se busca y se halaga que los hombres sean asertivos, directa o indirectamente (que siempre es mas efectivo); en Rusia y sociedades por el estilo, ellas desprecian a quien no es asertivo; después se quejan.
5-En España hay la mitad de poblacion que en Alemania, pero el doble de prostitutas o esclavas. ¿que cuento de hadas se les quiere "decir" a las nuevas generaciones cuando la realidad es tan aplastante? eso sí, la mitad de la poblacion española hace que no se entera. Y es tanto dinero...que no corrompe a nada en el Estado.
6-La televisión tiene un poder grande y las propandas lo dicen todo sobre que son las mujeres o para que sirven. Y cada vez mas aniñadas. Pero las aludidas, la mitad de la poblacion, guarda silencio. También es un mensaje de lo que la sociedad tolera y de lo que no.

La causa : el orgullo del macho ibérico. El orgullo, en general, ante todo. Antes del juicio o la razón, antes que la realidad, dinero etc etc . Lo que oyes mas a menudo es : yo español,español....
Toma consecuencias.......

Bravo, Asier, has dado en el clavo!
Efectivamente, no se educa como personas, sino como 'hombres' y 'mujeres' y cada uno de ellos se les da un papel por defecto,...y ese es el que están asumiendo!

Quienes "mal educan" a estos futuros machistas? La sociedad, la cultura, la publicidad, sus propias madres. Madres que están leyendo este artículo asintiendo con la cabeza pero al mismo tiempo repitiendo estereotipos machistas. Somos gran parte del problema del machismo. Es cierto que no sólo hay que educar a la mujer, tanto o más importante es educar a los hombres en una cultura de respeto a la mujer, en una cultura de respeto mutuo.

Parece que el autor decide ponerse una venda sobre los ojos e intentar ponérsela a los lectores.


"Creiamos que al educar en libertad" ¿Educar? La educación no se realiza sólo en la escuela, la vida es un constante aprendizaje, continuamente nos BOMBARDEAN con información. A propósito de la educación, una cosa que he leído hace poco:


"como indican Gaggi y Narduzzi, por un lado, una burguesía del conocimiento compuesta por tecnócratas con alta remuneración y, por otro, una clase de masas, consumidora, poco exigente, sin referentes culturales ni sociales, despolitizada, sin apenas ideología y fácilmente manipulable."


¿qué define a esa clase consumista, poco exigente, sin referentes culturales ni sociales, despolitizada, sin ideología y facilmente manipulable? Estan "individualizados" pero de forma inauténtica, arrancados de la mata comunal y dejados a su suerte, a la deriva, pero con escaso fundamento para ser su propia fuente de valores y significados. Pertenecer a algo cobra especial importancia, como ha dicho Richard Sennet. El amor romantico se busca con tanto más ahinco cuanto más improbables son las relaciones duraderas, en el mundo del usar y tirar. Cuanto más artificiales son las fronteras del grupo, mayor violencia se usa en defenderlas. Crece la violencia contra las mujeres, y seguirá creciendo, igual que crece el fascismo, la xenofobia, y todo tipo de violencia en general. Lo que es un error es analizar la violencia en la pareja abstrayendo completamente el contexto social en el que crece y en el que encuentra su sustento vital. Esta violencia seguirá creciendo, no lo dudemos, con la crisis estamos intensificando la incertidumbre, el desarraigo, en definitiva, todas las causas estructurales que son su causa.

Yo creo que el problema es enfocar la desigualdad desde el machismo. Hay que enfocarla desde la desigualdad entre personas. Esto es como cuando le dices a alguien que no haga algo ... y va directo a hacerlo. Está claro que hay que corregir conductas antisociales, pero no machistas. el machismo es algo horrible pero habría que dejarlo atrás y corregir las desigualdades desde el foco como individuo ... ¿Por qué este señor cobra más que yo? Y ni si quiera mencionar la palabra machismo, ¿Por qué existe una desigualdad entre ambos si hacemos lo mismo, a la misma altura de conocimientos y con la misma eficiencia y eficacia? Seguir combatiendo esas cosas y desde la igualdad entre personas, no desde el machismo. Por otra parte creo que el hombre también se ve desprotegido ante algunas situaciones que también habría que solucionar, pero no las voy a mencionar por que el primer problema que hay que abatir es la muerte y las agresiones físicas, los otros problemas se irán cambiando cuando mejoren estos que son primordiales.

He de reconocer que leo este texto con tristeza. Tristeza porque la misma autora pregunta qué hemos hecho mal y lo responde con el mismo tipo de percepción que nos lleva a la situación actual: La de enviar un mensaje para las mujeres en lugar de para las PERSONAS. Después de varios años en educación social, le aseguro que muchas de las situaciones que describe usted se dan tanto en hombres como en mujeres (aunque con una gravedad distinta en lo físico (no asi en lo psicológico). Usted trata en su texto al hombre como un ser peligroso, dañino, irrecuperable. En base a este texto ¿me podría explicar cómo puedo trabajar con estos chicos para que cambien su conducta si ya los ha juzgado y les dice que nunca cambiarán? ¿Si en lugar de decirle a la mujer que se preocupe de ella misma y de su integridad, le dice que simplemente "huya" de "esos hombres malos"? Le deberíamos decir lo mismo a todos los hombre que están con una mujer que hace lo que usted describe que "huyan"? Creo que usted está presentando a la mujer como "pobre e indefensa" y no como lo que realmente es: "una persona con capacidad de buscar su camino, apoyarse en su entorno y salir adelante".
No soy ingenuo y sé que hay mujeres en esa situación de indefensión (y que hay que tratar el tema con determinación).Pero he de reconocer que a mi entender (y desde el respeto) creo que este tipo de textos generales crean una lucha mayor entre hombres y mujeres (lucha de sexos), en lugar de general una seguridad sobre sí misma (tanto mujeres como hombres) y aprender a respetar la integridad e independencia de la otra persona. En definitiva, me parece un texto realmente sexista. Un cordial saludo,

Es curioso que el 90% de las conductas que considera inaceptables en este artículo, como los celos y el afán de control, se producen en ambas direcciones... creo que el principal error es meter un montón de elementos propios de las parejas, como pueden ser los celos, en el saco del "machismo", ya que las jóvenes sienten los mismos celos (por ejemplo) que los jóvenes, y difícilmente van a aceptar un discurso tan incoherente... En mi humilde opinión, lo importante en una relación de pareja es la equidad: si él/ella quiere tus claves, que te dé las suyas. Si quiere que le llames, que empiece dando ejemplo, si alguna vez te corrige, que acepte tus correcciones.. y eso es tan válido para él como para ella.

Lo que se hace mal es seguir poniendo el foco en lo que tienen que hacer las mujeres y no ponerlo en lo que tienen que dejar de hacer los varones

Qué hemos hecho mal? Sobre todo no educar a nuestros hijos varones.

La palabra "pareja" lo dice todo. La relación debe ser pareja. Si existe amor existe libertad, si existe libertad, existe confianza. Si se rompe... cada uno por su lado teniendo en cuenta que hemos educado en el respedo al prójimo y en que no hay diferencia entre hombre y mujer salvo que solo ella puede tener hijos. con estas bases considero que no existiría la violencia en la pareja.

Si, eso pasa, ha pasado y pasará, pero también pasa entre simples amigos, o a hombres.
En este caso que ha descrito o en el de un amigo que se mete en tu vida, lo que hay hacer es alejarse del agresor, pero para hacerlo hay que tener claro que uno es independientemente de los demás. Y siendo un crio es dificil, tal vez es que los crios viven cosas de adultos en vez de vivir cosas de crios.

A este articulo le falta una parte: tambien hay que hablar con los chicos. No seria una buena idea hablar del tema claramente en una de las clases del instituto? Creo que habria que ahondar en lo que es una relacion sana entre personas. Por que tiene alguien que espiar a su pareja? Que le ocurre para no tener confianza? Creo que las preguntas deberian empezar por ahi y despues irse adentrando en lo que son los principios del control sobre el otro y la posterior sumision. Es importante hacer ver a los chicos que cuando se intenta controlar a otra persona no es un signo de poder sino de falta de autoconfianza y de dignidad. me gustaria invitar a la periodista a buscar informacion sobre que es lo que pasa del lado de los chicos.

¿Qué se ha hecho mal? Varias cosas, que se reflejan en parte en el artículo. Por ejemplo, la Psicología Social viene advirtiendo desde hace decenios que la información no cambia comportamientos, y el artículo confiesa una y otra vez:"les hemos dicho", "les hemos dicho". El mismo error de base que cuando hace no tanto se pretendió fomentar el uso del preservativo mediante charlas, anuncios, y folletos. La eficacia fué absolutamente escasa. Años después, cometemos el mismo error con la violencia contra las mujeres. Lamentable. ¿Quiere saber lo que funciona? La educación focalizada mediante micro grupos, el fomento de modelos de comportamiento adecuado mediente personas con las que el grupo social objetivo se identifique previamente, la investigación y localización de las variables intervinientes en el cambio de comportamiento de grupo objetivo previo a iniciar acciones, la eliminación del discurso paternalista (yo, que sé y soy adulto, te enseño a tí,que eres joven e ignorante, la verdad del mundo; este discurso repele el receptor que deja de escuchar de inmediato), la localización e implicación de los líderes naturales, la despolitización del discurso (que impide la identificación con el mismo de un grupo de personas que obviamente no tiene los mismos intereses ni el mismo código que los adultos)... Les hemos dicho, sí, pero ¿nos escuchaban? ¿Somos sus líderes naturales, personas con las que se identican realmente? Porque si no lo somos, da igual lo que digamos. Y si no lo somos ¿por qué no lo somos y quién lo es? En fin, queda mucho por recorrer, y afrontar este reto es imprescindible.

Sí, tiene usted razón en casi todo lo que dice, pero también creo que gran parte del problema está en que las soluciones al problema del machismo se están centrando en enseñar a las chicas a cómo protegerse, pero se está incidiendo muy poco en la educación de los chicos.
En su artículo da por echo que "él difícilmente va a cambiar", que conseguir que cambie "son fantasías".
No podemos arrojar la toalla de antemano con los chicos y cargar la responsabilidad sobre las chicas de que sean ellas las que tienen que estar "ojo avizor" .
Los chicos, sobre todo si son jóvenes, también pueden cambiar , y la sociedad debe luchar por ello.

Por cierto, creo que tenemos un grave problema de educación y está en nuestras manos solucionarlo educando de forma diferente a nuestros hijos http://xurl.es/9ik46

A mi me parece inadmisible que a 2013 todavía pasen ciertas cosas contra la mujer en otras culturas, pero también es cierto que aquí en España veo mucha exageración con el tema feminista http://xurl.es/9ik46

A mi me parece inadmisible que a 2013 todavía pasen ciertas cosas contra la mujer en otras culturas, pero también es cierto que aquí en España veo mucha exageración con el tema feminista http://xurl.es/9ik46

Sinceramente, buena señora, creo que ni usted ni nadie da en clavo de lo que esta pasando. No lo dan, porque no lo quieren ver. O si lo ven, no se atreven a decirlo. Ya no es un problema de educación, porque a día de hoy, quien educa en las familias? la mayoría de padres nunca están, los niños y adolescentes pasan horas y horas delante de la televisión y del ordenador (tuenti, facebook y no quiera saber donde mas) porque no suele haber control.
¿Que fomentan la publicidad, la tv, internet? La televisión, la publicidad, una vez mas, exhiben a la mujer como un simple cuerpo a mostrar, o ofrecer al sexo masculino cual trozo de carne expuesto en el mostrador. Si, si, ni soy retrograda, ni misogina, ni del opus se lo puedo asegurar.
Las chicas se exhiben, crecen con esa imagen de la mujer, solo hay que observar los anuncios, las series de Tv,, la publicidad. Observar los tipos de fotos que circulan en los perfiles de niñas de 10, 11 12, adolescentes, etc, exhibicionismo total de sus cuerpos. Los chicos crecen con la idea de que las chicas son un mero objeto sexual, un adorno bonito que conseguir, un trofeo que exhibir, carente de otro tipo de valores. Y por mucho que digan que dan charlas en los colegios y los institutos, ¡vamos hombre! una charla dura una hora, la exposición a este tipo de imágenes es continua durante el día, a este tipo de comportamientos, de roles tan gratamente asumidos por la sociedad actual. Mujer objeto erótico que se expone y se muestra encantada de hacerlo y competir con las demás en este juego, chico obsesionado con conseguir su trofeo a toda costa. Cuando dicen que quedan pocos valores, es muy cierto, quedan muy pocos. No tiene nada que ver ni con religiones ni todo esta sarta de excusas que buscan muchos cuando sale este tema. Las chicas se exhiben, los chicos consiguen, o por las buenas, o a la fuerza.
Nadie quiere hablar sobre esto, tocas intereses que mueven muchísimo dinero. Publicidad, sexo, series, cambios muy profundos en una sociedad que creo ya no llega a tiempo para revertir lo hecho.
Libertad de la mujer? ¿Donde? Ha dejado de estar sometida en unos ámbitos y ha crecido su sometimiento en otros.
No quieren darse cuenta. Así tenemos todo lo que tenemos. Atajen el problema de raíz, no cortando simplemente las ramas.

Una sociedad en la que mujeres hechas y derechas, cultas e inteligentes, consideran que el protagonista de ese engendro "Cincuenta sombras de Grey" es un príncipe maravilloso, atormentado y encantador, cuando es un acosador, un violador, un ser que abusa psicológicamente de una persona más débil (y no estoy hablando del sadomaso tal horrendamente enfocado por la "escritora"), una sociedad donde las niñas de doce años hacen cola para ver la saga de Crepúsculo sin que sus madres pongan el grito en el cielo, cuando las mujeres imitamos a los hombres en cosas tan ridículas como las despedidas de soltera, estos pequeños detalles, entre otras cosas, hacen que no tenga ninguna esperanza en que el futuro vaya a mejorar mucho cara al machismo o la igualdad real.

Esto se podrá solucinar cuando nos dejemos de electoralismo y afrontemos el problema con responsabilidad por todas las partes involucradas.

que por que no han cambiado los roles de genero a pesar de la educacion es obvio y la autora muy bien se podria aplicar lo que ella misma afirma:
"Hay que hacerle ver que las fantasías de que podrá conseguir que cambie, una y otra vez desmentidas por la realidad, son solo eso, fantasías"
y es justo eso, por mucho que las feministas quieran negar la naturaleza de las relaciones de genero no es tan facil "reinventar" al hombre y a la mujer pues, queramos o no, aparte de los roles que la sociedad impone, existen dos naturalezas masculina y femenina y que por mas que se obsesionen en la igualdad, esta lo puede ser solo de derechos (con la que estoy en pleno acuerdo) pues la biología dicta su ley, una y otra vez. El maltrato físico es intolerable, pero estos estudios son rídiculos por ser puramente direccionales y carentes de profundidad, o es que acaso las mujeres no espían a sus novios? no piden las contraseñas de las cuentas de internet? no chantajean? no son celosas? no separan a sus novios de sus "amigotes"? e incluso si me apuras no amenazan con suicidarse para aferrarse a una relación que ha acabado?
creo que pocos hombres pueden decir que nunca les ha pegado una mujer mientras que la mayoría de hombres nunca hemos pegado a una. El feminismo que lucho por la igualdad de derechos desde la caída del dictador es loable pero se ha vuelto recalcitrante una vez lograda una "igualdad" real (que mas parece ya discriminación positiva) pues sigue negando la realidad y tratando de imponer una vision del hombre y la mujer que se han inventando una pequeña parte de las mujeres y que la mayoria de ellas no comparte y esto es lo que les frusta, y se preguntan ¿que ha fallado? y es que logicamente esta vision nunca se ajusta a la realidad, y por mas que quieran a muchas de las nuevas mujeres les gustaran los mismos hombres que siempre les han gustado, los dominantes, los fuertes, porque es un tema biologico, y de caracter, son muy peligrosas todas las ideas que parten de premisas falsas y alejadas de la realidad y luego tratan de imponerse como única posibilidad, pues ¿en que posicion deja este articulo por ejemplo todas las mujeres a las que les gustan los hombres dominantes? ¿acaso no son mujeres?¿acaso están locas?¿acaso son victimas de una conspiración universal machista para hacerlas sumisas? no, simplemente son así, esa es su naturaleza y mientras en la relación no entren los malos tratos, ¿que hay que reprochar?
seamos serios por favor y dejen de escribir articulos irrelevantes una y otra vez sobre lo mismo tomando puntos de visto parciales sin ninguna objetividad.

Me pregunto si no tiene también una parte de culpa la importancia a veces enfermiza, que se da ahora a las relaciones chico chica. Las niñas y adolescentes están obsesionadas con las relaciones. No soy ni de mucho un experto, pero a veces creo que educamos a las niñas en ser o no ser dependiendo de su capacidad para conquistar un chico, en este sentido las películas clásicas (Blancanieves, la Cenicienta) son un buen y mal ejemplo, ya que la redención de las desgraciadas mujeres siempre es un hombre, en lugar de ser ellas mismas.

Me sorprende que alguien como usted, doña MIlagros, escriba "violencia de género", pues "género", es sabido, o dería de serlo, es un accidente gramatical que nada tiene que ver con el sexo ni con la educación recibida, verdaderas causas del tipo de violencia a la que usted se refiere. Si ni siquiera los periodistas que (por lo greneral) escriben bien cuidan estos detalles, ya no es extraño que el lenguaje, y los lectores, suframos las continuas agresiones a que ustedes nos someten. (Lingüísticamente hablando, claro. Y hablando claro.)

¿Que habeis hecho mal?Pues comportaros como chicos, nada mas. Pero en todo lo malo claro; como hablar mal, y querer imitar en lo peor.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

Milagros Pérez Oliva. Me incorporé a la redacción de EL PAÍS en 1982 y como ya hace bastante tiempo de eso, he tenido la oportunidad de hacer de todo: redactora de guardia, reportera todoterreno, periodista especializada en salud y biomedicina, jefe de sección, redactora jefe, editorialista. Durante tres años he sido también Defensora del Lector y desde esa responsabilidad he podido reflexionar sobre la ética y la práctica del oficio. Me encanta escribir entrevistas, reportajes, columnas, informes y ahora también este blog. Gracias por leerme.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal