Cuestión de Fe

Cuestión de Fe

Una reflexión coral sobre el significado de la religión y lo religioso ahora, con la elección de un nuevo Papa en la Iglesia Católica, y siempre, cuando sean otros los acontecimientos. Una mirada sobre lo celestial y lo terrenal, los asuntos generales y particulares de los creyentes de toda fe, en la jerarquía y a pie de calle. Sobre lo que tienen, les sobra y les falta a las iglesias hoy, y sus retos en un mundo globalizado. Cada texto es opinión respetable de cada autor.

Religiones en crisis: ¿reforma o refundación?

Por: | 11 de mayo de 2013

Por Juan Masiá Clavel  

El prelado remata su prédica con la retórica habitual: “¡Tan notorio  es , hermanos, el  declive de la fe en Europa!”... A la salida, la feligresía ironiza: “Con estas lamentaciones, espanta a la poquita gente que aún venimos los domingos”. Bromas aparte, el declive de la fe es un reto fuerte. Si abren los ojos, las religiones descubrirán raíces de irreligiosidad en su misma institución.  No sólo en Europa, ni en las iglesias cristianas; ni sólo es cuestión de números, descenso de afiliación o falta de vocaciones. Dos causas son destacables: el cambio cultural y la resistencia al cambio por parte de las religiones.

Giuseppe cacadeafpDV1436323

Roma, durante el cónclave. Fotografía de Giuseppe Cacade/AFP

En la VIII Asamblea (Kyoto, 2006) de la WCRP (World Conference of Religions for Peace) era unánime el consenso interreligioso en dos puntos:

1) La traición de las religiones a la religiosidad.

2) El desfase entre el mundo actual y las religiones.

El Concilio Vaticano II pidió a la iglesia: “rejuvenecimiento” (ressourcement, retorno a lo originario) y actualización (aggiornamento,  adaptación actual). Hoy se respira ambiente de reforma, atribuible  al “efecto Francisco”. Pero ¿cómo supera un solo líder la endogamia de su institución?

Cuestionado, a fines del milenio, el futuro de la vida religiosa, la tendencia reformista  (Martini) contrastaba con posturas de renovación sin ruptura (Ratzinger). La Asamblea de Órdenes Religiosas (1998) apostaba por la “refundación” (con el título Refundar, editó su Presidente, C. Maccise, sus debates ).

Hoy no bastan remodelaciones de fachada para sobrevivir como museo. Las religiones confrontan su refundación. Como ejemplo, cuatro reconstrucciones:

- reinterpretar mitos,

- reinventar ritos,

- revisar tabúes

- redescubrir la espiritualidad.

 “Ni llegamos  a destruir viejos ídolos, ni a recrear nuevos símbolos”, formulaba Paul Ricoeur diagnosticando la crisis hermenéutica (De l’interpretation, 1965). Las religiones necesitan recrear su identidad adulta, ya pasados los tiempos pre-críticos. Ni el hinduismo puede seguir hablando de re-encarnación al pie de la letra; ni el judaismo narrar el Éxodo y paso del Mar Rojo como acontecimiento histórico; ni el cristianismo ignorar el carácter simbólico de los relatos bíblicos de revelaciones, milagros, apariciones o exorcismos. Reconocerá el budista lo legendario del relato sobre el nacimiento portentoso del Buda, por obra y gracia del elefante sagrado, y admitirá el católico el sentido metafórico de concepción y nacimiento virginales por obra y gracia de espíritu santo.

 

Pese a la demanda social de ritos de tránsito, ni la boda sintoísta, ni el funeral budista, ni el bautizo infantil y las primeras comuniones católicas, logran superar la contradicción entre lo significativo y lo obsoleto, lo relevante y lo anacrónico.

Pese a a sus justificaciones religiosas, las circuncisiones hebraicas o las mutilaciones genitales africanas y los tabúes católicos sobre sexualidad exigen revisión radical para desmontar las ideologías que los cimientan.

Estos ejemplos solo son punta de iceberg. Más acuciante es redescubrir la espiritualidad: la búsqueda de lo hondo de la vida y la realidad. Las religiones la iluminan, alimentan y aseguran; pero son ambivalentes. En nombre de lo divino se promovieron abrazos y se fomentaron violencias. En nombre de “un dios” mató el terrorista y en el mismo nombre se justificó guerra injusta para evitar  terrorismos.

Buda y Jesús invitaron a la humanidad a desengañarse, salir de sí y cuidarse mutuamente. Era un camino de lucidez cordial y liberación compasiva, común en la pluralidad de las religiones; olvidado luego por ellas a lo largo de la historia, lo anhelado hoy la humanidad, explorando el nuevo paradigma de espiritualidad más allá de las religiones.

Hay 8 Comentarios

La religion aparecio como compensacion por el miedo a la muerte, a la desaparcion total y definitiva.

Cuando se paso del animal al hombre tubo la conciencia de si mismo, entendio que se muere, que los amigos se muere. Es facil de suponer que el rechaso a la realidad dio como rezultato a otra realidad imaginaria, que con el tiempo lego a ser muy compleja. Hoy en dia parece que ya tiene algo de dificultades renovar el mito, por lo menos en los paises desarollados.

El vocablo religión significa re-ligar. En este caso de las creencias que no se pueden demostrar se usa ese vocablo para unir el todo (lo universal) y la parte (el ser humano), buscando lo esencial de la existencia. Ahora bien, otra cosa es convertir en persona (que llaman dios) a esa esencia y atribuirle las cualidades humanas de la venganza, el odio, el soborno, etc., etc, Tales atributos justifican el terrorismo divino (la santa inquisición de la iglesia católica y la yihad islámica). Ya es tiempo de no confundir la velocidad con el tocino. ¿Qué opinan los pederastas disfrazados de clérigos?. O sea, ¿dios es violador de niños? Gracias a la Ciencia la mente humana se ha limpiado de tanta basura ideológica. Nadie posee la verdad absoluta, siempre hay un siguiente...

No veo el Islam en ninguna de las descripciones, y la única de lejos es para hablar de una aberración tribal africana o el terrorismo nada que ver con la religión.
Es eso normal? Qué intención llevamos?

El ser humano evoluciona a partir de un primitivismo muy duro, pero aquellos grupos de gentes ya tenían una diferencia con respecto al resto de especies animales.
Razonaban.
Sin internet, pero razonaban.
Distinto de pensar, porque los animales que huyen del peligro, o buscan la comida siguiendo un rastro, piensan para sobrevivir.
Y ahí se quedan.
No han construido ninguna cultura a día de hoy.
No razonan, ni se cuestionan ningún ¿porque..?
No hay duda de que algunas personas intentarían buscar explicaciones a lo incomprensible desde la incógnita de los espíritus, los dioses o la naturaleza.
Imitando lo que veían.
Pero a lo largo de los miles de años la razón de las personas buscó respuestas a algo más profundo, que a los motivos del rayo o el fuego.
No eran tan torpes como nos creemos.
Sobre todo cuando no se tienen distracciones inventadas como el cine o la TV.
¿Por qué todo esto? Se preguntaban.
Cientos de miles de años dan para mucho.
La realidad que se tiene delante es la naturaleza en todos sus ciclos, y la vida con todos los ciclos de nacimiento desarrollo y muerte.
Y la razón se preguntaba, ¿Por qué?, ¿Para qué?.
¿Y yo, consciente de mi existir, que pinto en todo esto como testigo de cada amanecer?
Civilizaciones muy antiguas aportaron razonamientos muy profundos sobre la naturaleza del ser humano, mas allá de la simple apariencia física.
Buscando la otra cara de la moneda.
Y aparecieron corrientes de pensamiento que se llamaron religiones, filosofías, escuelas de pensamiento, o centros de espiritualidad.
Así hasta los días de hoy.
Avanzando en la corriente del río hacia su nacimiento, luchando contra corriente que se dice.
Quitándose el barro de los ojos poco a poco.
Conscientes de que lo que no se consiguió en miles de años no lo vamos a lograr en cuatro días, ahora.
Ya parece importante solo el buscarlo mientras se está remando.
Siendo conscientes de que somos parte de un todo, ya hemos logrado bastante.
Manteniendo la posición y sin desandar lo andado.
Es un mérito.
Y en esas estamos.

NI DIOSES NI AMOS NI WANKANTANKAS
STOP MONOTEÍSMOS Y POLITEÍSMOS MACHISTAS>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>

Las religiones surgieron como intentos de responder fenomenos que los humanos no comprendian, sobre todo los peligrosos o inestables(fuego, rayos, erupciones, etc.); de ahi en adelante a medida que la ciencia y la tecnica se desarrollaban, explicando en forma racional los fenomenos, derivaron a la METAFISICA(mas alla de la fisica) adornandola con nacionalismos, racismos, y otros items propios de cada colectivo; se utilizo la violencia y la supercheria para imponer sus creencias a pueblos para esclavizarlos y/o exterminarlos(la "Virgen de Guadalupe" por ejemplo); la "Teologia de la Liberacion" fue un esfuerzo para ponerla a tono con el HUMANISMO, y es un camino valido si quieren subsistir; otro es apegarse a la fisica y las ciencias, como dijeron Carl von Weizacker o Teilhard de Chardin, es decir una nueva "dimension" que justifique la existencia de "dioses".

La gente no tiene la culpa de ningún desfase en la interpretación del credo.
De ningún credo religioso fundamentado en la bondad, la humildad, el respeto, la justicia, la decencia y la honestidad del ser humano.
Ni tampoco es culpable de los despropósitos y desvaríos múltiples, e históricos acumulados, ni de las avaricias repetidas particulares.
Ni nada de eso, ni las gentes tampoco son los malos de la película.
Ya que solo cumplen la función de destinatarios.
Hoy tenemos el recurso del archivo de la historia, para repasar el recorrido de los acontecimientos.
Siendo todo lo visto hechos de hombres y mujeres, es lógico el ver errores.
Pero sostenerlos y no enmendarlos, se convierte en un desvío consciente del origen.
Llegando por lógica al abandono de lo que ya no atrae, ni sirve.
Sencillamente, porque ya no es ni se le parece en nada a lo que fue la novedad de la Fe predicada y vivida por el Cristo crucificado.
En lo tocante a la Fe Cristiana, Católica.
La gente es la misma de siempre, renovada generación tras generación.
Y el mensaje también, pero empañado de tanto pasar de mano en mano.
Ya no se entiende.
Tapándolo constantemente con velos de apariencias mediocres, de avaricia, de prepotencia, de engaño, de poderes terrenales, de falsedades intencionadas, y de ostentación.
Justo haciendo lo contrario de la enseñanza.
Y peor aun, intentando justificarlo desde la hipocresía intelectual, mediocre e insulsa.
La gente desecha lo inútil, lo falso, lo sin sustancia, lo malo, lo hipócrita, lo impresentable, y lo obsoleto.
La gente no confunde el todo con la parte.
Y no se traga desde la razón las fábulas infantiles, ni las amenazas morales o los montajes tremendistas.
Y menos las condenas gratuitas desde la indecencia moral al descubierto.
¿Donde está el fallo?
Pues solo hay que abrir los ojos, o escuchar las noticias cada día.
Lo repiten sin cesar.
Para verlo solo hay que mirar.


¿Y no sería mejor cerrarlas? Las religiones son creencias estúpidas. El autor comienza a reconocerlo, pero le debe dar vértigo enfrentarse a la verdad, esa que tanto cacarean. Por cierto, muy plural la selección de autores, todos meapilas del sector crítico, todos ellos muy cristianos.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

Juan Rubio Juan Rubio. Es periodista. Nacido en Jaén, en la actualidad vive y trabaja en Madrid. Director Global del semanario de información religiosa ‘Vida Nueva’ (www.vidanueva.es). Es colaborador en varios medios de información y autor de varios libros de temática social y religiosa.

Mª Ángeles López Romero Mª Ángeles López Romero (Sevilla, 1970) es redactora jefe de "21, la revista cristiana de hoy" (www.21rs.es). Es conferenciante y autora de libros de temática educativa, social y religiosa. Pertenece al Consejo Asesor de la Cátedra de Teología Chaminade. Fue elegida Autora del año 2011 por la editorial San Pablo. Firma el blog "Papás blandiblup".

Juan Masiá Clavel Juan Masiá Clavel. Jesuita, Profesor de Ética en la Universidad Sophia (Tokyo) desde 1970, ex-Director de la Cátedra de Bioética de la Universidad Pontificia Comillas, Investigador del Centro de Estudios sobre la Paz de la Sección japonesa de la Conferencia Mundial de Religiones por la Paz (WCRP), en Tokyo. Es autor del blog En la Frontera.

Mariano Blázquez Burgo Mariano Blázquez Burgo. Licenciado en Derecho, pastor auxiliar de la Iglesia Evangélica Cristo Vive y Secretario Ejecutivo de la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España FEREDE. Se encarga de la representación del conjunto de las Iglesias evangélicas y protestantes ante el Estado. Es miembro de la Comisión Asesora de Libertad Religiosa del Ministerio de Justicia.

Chema Caballero Chema Caballero. Fue misionero javeriano en África durante dos décadas y llevó a cabo programas de educación y recuperación de niñ@s soldado en Sierra Leona. Por discrepancias con sus superiores abandonó la congregación y dejó de ejercer el sacerdocio. Sigue confesándose católico, apostólico y, de vez en cuando, también romano. Es autor del blog África no es un país.

Veronica Nehama Verónica Nehama es licenciada en Ciencias Químicas, por la Universidad Complutense de Madrid, y diplomada en Propédeutique por la Universidad de Nancy. Ha sido durante 26 años directora y profesora de francés y Ciencias del colegio judío de Madrid "Ibn Gabirol-Estrella Toledano". Actualmente dirige tertulias literarias, imparte charlas, y es escritora. Ha publicado un libro de cuentos y la novela ‘Las turquesas mágicas’.

Natalia Andujar Natalia Andujares licenciada en Lingüística General, por la Universidad de Barcelona. Formada en la Universidad de la Sorbona y el IUFM de París, ha ejercido como docente en Francia durante diez años. Actualmente dirige el Centro de Formación Educaislam (www.educaislam.com). En el terreno asociativo, es vicepresidenta de Junta Islámica y directora de Red Musulmanas. Activista comprometida con los derechos de las musulmanas, ha colaborado en varios libros, es autora de un blog e imparte conferencias y cursos sobre islam y género.

Archivo

mayo 2014

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal