Del tirador a la ciudad

Sobre el blog

Del tirador a la ciudad. Ése era para Mies van der Rohe el ámbito de su oficio. La arquitectura, como la sanidad o la educación, nos afecta a todos. Puede también fascinarnos. Como todo informador, me valdré de lo que creo saber. Trataré de no enmascarar lo que ignoro.

Sobre el autor

Anatxu Zabalbeascoa

La periodista e historiadora escribe sobre todas las escalas de la arquitectura y el diseño en El País y en libros como The New Spanish Architecture, Las casas del siglo, Minimalismos o Vidas construidas, biografías de arquitectos.

Más opiniones de Saskia Sassen

Por: | 06 de febrero de 2012

SaskiaSassen
FOTO: Alan Rusbridger

La socióloga Saskia Sassen no ve el mundo a vista de pájaro. Ha experimentado la supervivencia. Conocer la vida desde el suelo le permite elaborar teorías a partir de casos personales. A continuación, algunas de sus ideas que quedaron fuera de la entrevista que publicó El País Semanal por falta de espacio.

 

Seguir leyendo »

Pawson y Koolhaas: suma de opuestos en el futuro Design Museum

Por: | 03 de febrero de 2012

 

 JPN020 Design Museum view02

Proyecto de John Pawson. Infografía Alex Morris.

 

Tal vez embebido por la fiebre olímpica y a pocos meses de los juegos, Boris Johnson, alcalde de Londres, está convencido de que su ciudad es el “epicentro del diseño”. Sin embargo, los planes para convertir el antiguo edificio Commonwealth del barrio de Kensington en el mayor museo de arquitectura y diseño del mundo demuestran que el terremoto podría estar todavía por llegar.

Seguir leyendo »

Un auditorio para todo

Por: | 01 de febrero de 2012

 

 Contexto urbano 06
Fotografía: Carlos Gómez

 “Hay mucho que decir, pero habitualmente se suele callar”. Eva Álvarez y Carlos Gómez tratan de hablar con sus proyectos. Llevan años trabajando en Massanassa, un pueblo del interior, a pocos kilómetros de Valencia, donde, en el límite entre el antiguo núcleo urbano y el ensanche, acaban de levantar un auditorio efectivo y efectista. Álvarez y Gómez, los arquitectos, aseguran que, al diseñar, se hacen siempre dos preguntas: ¿Para quién?  Y ¿Para qué? En el nuevo Auditorio el quién es amplio: -grupos de ciudadanos tomados de 360 en 360- y el para qué, aún más amplio: para todo. Su nuevo edificio busca albergar los múltiples usos que hoy se asocian a un edificio cultural y, además, preveer el futuro mantenimiento, consumo e incluso crecimiento del edificio que ahora se inaugura.

Los auditorios, como los teatros y casi como los cines de los pueblos son hoy, en realidad, espacios polivalentes. Nacen para dar un servicio amplio: desde actuaciones teatrales hasta proyecciones de cine pasando por festivales y fiestas populares. Con un presupuesto inferior a 500 euros por metro cuadrado, Eva Álvarez y Carlos Gómez idearon el auditorio de Massanassa como un espacio preparado para acoger varios usos y –gracias a su previsión de estructura- preparado también para crecer con futuras ampliaciones como, por ejemplo, la construcción de una escuela municipal de música.

Así, el inmueble es un lugar compartimentado en previsión de nuevos usos, y sin embargo, transparente para transmitir una idea de unidad ya que las sucesivas bandas que lo componen están comunicadas en todos sus niveles. El edificio resulta así tremendamente versátil (la sala de exposiciones podría emplearse como foyer para separar el acceso a nuevas dependencias) y contemporáneo al indagar en dos de los asuntos en los que más se detiene la arquitectura actual: el espacio intermedio y la construcción en seco.

El edificio está organizado en cuatro bandas paralelas a la avenida principal. La primera contiene accesos y cafetería. La segunda es un patio. La tercera, la sala principal y la de exposiciones y la cuarta alberga camerinos y accesos.

Cancelas correderas, tabiques de vidrio, circulaciones alternativas y un gran patio central ayudan a percibir el inmueble como un gran espacio y no como una suma de usos. Además de iluminar y ofrecer riqueza espacial y puntos de fuga visual, los patios amplían los usos y accesos del edificio. Los frentes acristalados pueden oscurecerse e, incluso insonorizarse. Y está previsto que las plantas trepadoras afecten también a los muros del patio. Entre tanto, el Auditori se percibe como un espacio abierto que, según sus arquitectos “trata de evitar el monocultivo social”. Ellos también evitan muchos problemas arquitectónicos empleando medios pasivos para favorecer la acústica e ideando recorridos y materiales para facilitar el mantenimiento. Más allá de la luz y el cristal, la iluminación, con diodos de led rojos o azules, constituye la única decoración de un auditorio sencillo que nace con vocación de servicio y previsión de futuro.

Contexto urbano 01

Contexto urbano 03

 01_L'AUDITORI_GOMEZ+ALVAREZ_15enero

 04_L'AUDITORI_GOMEZ+ALVAREZ_15enero

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal