Javier Valenzuela

El espíritu de J. Edgar Hoover vive en el FBI

Por: | 12 de enero de 2012

Biometrics1.FBI
   Cerca de la Casa Blanca, en el 935 de Pennsylvania Avenue, se levanta un edificio macizo y feote: el J. Edgar Hoover Building. Construido en los años 1960, en ese estilo arquitectónico que llaman brutalist y que considera que el hormigón es hermoso, el J. Edgar Hoover alberga el cuartel general del FBI y, por decisión de Nixon, lleva el nombre del eficaz y turbio personaje que dirigió durante casi medio siglo este organismo policial del Gobierno federal de Estados Unidos.

     J.E.Hoover

      En los últimos días del pasado año, el FBI informó de la puesta en marcha de “un programa de identificación biométrica que incluye sistemas de reconocimiento facial y del iris”.  Ya tenía fichadas a más de 100 millones de personas en su base de datos de huellas digitales (IAFIS), pero eso es nada al lado del programa Next Generation Identification. El NGI incorpora escaneos de iris, reconocimiento facial, huellas de las palmas de las manos, grabaciones de voz y mediciones de modos de andar, amén de hacer más efectivos los clásicos registros de huellas, cicatrices, tatuajes y color de cabellos y ojos.

      FBI.Logo La noticia, que ha provocado la inquietud de defensores norteamericanos de los derechos civiles, haría feliz a Hoover. Él fue quien incorporó las nuevas tecnologías del siglo XX a la acción investigadora del FBI: huellas dactilares, fotografía y cine, grabación de conversaciones, escuchas telefónicas, la célebre lista de los 10 Most Wanted... Bueno, en realidad, Hoover inventó el FBI.

      Este fin de semana se estrena en Francia, y el 27 de enero en España, J. Edgar, la película biográfica sobre Hoover dirigida por Clint Eastwood e interpretada por Leonardo Di Caprio. Quizá a las nuevas generaciones este nombre les diga poco, así que es bueno que sepan que fue uno de los más poderosos y temidos de Estados Unidos en  buena parte del siglo XXI. Dirigió el FBI desde 1924, cuando él tenía 29 años de edad, hasta su muerte en 1972, un período en el que la Casa Blanca tuvo ocho ocupantes distintos, ninguno de los cuales, aunque alguno tuvo ganas, se atrevió a destituirlo.

       DeCaprioCoover.J.Edgar

   Rudo y atildado, patriotero y derechista, misógino y homófobo, el arma atómica de Hoover, lo que le hacía intocable, eran sus archivos, cargados de secretos inconfesables de muchas de las personalidades más importantes de su país: políticos, banqueros, empresarios, directores de periódicos, productores y estrellas de Hollywood. A comienzos de los años 1960, los hermanos Kennedy quisieron cesarlo, pero no pudieron: el director del FBI lo sabía todo sobre las andanzas amorosas del presidente JFK, y, por supuesto, tenía las pruebas. En American Tabloid, James Ellroy ha escrito páginas deliciosas sobre esa historia.

     J-Edgar-Hoover-and-Clyde-Tolson-Porter-DarwinEl mismo Hoover era un personaje muy oscuro: se le ha supuesto una homosexualidad que nunca quiso asumir y se ha escrito mucho sobre su presunta afición a vestirse en la intimidad con ropa de mujer. Lo cierto es que adoraba a su madre, que convivió durante décadas con su adjunto, Clyde Tolson, y que nunca se casó. Muy duro, al límite del fascismo, con los rojos –comunistas, anarquistas, socialistas, progresistas, liberales, feministas, defensores de los derechos civiles, activistas negros, intelectuales-, Hoover fue muy laxo con la Mafia, y eso se ha atribuido a que los capos del crimen organizado tenían a su vez fotos comprometedoras del patrón del FBI.

    La película J. Edgar se estrenó en Estados Unidos el pasado noviembre, y, al igual que ahora en Francia, fue acogida con cierta decepción. No es, al parecer, de las mejores de Eastwood y se dice que Di Caprio queda raro con las toneladas de maquillaje que le ponen para encarnar al Hoover anciano. En todo caso, Time, en su reseña, resumió así el “triple enigma” del que durante casi medio siglo fue director del FBI:(1) un guardián y comerciante de secretos de Estado que (2) atesoró celosamente el secreto de su presunta homosexualidad y que (3) contempló tan levemente su propia alma que fue un secreto hasta para sí mismo”.

      Hoover.Time.Eastwood, de 81 años, aborda en su película las incógnitas personales de ese colosal manipulador que fue Hoover, pero no les ofrece respuestas. Reconoce que a estas alturas de la partida es imposible quitarle al personaje su ambigüedad y su opacidad. En una entrevista publicada esta semana en Le Nouvel Observateur, el cineasta dice: “Me gustan las películas que suscitan interpretaciones múltiples y en las que las conclusiones a las que puedan llegar los espectadores sean diferentes de las mías”.

      El último siglo de historia norteamericana es el del constante girar a la derecha de una gran nación que se va haciendo vieja y temerosa. Comenzó con la caza de rojos de los años 1920 que dio lugar a la ejecución en la silla eléctrica de Sacco y Vanzetti , y siguió en los 1950 con la caza de brujas del senador McCarthy. Hoover tuvo mucho que ver en la intensidad inquisitorial de ambos momentos. Ahora, cuando se cumple el décimo aniversario de Guantánamo, Eastwood sabe muy bien por qué ha querido recordar a Hoover. “La afirmación de que el enemigo está en todas partes”, dice a Le Nouvel Observateur, “abre la puerta a todas las derivas autoritarias”.

     GasparLlamazaresComoBinLaden.Enero2010En 2010 el FBI contaba con 33.925 funcionarios y un presupuesto anual de 7. 900 millones de dólares.  Aún no había estrenado el sistema de identificación biométrica NGI pero no le faltaban recursos. Y sin embargo, hizo el ridículo cuando, en enero de 2011, tuvo que admitir que, para actualizar digitalmente la imagen de Bin Laden, había recurrido a una foto de Gaspar Llamazares, entonces portavoz de Izquierda Unida en el Congreso español. El espíritu de Hoover, ya se ve, sigue vivo y coleando. Medio siglo después, aún le gana a los Kennedy

Hay 20 Comentarios

hola: necesito con urgencia un email para comunicarme con el fbi! espero respuestas gracias!

flipante pensar que a los 81 años, Eastwood siga haciendo maravillas! El 27 de Enero estaremos todos ahi, para disfrutar de este ultimo regalo. Porcierto Javi, genial post.Besos

Visto el contenido del artículo, mi denuncia viene como el aceite a las espinacas. No hay que ir muy lejos para sufrir maneras autoritarias. Aquí en El País, los administradores llevan un tiempo practicando una censura inadmisible. Lo han denunciado varios compañeros. Hoy a mí me censuran esto en la noticia de las agencias de calificación y Rajoy. "A sus órdenes, bwana, es lo que esperan estos flamantes dictadores. Pero bueno, ¿qué es esto? ¿En qué demonios de elecciones ha sido elegida la gentuza de Standard & Poor's? ¿Para qué necesitamos a los tejeros de turno si las agencias de calificación se bastan y se sobran para tirar al estercolero la voluntad general expresada en las urnas, el Estado de Derecho? ¡Qué vergüenza! El Capitalismo está acosando a la democracia y, sin embargo aquí parece que todo es normal, que es solo un tema que hay que aprender para avanzar y aprobar un curso en una universidad (¡extranjera, diría Proust!), donde tienen secuestradas nuestras libertades. Hay que salir y protestar y si no es bastante, es decir que no rectifican los gobiernos, hay que derribarlos y crear un nuevo orden de cosas más acorde con la voluntad de los pueblos. A eso se le llama revolución y esta gentuza se lo está mereciendo con creces." Si hay motivos para ello, me callo y me trago mis palabras. Si no los hay, por favor, alejen de la libertad de expresión a sus enemigos, este periódico no se merece a semejantes cancerberos.

Estimado Valenzuela, saludos. Desde su Blog hago más que un llamado, una exhortación a todas y todos los lectores de El País para que cada uno, desde su hogar, trabajo, centro de estudios, donde quiera que se encuentre, promueva con propia iniciativa y creatividad acciones y actividades concretas en favor de la Paz Mundial. Expertos israelitas en defensa y seguridad desaprueban la guerra contra Irán. No, la noticia no es nueva, pero ante el giro que toman los acontecimientos en las últimas horas, considero urgente hacer un llamado a la reflexión a partir de estas voces mas que autorizadas y lo que ellas categóricamente afirman. Efraim Halevy(1934 UK) Jefe del Servicio de Inteligencia Exterior de Israel (Mossad) entre 1998 y 2002 y Director del Consejo de Seguridad Nacional. Hoy es académico de la Universidad Hebrea de Jerusalén. Halevy ha llamado a la dirigencia de su país para que mantenga una actitud muy prudente respecto de un eventual ataque a Irán. Dijo además que "hay que impedir que Irán se convierta en una potencia atómica... pero hay una distancia de ahí a decir que ella representaría una amenaza existencial para Israel". "Un ataque a Irán -siguió Halevy, tendría repercusiones en la región durante los próximos 100 años. Deberíamos elegirlo solo como última opción". Según el experto israelí, el verdadero peligro existencial para Israel se produce más bien por el creciente extremismo de los ambientes ultra ortodoxos en su interior. "El extremismo de los ortodoxos oscureció nuestra vida", concluyó. Meir Dagan (1945, Novosibirsk, antigua Unión Soviética) fue nombrado Director del Mossad por el Primer Ministro Ariel Sharon en agosto de 2002 y dejó su cargo en 2009. Declaró el experto, que un ataque aéreo israelí contra los reactores nucleares de Irán es “la idea más estúpida que haya escuchado y que no ofrecería ninguna ventaja”. “Quien ataque a Irán debe entender que encendería una Guerra Regional, en la que misiles de Irán y de Hezbollah en el Líbano serán lanzados. El problema de Irán debe ser un problema internacional y nosotros debemos continuar actuando para postergar el desarrollo de las capacidades nucleares de la República Islámica”, declaró Dagan. La Paz, para todas y todos los que hemos vivido en carne propia situaciones de guerra, es un bien precioso a cuidar. Nada justificaría un nuevo conflicto armado en Oriente Próximo. Viva la Paz! sc

¡Que bien escribes,Javier! Envidiable tu artículo sobre Hoover,la Mafia y aquellos años oscuros.Merece una novela negra esa trama de espias,políticos,homosexuales reprimidos,EEUU...

El articulista, J. Valenzuela, merece el Oscar del periodismo imparcial. Ha puesto al desnudo al macabro personaje Edgar Hoover, el gran émulo de Drácula. Esa práctica de convertir al ser humano en meras cobayas es tan vieja como la propia historia. Tal es la política, un mero instrumento de la avaricia por el poder, sea del signo que sea. Los ejemplos sobran... Hitler, Stalin, Pinochet, Pot Lot, Neron, Tamerlan, etc., etc., etc.

Buen artículo!
http://www.kruceros.org

Algunos apuntes sobre Hoover y el FBI que he echado en falta en su (por otro lado), excelente artículo:

Otra muy fundada teoría sobre esa actitud tan "laxa" de Hoover hacia la Mafia es que era muy aficionado a las carreras de caballos, ...o más concretamente, a sus apuestas ilegales controladas por la Mafia. J.Edgar y su "consorte" (dejémoslo así) eran asíduos del hipódromo de Miami.

Por otro lado, J.F. Kennedy también tenía conexiones con la Mafia: su propio padre había sido contrabandista de alcohol durante la Prohibición (1923-33) y se rumoreó que varias familias mafiosas del país habían favorecido su elección en Estados-clave (la Mafia Irlandesa de Boston, en Massachussets; la Italiana de Chicago, en Illinois y la de New York, en N.Y.; y la Judía-Hollywodiense en California ...¡qué casualidad que se estrenara una película ("El Patrullero PT-109") sobre sus hazañas en el Pacífico, durante la II Guerra Mundial, justo al mismo tiempo que las elecciones que ganó en 1960!) .

Una vez que John Kennedy y, sobre todo, su concienzudo y "quisquilloso" hermano, el Fiscal General (y luego aspirante a Presidente) Robert "Bob" F. Kennedy "decepcionaran" las espectativas puestas en ellos, es trístemente "lógico" que la Mafia se los quitaran de en medio con la complacencia (si no con la complicidad) del FBI...

Tampoco favoreció demasiado a las relaciones de John y Bob Kennedy con Hoover la actitud favorable a la integración de los negros de los primeros (que llegaron a negociar con líderes moderados como el Reverendo Martin Luther King). En cambio, Hoover apenas hacía nada por impedir linchamientos racistas del K.K.K. en Luisiana, Alabama o Georgia y, en cambio, ponía bajo continua vigilancia no sólo a los "Panteras Negras" o a Malcom "X", sino incluso a líderes afroamericanos más moderados, como el propio King (...una vigilancia que tampoco "evitó" su asesinato en 1968 ¿o quizás contribuyó a él?).

Un último apunte sobre Hoover: realmente, el FBI sí fue un invento suyo. Cuando se fundó, en el año 1924, gobernaba el republicano Calvin Coolidge, anticomunista furibundo (aunque menos racista de lo que cabría esperar), pero el número de hombres y medios puestos a su disposición fue escaso. Éstos crecieron enormemente bajo la presidencia del demócrata Franklin D. Roosevelt (también anticomunista y que optó por decisiones más que controvertidas durante la II Guerra Mundial). La dedicación principal "teórica" era luchar contra las bandas de gangsters que asolaban el país durante la Depresión y que atravesaban sin problemas las fronteras estatales (haciendo inviable su persecución por las Policías Estatales y Cuerpos de Sheriffs locales. Pero pronto tornó a controlar a los elementos políticos "sospechosos": en mucha menor medida filonazis o espías de Hitler que, sobre todo, comunistas, y en esa categoría entraban desde espías de Stalin en suelo norteamericano a meros simpatizantes de la República Española durante nuestra Guerra Civil (ya no sólo los que se alistaron en el "Batallón Lincoln" para combatir: bastaba con recolectar fondos para huérfanos de republicanos para entrar en su "Lista Negra"). En la práctica, el FBI se convirtió en una agencia no policial, sino de espionaje de su propia población. Igual que la CIA (y su antecesora, la OSS de la II Guerra Mundial) tenía y tiene "en teoría" atribuciones para espiar fuera de EE.UU., el FBI lo tiene para "dentro" de él.

no te equivoques caribbeanomics: los totalitarismos no son de izquierdas no de derechas. Son mierda que sirve a cualquier idieología. Si no, mira ahora, estamos en pleno totalitarismo neoliberal y no es precisamente de izquierdas.

Que raro, si era o no homosexual, que sus propios servicios no lo hayan investigado!
www.odiaconmigo.blogspot.com

Danny de Vito hubiera clavado el personaje de la película.

" El último siglo de historia norteamericana es el del constante girar a la derecha"

Y uno que siempre había pensado que el intervencionismo estatal, la intromisión en lo privado y los impuestos (vea, vea el autor la evolución de ellos y el gasto público en el ultimo siglo "useño") eran cosas de la izquierda. Pero ya se sabe que para purgas, las de McCarthy....o eran las de Stalin

España vivio su guerra civil con su FRANCO ,Cuba su CASTRO, Ncaragua , su Somoza y ahora su Ortega la diferencia entre uno y otro es que estan peor que hantes , Colombia su farc, paramilitares,narcos y los izquierdosos , que son peor que que todo ,China y su Mao ...la lista es tan larga como paises exiten ,muy pocos se salvan o no se conoce su lado oscuro , entonces a que el cuento contra u.s.a, todos tienen mucha tela de donde cortar o ,,,,,contar ,,,,mejor ..........

El poder en cualquier parte , y de cualquier forma ,debe tener ,fortalezas y no debilidades ,los metodos ???, Bueno hoover atajo a unos y otros a los de adentro con mucho poder ,como a los de afuera que podian hacer mucho daño a esta sociedad ,por lotanto fue necesario poner a raya a todos y este lo logro , creo que es un momento muy critico por el manejo de poco espiritu de obama que es como ponerle la sancadilla al pais ,y atacado u.s.a por todo lado , pero el mundo entero se veneficio de este poderoso , pero comen de su mea y salen a escupir .

Muy currado, como todos sus posts, Valenzuela. Impresionante el link a la última tecnología del FBI!

Solo he visto el trailer, de la versión norteamericana de Millenium. Daniel Craig, creo enfoca bien el personaje. Pero la actriz sueca, que hizo la serie, sigue pareciéndome lo más idóneo en su personaje de Lisbeth en cuanto a su aspecto fìsico, y su interpretación contenida. La otra actriz no me encaja en el personaje. Leí Millenium.

Decir Hoover era uf.......como dice Pilar B. qué susto.Hasta en las series de tv. siempre sale el FBI. No conviene utilizar ni se necesita los adelantos tecnológicos, para "pillar" a los de Wall Street. SE conocen. Y no digamos de las agencias mantenidas por los especuladores. Sì, esas que juegan con las primas de riesgo, etc......Y los ciudadanos sin poder pararlas.

La de exclusivas que podría vender hoy en el "Salvame".

Marta
www.mivibrador.es

¡Qué susto dan los nuevos sistemas de identificación del FBI! ¿Por qué no dedican el mismo esfuerzo tecnológico a pillar a los estafadores de Wall St.?

Hoover inventó el Big Brother policia. Fue nefasto, mandaba mas que el presidente aunque nunca se presentó a unas elecciones. Todo un precedente de nuestro tiempo, como bien dice este post.

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Sobre el autor

Con más de treinta años de periodismo a sus espaldas, ha sido, entre otras cosas, corresponsal de El País en Beirut, Rabat, París y Washington y director adjunto de este periódico; también director general de Información Internacional en La Moncloa. Tiene siete libros publicados, trabaja como analista y reportero en El País y colabora como tertuliano en programas de radio y televisión. Es un lector voraz de literatura policíaca y de espionaje.

Entrevista Digital

Se cumple el primer aniversario de la Primavera Árabe, y Javier Valenzuela la analiza en su nuevo libro, Crónica del nuevo Oriente Próximo (Catarata), del que charló con los internautas el miércoles, 01 de Febrero de 2012 de 13:00 a 14:00

Eskup

Nuevo libro

Crónica del nuevo Oriente Próximo

Crónica del nuevo Oriente Próximo (Catarata, 2012) es el último de los siete libros publicados por Javier Valenzuela. En su primera parte, el autor propone las claves de la Primavera Árabe, desde la revolución del jazmín tunecina a las victorias de los islamistas en las primeras elecciones libres en Túnez, Marruecos y Egipto, pasando por la sangrienta represión en Siria. En la segunda, una recopilación de sus reportajes de los últimos 25 años en Turquía, Siria, Palestina, la Península Arábiga e Irán, se ofrecen pistas para comprender las nuevas realidades geopolíticas de la zona.

Con anterioridad, Javier Valenzuela ha publicado Usted puede ser tertuliano (Península, 2011), De Tánger al Nilo (Catarata, 2011), Viajando con ZP(Debate, 2007), España en el punto de mira (Temas de Hoy, 2002), La última frontera (Temas de Hoy, 1996) y El Partido de Dios (El País-Aguilar, 1989).

Archivo

noviembre 2012

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal