Cuestión de Fe

Cuestión de Fe

Una reflexión coral sobre el significado de la religión y lo religioso ahora, con la elección de un nuevo Papa en la Iglesia Católica, y siempre, cuando sean otros los acontecimientos. Una mirada sobre lo celestial y lo terrenal, los asuntos generales y particulares de los creyentes de toda fe, en la jerarquía y a pie de calle. Sobre lo que tienen, les sobra y les falta a las iglesias hoy, y sus retos en un mundo globalizado. Cada texto es opinión respetable de cada autor.

El despropósito de las primeras comuniones

Por: | 17 de mayo de 2013

Por M. Ángeles López Romero

2013 00:55

Mayo es, tradicionalmente, el mes de las primeras comuniones. Nunca en el año como estos días se ven nuestras iglesias llenas. ¿De fieles devotos? No. Más bien de desfiles de modelos. Desde luego, de incoherencias. Empezando por las de una Iglesia que, con tal de que le salgan a favor los números, acepta sin demasiados miramientos ni exigencias que cientos de familias no creyentes utilicen como un objeto de usar y tirar el sacramento de la eucaristía.

A la vera de los familiares, preocupados por el tocado de la niña y las poses para las fotos, puede uno escuchar cómo esperan que acabe ese día para no tener que volver a pisar el templo. Como si ese día fuera la meta y no el pistoletazo de salida de una vida de fe. Y esto la Iglesia lo consiente y lo alimenta.

Es verdad que en muchas diócesis se ha aumentado el recorrido catequético que hay que seguir para poder recibir la Primera Comunión. La intención en principio es desanimar a quienes no estén del todo convencidos. Pero mientras ésta siga siendo la excusa perfecta para montar una fiesta y vestir a nuestro niño o niña de almirante, princesita o algo peor, no será suficiente filtro. En tiempos de frivolidades, muchos padres no ven un inconveniente en no profesar la fe que están haciendo abrazar a sus hijos con tal de hacer unas buenas fotos. Pero es que quienes sí son creyentes, no siempre advierten la incoherencia grave que supone convertir ese día en un monumento al despilfarro, el barroquismo y la ausencia total de sentido común.

2013 00:56

Vestidos carísimos que solo se usarán un rato, banquetes por todo lo alto aunque haya que pedir un crédito para pagarlos, la lista interminable de ostentosos regalos... Me gustaría escuchar a los obispos y sacerdotes reclamar austeridad y sencillez en estos días. Hay parroquias y colegios religiosos que ya ponen su granito de arena. Por ejemplo, haciendo que todos los niños vayan ese día con el uniforme escolar. Así no se produce el “concurso de disfraces” a que estamos acostumbrados. Y luego ya, de puertas afuera de la iglesia, allá cada cual.

También se están proponiendo ágapes comunes en los salones parroquiales para ahorrar costes y dotar de un contenido más humanizador, colectivo y sencillo la celebración de lo que no deja de ser para el niño un día de fiesta muy especial.Compartir el pan y el vino con el Maestro Jesús de Nazaret implica asumir un compromiso vital. Seguir sus huellas de justicia, entrega, amor por los últimos, defensa de la libertad.¿Le estamos contando esto a los niños que ese día se acercan al altar para recibir su Primera Comunión y puede que la última? No lo parece, desde luego.

Lo más curioso es que muchos católicos abominan de los ritos civiles paralelos a los distintos sacramentos que están surgiendo tímidamente en nuestra sociedad. No es mi caso. Me parece mucho más respetuoso celebrar esos actos al margen de la Iglesia, como ritos de iniciación o paso a lo largo del proceso vital de cualquier ser humano, que hacerlo en el seno de una Iglesia en la que no creen, a costa de frivolizar y ridiculizar lo que para los creyentes es de un valor incalculable. ¿No merecería la pena recomendar desde la misma Iglesia vías laicas alternativas a quienes, salta a la vista, solo quieren hacer uso puntual de los sacramentos como plataforma de brillo social, pero ni tienen fe ni van a tenerla nunca? Sería más respetuoso para todos. Aunque luciesen menos las estadísticas nacionales de católicos.

Las imágenes son pantallazos de Google buscando "Ropa Primera Comunión". Hay miles.

Hay 63 Comentarios

Me gustaría únicamente recomendar a la autora que al escribir en un blog supuestamente dedicado a la fe cristiana (escribe un evangélico con lo que abarca no sólo la doctrina católica), no se refiera a "compartir el pan y el vino con el Maestro Jesús de Nazaret". Por favor, no minusvaloremos los sacramentos ni nos refiramos a Jesucristo como como el maestro, profeta.... porque es "El Cristo, el Hijo del Dios Vivo".

siempre que contribuya a hacer despertar a la gente de la idiotez que es la iglesia todo puede ser bueno.

Nunca entenderé qué tiene que ver un traje de marinero o de "almirante", con la comunión. Ni por qué hay que vestir de novias a las niñas y hacer un reportaje fotográfico que parece el book de una modelo. ¿Qué relación tiene todo este paripé con las enseñanzas de Jesús que es lo que, en teoría, los niños están aceptando como compromiso para sus vidas? No voy a comuniones que pretenden ser una boda, o una fiesta incongruente con lo que se supone que celebra. Este año he ido a una en la que niños y niñas participaron de la ceremonia todos vestidos con una túnica sencilla, los padres asumieron diferentes roles durante la misa: lectura, ofrendas, etc...y el mensaje del sacerdote para los niños y sus familias, fue claro, directo, sencillo.

Ja, ja, ja! Cómo os mola a todos los progretas cargar contra todo lo que huela a católico. Respetáis el burka pero os rasgais las chaquetas de lefties si véis un traje de almirante. Que cada uno haga con su vida lo que quiera, pesaos!

Yo, como Miquelet y el autor de este articulo, cada vez estoy mas convencido de que cada vez mas, los ateos somos los únicos que respetamos realmente la religión!

Primero, un autoretrato: soy ateo; Ateo del todo, pero sin embargo me interesan las religiones, más que a algunos "creyentes", he leido varias veces la Biblia, el Corán, muchísimos Sutras budistas, textos hindues,... las estudio junto a la Filosofía, la ciencia, historia,... quizá por conocerlas bien soy ateo, ateo y anticlerical.
Pero reconozco que, cuando voy a una "comunión" siento vergüenza ajena, porque me doy cuenta que yo, el ateo, soy más respetuoso con la religión que esos "creyentes" que celebran la comunión de sus hijos, y más que el 90% de los invitados, que convierten un sacramento en una fiestecita de niños. Y la iglesia... en fin, en su juego de siempre, en el doble "discurso": el de los teólogos y el del "pueblo", unos con su pseudo-filosofía que sólo se sostiene por la fe y a otros vendiendoles estampitas y llenando el cepillo.
En fin...

Todas las sociedades tienen ritos de paso... de la infancia a la edad adulta... Y los ritos son importantes para el ser humano, es un momento en que uno se siente un rey , algo muy importante y todo el mundo te besa , te hace carantoñas.... Regalar se hace en todas las sociedades, religiones y culturas, Todas... no hay ninguna en que no tengan ritos, que se expresan en la forma de vestir.... No encuentro nada malo esto. Al contrario hacen sentir especial al niño y los mayores les regalan cosas y es una muestra de amor, reconocimiento muy simpatico y agradable....No hay nada malo en esto, alos niños les encanta y a todo el mundo tambien... Mucho aguafiestas hay que los Reyes Magos no le trajeron su coche preferido...

Hace años oí que un sacerdote decía: Hoy en día no es importante la primera comunión, sino la segunda...

La iglesia del doble rasero admite estas incongruencias. Al mismo tiempo "obliga" a que quien no curse religión acuda a clase de otra asignatura. Como van de la mano de la derecha española, y sus deseos son órdenes, han conseguido que la religión sea asignatura con el mismo peso que el resto. ¡Qué obsesión tienen los obispos con decirnos a los demás lo que tenemos que hacer con nuestras vidas! Bastante tienen con poner algo de orden en su casa.

yo veo mal como van vestidos al colegio o a las discotecas o por la calle. Las modas si que son comidas de coco. Hay que respetar las creencias y tradiciones de cada familia.

Es muy fácil, el que no quiera Bautizos,Comuniones y Bodas, que no vaya a la Iglesia y el que no quiera que su hijo estudie Religión que estudie ética. Pero creo que no se debe criticar la decisión de otros. Eso es democracia..dejen vivir a los demás como crean que deben vivir y vivan ustedes en libertad de elección que el que vive pensando en lo que hacen los demás no vive en libertad.-

Bueno es exactamente el mismo caso que ESTE PERIODICO y demás medios ANTICATOLICOS, que utilizásteis la elección del PAPA para tener audiencia.

En España hay decenas de millones de católicos. Católicos de 4 veces en su vida: acuden al bautizo (hay convite), a la primera comunión (hay convite), a la boda (hay convite) y al entierro (eres el protagonista imprescindible). Yo no sé en que se quedaría la iglesia católica sin los modelitos, los banquetes y el presumir.
Realmente lo que más pena me da es ver a una persona gastándose lo que no tiene en lo que no necesita. Pidiendo créditos para aparentar que son muy adinerados, aunque todos los convidados sepan perfectamente las economías de cada uno.

No déis ideas, que estos pringaos se dejan en mi restaurante una buena pasta todos los años, hombre ya! Jeje

Yo por mi eliminaria bodas , comuniones , bautizos , entierros etc.. tanto religiosos como catolicos , son una farsa infumable , yo desde luego nunca voy a nada de eso .

Mientras expulsamos a nuestro científicos, nos meten la religión en la educación nuevamente. Este es el país que tenemos y los gobernante que tenemos. Somos el vagón de cola de Europa, y lo peor, siguen sin enterarse, los políticos digo.

Respecto a lo que cm_watermelon dice:

Es verdad que todo esto de las comuniones es "muestra evidente de que esta sociedad española nuestra no sabe ser laica". Pero ello va de la mano del hecho de que la Iglesia católica tampoco sabe ser iglesia. Porque claro, si solamente aceptaran en sus ritos a quienes verdaderamente creen y fuesen consecuentes con aceptar solamente a quienes siguen sus preceptos en materia de sexualidad, por ejemplo, no tendrían el poder que acumulan. A mí me enseñaron que Jesús expulsó a los mercaderes del templo. La jerarquía católica simplemente se puso en su lugar e hizo del mercado un supermercado: la multinacional con sede en el Vaticano es la pionera de la globalización. Un mercado necesita compradores y vendedores, y al igual que los hay dispuestos a pagar por la promesa de la vida eterna o de la aceptación social, los hay cuya único negocio es vender esos mismos productos.

Hoy nos hemos enterado que se ha puesto en marcha por ley la asignatura obligatoria de religión.
Se dice así en general, que se podía entender como formación a los críos sobre el hecho religioso en la sociedad actual.
Pero la gente ya sobre entiende que se refiere solo a la religión católica.
Que si es así, resulta una discriminación notoria sobre el resto de religiones.
Que España es país laico, y además que cada cual puede practicar la religión que quiera.
Es cierto, que Dios existía mucho antes de que Jesús-Cristo predicara el Evangelio.
Sin dejar el mundo de ser mundo por esa razón.
La primera comunión debería ser una petición particular de las personas implicadas.
Si se mirara el credo y se siente la Fe, así debería ser, desde el uso de razón y el libre albedrío.
Pero hoy por hoy, visto el sentido oficial y festivo otorgado a la religión Católica en España, la primera comunión se queda solo en una celebración familiar.
Muy similar a un cumpleaños.
Principalmente, en algunas poblaciones más pacatas y provincianas, en donde aun es una forma clara de manifestar a los demás la identidad y el apego social que se respira.
Aparte de credos de fin de semana.
La religión debería ser algo más profundo en el sentir de la gente que una celebración en grupo y porque toca.

Totalmente de acuerdo con Noe, yo tampoco creo y mi boda no tuvo que envidiar nada a cualquier otra. Mi ciudad tiene Catedral Patrimonio de la Humanidad y claro que me hubiera encantado casarme alli, pero también me parece una falta de respeto. Lo de las comuniones y bautizos civiles, pues tengo intención de hacer un "bautizo civil" por llamarle algo, pero con el fin de celebrar el nacimiento y tener unos padrinos para mis futuros, no por el paripé de los regalos. La "comunión civil" si que me parece absurdo, se puede transformar perfectamente en el "cumpleaños especial de los 10 años" y ya está.

Absolutamente lamentable. Yo no soy cristiana, pero mis amigos sí. No cristianos de "los de ahora", de hacer el paripé, sino de ir a misa e inculcar valores cristianos a sus hijos como el amor o el respeto. Mañana hace la comunión uno y como en clase se han pasado toda la semana con los trajes y regalos y restaurantes, os describo frases del niño que contrastaban con el parecer del resto de la clase y el asombro de su profesora (a todo esto, me cortaría la mano derecha de que no está aleccionado, sino que le han explicado las cosas para que las entienda): "Para hacer la comunión no hace falta disfrazarse, porque si hubiera que ir de algo, yo iria de bombero" "El mayor regalo para mí al recibir a Jesús es que, como le voy a tener cerca, le puedo pedir que se cure mi abuelo" y la última "Mis padres me han dicho que mis tíos me van a traer algo muy especial y que me gusta mucho, yo creo que es el llavero de los Angry Birds" Todo esto en contraposición al resto de compañeros que hablaban de trajes de 500€, reportaje de fotos, viaje a Eurodisney, Ipad, restaurantes a 80€ el cubiero etc....

A mí me parece lamentable dos veces. Uno, porque si uno no cree, como yo, no debería participar. Pero en mi país, por ejemplo, para poder asistir a un buen colegio, tuve que pasar por este circo. Que a pesar de que entonces yo era "creyente", no fue ningún momento especial, sino una especie de visualización del futuro reprimido y castigador. El catecismo fue una enumeración de las maldades del mundo y nuestra naturaleza humana. La ceremonia, un sermón horrible en que por primera vez, con 10 años, me dieron vino: asqueroso. Lo recuerdo por ser un día desagradabilísimo, a pesar de que entonces tenía todas las ganas de creerme este ritual absurdo.

Yo lo de la comunión, pase... Porque son niños, porque pueden no saber lo que quieren (aunque estoy de acuerdo en que, el sentido común en este caso, corre a cargo de los padres), porque para un padre, incluso no creyente, es difícil dejar al niño 'sin fiesta'. Pero ¿qué me decís de las bodas en la iglesia de novios que no la pisan, exactamente, desde la comunión? Qué vergüenza, por favor, novios que no se saben las oraciones, invitados sin ningún respeto, queriéndose quitar el marrón de encima pronto y rezando (ja) para que 'el cura no de mucho la brasa'. Me parece muy patético y muy triste y la muestra evidente de que esta sociedad española nuestra no sabe ser laica.

La autora parece sorprendia y contrariada porque numerosos no creyentes utilicen la comunión como una fiesta de lucimiento social de no creyentes estéticamente hortera. No debería.

La estética va a gustos, pero lo normal es que los rituales no cambien mucho, si no ya no son rituales. Resultado: lo que en su momento (finales del S XIX) era el colmo de lo moderno (marinerito y traje blanco) hoy nos parece una horterada.

Tampoco debería sorprenderse de lo primero: es lo que cabe esperar cuando durante mucho tiempo una religión ha sido impuesta sobre una sociedad consumista.

1 – “Todo-el-mundo” era católico por definición en la España de Franco y aún antes. El resultado de un rito obligado “de facto” (qué dirán si no!) es que todo el mundo lo practica, crea o no. Y si no cree, disimula para no buscarse lios.
2 – Hace tiempo que vivimos en una sociedad de consumo. Os guste o no, hay (había?) riqueza suficiente para que todas las clases sociales pudieran comprar y lucir trajes y banquetes. Funcionamos así: ahora en plena crisis lloramos con un crecimiento que permita crear empleo, para que todo el mundo gane dinero … y lo gaste!: en comuniones … en vacaciones en canarias, en lo que sea! con tal que la economía siga girando.

Ninguna de las dos cosas – ritos obligados socialmente y ostentación consumista - requiere “creer de verdad”

… pero, como medimos si los que participan en el ritual de la comunión católica creen “de verdad”. Ningún escaner de cerebro nos permite saberlo. Supongo que se deduce del diferencial de asistencia a otros rituales, como la misa semanal, donde los que van "creen de verdad" .... seguro?

Que hoy en día un rito persista bastante y el otro haya decaído nos dice más del atractivo social del rito que de la intensidad del sentimiento creyente. Tal vez si las misas fueran “marchosas” y proporcionaran un sentimiento de grupo, como pasa en muchos evangélicas, tendrían más éxito. …en cuyo caso, los participantes que creerían “de verdad”? o acudirían a la misa por la fiesta, el baile y el sentimiento comunitario?

Creo que queda claro lo que planteo:
Es inútil plantearse si el rito es valido por que la gente “crea” o no.
Es ilusorio esperar que una sociedad que NECESITA el consumo para funcionar, lo deje fuera de cualquier acto mínimamente social.

No sé quién eres, Mª Ángeles, pero tienes más razón que un santo.

Solo imitan al Papa y los obispos se visten como ellos con todo lujo de detalles, lo de vestirse de Drag-Quin....... aún no se atreven pero todo llegará, al fin y al cabo los niños son los escaparates de las deficiencias mentales de los padres, es muy católico.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

Juan Rubio Juan Rubio. Es periodista. Nacido en Jaén, en la actualidad vive y trabaja en Madrid. Director Global del semanario de información religiosa ‘Vida Nueva’ (www.vidanueva.es). Es colaborador en varios medios de información y autor de varios libros de temática social y religiosa.

Mª Ángeles López Romero Mª Ángeles López Romero (Sevilla, 1970) es redactora jefe de "21, la revista cristiana de hoy" (www.21rs.es). Es conferenciante y autora de libros de temática educativa, social y religiosa. Pertenece al Consejo Asesor de la Cátedra de Teología Chaminade. Fue elegida Autora del año 2011 por la editorial San Pablo. Firma el blog "Papás blandiblup".

Juan Masiá Clavel Juan Masiá Clavel. Jesuita, Profesor de Ética en la Universidad Sophia (Tokyo) desde 1970, ex-Director de la Cátedra de Bioética de la Universidad Pontificia Comillas, Investigador del Centro de Estudios sobre la Paz de la Sección japonesa de la Conferencia Mundial de Religiones por la Paz (WCRP), en Tokyo. Es autor del blog En la Frontera.

Mariano Blázquez Burgo Mariano Blázquez Burgo. Licenciado en Derecho, pastor auxiliar de la Iglesia Evangélica Cristo Vive y Secretario Ejecutivo de la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España FEREDE. Se encarga de la representación del conjunto de las Iglesias evangélicas y protestantes ante el Estado. Es miembro de la Comisión Asesora de Libertad Religiosa del Ministerio de Justicia.

Chema Caballero Chema Caballero. Fue misionero javeriano en África durante dos décadas y llevó a cabo programas de educación y recuperación de niñ@s soldado en Sierra Leona. Por discrepancias con sus superiores abandonó la congregación y dejó de ejercer el sacerdocio. Sigue confesándose católico, apostólico y, de vez en cuando, también romano. Es autor del blog África no es un país.

Veronica Nehama Verónica Nehama es licenciada en Ciencias Químicas, por la Universidad Complutense de Madrid, y diplomada en Propédeutique por la Universidad de Nancy. Ha sido durante 26 años directora y profesora de francés y Ciencias del colegio judío de Madrid "Ibn Gabirol-Estrella Toledano". Actualmente dirige tertulias literarias, imparte charlas, y es escritora. Ha publicado un libro de cuentos y la novela ‘Las turquesas mágicas’.

Natalia Andujar Natalia Andujares licenciada en Lingüística General, por la Universidad de Barcelona. Formada en la Universidad de la Sorbona y el IUFM de París, ha ejercido como docente en Francia durante diez años. Actualmente dirige el Centro de Formación Educaislam (www.educaislam.com). En el terreno asociativo, es vicepresidenta de Junta Islámica y directora de Red Musulmanas. Activista comprometida con los derechos de las musulmanas, ha colaborado en varios libros, es autora de un blog e imparte conferencias y cursos sobre islam y género.

Archivo

mayo 2014

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal