Javier Valenzuela

Caso DSK: la película

Por: | 29 de diciembre de 2011

DSK.Tribunal.NYork.2011
¿Y si el presidente fuera un criminal?
Cuando en 1996 me instalé en Estados Unidos, este era el eslogan con el que se anunciaba el último libro del autor de superventas David Baldacci. Lo leí y también vi la película que, a partir de ese thriller, produjo, dirigió e interpretó Clint Eastwood en 1997. Absolute power (Poder absoluto) contaba cómo el devaneo sexual de un presidente norteamericano terminaba con la muerte violenta de una mujer. La Casa Blanca, por supuesto, intentaba colgarle el crimen a un tercero, un curtido ladrón de Washington.

     DavidBaldaci.AbsolutePowerNo tardé mucho en dedicar la mayor parte de casi tres años de actividad profesional a cubrir para EL PAÍS el llamado caso Lewinksy. A diferencia de la ficción de Baldacci y Eastwood, no hubo ninguna muerte en esta historia verdadera, pero sí un inquilino de la Casa Blanca que se metió en un lío monumental por no poder controlar sus impulsos lujuriosos.

   ¿Cuánto tardaremos en ver en las pantallas el affaire DSK, el monumental escándalo provocado por la acusación de que el entonces patrón del Fondo Monetario Internacional (FMI) violó, el pasado mayo, a la camarera de un hotel neoyorquino? Esta última semana del año 2011 ha conocido noticias contradictorias al respecto.

   El martes 27 de diciembre, en The Guardian y otros periódicos del planeta podía leerse que el director Abel Ferrara ya había comenzado a trabajar en un proyecto para llevar al cine el affaire DSK combinándolo con otros escándalos sexuales protagonizados por políticos, entre ellos los de Clinton y Berlusconi. Esos medios, que citaban como fuente al website Deadline, afirmaban que Gerard Depardieu e Isabelle Adjani iban a interpretar los papeles de Dominique Strauss-Khan y su esposa Anne Sinclair.

   Pero el día siguiente, 28 de diciembre, la prensa francesa, citando a la productora Wildbunch, aseguraba que, por el momento, no habrá película sobre este asunto. Depardieu jamás habría pensado seriamente en encarnar a DSK, sino tan solo bromeado al respecto, y en cuanto a Adjani, no habría llegado a concretar nada con Abel Ferrara.

   AnneSinclair.NYork.Jun2011Lo seguro es que Anne Sinclair ha sido la protagonista femenina de 2011 para los franceses. De una lista de diez mujeres seleccionada por Terrafemina y el CSA, los sondeados han escogido como heroína a la esposa de DSK, prefiriéndola a la nueva jefa del FMI, Christine Lagarde, la socialista Martine Aubry, la ultraderechista Marine Le Pen e incluso Carla Bruni, la primera mujer de un presidente de la Republica que tiene un hijo mientras la pareja habita El Elíseo.

   Si el affaire DSK suscitó razonables interrogantes planetarios sobre la tolerancia mayoritaria de la sociedad francesa con el machismo de sus políticos, la popularidad de Anne Sinclair parece confirmar que el papel predominante que esta le otorga a la mujer es el de la esposa abnegada que sostiene a su marido aunque este le haya humillado urbi et orbi.

    Herman-CainBaldacci y Eastwood no estaban locos, que sabían de lo que hablaban. Strauss-Kahn tuvo que renunciar a la jefatura del FMI y a la candidatura socialista a las presidenciales de 2012 por no saber frenar su rijosidad y abusar de su poder para satisfacerla. No ha sido, ni mucho menos, el único político sorprendido con las manos en una falda que no le había dado permiso. El afroamericano Herman Cain se vio forzado a renunciar a su sueño de convertirse en el próximo candidato republicano a la Casa Blanca después de que varias mujeres le acusaran de acoso sexual. Tampoco los demócratas estadounidenses se han librado de un caso de bragueta desatada: el congresista neoyorquino Anthony Weiner puso fin a una prometedora carrera política cuado medio mundo pudo ver la foto suya en calzoncillos que le había enviado por Twitter a una estudiante.

     Debe haber algo en la mucha riqueza y el mucho poder que hace que a no pocos de los que lo tienen se les termine yendo la olla, tal vez una irresistible y embriagadora sensación de impunidad. Sea lo que sea, es algo cada vez más peligroso en esta era de Wikileaks, en democracias crecientemente transparentes, y precisamente gracias a los de arriba, sino a la ciudadanía, la prensa, las nuevas tecnologías y esos polícías, fiscales y jueces valientes.

        No obstante, la avaricia de dinero, poder y sexo sigue rompiendo el saco. Aquí mismo, en España, vemos estos últimos días de 2011 como es imputado un miembro de la familia real, encausado un ex ministro socialista y sentado en el banquillo un expresidente conservador de una comunidad autónoma.

       

  Lo que es malo para la democracia y el bolsillo de los contribuyentes es bueno para la literatura y el cine negros. Desde esa obra fundacional que fue La llave de cristal, de Dashiell Hammett, hasta lo último que haya podido llegar a las librerías físicas o ciberespaciales, la corrupción del poder, ese triángulo formado por el dinero, el sexo y la política, es uno de los más prolíficos nutrientes del thriller.

     ClintEastwood.AbsolutePowerDavid Baldacci es un artesano que entretiene, sus libros son de esos para leer en la piscina, la playa o un largo viaje en tren o avión, dicho todo esto con mucho respeto. Mejor, en mi opinión, fue la película que Clint Eastwood alumbró a partir de su Absolute power. El propio Eastwood interpretaba al ratero que primero era testigo del crimen presidencial y luego su chivo expiatorio, mientras que Gene Hackman hacía del libidinoso titular de la Casa Blanca. Un abrecartas de acero era la clave del caso.

Hay 15 Comentarios

Esto es lo que se lama "la erótica del poder"? o es simplemente hombres sin educación ni escrupulos? A mi me acusan de abuso sea del tipo que sea y me fundo, me muero.. pero a los políticos o políticuchos les da un no sé qué de morbo! asqueroso! Por cierto creo que, sexo y política, no tiene nada que ver con el machismo universal que representa un político y su esposa o hija o ambas...a su lado y haciendo de flor....! por diós! no sé cuanta gente va ganarse un aumento o un ascenso con su familia al lado! mejor ir con un curriculum, un trabajo bien echo...Seamos serios! oposiciones para ser cargo público ya!

Muy bueno! pero opinio igual que uno de los comentarios. Estos escándalos los hay por todos lados, y me parece bien que sea uno de tus temas, puesto que los periodistas tenéis (espero tenerlo yo también) un papel importante en que éstos casos no sean invisibles.

Y eso que solo nos entereamos de los casos relevantes. Por desgracia estas actuaciones ocurren todos los dias en multitudes de rincones del mundo, donde los focos no llegan...

¿YA VIERON LA SERIE La Ley y el Orden, DONDE SOLO SE CAMBIAN NOMBRES Y PAISES, Italia por Francia? CASI TEXTUAL

Opino que fue un montaje, aprovechando que DSK se tiraba a todo lo que se movía, eso sí. Mejor guión aún. El arte es cosa fina en eso de imitar a la realidad...

Yo opino que lo de DSK fue un montaje. Un socialista en el FMI, a por él, que encima quiere presidir Francia. De momento en su lugar tenemos que aguantar a un peon de Sarkosi. ¿Estoy paranoico? Puede que me equivoque, pero mejora el guión un rato ¿no? Rato de cantidad, no Rato de banquero. Me encanta este blog. Y Balducci, en lo suyo, es lo más. (Yo, entre Tolstoi y Tolstoi -un poner- desengraso con un buen best seller)

Muy buen artículo, plas plas plas. Y aprovecho la ocasión para recordar uno que publiqué el pasado 26 de mayo.
Un saludo!
http://condoscubitos.wordpress.com/2011/05/26/desde-que-amanece-apetece/

La porno-política esta de moda. Asi va la sociedad contemporánea donde ya no interesan los valores sociales. El machismo no es nada nuevo, presenta muchos matices, el uso del burka, los acosos sexuales y la prostitución (o comercialización del sexo). Creo, que en el nivel del zoológico hay mas ética.

Muy buen artículo, lo que me deja un poco fría es que encima el tio pueda sacar dinero de todo este jaleo por su cara bonita.....

Pero ¿cómo puede ser que los franceses sigan prefiriendo a la mujer sumisa, que perdona a un marido que la humilla una y otra vez en público????
Enhorabuena por el blog, Valenzuela, lo leo siempre y siempre me sorprenden las historias que cuenta

Cuando pienso que DSK pudo ser el candidato socialista a la presidencia francesa se me ponen los pelos como escarpias. Qué bajo ha caido del centroizquierda europeo! Luego se extrañan de que su gente ya no les vote

Este blog es buenísimo, interesante, gracias!!

Buen artículo. Pero, por favor, "urbi et orbi"

El caso DSK ya inspiró un episodio de la serie de televisión estadounidense 'Ley y Orden'... pero tiene razón Valenzuela: sería un peliculón y seguro que se hará. Dudo que sean los franceses los que la produzcan: tienen tendencia a tapar sus verguenzas. Los americanos son más transparentes... A mi tambien me gustó la peli de Eastwood...

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Sobre el autor

Con más de treinta años de periodismo a sus espaldas, ha sido, entre otras cosas, corresponsal de El País en Beirut, Rabat, París y Washington y director adjunto de este periódico; también director general de Información Internacional en La Moncloa. Tiene siete libros publicados, trabaja como analista y reportero en El País y colabora como tertuliano en programas de radio y televisión. Es un lector voraz de literatura policíaca y de espionaje.

Entrevista Digital

Se cumple el primer aniversario de la Primavera Árabe, y Javier Valenzuela la analiza en su nuevo libro, Crónica del nuevo Oriente Próximo (Catarata), del que charló con los internautas el miércoles, 01 de Febrero de 2012 de 13:00 a 14:00

Eskup

Nuevo libro

Crónica del nuevo Oriente Próximo

Crónica del nuevo Oriente Próximo (Catarata, 2012) es el último de los siete libros publicados por Javier Valenzuela. En su primera parte, el autor propone las claves de la Primavera Árabe, desde la revolución del jazmín tunecina a las victorias de los islamistas en las primeras elecciones libres en Túnez, Marruecos y Egipto, pasando por la sangrienta represión en Siria. En la segunda, una recopilación de sus reportajes de los últimos 25 años en Turquía, Siria, Palestina, la Península Arábiga e Irán, se ofrecen pistas para comprender las nuevas realidades geopolíticas de la zona.

Con anterioridad, Javier Valenzuela ha publicado Usted puede ser tertuliano (Península, 2011), De Tánger al Nilo (Catarata, 2011), Viajando con ZP(Debate, 2007), España en el punto de mira (Temas de Hoy, 2002), La última frontera (Temas de Hoy, 1996) y El Partido de Dios (El País-Aguilar, 1989).

Archivo

noviembre 2012

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal