Javier Valenzuela

En fuga el policía egipcio apodado "Cazador de Ojos"

Por: | 30 de noviembre de 2011


ManifestanteEgipcioAlcanzadoEnUnOjo.Tahrir.Nov2011
Cazador de Ojos ha escapado, informó ayer, martes 29 de noviembre, el ministro del Interior egipcio, Mansur el-Issawy. Según el relato del ministro, al saberse identificado y temiendo represalias populares, el teniente de Policía Shenawi, rebautizado como el Cazador de Ojos por los manifestantes de la plaza de Tahrir, se dio a la fuga, pese a que algunos de sus compañeros le habían recomendado que se entregara a las autoridades.   

En este último tramo de noviembre, Egipto ha vuelto a vivir jornadas vertiginosas. Cientos de miles de personas se han reunido de nuevo en Tahrir - el Midan, la plaza por excelencia- para protestar por el secuestro por la junta militar de la revolución democrática que, el pasado febrero, terminó por derrocar a Mubarak.  A la par, los cairotas también han participado masivamente a comienzos de esta semana en las que deberían ser las primeras elecciones relativamente limpias en seis décadas.

    El pueblo del valle del Nilo protagoniza una hermosa y terrible historia de lucha por la libertad y la dignidad. Y está pagando por ello un elevado precio en sangre. Tan solo la pasada semana, la represión de las protestas de Tahrir se saldó con un mínimo de cuarenta muertos y varios miles de heridos.

    Al principio, la historia de Cazador de Ojos tenía visos de ser una leyenda urbana. Se decía en Tahrir que había un oficial de Policía especializado en disparar contra los ojos de los manifestantes. No es que abriera fuego a discreción, es que apuntaba sañuda y calmosamente a los ojos de los que pedían que la junta cediera el poder a un gobierno civil y democrático, y solo apretaba el gatillo cuando tenía un buen blanco. Al menos, cinco jóvenes habían quedado tuertos de esta manera.

    El ágora de Tahrir se convirtió entonces en un detective colectivo. Muchos manifestantes partieron con sus móviles a la caza del sádico francontirador y lograron filmarlo en distintas actuaciones. Colgaron los videos en Facebook, prosiguieron sus pesquisas y terminaron identificándolo como el joven teniente Mahmud Sobhi El Shenawi. La plaza y sus alrededores se llenaron de pasquines y octavillas con su nombre, graduación y retrato.

 

      El pasado sábado, el fiscal general de Egipto les dio la razón. Tras analizar las pruebas que le fueron presentadas, proclamó sospechoso a Shenawi y anunció que iba a efectuar gestiones oficiales para interrogarle. Ayer el ministro del Interior declaró en fuga al teniente.

MansurElIssawy.MinistroInterior.Egipto. 

    Reporteros de CNN en El Cairo entrevistaron a una de las víctimas del oficial de Policía. Se llama Ahmed Harrara, perdió un ojo el 28 de enero en el curso de los combates populares contra Mubarak y perdió el otro en las protestas de la pasada semana. Harrara contó a CNN que fue alcanzado por una bala de caucho disparada desde una distancia de entre siete y diez metros. Un amigo le trasladó en moto de hospital en hospital hasta que encontraron uno que pudo atenderle. Por su parte, los reporteros de CNN fueron testigos presenciales de un incidente similar en el que un bloguero llamado Mustafá fue alcanzado en el ojo derecho.

   TheMasterSniper.StephenHunter.Edicion1996     La figura del francotirador (sniper en inglés), ese policía, soldado o miliciano con excelente puntería que se especializa en abatir sus presas una a una, ha generado un subgénero específico dentro del thriller cinematográfico y literario. Stephen Hunter, crítico de cine de The Washintgon Post y autor negro, contó en su primera novela, The Master Sniper (1980), la historia de un francotirador al servicio de un régimen dictatorial al borde del colapso, en este caso el Tercer Reich. Ignoro si existe traducción al castellano.

    ¿Se tomaba el joven teniente Shenawi por el último baluarte del dominio militar en el Valle del Nilo?

 

Hay 12 Comentarios

Tremendo que haya gente así. Me he quedado de piedra...

El cazador de ojos de Egipto... tan solo de Egipto???...pues bien, tengo para contar mi propia historia...vivo en Colombia, y adiven que?... si, aqui tambien en Colombia hay policias expertos del Escuadron Anti Disturbios, ESMAD, expertos en sacar ojos a los manifestantes, ¿què por que lo digo???, soy una vìctima de los saca ojos... Tengo el video donde aparece el policia persiguiendome dentro de la manifestaciòn un 8 de junio de 2007... lo peor... la Fiscalìa y la Policìa niegan los hechos...si alguien se puede comunicar a mi correo : jcmargil@yahoo.es le puedo ampliar la información y recoger datos me es urgente por que apenas hoy 5 años despues del atentado el juicio no avanza... espero encontar ayuda internacional para demostrar como aqui en Colombia tambien haya "saca ojos" y seguro en otras partes del mundo...

Supe siempre que Javier era un escritor más que un periodista, com o a mi, su atracción por la delincuencia, entendida con la bondad y la lucidez de un Passolini, Y con la precisión estilistica de un Mcormick o Steinbeck, Dios, sin amigos periodistas como Valenzuela estaría ya muerto.
Abelardo, Valencia city
P?S. Hay un detalle:Javier, el puto periiodista andaluz disfruta de una mujer hermosa. Eso9 es lo más importante en la vidA, cholos de mierda.
.

Que buena manera de contar lo que esta pasando en Egipto. Gracias por compartirlo con nosotros
Besos y gracias de nuevo, estaré pendiente de este magnifico blog.

Puedo entender que se desate la ira y una lucha violenta en una revuelta como esta. Los individuos en masa se descontrolan (o nos descontrolamos), pero en ese contexto, dedicarte a disparar selectivamente es de ser sádico, porque es un acto plenamente meditado. Fantástica entrada, Javier

SIENTO MUY PROFUNDO DETRO DE MI CADA UNA DE LAS PALABRAS QUE ESCRIBO A CONTINUACION. Yo, estoy tuerto por otros motivos, fue trabajando, y ya no tiene remedio. A éste mal nacido que no es consciente del daño causado, (o sí), no queda sino cegarlo con acero al rojo sin anestesico de ningun tipo ni aplicacion de antibioticos posterior. No sabeis el dolor y la limitacion a la que se van ha ver sometidos de por vida tras una evisceracion de corbea, y eso si han tenido suerte y conservan el resto del globo ocular. Lo dicho sin ninguna piedad ni condescendencia con el. Al verdugo sin juicio.

Sinceramente, a mí lo que más miedo me da de esta historia es lo joven que parece ser el pollo éste.... la de barbaridades que puede hacer todavía, visto cómo se las gasta.... O igual es que solamente se trata de un crío idiota, por mucho uniforme que lleve, y se comportaba como tal...

Un gran descubrimiento tu blog, una delicia su lectura.

Vaya con el policía Egipcio... Gracias por abrirnos esta ventana... aporta otras visiones y dice mucho de la gran tarea que tienen países como Egipto para conseguir su democratización...

Me he quedado horrorizada después de leer el blog. Un sádico en toda regla.
Enhorabuena por el blog, no dejo de leerlo ni un día y siempre me sorprende

Me ha impresionado mucho lo que cuentas, Javier. El sadismo de ese policía y como la gente de Egipto se organizo par descubrirlo... Gracias!

Joder... hablamos de un psicópata en toda regla, menuda joyita. No creo que sobreviva, tal y como está el panorama en Egipto si lo trincan se las van a devolver todas juntas.
Todos los secretos para seducir mujeres clickando sobre mi nombre.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

Con más de treinta años de periodismo a sus espaldas, ha sido, entre otras cosas, corresponsal de El País en Beirut, Rabat, París y Washington y director adjunto de este periódico; también director general de Información Internacional en La Moncloa. Tiene siete libros publicados, trabaja como analista y reportero en El País y colabora como tertuliano en programas de radio y televisión. Es un lector voraz de literatura policíaca y de espionaje.

Entrevista Digital

Se cumple el primer aniversario de la Primavera Árabe, y Javier Valenzuela la analiza en su nuevo libro, Crónica del nuevo Oriente Próximo (Catarata), del que charló con los internautas el miércoles, 01 de Febrero de 2012 de 13:00 a 14:00

Eskup

Nuevo libro

Crónica del nuevo Oriente Próximo

Crónica del nuevo Oriente Próximo (Catarata, 2012) es el último de los siete libros publicados por Javier Valenzuela. En su primera parte, el autor propone las claves de la Primavera Árabe, desde la revolución del jazmín tunecina a las victorias de los islamistas en las primeras elecciones libres en Túnez, Marruecos y Egipto, pasando por la sangrienta represión en Siria. En la segunda, una recopilación de sus reportajes de los últimos 25 años en Turquía, Siria, Palestina, la Península Arábiga e Irán, se ofrecen pistas para comprender las nuevas realidades geopolíticas de la zona.

Con anterioridad, Javier Valenzuela ha publicado Usted puede ser tertuliano (Península, 2011), De Tánger al Nilo (Catarata, 2011), Viajando con ZP(Debate, 2007), España en el punto de mira (Temas de Hoy, 2002), La última frontera (Temas de Hoy, 1996) y El Partido de Dios (El País-Aguilar, 1989).

Archivo

noviembre 2012

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal